Archive for the ‘General’ Category

Terminos Juridicos. Letra Q

abril 19, 2010
  1. "Quaestio"
  2. "Quaestiones"
  3. "Quaestor"
  4. "Quanti minoris"
  5. Quebrado
  6. Quebrantamiento de condena
  7. Quebrantamiento de forma
  8. Quebrantar
  9. Quebranto
  10. Quebranto de moneda
  11. Quebrar
  12. Quehacer
  13. Queja
  14. Queja por denegación de apelación
  15. Queja por denegación o retardo de justicia
  16. Quemarropa (A)
  17. "Querela"
  18. "Querela inofficiosae donationis"
  19. "Querela inofficiosae dotis"
  20. "Querela inofficiosi testamenti"
  21. "Querela non numeratae pecuniae"
  22. Querella
  23. Querella calumniosa
  24. Querella de inoficioso testamento
  25. Querellado
  26. Querellante
  27. Querellarse
  28. Querida
  29. Quiebra
  30. Quiebra casual o fortuita
  31. Quiebra culpable
  32. Quiebra fortuita
  33. Quiebra fraudulenta
  34. Quilate
  35. Quincena
  36. Quincenario
  37. Quinquenal
  38. Quinquenio
  39. Quinta
  40. Quinto
  41. Quirinal
  42. Quiritario
  43. Quirite
  44. Quirografario
  45. Quirógrafo
  46. Quita
  47. Quita y espera
  48. Quitas zonales
  49. Quórum
  50. Quórum calificado
  51. "Quota litis"


"Quaestio"

Voz latina. En general, cuestión. | Más en particular, averiguación. | Específicamente, consulta formulada aun jurisconsulto. (v. "QUAESTIONES".)

"Quaestiones"

Plural de la voz anterior. Colección de dictámenes o respuestas de un jurista.

"Quaestor"

Voz latina. Cuestor (v.), cierto magistrado romano.

"Quanti minoris"

Loc. lat. En cuanto menos. En el Derecho Ro mano, el vendedor debía garantizar al compra dor acerca de los defectos ocultos que pudieran afectar la cosa vendida y disminuir su valor. Con referencia a la venta de esclavos y animales en el mercado, esta cuestión se suscitaba frecuentemente y si el vendedor, de buena o de mala fe, no había declarado la existencia de vicios que debía conocer, el comprador podía ejercitar la acción redhibitoria (v.) para la resolución de la venta o la aestimatoria o quanti minoris. encaminada a obtener una disminución de precio. Posteriormente, Justiniano extendió la actio quanti minoris a todo contrato de compraventa, pero sólo cuando el vendedor tuviese el deber de señalar los vicios, por conocerlos, o cuando hubiese afirmado la ausencia de vicios existentes, o cuando hubiese procedido con dolo.

Quebrado

El comerciante que cesa en el pago de sus obligaciones por insolvencia o quiebra (v.), declárese por petición propia o por la de sus acreedores. Declarada la quiebra, el quebrado queda incapacitado civil y mercantilmente para administrar su patrimonio, y más para disponer de él. De acuerdo con su proceder, doloso o no, el quebrado se califica de culpable o fraudulento; este último, por auténtico estafador de sus acreedores, susceptible de proceso y condena penales.

Quebrantamiento de condena

Acto de eludir o de intentar eludir el cumplimiento de la pena impuesta, según la ley de fondo y de forma por un delito o pena. (v. EVASIóN, FUGA.) El hecho constituye una nueva infracción, con pena adicional.

Quebrantamiento de forma

En el sistema español de los recursos de casación (v.), la especie que procede por haberse infringido por el tribunal sentenciador de primera o segunda instancia alguna de las garantías o procedimientos fundamentales.

Quebrantar

En lo material, que repercute en el Derecho por los daños y violaciones de hecho, romper, fracturar. | Referido a normas jurídicas o de otra índole, violarlas, transgredirlas. | Interrumpir espontáneamente el cumplimiento de una pena; de modo singular, por la evasión de cárcel o no comparecencia ante la autoridad. | Revocar o dejar sin efecto un testamento. | Faltar a un juramento o palabra.

Quebranto

Acción y efecto de quebrantar (v.).

Quebranto de moneda

Indemnización o sobresueldo que perciben los pagadores, cajeros u otros habilitados para pagos o cobros, a consecuencia de las pérdidas tan probables por dar de más o recibir de menos o quedarse con moneda o billetes falsos (Dic. Der. Usual).

Quebrar

A más de acepciones más o menos similares con las de quebrantar (v.), incurrir en quiebra (v.) un comerciante.

Quehacer

Trabajo, ocupación. | Gestión, labor.

Queja

A un lado las manifestaciones de dolor físico y del sentimiento, reclamación o protesta. | Querella o acusación en el fuero penal. | Nombre de algunos recursos gubernativos o judiciales. (v. RECURSO DE QUEJA.)

Queja por denegación de apelación

Recurso interpuesto contra la decisión del tribunal que deniega la concesión del recurso de apelación ante un tribunal superior, a fin de que éste declare la procedencia de ese recurso y tome conocimiento de la causa por vía de la apelación.

Queja por denegación o retardo de justicia

Reclamo formulado contra la conducta de un tribunal que no dicta sentencia o toma conocimiento de una causa dentro de los plazos legales, interpuesto ante un tribunal superior, a fin de que éste inste al tribunal actuante para que cumpla con los actos procesales exigidos y demorados.

Quemarropa (A)

También a quema ropa. Disparo de arma de fuego efectuado desde muy cerca, casi en contacto con la ropa que lleve la víctima o el atacado más o menos legítimamente. Con referencia a lo penal, Luis Alcalá-Za-mora expresa que, de no constituir forma de alevosía o de traición (por la puntería casi indefectible que asegura), no implica agravación por ello solo, aunque sí en las lesiones, por el solo efecto del fogonazo y por la mayor violencia del proyectil al salir de la boca del arma.

"Querela"

Voz lat. En el procedimiento formulario romano, el que empezaba con una queja ante el magistrado o la parte demandada.

"Querela inofficiosae donationis"

Locución latina. Queja de donación inoficiosa. Acción que, como la de inofficiosi testamenti, se daba en el Derecho Romano contra el donante o contra el donatario cuando la donación perjudicaba la legítima de los herederos. (v. DONACIóN INOFICIOSA, INOFlCIOSIDAD.)

"Querela inofficiosae dotis"

Loc. lat. Queja de dote inoficiosa. Nombre de la acción que como la de inofficiosi testamenti, se daba en el Derecho Romano contra el dotan-te o contra el beneficiario de la dote (v.), cuando ésta, por su cuantía, perjudicaba la porción legítima de los herederos. (v. INOFICIOSIDAD.)

"Querela inofficiosi testamenti"

En el Derecho Romano se llamó así la acción cuyo objeto era la protección de ciertos parientes del testador que hubiesen sido desheredados o preteridos sin causa justificada o que hubieran resultado perjudicados en su porción legítima. (v. INOFICIOSIDAD)

"Querela non numeratae pecuniae"

Loc. lat. Querella o queja por dinero no entregado que contra el supuesto acreedor presentaba el deudor al que se le reclamaba la devolución improcedente. (v. "EXCEPTIO NON NUMERATAE PECUNIAE".)

Querella

Acción penal que ejercita, contra el supuesto autor de un delito, la persona que se considera ofendida o damnificada por el mismo (o sus representantes legales), mostrándose parte acusa-dora en el procedimiento, a efectos de intervenir en la investigación y de obtener la condena del culpable, así como la reparación de los daños morales o materiales que el delito le hubiere causado. Además, en significados más generales, discordia. | Pendencia, riña. | Queja por testamento nulo o inoficioso. (v. ABANDONO DE LA QUERELLA.)

Querella calumniosa

La que, a sabiendas, imputa falsamente un delito. El escrito acusatorio contra otro se convierte en prueba documental del delito propio de calumnia (v.). Al sobreseerse libremente al acusado, el tribunal puede ordenar de oficio el proceso contra el querellante calumnioso o que se reserve al calumniado el derecho de perseguir al calumniador.

Querella de inoficioso testamento

v. "QUERELA INOFFICIOSI TESTAMENTI".

Querellado

Aquel contra el cual se presenta una querella (v.) y, por lo tanto, acusado en el fuero criminal.

Querellante

El que inicia y sostiene una querella (v.), como parte acusadora en el proceso penal. El querellante corre el riesgo de ser condenado en costas, si no se admite su queja, y el de convertirse de acusador en acusado, de ser calumniosa la querella.

Querellarse

Lamentarse, quejarse de dolores físicos o psíquicos. | Presentar una querella (v.) o formal acusación penal.

Querida

En términos generales, la mujer que es objeto de un sano afecto por otra o por un hombre. | En acepción peyorativa, amante o concubina, la que mantiene relaciones sexuales continuadas con quien no es su marido. (v. ADULTERIO, BARRAGANIA, CONCUBINATO.)

Quiebra

Situación legal a que puede verse compelido un comerciante que momentánea, temporal o definitivamente se encuentra imposibilitado del cumplimiento de las obligaciones contraídas. De acuerdo con la definición de Malagarriga, "la quiebra es el estado al que son llevados, mediante declaración judicial, determinados deudores que han cesado en sus pagos y que no han logrado o no han estado en condiciones de lograr una solución preventiva, estado que, si no se resuelve en un avenimiento o en un concordato, determina una realización forzada de los bienes para con el producto de dicha realización satisfacer, en lo posible, primero los gastos originados y luego las deudas del quebrado". Conviene tener presente también que, a fin de evitar la evasión de fondos, la ley somete al quebrado a una serie de restricciones que pueden llegar hasta la anulación de algunos actos o contratos formalizados antes del auto declarativo. De acuerdo con las leyes sobre quiebras, pueden caer en ese estado no solo los comerciantes y las sociedades comerciales, sino también empresas no comerciales que realicen sus negocios en forma de explotación comercial y cumplan, además, con todos los requisitos previstos por el legislador, y aun , bajo ciertas leyes, cualquier otro deudor. La quiebra puede ser el resultado, o consecuencia, de causas ajenas a la voluntad del deudor, caso en el cual se la denomina quiebra casual. Puede haber sido provocada por aquél dolosamente o puede haber sido premeditada en fraude de los acreedores. (v. CONCURSO DE ACREEDORES, PRELACIóN DE CRéDITOS)

Quiebra casual o fortuita

Es la que resulta de causas o circunstancias ajenas a la voluntad o propósito de su actor, de quien debe poder decirse, además, que ha actuado con mesura y prudencia en la gestión de sus negocios. (v. QUIEBRA CULPABLE y FRAUDULENTA.)

Quiebra culpable

Se dice que una quiebra es culpable cuando su titular obra culposamente en relación con sus acreedores y el desenvolvimiento de sus propios negocios, sea por incurrir en gastos desmedidos, especulaciones ruinosas, abandono de la atención de sus negocios o por entregarse a los juegos de azar o incurrir en cualquier otro tipo de imprudencia o negligencia manifiesta. (v. QUIEBRA CASUAL Y FRAUDULENTA.)

Quiebra fortuita

Quiebra casual (v.).

Quiebra fraudulenta

Se dice que una quiebra presenta el carácter de fraudulenta cuando su titular, actuando en fraude de sus acreedores, simule deudas, enajenaciones, gastos o pérdidas. También si sustrae u oculta bienes que pertenecen a la masa o concede ventajas indebidas a uno u otro acreedor. Cualquiera de estas actitudes es sancionada por la ley penal. (v.QUIEBRA CASUAL y CULPABLE)

Quilate

En el oro, cada una de las 24 partes puras que de él hay, en una aleación más valiosa según sea mayor la cantidad del metal precioso.

Quincena

Plazo de 15 días, que suele tener importancia en el pago, subsistente todavía en amplios sectores, de los obreros manuales, por suponer sus presupuestos más necesitados de renovación de ingresos que los de los empleados, que cobran por mes. | Cada uno de esos pagos y los importes correspondientes a cada trabajador. | Detención que dura dos semanas o un día más, de carácter gubernativo por lo general.

Quincenario

Detenido durante una quincena (v.). | El que sufre con cierta frecuencia esas privaciones de libertad, índice de estado peligroso o antisocial, que debe conducir a otros tratamientos más eficaces o severos. "Quinquaginta decisiones" Loc. lat. Las cincuenta decisiones. Serie de otras tantas constituciones imperiales de Justiniano, dadas en el 530, luego de la primera edición del Código y antes del Digesto, para resolver diversas dudas.

Quinquenal

Relativo a un quinquenio (v.), como ciertos planes económicos de mediana duración, puestos de moda por el régimen soviético.

Quinquenio

Lapso de cinco años. | Ascensos o remuneraciones que se conceden al cumplir cinco años de antigüedad en una empresa o en una categoría.

Quinta

A más de casa de recreo en el campo o explotación agrícola pequeña, en España, reemplazo anual para el servicio militar.

Quinto

El sorteado en una quinta (v.) castrense. | Nombre de diversos impuestos de un 20 %. | Parte de libre disposición en el Derecho ARGENTINO para quien tiene herederos forzosos.

Quirinal

Residencia, en Roma, del jefe del Estado italiano. | Figuradamente, el poder civil de Italia ante el Vaticano.

Quiritario

Relativo a los quirites (v.).

Quirite

Ciudadano de la Roma primitiva, o descendiente de él, que por ello gozaba de innumerables privilegios.

Quirografario

v.ACREEDOR y CRéDITO QUIROGRAFARIO.

Quirógrafo

Manuscrito. | Recibo o carta de pago que un acreedor entrega al que fue su deudor. | Reconocimiento de deuda. (v. QUIROGRAFARIO)

Quita

Reducción de una deuda por decisión del acreedor. | Remisión total de un débito.

Quita y espera

Acuerdo que en el concordato (v.) se celebra entre el deudor y los acreedores para lograr la disminución del monto de las deudas (quita) o el aplazamiento en el cumplimiento de la obligación (espera), o ambas cosas a la vez.

Quitas zonales

En el Derecho Laboral ARGENTINO denomíname así los descuentos variables practicados sobre las remuneraciones que perciben los trabajadores atendiendo al tipo de las actividades desarrolladas y el lugar donde se contrata la mano de obra (Ronchetti Mosso). | Según este mismo autor, en un aspecto más restringido, pueden calificarse como las diferencias de salarios que se establecen comúnmente en los convenios colectivos nacionales, cada vez que hay que partir de un tipo o salario prefijado. En último análisis, sigue diciendo, son convenios regionales y las diferencias de remuneración en relación con otras zonas tanto pueden considerarse quitas, en relación con las más altas, como suplementos, en relación con las más bajas.

Quórum

Voz latina y castellana. Genitivo plural del relativo latino qui, que significa literalmente “de los cuales”. En una primera época se usó sólo con referencia a organismos políticos o de Derecho Público, pero en la actualidad se emplea en relación con cualquier organismo colegiado,para indicar el número mínimo de miembros cuya asistencia es considerada necesaria para que pueda deliberar válidamente y adoptar resoluciones.

Quórum calificado

Aquel que significa mayores exigencias de asistencia respecto de las que normalmente se imponen para el funcionamiento del cuerpo colegiado de que se trate.

"Quota litis"

v. PACTO DE CUOTA LITIS.

Terminos Juridicos. Letra P

abril 19, 2010
  1. Pabellón
  2. Paciencia
  3. Pacificación
  4. Pacifismo
  5. Pacigerato
  6. Pacotilla
  7. "Pacta sunt servanda"
  8. Pactar
  9. Pacto
  10. Pacto accesorio
  11. Pacto adicional
  12. Pacto agregado
  13. Pacto anticrético
  14. Pacto Briand-Kellogg
  15. Pacto colectivo de condiciones de trabajo
  16. Pacto comisorio
  17. Pacto contra ley
  18. Pacto convenido
  19. Pacto de adición
  20. Pacto de arrepentimiento
  21. Pacto de asistencia recíproca
  22. Pacto de constituto
  23. Pacto de cuotalitis
  24. Pacto de Familia
  25. Pacto de hipoteca
  26. Pacto de jornada mayor
  27. Pacto de la ley comisoria
  28. Pacto de la Sociedad de las Naciones
  29. Pacto de mejor comprador
  30. Pacto de no agresión
  31. Pacto de no enajenar
  32. Pacto de no pedir
  33. Pacto de no prestar la evicción
  34. Pacto de París
  35. Pacto de preferencia
  36. Pacto de remisión
  37. Pacto de reserva de dominio
  38. Pacto de reserva de hipoteca
  39. Pacto de retraer o "de retroemendo"
  40. Pacto de retroventa
  41. Pacto de reventa
  42. Pacto de sucesión futura
  43. Pacto de Varsovia
  44. Pacto de venta a satisfacción del comprador
  45. Pacto del Atlántico Norte
  46. Pacto en contrario
  47. Pacto especial
  48. Pacto federal
  49. Pacto legítimo
  50. Pacto leonino
  51. Pacto nudo
  52. Pacto penal
  53. Pacto pretorio
  54. Pacto prohibido
  55. Pacto reservado
  56. Pacto simple
  57. Pacto sobre acusación
  58. Pacto social
  59. Pacto sucesorio
  60. Pactos de Locarno
  61. Pactos preexistentes
  62. "Pactum adiectum"
  63. "Pactum conventum"
  64. "Pactum de non petendo"
  65. "Pactum displicentiae"
  66. "Pactum nudum"
  67. "Pactum praetorium"
  68. "Pactum reservati dominii"
  69. Padrastro
  70. Padre
  71. Padre adoptivo
  72. Padre adulterino
  73. Padre apostólico
  74. Padre conscripto
  75. Padre de almas
  76. Padre de familia
  77. Padre de la Iglesia
  78. Padre de la patria
  79. Padre de pila
  80. Padre espiritual
  81. Padre Eterno
  82. Padre fiduciario
  83. Padre ilegítimo
  84. Padre incestuoso
  85. Padre legítimo
  86. Padre natural
  87. Padre político
  88. Padre putativo
  89. Padre sacrílego
  90. Padre Santo
  91. Padre supuesto
  92. Padre viudo
  93. Padrinazgo
  94. Padrino
  95. Padrinos de duelo
  96. Padrón
  97. Paga
  98. Paga de supervivencia o de tocas
  99. Paga indebida
  100. Pagadero
  101. Pagador
  102. Pagaduría
  103. Pagánico
  104. Paganismo
  105. Pagar
  106. Pagaré
  107. Pagaré hipotecario
  108. Pagaré prendario
  109. Pago
  110. Pago a cuenta
  111. Pago a mejor fortuna
  112. Pago a plazos
  113. Pago al contado
  114. Pago anticipado
  115. Pago con beneficio de competencia
  116. Pago con cheque o giro sin provisión de fondos
  117. Pago con subrogación
  118. Pago cuando el deudor quiera
  119. Pago de deudas ajenas
  120. Pago de la letra de cambio
  121. Pago de legados
  122. Pago de lo indebido
  123. Pago de salarios
  124. Pago de servicios
  125. Pago de vacaciones
  126. Pago diferido
  127. Pago ficticio
  128. Pago forzoso
  129. Pago imposible
  130. Pago imputado
  131. Pago indebido
  132. Pago liberatorio
  133. Pago parcial
  134. Pago por cesión de bienes
  135. Pago por consignación
  136. Pago por cuenta ajena
  137. Pago por entrega de bienes
  138. Pago por error
  139. Pago por otro
  140. Pago sin causa
  141. "Pagus"
  142. País
  143. País de Derecho consuetudinario
  144. País de Derecho escrito
  145. País de origen
  146. País de procedencia
  147. Paisano
  148. Palabra
  149. Palabra de honor
  150. Palabra de matrimonio
  151. Palabra de presente
  152. Palabra pesada
  153. Palabras de la ley
  154. Palabras dudosas
  155. Palabras sacramentales
  156. Palacio
  157. Palacio de justicia
  158. Palatinado
  159. Palinodia
  160. Pan
  161. Pan de capítulo
  162. Pan de la boda
  163. Panafricanismo
  164. Panamericanismo
  165. Pandectas
  166. "Pane lucrando"
  167. Paneslavismo
  168. Paneuropa
  169. Pangermanismo
  170. Panhelenion
  171. Panhelenismo
  172. Panislamismo
  173. Pantano
  174. Panteísmo
  175. Panteón
  176. Papa
  177. Papable
  178. Papado
  179. Papel
  180. Papel al portador
  181. Papel común
  182. Papel de comercio
  183. Papel de crédito
  184. Papel de oficio
  185. Papel de pagos
  186. Papel del Estado
  187. Papel mojado
  188. Papel moneda
  189. Papel sellado o timbrado
  190. Papeles de comercio
  191. Papeles del buque
  192. Papeles privados
  193. Papeleta
  194. Papeleta de empeño
  195. "Papia Poppaea"
  196. Papirias
  197. Papismo
  198. Par
  199. Para mejor proveer
  200. Parada
  201. Paradero
  202. Parado
  203. Paradoxia sexual
  204. Parafernales
  205. Paráfrasis de Teófilo
  206. Parálisis general progresiva
  207. Paralogismo
  208. Paramnesia
  209. Paranoia
  210. Paranoico
  211. "Pararii"
  212. Parasitismo
  213. Paratitla
  214. Parcela
  215. Parcelario
  216. Parcial
  217. Parcialidad
  218. Pared
  219. Pareja
  220. Pareja criminal
  221. "Parens"
  222. "Parens binubus"
  223. "Parens manumissor"
  224. Parentesco
  225. Parentesco carnal
  226. Parentesco civil
  227. Parentesco colateral
  228. Parentesco consanguíneo
  229. Parentesco de doble vínculo
  230. Parentesco de simple vínculo
  231. Parentesco directo
  232. Parentesco doble
  233. Parentesco espiritual
  234. Parentesco ilegítimo
  235. Parentesco legal
  236. Parentesco legítimo
  237. Parentesco natural
  238. Parentesco político
  239. Parentesco por afinidad
  240. Parentesco por consanguinidad
  241. Parentesco simple
  242. Paria
  243. Paridad
  244. Parienta
  245. Pariente
  246. Parir
  247. París
  248. Paritario
  249. Parlamentar
  250. Parlamentario
  251. Parlamentarismo
  252. Parlamento
  253. Parlamento corto
  254. Parlamento de París
  255. Parlamento largo
  256. Paro
  257. Paro forzoso
  258. Paro patronal
  259. Parricida
  260. Parricidio
  261. "Parricidium"
  262. Párroco
  263. Párroco consultor
  264. Parroquia
  265. Parroquiano
  266. "Pars nova"
  267. Parte
  268. Parte actora
  269. Parte alícuota
  270. Parte beligerante
  271. Parte civil
  272. Parte coadyuvante
  273. Parte compareciente
  274. Parte contraria
  275. Parte contratante
  276. Parte de libre disposición
  277. Parte demandada
  278. Parte dispositiva
  279. Parte hereditaria
  280. Parte interesada
  281. Parte legítima
  282. Parte libre
  283. Parte principal
  284. Parte procesal
  285. Parte pública
  286. Parte rebelde
  287. Parte viril
  288. Partenogénesis
  289. "Partes formulae"
  290. Partición
  291. Partición amistosa
  292. Partición anticipada
  293. Partición de ascendiente
  294. Partición de bienes sociales
  295. Partición de herencia
  296. Partición entre socios
  297. Partición judicial
  298. Partición por comisario
  299. Partición por donación
  300. Partición por el juez
  301. Partición por el testador
  302. Partición por los herederos
  303. Partición por testamento
  304. Partición provisional
  305. Participación
  306. Participación criminal
  307. Participación en la dirección de las empresas
  308. Participación en las utilidades
  309. Participación laboral
  310. Partícipe
  311. Particular
  312. Partida
  313. Partida de defunción
  314. Partida de matrimonio
  315. Partida de nacimiento
  316. Partidas de Alfonso el Sabio
  317. Partido
  318. Partidos políticos
  319. Parto
  320. Parto doble o múltiple
  321. Parvifundio
  322. Pasaje
  323. Pasajero
  324. Pasante
  325. Pasantía
  326. Pasaporte
  327. Pasavante
  328. Pase
  329. Pase bursátil
  330. Pase de documentos pontificios
  331. Paseo
  332. Pasión
  333. Pasivo
  334. Paso
  335. Pasquín
  336. Pastoral
  337. Pastoreo
  338. Pastoreo abusivo
  339. Pastos
  340. Pasturaje
  341. Patentado
  342. Patente
  343. Patente de corso
  344. Patente de introducción
  345. Patente de invención
  346. Patente de navegación
  347. Patente de represalia
  348. Patente de sanidad
  349. "Pater familias"
  350. "Pater is est quem nuptiae demonstrant"
  351. "Pater patriae"
  352. "Pater solitarius"
  353. "Paterna, paternis; materna, maternis"
  354. Paternidad
  355. Paternidad civil
  356. Paternidad espiritual
  357. Paternidad ilegítima
  358. Paternidad legítima
  359. Paternidad natural
  360. Patíbulo
  361. Patria
  362. Patria potestad
  363. "Patria potestas"
  364. Patriarca
  365. Patriarcado
  366. Patricios
  367. Patrimonio
  368. Patrimonio artístico
  369. Patrimonio de mar
  370. Patrimonio familiar
  371. Patrimonio inembargable
  372. Patrimonio separado
  373. Patrimonio sindical
  374. Patrimonio social
  375. Patrocinio
  376. Patrocinio letrado
  377. Patrón
  378. Patrón oro
  379. Patrón pirata
  380. Patronato
  381. Patronato canónico
  382. Patronato de liberados
  383. Patronato de menores
  384. Patronato político
  385. Patronímico
  386. Patrono
  387. Pauliana
  388. Paulino
  389. Pauperismo
  390. Paz
  391. Peaje
  392. Peatón
  393. Pecado
  394. Pecio
  395. Pecorea
  396. Peculado
  397. Peculio
  398. Peculio adventicio
  399. Peculio castrense
  400. Peculio cuasi castrense
  401. Peculio del condenado
  402. Peculio profecticio
  403. "Pecunia numerata"
  404. "Pecunia traiecticia"
  405. Pecuniario
  406. Pechero
  407. Pecho
  408. Pedáneo
  409. Pederasta
  410. Pederastia
  411. Pedido
  412. Pedimento
  413. Pegujal
  414. Peligro
  415. Peligrosidad
  416. Pena
  417. Pena accesoria
  418. Pena administrativa
  419. Pena aflictiva
  420. Pena arbitraria
  421. Pena capital
  422. Pena civil
  423. Pena complementaria
  424. Pena común
  425. Pena conminatoria
  426. Pena contractual o convencional
  427. Pena corporal
  428. Pena correccional
  429. Pena criminal
  430. Pena de castigo
  431. Pena de la auténtica
  432. Pena de la vida
  433. Pena de muerte
  434. Pena de nulidad
  435. Pena de orden moral
  436. Pena de pecho
  437. Pena de policía
  438. Pena del talión
  439. Pena disciplinaria
  440. Pena divisible
  441. Pena eclesiástica
  442. Pena grave
  443. Pena indivisible
  444. Pena infamante
  445. Pena judicial
  446. Pena legal
  447. Pena leve
  448. Pena medicinal
  449. Pena ordinaria
  450. Pena patrimonial
  451. Pena pecuniaria
  452. Pena política
  453. Pena principal
  454. Pena privada
  455. Pena pública
  456. Pena vindicativa
  457. Penado
  458. Penal
  459. Penalista
  460. Penas "ferendae sententiae"
  461. Penas "latae sententiae"
  462. Penas paralelas
  463. Penas privativas de derechos
  464. Penas privativas de libertad
  465. Penas restrictivas de la libertad
  466. Penates
  467. Pendencia
  468. "Pendente conditione"
  469. "Pendente lite"
  470. Pendiente
  471. Pendón y caldera
  472. Penetración económica
  473. Penetración pacífica
  474. Penitencia
  475. Penitenciaría
  476. Penitenciaría canónica
  477. Penitenciario
  478. "Penitus extranei"
  479. Penología
  480. Pensión
  481. Pensión alimentaria
  482. Pensión censual
  483. Pensión graciable
  484. Pensionado
  485. Pensionario
  486. Pensionista
  487. Pentarquía
  488. Peño
  489. Peón
  490. Pequeña empresa
  491. Pequeña entente
  492. "Per accidens"
  493. Per cápita
  494. "Per saltum"
  495. "Per se"
  496. Percepción de los frutos
  497. Perder
  498. Perderse
  499. Perdida
  500. Pérdida
  501. Pérdida de la ciudadanía
  502. Pérdida de la cosa debida
  503. Pérdida de la nacionalidad
  504. Pérdida de la patria potestad
  505. Pérdida del ejercicio de la patria potestad
  506. Pérdidas e intereses
  507. Pérdidas y ganancias
  508. Perdón
  509. Perdón de la deuda
  510. Perdón del ofendido
  511. Perdón judicial
  512. "Perduellio"
  513. Perecedero
  514. Peregrinos
  515. Perención de la instancia
  516. Perentorio
  517. Pereza
  518. Perfección
  519. Perfección del contrato
  520. Pergaminos
  521. Pericia
  522. Pericial
  523. Período o periodo
  524. Período constitutivo
  525. Período de prueba
  526. Período de seguridad
  527. Período electoral
  528. Período estéril
  529. Período sospechoso
  530. Perista
  531. Peritación
  532. Peritaje
  533. Perito
  534. Perito en averías
  535. Perito testigo
  536. Perjudicado
  537. Perjudicar
  538. Perjuicio
  539. Perjuicio estético
  540. Perjuicio indirecto
  541. Perjurador
  542. Perjurar
  543. Perjurio
  544. Perjuro
  545. Permisivo
  546. Permiso
  547. "Permissio iura condendi"
  548. Permitir
  549. Permuta
  550. Permuta de bienes dotales
  551. Permutante
  552. Pernada
  553. Perpetración
  554. "Perpetuarius"
  555. Perpetuidad
  556. Perpetuo
  557. Perpetuo silencio
  558. Persecución
  559. Perseguidor
  560. Perseguir
  561. Persona
  562. Persona a cargo
  563. Persona abstracta
  564. Persona artificial
  565. Persona capaz
  566. Persona civil
  567. Persona colectiva
  568. Persona de Derecho Privado
  569. Persona de Derecho Público
  570. Persona de existencia ideal
  571. Persona de existencia visible
  572. Persona ficticia
  573. Persona física
  574. Persona futura
  575. Persona grata
  576. Persona incapaz
  577. Persona incorporal
  578. Persona individual
  579. Persona inhábil
  580. Persona interpuesta o interpósita
  581. Persona jurídica
  582. Persona moral
  583. Persona natural
  584. Persona no física
  585. "Persona non grata"
  586. Persona por nacer
  587. Persona pública
  588. Persona social
  589. Persona torpe
  590. Personal
  591. Personal aeronáutico
  592. Personalidad
  593. Personalidad de la pena
  594. Personalidad gremial
  595. Personarse
  596. Personería
  597. Personería gremial
  598. Personero
  599. Pertenencia
  600. Pertinente
  601. Pertrechos
  602. Perturbación
  603. Perturbación de la posesión
  604. Perturbación mental
  605. Perversidad
  606. Perversión
  607. Pesas y medidas
  608. Pesca
  609. Pesca marítima
  610. Peso
  611. Peso bruto
  612. Peso neto
  613. Pesquisa
  614. Petición
  615. Petición colectiva
  616. Petición de herencia
  617. Petitorio
  618. "Petitum"
  619. "Piae causae"
  620. Piara
  621. Picana
  622. Picapleitos
  623. Picardía
  624. "Picketing"
  625. Picota
  626. Picta
  627. Pie
  628. Pie de altar
  629. Pie de imprenta
  630. Piedad
  631. Pieza
  632. Pieza de convicción
  633. Pieza de prueba
  634. Pieza separada
  635. Pignoración
  636. Pignoraticio
  637. "Pignoris capio"
  638. "Pignus"
  639. "Pignus commune"
  640. "Pignus in causa iudicati captum"
  641. "Pignus nominis"
  642. "Pignus pignoris"
  643. "Pignus praetorium"
  644. Píleo
  645. Pilotaje
  646. Piloto
  647. Piloto de aeronave
  648. Piloto de buque
  649. Pillaje
  650. Pintura
  651. Pío
  652. "Pioneer"
  653. Pionero
  654. Piquete
  655. Pirámide jurídica
  656. Pirata
  657. Piratería
  658. Piromanía
  659. Pisar
  660. Piso
  661. Pista
  662. Pistola
  663. Pistolero
  664. Placear
  665. "Placet"
  666. Plácito
  667. "Placitum regium"
  668. Plaga
  669. Plagiar
  670. Plagiario
  671. Plagio
  672. Plan
  673. Plan de Bretton Woods
  674. Plan de vuelo
  675. Plan quinquenal
  676. Planificación
  677. Plano
  678. Planta
  679. Plantación
  680. Plante
  681. Plata
  682. Plataforma electoral
  683. Plataforma espacial
  684. Plataforma submarina
  685. Platt
  686. Playa
  687. Playa de estacionamiento
  688. Plaza
  689. Plazo
  690. Plazo cierto
  691. Plazo citatorio
  692. Plazo conminatorio
  693. Plazo convencional
  694. Plazo de arrepentimiento
  695. Plazo de favor o de gracia
  696. Plazo de las obligaciones
  697. Plazo de preaviso
  698. Plazo deliberatorio
  699. Plazo determinado
  700. Plazo dilatorio
  701. Plazo extintivo
  702. Plazo fatal o improrrogable
  703. Plazo incierto
  704. Plazo indeterminado o indefinido
  705. Plazo judicial
  706. Plazo legal
  707. Plazo perentorio
  708. Plazo probatorio
  709. Plazo prorrogable
  710. Plazo resolutorio
  711. Plazo suspensivo
  712. Plébano o plebano
  713. Plebe
  714. Plebeyos
  715. Plebiscito
  716. Plebiscito internacional
  717. Pleiteador o pleitista
  718. Pleito
  719. Pleito civil
  720. Pleito criminal
  721. Pleito de cédula
  722. Pleito homenaje
  723. Plenario
  724. Plenipotencia
  725. Plenipotenciario
  726. Pleno
  727. Pleno empleo
  728. Plenos poderes
  729. Plica
  730. Pliego
  731. Pliego de cargos
  732. Pliego de condiciones
  733. Pliego de posiciones
  734. "Plimsoll"
  735. Plus
  736. Plus petición o "plus petitio"
  737. Plusvalía
  738. Plutocracia
  739. Pluvial
  740. P.M.
  741. Población
  742. Población civil
  743. Poblar
  744. Pobre
  745. Pobre de solemnidad
  746. Pobre voluntario
  747. Pobreza
  748. Poder
  749. Poder absoluto
  750. Poder administrativo
  751. Poder armónico
  752. Poder constituido
  753. Poder constituyente
  754. Poder de las llaves
  755. Poder de policía
  756. Poder disciplinario
  757. Poder disciplinario del empleador
  758. Poder discrecional
  759. Poder Ejecutivo
  760. Poder en Derecho Civil
  761. Poder en Derecho Político
  762. Poder en Derecho Procesal
  763. Poder especial
  764. Poder general
  765. Poder jerárquico
  766. Poder Judicial
  767. Poder legal
  768. Poder Legislativo
  769. Poder marital
  770. Poder Moderador
  771. Poder público
  772. Poder reglamentario
  773. Poder revolucionario
  774. Poder temporal
  775. Poderdante
  776. Poderes concurrentes
  777. Poderes del juez
  778. Poderes delegados
  779. Poderes extraordinarios
  780. Poderes reservados
  781. Poderhabiente
  782. "Poenalia sunt restringenda"
  783. "Pogrom"
  784. Pogromo
  785. Poliandria
  786. Poliarquía
  787. Policía
  788. Policía administrativa
  789. Policía científica
  790. Policía de costumbres
  791. Policía de estrados
  792. Policía de seguridad
  793. Policía del trabajo
  794. Policía femenina
  795. Policía gubernativa
  796. Policía internacional
  797. Policía judicial
  798. Policía marítima
  799. Policía militar
  800. Policía municipal
  801. Policía preventiva
  802. Policía represiva
  803. Policía sanitaria
  804. Policía secreta
  805. Policitación
  806. Poligamia
  807. Polígamo
  808. Poligenismo
  809. Polígrafo
  810. Politeísmo
  811. Política
  812. Política criminal
  813. Política económica
  814. Política fiscal
  815. Política internacional
  816. Política laboral
  817. Política social
  818. Político
  819. Poliviria
  820. Póliza
  821. Póliza de fletamento
  822. Póliza de seguro
  823. Polizón
  824. Pólvora
  825. Ponencia
  826. Ponente
  827. Pontazgo
  828. Pontificado
  829. Pontificar
  830. Pontífice
  831. "Pool"
  832. Popular
  833. "Populi stipendiarii"
  834. "Populi vectigales"
  835. "Populus Romanus"
  836. Por ante
  837. Por mayor
  838. Por menor
  839. Porcentaje
  840. Porción
  841. Porción disponible
  842. Porción legítima
  843. Pornografía
  844. Portador
  845. Portador de letra de cambio
  846. Portador diligente
  847. Portador negligente
  848. Portar
  849. Portazgar
  850. Portazgo
  851. Portazguero
  852. Porte
  853. Porte debido
  854. Porte pagado
  855. Porteador
  856. Portear
  857. Porteo
  858. Portero
  859. Portero de estrados
  860. Portero de vara
  861. Portuario
  862. Porvenir
  863. Posada
  864. Posadero
  865. Poseedor
  866. Poseedor de buena fe
  867. Poseedor de mala fe
  868. Poseer
  869. Posesión
  870. Posesión actual
  871. Posesión anual
  872. Posesión artificial
  873. Posesión carnal
  874. Posesión civil
  875. Posesión civilísima
  876. Posesión clandestina
  877. Posesión continua
  878. Posesión de buena fe
  879. Posesión de derecho
  880. Posesión de estado
  881. Posesión de hecho
  882. Posesión de la herencia
  883. Posesión de mala fe
  884. Posesión en común
  885. Posesión equívoca
  886. Posesión fingida
  887. Posesión ilegítima
  888. Posesión imaginaria
  889. Posesión inmemorial
  890. Posesión judicial
  891. Posesión legítima
  892. Posesión mejor
  893. Posesión natural
  894. Posesión no equívoca
  895. Posesión pacífica
  896. Posesión por abuso de confianza
  897. Posesión precaria
  898. Posesión pro indiviso
  899. Posesión promiscua
  900. Posesión pública
  901. Posesión viciosa
  902. Posesión violenta
  903. Posesional
  904. Posesionar
  905. Posesiones
  906. Poseso
  907. Posesor
  908. Posesorio
  909. Posfecha
  910. Posible
  911. Posibles
  912. Posición
  913. Posiciones
  914. Positivo
  915. Pósito
  916. Posliminio
  917. Posponer
  918. Posposición
  919. Posposición de la hipoteca
  920. "Possessor iuris"
  921. "Possessor pro emptore"
  922. "Possessor pro herede"
  923. "Possessor pro possessore"
  924. "Possessor pro suo"
  925. "Post meridiem"
  926. Postergación
  927. Postliminio o posliminio
  928. Postor
  929. Postulación
  930. Postulante
  931. "Postulatio"
  932. Póstumo
  933. Postura
  934. Potencia
  935. Potestad
  936. Potestad civil
  937. Potestad disciplinaria
  938. Potestad marital
  939. Potestad paterna
  940. Potestad pública
  941. Potestativo
  942. Potro
  943. Poyo
  944. Práctica
  945. Práctica forense
  946. Practicaje
  947. Prácticas desleales
  948. Práctico
  949. "Praeco"
  950. "Praediator"
  951. "Praefectus"
  952. "Praeiudicium"
  953. "Praenomen"
  954. "Praes"
  955. "Praescriptio"
  956. "Praescriptio longi temporis"
  957. "Praescriptio longissimi temporis"
  958. "Praetor"
  959. "Praetor de liberalibus causis"
  960. Pragmática
  961. Pragmática sanción
  962. Preámbulo
  963. Preaviso
  964. Prebenda
  965. Prebendado
  966. Prebostazgo
  967. Preboste
  968. Precario
  969. Precarista
  970. Precedencia
  971. Precedente
  972. Precepto
  973. Precepto formal de obediencia
  974. Preceptos del Derecho
  975. Precio
  976. Precio afectivo o de afección
  977. Precio alzado
  978. Precio aplazado
  979. Precio cierto
  980. Precio corriente
  981. Precio de afección
  982. Precio de la novia
  983. Precio de la sangre
  984. Precio de plaza
  985. Precio de reposición
  986. Precio fijo
  987. Precio incierto
  988. Precio justo
  989. Precio legal
  990. Precio máximo
  991. Precio mínimo
  992. Precio nominal
  993. Precio real
  994. Precio, recompensa o promesa
  995. Precio vil
  996. Preclusión
  997. Precontrato
  998. Predial
  999. Predio
  1000. Predio dominante
  1001. Predio estipendiario
  1002. Predio inferior
  1003. Predio itálico
  1004. Predio rústico
  1005. Predio sirviente
  1006. Predio superior
  1007. Predio tributario
  1008. Predio urbano
  1009. Preexistencia
  1010. Prefecto
  1011. Prefecto apostólico
  1012. Prefectura
  1013. Preferencia
  1014. Pregón
  1015. Pregonero
  1016. Pregunta
  1017. Pregunta capciosa
  1018. Pregunta impertinente
  1019. Pregunta sugestiva
  1020. Preguntas generales de la ley
  1021. Prejudicial
  1022. Prejudicio
  1023. Prejuicio
  1024. Prejuzgamiento
  1025. Prelación
  1026. Prelación de créditos
  1027. Prelado
  1028. Prelegado
  1029. Premeditación
  1030. Premio
  1031. Premoriencia
  1032. Prenda
  1033. Prenda agraria
  1034. Prenda con registro
  1035. Prenda fija
  1036. Prenda flotante
  1037. Prenda sin desplazamiento
  1038. Prendado
  1039. Prendador
  1040. Prendamiento
  1041. Prendario
  1042. Prenombre
  1043. Prensa
  1044. Prerrogativa
  1045. Presa
  1046. Presa marítima
  1047. Presbítero
  1048. Prescribir
  1049. Prescripción
  1050. Prescripción adquisitiva
  1051. Prescripción civil
  1052. Prescripción criminal
  1053. Prescripción de acciones
  1054. Prescripción de la pena
  1055. Prescripción del delito
  1056. Prescripción extintiva
  1057. Prescripción extraordinaria
  1058. Prescripción liberatoria o extintiva
  1059. Prescripción ordinaria
  1060. Prescripción penal
  1061. Prescripción treintañal
  1062. Prescriptible
  1063. Prescrito
  1064. Presencia
  1065. Presencial
  1066. Presentación
  1067. Presente
  1068. Presidencia
  1069. Presidencia de la nación
  1070. Presidencialismo
  1071. Presidencialista
  1072. Presidente
  1073. Presidente de facto
  1074. Presidente de la nación
  1075. Presidiario
  1076. Presidio
  1077. Presidio mayor
  1078. Presidio menor
  1079. "Presidium"
  1080. Preso
  1081. Prestación
  1082. Prestación personal
  1083. Prestador
  1084. Prestamista
  1085. Préstamo
  1086. Préstamo a la gruesa
  1087. Préstamo con garantía
  1088. Préstamo con interés
  1089. Préstamo de consumo
  1090. Préstamo de uso
  1091. Préstamo simple
  1092. Préstamo usurario
  1093. Prestar
  1094. Prestatario
  1095. Presumible
  1096. Presumir
  1097. Presunción
  1098. Presunción absoluta
  1099. Presunción de ausencia
  1100. Presunción de conmoriencia
  1101. Presunción de cosa juzgada
  1102. Presunción de fallecimiento
  1103. Presunción de hecho y de derecho
  1104. Presunción de hombre o de juez
  1105. Presunción de inocencia
  1106. Presunción de ley o de solo derecho
  1107. Presunción de muerte
  1108. Presunción de supervivencia
  1109. Presunción de vida
  1110. Presunción específica
  1111. Presunción genérica
  1112. Presunción "iuris et de iure"
  1113. Presunción "iuris tantum"
  1114. Presunción judicial
  1115. Presunción legal
  1116. Presunción muciana
  1117. Presunción relativa
  1118. Presunción vehemente
  1119. Presuntivo
  1120. Presunto
  1121. Presupuesto
  1122. Presupuestos procesales
  1123. Pretendiente
  1124. Pretensión
  1125. Preterición
  1126. Preterintención o preterintencionalidad
  1127. Pretexta
  1128. "Pretium doloris"
  1129. Pretor
  1130. Pretoría
  1131. Pretorianismo
  1132. Pretoriano o pretoriense
  1133. Pretorio
  1134. Pretura o pretoría
  1135. Prevaricación o prevaricato
  1136. Prevaricador
  1137. Prevaricar
  1138. Prevaricato
  1139. Prevención
  1140. Prevención de accidentes
  1141. Prevención del abintestato
  1142. Prevención policial
  1143. Prevenido
  1144. Preventiva
  1145. Preventivo
  1146. Previa censura
  1147. Previo
  1148. Previsibilidad
  1149. Previsible
  1150. Previsión
  1151. Previsión social
  1152. Prima
  1153. Prima de emisión
  1154. "Prima facie"
  1155. Primado
  1156. "Primae noctis"
  1157. Primer ministro
  1158. Primera copia
  1159. Primera instancia
  1160. Primera Internacional
  1161. Primicias
  1162. Primo
  1163. Primogénito
  1164. Primogenitura
  1165. "Primus inter pares"
  1166. Princesa
  1167. Principado
  1168. Principal
  1169. Principal obligado
  1170. Príncipe
  1171. Príncipe de Asturias
  1172. Príncipe de Gales
  1173. Príncipe de los apóstoles
  1174. Principio
  1175. Principio de la legalidad
  1176. Principio de la separación de poderes
  1177. Principio de prueba por escrito
  1178. Principio dispositivo
  1179. Principio inquisitivo
  1180. Principios generales del Derecho
  1181. "Principium"
  1182. Prior
  1183. "Prior tempore, potior iure"
  1184. Prioridad
  1185. Prisión
  1186. Prisión mayor
  1187. Prisión menor
  1188. Prisión perpetua
  1189. Prisión por deudas
  1190. Prisión preventiva
  1191. Prisión provisional
  1192. Prisión subsidiaria
  1193. Prisión temporal
  1194. Prisión y reclusión
  1195. Prisioneros de guerra
  1196. Privación de libertad
  1197. Privado
  1198. Privar
  1199. Privilegiado
  1200. Privilegio
  1201. Privilegio afirmativo
  1202. Privilegio civil
  1203. Privilegio convencional
  1204. Privilegio de introducción
  1205. Privilegio de invención
  1206. Privilegio del canon
  1207. Privilegio del fuero
  1208. Privilegio especial
  1209. Privilegio general
  1210. Privilegio gratuito
  1211. Privilegio internacional
  1212. Privilegio negativo
  1213. Privilegio odioso
  1214. Privilegio oneroso
  1215. Privilegio paulino
  1216. Privilegio personal
  1217. Privilegio político
  1218. Privilegio real
  1219. Privilegio remuneratorio
  1220. Privilegios eclesiásticos
  1221. Privilegios marítimos
  1222. Privilegios parlamentarios
  1223. Privilegios y prelación de créditos
  1224. "Privilegium"
  1225. "Pro domo sua"
  1226. Pro forma
  1227. Pro fórmula
  1228. Pro indiviso
  1229. "Pro operario"
  1230. Pro rata
  1231. "Pro reo"
  1232. Pro tribunali
  1233. Probable
  1234. Probado
  1235. Probanza
  1236. Probar
  1237. Probatorio
  1238. Problema social
  1239. Procedencia
  1240. Proceder
  1241. Procedimiento
  1242. Procedimiento acusatorio
  1243. Procedimiento administrativo
  1244. Procedimiento canónico
  1245. Procedimiento civil
  1246. Procedimiento contencioso-administrativo
  1247. Procedimiento contradictorio
  1248. Procedimiento de apremio
  1249. Procedimiento de las "legis actiones"
  1250. Procedimiento dispositivo
  1251. Procedimiento ejecutivo
  1252. Procedimiento escrito
  1253. Procedimiento "extra ordinem"
  1254. Procedimiento formulario
  1255. Procedimiento gubernativo
  1256. Procedimiento inquisitivo
  1257. Procedimiento judicial
  1258. Procedimiento laboral
  1259. Procedimiento monitorio
  1260. Procedimiento oral
  1261. Procedimiento ordinario
  1262. Procedimiento penal
  1263. Procedimiento sumario
  1264. Procesado
  1265. Procesal
  1266. Procesalista
  1267. Procesamiento
  1268. Procesar
  1269. Proceso
  1270. Proceso accesorio
  1271. Proceso administrativo
  1272. Proceso cautelar
  1273. Proceso civil
  1274. Proceso contencioso
  1275. Proceso criminal
  1276. Proceso de cognición
  1277. Proceso de ejecución
  1278. Proceso ejecutivo del delito
  1279. Proceso incidental
  1280. Proceso monitorio
  1281. Proceso penal
  1282. Proceso principal
  1283. Proclamas matrimoniales
  1284. Procónsul
  1285. Procreación
  1286. Proculeyano
  1287. Procuración
  1288. Procuración apud acta
  1289. Procuración especial
  1290. Procuración extrajudicial
  1291. Procuración general
  1292. Procuración judicial
  1293. Procurador
  1294. Procurador general de la nación
  1295. Procurador judicial
  1296. Procurador voluntario
  1297. Procuradora
  1298. Procuraduría
  1299. "Procurator"
  1300. "Procurator absentis"
  1301. "Procurator Caesaris"
  1302. "Procurator fisci"
  1303. "Procurator in rem suam"
  1304. Prodición
  1305. Prodigalidad
  1306. Pródigo
  1307. Producción
  1308. Producción de pruebas
  1309. Producir
  1310. Producto
  1311. Profanación
  1312. Profecticio
  1313. Profesar
  1314. Profesión
  1315. Profesión liberal
  1316. Profesional
  1317. Profesionalidad
  1318. Profesionalidad delictual
  1319. Profilaxis social
  1320. Prófugo
  1321. Progenitor
  1322. Prohibición
  1323. Prohibiciones matrimoniales
  1324. Prohibicionismo
  1325. Prohibir
  1326. Prohijamiento
  1327. Proindivisión
  1328. Prójima
  1329. Prójimo
  1330. Prole
  1331. Proletariado
  1332. Proletario
  1333. Promesa
  1334. Promesa de acciones
  1335. Promesa de compraventa
  1336. Promesa de contrato
  1337. Promesa de matrimonio
  1338. Promesa de mejorar
  1339. Promesa de pago
  1340. Promesa para delinquir
  1341. Promesa pública de recompensa
  1342. Prometer
  1343. Prometida
  1344. Prometido
  1345. Promiscuidad
  1346. Promoción
  1347. Promotor
  1348. Promotor de la fe
  1349. Promotor fiscal
  1350. Promotores de sociedades anónimas
  1351. Promulgación
  1352. Prontuario
  1353. Pronunciamiento
  1354. Pronunciarse
  1355. Pronuncio
  1356. Propagación de enfermedades contagiosas o peligrosas
  1357. Propaganda
  1358. Propagar
  1359. Propensión
  1360. Propensión a la importación
  1361. Propensión al delito
  1362. Propia imagen
  1363. Propiedad
  1364. Propiedad artística y literaria
  1365. Propiedad colectiva
  1366. Propiedad comunal
  1367. Propiedad condicional
  1368. Propiedad enemiga
  1369. Propiedad fiduciaria
  1370. Propiedad horizontal
  1371. Propiedad industrial
  1372. Propiedad intelectual
  1373. Propiedad literaria
  1374. Propiedad minera
  1375. Propiedad Pretoria
  1376. Propiedad privada
  1377. Propiedad pro indiviso
  1378. Propiedad quiritaria
  1379. Propiedad rural o rústica
  1380. Propiedad urbana
  1381. Propiedad vertical
  1382. Propiedades especiales
  1383. Propietario
  1384. Propina
  1385. Propio
  1386. Propios
  1387. Proponer
  1388. Proporción
  1389. Proposición
  1390. Proposición de delito
  1391. Proposición de ley
  1392. Proposición deshonesta
  1393. Propósito
  1394. Propretor
  1395. Própter nuptias
  1396. "Propter rem"
  1397. Propuesta
  1398. Prorrata
  1399. Prorrateo
  1400. Prórroga
  1401. Prórroga de competencia
  1402. Prorrogabilidad
  1403. Proscribir
  1404. Proscripción
  1405. "Proscriptio"
  1406. Proscrito
  1407. Prosélito
  1408. Prostíbulo
  1409. Prostitución
  1410. Prostituta
  1411. Protección
  1412. Protección de la maternidad
  1413. Protección de las minorías
  1414. Proteccionismo
  1415. Protector
  1416. Protectorado internacional
  1417. Protesta
  1418. Protesta de mar
  1419. Protestar
  1420. Protesto
  1421. Protocolización
  1422. Protocolo
  1423. Protocolo de Bruselas
  1424. Protonotario
  1425. Protutela
  1426. Protutor
  1427. Provecho
  1428. Proveedor
  1429. Proveeduría
  1430. Proveer
  1431. Proveer de conformidad
  1432. Proveído
  1433. Providencia
  1434. Providencia reservada
  1435. Providenciar
  1436. Providencias para mejor proveer
  1437. Provincia
  1438. Provincia ARGENTINA
  1439. Provisión
  1440. Provisión de fondos
  1441. Provisional
  1442. Provisor
  1443. Provocación
  1444. Provocación al delito
  1445. Provocación al duelo
  1446. Provocación del ofendido
  1447. "Provocatio ad populum"
  1448. Proxeneta
  1449. Proxenetismo
  1450. Proyecto
  1451. Provecto de lev
  1452. Prueba
  1453. Prueba admisible
  1454. Prueba aislada
  1455. Prueba anticipada
  1456. Prueba circunstancial o compuesta
  1457. Prueba concluyente
  1458. Prueba conjetural
  1459. Prueba cumplida
  1460. Prueba de confesión
  1461. Prueba de indicios o indiciaria
  1462. Prueba de informes
  1463. Prueba de la paternidad
  1464. Prueba de los contratos
  1465. Prueba de peritos
  1466. Prueba de sangre
  1467. Prueba directa
  1468. Prueba documental o instrumental
  1469. Prueba en contrario
  1470. Prueba ilegal
  1471. Prueba impertinente
  1472. Prueba indiciaria
  1473. Prueba indirecta
  1474. Prueba instrumental
  1475. Prueba legal
  1476. Prueba negativa
  1477. Prueba nula
  1478. Prueba pericial
  1479. Prueba pertinente
  1480. Prueba plena
  1481. Prueba por escrito
  1482. Prueba por fama pública
  1483. Prueba por peritos
  1484. Prueba por presunciones
  1485. Prueba por testigos
  1486. Prueba positiva
  1487. Prueba preconstituida
  1488. Prueba semiplena
  1489. Prueba tasada
  1490. Prueba testifical o testimonial
  1491. Psicoanálisis criminal
  1492. Psicología criminal
  1493. Psicópata
  1494. Psicopatía
  1495. Psicosis
  1496. Psiquiatría forense
  1497. Púber
  1498. Pubertad
  1499. Pública honestidad
  1500. Pública promesa
  1501. Pública subasta
  1502. Publicación
  1503. Publicación de la sentencia
  1504. Publicación de las leyes
  1505. Publicaciones obscenas
  1506. Publiciana
  1507. Publicidad
  1508. Publicidad de los juicios
  1509. Publicidad penal
  1510. Publicidad registral
  1511. Público
  1512. Pudicicia
  1513. Pudor
  1514. Pudor público
  1515. Pueblo
  1516. Pueblos precolombinos
  1517. Puericia
  1518. Puerta abierta
  1519. Puerto
  1520. Puerto aéreo
  1521. Puerto de amarre
  1522. Puerto de matrícula
  1523. Puerto franco
  1524. Puerto seco
  1525. Puja
  1526. Pundonor
  1527. Punibilidad
  1528. Punible
  1529. Punición
  1530. Púnico
  1531. Punitivo
  1532. Punto de derecho
  1533. Punto de hecho
  1534. Puntualidad
  1535. Pupila
  1536. Pupilaje
  1537. Pupilar
  1538. Pupilo
  1539. Purga
  1540. Purgación
  1541. Purgación canónica
  1542. Purgación vulgar
  1543. Puro
  1544. Purpurado
  1545. Putativo


Pabellón

La bandera de cada país, con el contenido simbólico consiguiente y el efectivo de materializar la nacionalidad. | Más en especial, en el comercio marítimo, la que cada buque enarbola para expresar el Estado donde se encuentra matriculado. | Nación a que pertenecen los barcos mercantes. La difundida expresión de que el pabellón cubre la mercancía se aplica para referirse a que una bandera neutral basta para amparar el tráfico de los buques mercantes ante una guerra. La amplitud del contrabando de guerra hoy y los escrúpulos cada vez menores de los beligerantes poderosos han reducido en la práctica la eficacia de tal principio. (v. LEY DEL PABELLON, MATRíCULA DE BUQUES, NACIONALIDAD DEL BUQUE.)

Paciencia

La actitud serena del ánimo ante la adversidad o la provocación refluye en lo jurídico; de un lado, por la oposición al arrebato (v.), y de otro, por consolidar, en perjuicio del paciente, ciertas extralimitaciones ajenas, cuando se sufren a ciencia y paciencia: con conocimiento y sin reacción opositora.

Pacificación

La paz que se restablece o impera. | Tratado o convenio que pone término a las hostilidades entre los beligerantes. | Sujeción, por efecto de las armas victoriosas, de un territorio y de sus habitantes.

Pacifismo

Conjunto de doctrinas encaminadas a mantener la paz entre las naciones. Ideal al que tiende la humanidad, pero de muy escasos resultados en el terreno de la práctica. Sin embargo, y pese a que no faltan teorías que aseguran no ya la inevitabilidad, sino la necesidad de las guerras, no es posible desconocer los avances que en el Derecho Político y en el Internacional se han logrado en sentido pacifista. No otra cosa representan, por lo menos como aspiración, la Corte Internacional de Justicia, la Organización de las Naciones Unidas (con los varios organismos que de ella dependen), la Organización de los Estados Americanos, la Organización Internacional del Trabajo y otras instituciones similares. El hecho de que sus resultados no siempre hayan sido los deseables, ni su actuación todo lo imparcial y objetiva que de tales instituciones se esperaba, lo único que indica es la necesidad de redoblar los esfuerzos dirigidos al logro de sus altas finalidades.

Pacigerato

Teoría desarrollada por Descamps, relativa aun nuevo concepto de la neutralidad, según la cual esa expresión significa "el régimen de paz aplicable a las relaciones de los Estados afectados por una guerra particular en sus relaciones con los Estados extraños a esa guerra y que consiste en el recíproco respeto, por unos y otros Estados, de su común calidad de poderes soberanos y pacíficos".

Pacotilla

En las costumbres marítimas se llamaba así el derecho que, hasta el siglo XVII, se reconocía a los marinos para cargar mercancías en el buque gratuitamente y por su cuenta. Era frecuente dar a elegir a los marinos entre la percepción de un salario o el derecho de pacotilla. Algunas legislaciones actuales, como la ARGENTINA, prohíben expresamente, al capitán de la nave y a los demás tripulantes, el uso del pacotilla, ni aun llevada en su camarote, salvo autorización escrita del dueño del buque o de los cargadores. (v. SOBRECARGO.) Del comercio marítimo, pacotilla ha pasado al tráfico general para indicar negocio de escasa importancia o mercaderfas de mala calidad.

"Pacta sunt servanda"

Locución latina. Los pactos deben mantenerse. Lo estipulado por las partes, cualquiera que sea la forma de la estipulación, debe ser fielmente cumplido; o sea que se ha de estar a lo pactado. La locución y el concepto provienen de los canonistas medioevales y constituyen reacción espiritualista frente al formalismo riguroso que imperó en el Derecho Romano. No obstante la amplitud que este apotegma establece, se hallan implícitas ciertas restricciones, como no violar normas de orden público ni quebrantar por ello las buenas costumbres.

Pactar

Celebrar un pacto (v.). | Estipular, convenir. | Hoy, sinónimo de contratar; aunque en el clasicismo romano solía diferenciarse por no contar todos los pactos, a diferencia en esto de los contratos, con acción para exigir su cumplimiento por la vía judicial.

Pacto

Concierto o acuerdo en que dos o más personas o entidades se convienen para una cosa determinada, obligándose a su observancia. En términos generales equivale a contrato, convención o convenio, pero puede también referirse a las condiciones, cláusulas o estipulaciones que integran el contrato. Además, nombre de ciertos tratados internacionales. | Estrictamente, por el origen romano, la convención jurídica carente de acción judicial. Sucedía así cuando ese amparo estaba reservado a los convenios solemnes de la mancipatio, la traditio, la nuncupatio, la transcriptio y la stipulatio (v.). Los pactos se hallaban sometidos, por tanto, en su cumplimiento, a lo dispuesto para las obligaciones naturales (v.). El comienzo de la evolución se señala cuando los pretores, por razones de equidad y por muy usuales, iniciaron el reconocimiento de acciones a los pactos "non nuda". El término de ese proceso de equiparación con los contratos aparece con la vigencia del aforismo: pacta sunt servanda (v.).

Pacto accesorio

Cada uno de los que acompañan un contrato principal (v.) y le dan fisonomía propia al negocio jurídico, sea ampliando, reduciendo, modificando o combinando su lineamiento típico. Los más frecuentes suelen estipularse con motivo de la compraventa; tales, el pacto comisorio, de arrepentimiento, de no enajenar, de reserva de dominio y de retroventa (v.). entre otros.

Pacto adicional

El que, luego de concertada una convención, se agrega a ella, con nuevas declaraciones de voluntad que lo cambian, interpretan o dejan sin efecto parcial o totalmente.

Pacto agregado

Para el Derecho Romano, pactum adiectum (v.). | En el Derecho moderno, sinónimo de pacto adicional (v.).

Pacto anticrético

El que concierta, entre un deudor y un acreedor previos, la facultad de que el segundo aplique, al pago de los intereses y a la amortización del crédito, los frutos de un bien del obligado, que el acreedor percibe. (v. ANTICRESIS ) Entre las Partidas, este pacto estaba prohibido, por el recelo entonces de abuso por parte de un acreedor poco escrupuloso, incluso por agotamiento del bien sujeto a la garantía del pago.

Pacto Briand-Kellogg

Por los nombres del célebre estadista francés v del político estadounidense que fueron sus inspiradores, denominación personal del más conocido como Pacto de París (v.) de 1928.

Pacto colectivo de condiciones de trabajo

Contrato colectivo de condiciones de trabajo (v.).

Pacto comisorio

Aquel que autoriza a cada una de las partes contratantes a optar por la resolución del vínculo obligatorio en el caso de que la otra parte haya incumplido la obligación que le incumbía. según afirma Salvat, es la cláusula en virtud de la cual se estipula que el contrato será resuelto si una de las partes no cumple con sus obligaciones. En la legislación ARGENTINA, el pacto comisorio había de ser expreso, ya que, de no existir en esa forma, sólo cabía reclamar el cumplimiento del contrato. Si se hubiese hecho un pacto comisorio, el contrato sólo podría resolverse por la parte no culpada, y no por la otra que dejó de cumplirlo. Pero esa norma fue modificada por la ley 17.711, que invirtió los términos, estableciendo que, en los contratos con prestaciones recíprocas, se entiende implícita la facultad de resolver las obligaciones en caso de que uno de los contratantes no cumpliera su compromiso. Es decir que, para proceder de ese modo, no se requiere ya el pacto expreso. El pacto comisorio es admisible en la generalidad de los contratos, pero se halla prohibido en el de prenda.

Pacto contra ley

El tecnicismo posee dos sentidos, uno absoluto y otro relativo, que diferencia con precisión el Diccionario de Derecho Usual. Cuando tal estipulación quebranta un precepto positivo de orden público, determina su nulidad absoluta, de no producirse antes de invocarla la purga de los defectos, mediante la prescripción, por ejemplo. Pero cabe que esa "antilegalidad" no pase de una disconformidad con la regulación que el legislador atribuya de no pactar en contra las partes. Tal, por ejemplo, el régimen legal de bienes en el matrimonio, allí donde se autoriza que lo modifiquen o descarten por completo los contrayentes.

Pacto convenido

La acción en apariencia redundante pero con caracteres propios en el pactum conventum (v.) romano.

Pacto de adición

En el esquema de Escriche, el que, en un contrato de compraventa, hacen el vendedor y el comprador, conviniendo en que si, hasta cierto día, encuentra el vendedor quien le ofrezca mejor precio por lo vendido, puede retirarlo del comprador y entregárselo al mejor oferente. Se admite que el comprador primero pueda igualar el precio del segundo y conservar lo comprado, por regir entonces la preferencia de su prelación en el tiempo. Se le llama asimismo pacto de señalamiento de día o de adición en un día, necesariamente fijado para seguridad del comercio jurídico. (v. PACTO DE MEJOR COMPRADOR.)

Pacto de arrepentimiento

Aquel en que las partes señalan, a favor de una u otra de ellas, o de ambas, la facultad de desistir libremente. Se lo llama también, en términos latinos, pactum displicentiae, regulado por el Digesto, que establecía, ante el silencio de los interesados, un plazo de 60 días para ejercer la opción rescisoria.

Pacto de asistencia recíproca

v. SEGURIDAD COLECTIVA.

Pacto de constituto

Uno de los pactos pretorios (v.) del Derecho Romano. En virtud de él, una persona se obligaba, en la fecha fijada, a pagar la deuda preexistente, que debía consistir en cosas de las que se cuentan, pesan o miden, si bien en un principio se limitó a las sumas de dinero.

Pacto de cuotalitis

Práctica de que usan algunos abogados como medio de obtener una retribución por su trabajo. Consiste en convenir con el cliente en que el abogado percibirá, en concepto de honorarios, una parte, más o menos grande, del beneficio que se obtenga mediante el litigio. La licitud de tal pacto ha sido muy discutida e incluso aparece prohibido por algunas legislaciones. De todos modos, no puede desconocerse la fuerza de los argumentos aducidos en pro y en contra. Para los detractores, la cuotalitis es reprobable, porque convierte al abogado en parte interesada, desviándolo de su verdadera función de serenidad de juicio y de prudencia en el planteamiento y desarrollo del proceso. Para sus partidarios, el pacto cumple una estimable función social, porque representa el mejor medio de que los litigantes sin recursos económicos suficientes para pagar a un abogado, puedan contar con la asistencia de uno que sea de su confianza, sin tener que aceptar la defensa o patrocinio de un profesional designado de oficio. De todos modos, el argumento en contra parece más consistente.

Pacto de Familia

Tratado de alianza ofensiva y defensiva firmado en París. el año 1761, entre Carlos III de España y Luis XV de Francia, y al cual se adhirieron posteriormente el Duque de Parma y el Rey de las Dos Sicilias, todos ellos pertenecientes a la casa de Borbón. Su propósito íntimo era prevenirse contra el predominio político que Inglaterra iba adquiriendo en Europa. Pero los resultados fueron bien distintos de los buscados, y sus consecuencias altamente perjudiciales para Francia y España. En cuanto a ésta, señalan algunos autores que sirvió para acentuar su decadencia como potencia europea de primer orden. El Pacto de Familia contenía cláusulas que establecían un tratado de igualdad comercial entre los dos países, no siempre respetadas por Francia. En el Derecho Civil de Francia, nombre que alguna vez se les da a las capitulaciones matrimoniales (v.), por la intervención de parientes de los futuros cónyuges, a favor de los cuales efectúan donaciones.

Pacto de hipoteca

El convenio, necesariamente concertado en documento público e inscrito en el Registro de la Propiedad, que atribuye al acreedor la garantía real de la hipoteca (v.) sobre un inmueble del deudor o de quien la afiance. Esta convención difiere en el contenido de otra próxima en las palabras: el pacto de reserva de hipoteca (v.).

Pacto de jornada mayor

El que estipulan patrono y trabajador para que éste cumpla jornada diaria o semanal sobre el límite legal, con percepción suplementaria en todo caso. Su licitud depende del rigor restrictivo, así como del régimen de amplitud que pueda existir para realizar horas extraordinarias.

Pacto de la ley comisoria

v. PACTO COMISORIO.

Pacto de la Sociedad de las Naciones

La carta fundamental de la sepultada Sociedad de las Naciones (v.), que figuraba en el Tratado de Versalles de 1919 y cuyos 26 artículos fueron reproducidos en los restantes tratados de paz con los países vencidos: Austria (Saint Germain), Hungría (Gran Trianón), Bulgaria (Neuilly) y Turquía (Sèvres).

Pacto de mejor comprador

Estipulación según la cual una venta quedará deshecha en el caso de presentarse otro comprador que ofrezca un precio más ventajoso antes de transcurrir cierto tiempo. Generalmente se reconoce al primer comprador el derecho de mantener su compra pagando igual cantidad que la ofrecida por el segundo comprador. (v. PACTO DE ADICIóN.)

Pacto de no agresión

El que celebran dos o más Estados comprometiéndose a resolver pacíficamente sus conflictos y a no recurrir para ello a las armas.

Pacto de no enajenar

Consiste en la obligación que contrae el comprador, frente al vendedor, de no transferir lo comprado, en su totalidad o en parte, o de no vender a determinada persona. Entre vivos y siempre que no se configure una vinculación de bienes, se admite la validez, porque, en el precio o en alguna otra cláusula, habrá obtenido compensación el que haya contraído ese compromiso. La transgresión no anula la nueva venta, obligación de no hacer incumplida, pero abre el expediente del resarcimiento de daños y perjuicios contra el que haya faltado a lo pactado.

Pacto de no pedir

v. "PACTUM DE NON PETENDO".

Pacto de no prestar la evicción

Uno de los accesorios de la compraventa, que descarga al vendedor de su responsabilidad, ante el comprador, por la evicción (v.). Lo admite expresamente el Código Civil español.

Pacto de París

Se llamó así el celebrado en esa ciudad el año 1928 entre los oolíticos Briand (francés) v Kellogg (norteamericano) con el propósito; ciertamente inocente, aunque bien intencionado, de evitar las guerras en el futuro. (v. TRATADO GENERAL DE RENUNCIA A LA GUERRA.)

Pacto de preferencia

Estipulación consistente en poder recuperar la cosa vendida y entregada al comprador, con preferencia a cualquier otro, en caso de que el comprador quiera venderla. En tal supuesto, el vendedor tendrá que abonar por ella el mismo precio que hubiere ofrecido un tercero. En consecuencia, la venta con pacto de preferencia no da derecho al vendedor para recuperar la cosa vendida, sino cuando el comprador quisiere venderla o darla en pago, y no cuando la enajenare por otros contratos, o constituyere sobre ella derechos reales. El vendedor está obligado a ejercitar su derecho de preferencia dentro de los plazos que la ley señala y que suelen ser diferentes según que se trate de cosas muebles o inmuebles. A su vez, el comprador está obligado a poner en conocimiento del vendedor el precio y las ventajas que se le hayan ofrecido. Si, no obstante el pacto, el comprador vende la cosa sin avisar al vendedor, la venta será válida, pero tendrá que indemnizar los perjuicios causados al vendedor. El pacto de preferencia no es cesible ni pasa a los herederos del vendedor. (v. PACTO DE MEJOR COMPRADOR.)

Pacto de remisión

Por la renuncia a exigir la obligación, sinónimo de pactum de non petendo (v.).

Pacto de reserva de dominio

Aunque locución castellana, menos usada por los juristas que la equivalente romana: pactum reservati dominii (v.)

Pacto de reserva de hipoteca

Lo configura la estipulación accesoria por la cual el enajenante conserva un expreso derecho real de hipoteca (v.) sobre el bien que enajena, como seguridad del pago del precio que el comprador no efectúa al contado. Tal pacto no es oponible a terceros, de no contar con la inscripción registral. No es institución similar al pacto de hipoteca (v.), que puede originarse sin transferencia alguna de un inmueble.

Pacto de retraer o "de retroemendo"

v. PACTO DE REVENTA.

Pacto de retroventa

Llamado también de "retrovendendo", de retraer o, abreviadamente, de retro. Consiste en conceder al vendedor la facultad de recuperar la cosa vendida y entregada al comprador, restituyendo a éste el precio recibido, con exceso o disminución. La venta con esa cláusula se reputa hecha bajo condición resolutoria. (v. PACTO DE REVENTA.)

Pacto de reventa

Estipulación por la cual el comprador se reserva el derecho de poder restituir al vendedor la cosa comprada, recibiendo de él el precio que haya pagado, con exceso o disminución. Esta venta se reputa hecha bajo condición resoluto-ria. (v. PACTO DE RETROVENTA.)

Pacto de sucesión futura

Convención en que una de las partes se obliga, con respecto a otra persona, a procurarle derechos sucesorios, como heredero o legatario en su propia sucesión. Por violar la esencial facultad revocatoria del testador y para evitar pactos inmorales o económicamente abusivos, se prohibe en las legislaciones actuales (Dic. Der. Usual). Tal prohibición alcanza igualmente hoy, pues antiguamente estuvo permitido, al pacto de sucesión mutua, habitual entre cónyuges, para heredar el que sobreviva al que premuera. (v. TESTAMENTO MANCOMUNADO.)

Pacto de Varsovia

Es el equivalente, en los países comunistas, al Pacto del Atlántico Norte (v.). Fue firmado el año 1955 y contiene un tratado de amistad, de cooperación y de asistencia mutua. Concede a Rusia la hegemonía militar de sus países satélites en Europa. Luego de 1970, al igual que en la opuesta alianza, se advierten evidentes fisuras, producto en gran parte de haber cedido la guerra fría que opuso tan peligrosamente a los bloques mundiales occidental y oriental o democrático y colectivista. Actualmente se encuentra en estado de disolución.

Pacto de venta a satisfacción del comprador

El que se hace con la cláusula de no haber venta, o de quedar ella deshecha, si la cosa vendida no agrada al comprador. Se trata de una venta bajo condición suspensiva, en la que el comprador es considerado como un comodatario mientras no declare que la cosa le agrada, dentro del término que se haya señalado para hacer tal declaración o, en su defecto, del que le sea fijado judicialmente.

Pacto del Atlántico Norte

Con objeto de establecer una defensa conjunta frente a la amenaza comunista, potencialmente representada por Rusia v sus países satélites, fue suscrito un pacto por Bélgica, Canadá, Dinamarca, Estados Unidos, Francia, Holanda, Inglaterra, Islandia, Italia, Luxemburgo, Noruega y Portugal, al que luego se adhirieron otros Estados. Se trata en esencia de una alianza de carácter militar. No debe confundirse con la llamada Curta del Atlántico (v.). Para contrapesar este poderoso bloque, el opuesto procedió a aglutinarse en el Pacto de Varsovia (v.).

Pacto en contrario

El que el legislador admite expresamente cuando les reconoce a las partes libertad para estipular de modo diferente de lo regulado por él para el supuesto de no haber convenido de otra manera los interesados, dentro de los límites infranqueables del orden público y las buenas costumbres. (v. PACTO CONTRA LEY )

Pacto especial

Igual que pacto adicional (v.) en acepción amplia. | Pacto en contrario (v.), con respecto a una previsión legal supletoria o general, que admite variación por los obligados.

Pacto federal

Acuerdo entre dos o más territorios independientes, o en proceso emancipador, para constituir un Estado federal (v.), que unifica en parte y en otra mantiene atribuciones autónomas. Ha sido característico y fecundo en la creación de las repúblicas americanas, en verdad centralizadas luego en la evolución histórica de los procesos nacionales.

Pacto legítimo

Entre los romanos, el que contaba con acción otorgada por una constitución imperial. | Siempre, el pacto accesorio o pacto en contrario (v.) que no contraviene la letra o el espíritu de la ley.

Pacto leonino

El que se establece en un contrato oneroso, en el cual las ventajas o ganancias se distribuyen entre las partes sin equitativa conmutación entre éstas. Dicho de otro modo, aquel en que una de las partes se reserva un beneficio desproporcionado o notoriamente desigual con respecto a la otra parte. Las sociedades se llaman leoninas cuando pactan una distribución por demás desigual entre las cargas y los derechos de los socios. El pacto leonino se denomina también usurario. (v. USURA.)

Pacto nudo

En el orden jurídico romano, el carente de acción judicial, luego de habérsele reconocido ese amparo a algunas de tales estipulaciones, por cuanto en un principio todo pacto (v.), a diferencia esencial con los contratos, sobre todo con los solemnes, era nudos por esencia. Por sutilezas que prepararon la evolución hacia los pactos con acción, se introdujeron ciertos artificios, como el agregado de una cláusula penal, la entrega de arras, la forma de la stipulatio y el pacto de constituto (v.).

Pacto penal

En la esfera civil, cláusula penal (v.), para reforzar el cumplimiento de una convención. | En el orden penal, acuerdo o concierto para delinquir.

Pacto pretorio

En el Derecho Romano, según tecnicismo de juristas muy posteriores, el protegido con acción personal in factum, como el de juramento o el de constituto (v.), los de hipoteca y precario en sus evoluciones primeras.

Pacto prohibido

El que resulta atentatorio contra la ley (es decir que contiene estipulaciones legalmente prohibidas), contra el orden público, la moral o las buenas costumbres. Esa-clase de pactos carece de toda validez v eficacia jurídica, e inclusive, en determinados casos, podría configurar hecho delictivo. Por vía de ejemplo, cabe señalar que están prohibidos los pactos que tuvieren por objeto la entrega de cosas inexistentes como si fueran existentes; la herencia futura; los que tuvieren por finalidad principal actos que la ley no admite; los que versen sobre renuncia de obligaciones derivadas del Derecho de Familia; los que se refieren a actos legalmente impedidos a los tutores, curadores, mandatarios, empleados públicos, abogados y funcionarios judiciales para adquirir determinados bienes; los que traten de eximir a ciertas personas de la rendición de cuentas; los que tengan como finalidad constituir censos allí donde la ley los rechaza; los de carácter leonino, etc. El campo de lo prohibido resulta tan amplio, que no es posible establecer una relación limitativa. Dentro del Derecho Laboral, están prohibidos los pactos encaminados a la renuncia de los derechos que legalmente hayan sido reconocidos a los trabajadores y que, por afectar al orden público, se hayan declarado irrenunciables. Por extensión también se pueden considerar prohibidos, por estar viciados de nulidad, los pactos cuyo cumplimiento fuere de imposible realización. (v. PACTO CONTRA LEY.)

Pacto reservado

Puede analizarse en las relaciones entre particulares y entre naciones. En lo privado configura la convención que las partes mantienen en secreto, con eficacia entre ellas y sus causahabientes, siempre que sea lícita, pero que no afecta los derechos de terceros. En lo internacional, el tratado o cláusula de éste que no se da a publicidad. Suele referirse a compromisos bélicos o a reparto de territorios ambicionados, que por público decoro no se descubren hasta la oportunidad propicia para su eficacia.

Pacto simple

Pacto nudo (v.).

Pacto sobre acusación

Acuerdo que celebran la víctima de un delito o sus parientes con el autor de la transgresión o los suyos, para evitar el comienzo o prosecución de un proceso penal, a cambio de alguna ventaja patrimonial, con la pretensión de eludir el escándalo u otra dañosa consecuencia para los perjudicados por el delito, o por simples móviles de compasión e indulgencia.

Pacto social

Contrato social (v.).

Pacto sucesorio

Pacto de sucesión futura (v.).

Pactos de Locarno

Conócense con esta designación los seis celebrados en aquella ciudad suiza el año 1925, entre Alemania. Francia y Bélgica, con la adhesión posterior de Inglaterra e Italia, para garantizarse así recíproca, individual y colectivamente el status quo territorial y de fronteras, obligándose a no llevara cabo ningún ataque o invasión y ano recurrir nunca ala guerra, salvo caso de legítima defensa, de acción derivada del art. 16 del Pacto de Versalles, de acción decidida por la Asamblea o el Consejo o de la obligación de prestar asistencia a la parte contra la cual se hubiese incurrido en esas contravenciones o violaciones. (V .TRATADO GENERAL DE RENUNCIA A LA GUERRA.)

Pactos preexistentes

Con esta expresión se hace referencia a los tratados que sobre asuntos constitucionales estipularon las provincias ARGENTINAs entre sí antes de la sanción de la Constitución Nacional de 1853 y que se invocan en su preámbulo.

"Pactum adiectum"

Locución latina. Pacto agregado, para recargar. sobre la fisonomía habitual de un negocio jurídico, las obligaciones del deudor, en la especie llamada ad augendam obligationem, o para reducir sus cargas, en el género denominado ad minuendam obligationem.

"Pactum conventum"

Locución latina. Pacto convenido. Se trataba del amparado por el edicto pretorio y según el cual el acreedor no reclamaría el cumplimiento por parte del obligado. | Posteriormente, cualquier pacto agregado a uno principal, sobre todo si restringía los términos en que el deudor se hubiera comprometido.

"Pactum de non petendo"

Locución latina. Pacto de no pedir o pacto de remisión, por cuanto el acreedor se compromete a no exigir el pago de la deuda o el cumplimiento de la obligación concertada por el deudor. Podía este pacto referirse al todo o a una parte. Se utilizó en un principio para eludir el formulismo en la extinción de las obligaciones.

"Pactum displicentiae"

Loc. lat. Pacto de arrepentimiento (v.).

"Pactum nudum"

Loc. lat. Pacto nudo (v.).

"Pactum praetorium"

Loc. lat. Pacto pretorio (v.).

"Pactum reservati dominii"

Loc. lat. Contrato de compraventa en que el vendedor se reserva la propiedad de la cosa vendida hasta que el comprador le haya pagado íntegramente el precio convenido. Tiene, pues, su mayor aplicación en los contratos donde la venta se hace con pago o pagos aplazados. Establecida esa cláusula, el comprador, que tiene ya la cosa en su poder, no podrá venderla ni gravarla mientras subsista la reserva del dominio. Se está ante una elaboración jurídica para garantizar el cumplimiento de la obligación, sin necesidad de recurrir ala hipoteca ni constituir, así sea temporalmente, en propietario al adquirente que no abone al contado.

Padrastro

Marido de la madre respecto de los hijos llevados por ésta al matrimonio y no engendrados por aquél. Este parentesco por afinidad constituye un impedimento matrimonial y da origen a la reserva de bienes hereditarios. (v. HIJASTRO, RESERVA, SEGUNDAS NUPCIAS.)

Padre

Varón que ha engendrado a otra persona y que con arreglo a ella se encuentra en el primer grado civil de parentesco de la línea recta masculina ascendente, como la madre (v.) lo es en la línea femenina. De la relación paternofilial se derivan diversas obligaciones y derechos, principalmente los que se refieren a la patria potestad, ala prestación recíproca de alimentos, a las sucesiones legítimas, a los deberes de asistencia, al consentimiento matrimonial de los menores de edad, a la corrección, a la transmisión del apellido y al nombramiento de tutor, entre tantísimos más. En la esfera penal, la paternidad agrava el delito al grado máximo de parricidio (v.) en la privación de la vida filial y al de incesto (v.) en desnaturalizadas relaciones sexuales con la hija. En lo canónico, padre equivale a maestro o señor. Se ha aplicado a los ancianos, a los magistrados, a los soberanos. Como culminación, al mismo Dios, pudre de todo el género humano. Con el agregado de santo, aunque con frecuencia se dice erróneamente santo padre, que es un doctor de la Iglesia, se aplica al Romano Pontífice.

Padre adoptivo

El hombre soltero, el casado sin hijos o el viudo que procede a la adopción (v.) de una o más personas, no sujetas a patria potestad ajena o con renuncia a ella por quienes la ejerzan. | Por extensión, y sin matiz legal, el que-por generosidad u otra razón afectiva mantiene aun huérfano o al abandonado por sus padres. El pudre adoptivo debe alimentos al adoptado y puede recabarlos de este último ante necesidad propia. Salvo disposición expresa del acto de adopción o en alguna de las formas privilegiadas de la ley, en que se llega a la imitación mayor de la filiación auténtica, no hay derechos sucesorios en este vínculo. Sí, surge, aunque dispensable, impedimento matrimonial entre la hija adoptiva y su adoptante. (v. MADRE ADOPTIVA)

Padre adulterino

Una definición elíptica, cómoda pero vacua, podría establecer que es el que tiene un hijo adulterino (v.). Una posición más positiva conduce a otro enfoque, y doble para mayor claridad, según que el adulterio proceda por el vínculo conyugal de la madre o por el del padre. Entonces, y en el primero de los supuestos, padre adulterino es el soltero, divorciado o viudo que hace madre a una mujer casada. En el segundo de los casos, un casado hace que engendre y dé a luz una mujer que no es su esposa. Cabe también que la paternidad adulterina activa, la del casado infiel, se combine con la maternidad adulterina, con casada también desleal en sus relaciones sexuales (L. Alcalá-Zamora). Se ha señalado reiteradamente que el legislador tradicional era un encubridor, por el más falso de los pudores, ya que no reprimía el delito o falta y le hacía sufrir las consecuencias al "inocente", por suponer, contra prueba prohibida, hijo legítimo al nacido dentro del matrimonio y en los lapsos de un mínimo de 180 días de convivencia marital y un máximo de 300 desde su final o interrupción. El pudre adulterino, aun sin permitírsele la prueba de su paternidad en todo caso, se encuentra en la obligación de alimentar en el sentido legal a su prole adulterina. En lo sucesorio, carece de título forzoso para heredar al hijo el pudre de esta especie y el hijo no pasa de un derecho alimentario. Naturalmente, eso no excluye la espontánea liberalidad testamentaria, por sobreponerse los vínculos de la naturaleza, siempre que no se lesionen legítimas de la familia legal. Existe un falso padre adulterino, escondido tras la clase algo menos censurada moralmente de padre natural (v.), en la hipótesis de soltero, viudo o divorciado que reconoce al hijo mientras se ignore que la madre era casada. (v. MADRE ADULTERINA.)

Padre apostólico

Designación de los canonistas para los difuso-res de la Iglesia que tuvieron trato directo con los apóstoles, pero no con Cristo, lo cual otorga autoridad intermedia, pero considerable siempre, a sus escritos y manifestaciones, por haber oído la palabra redentora de los discípulos inmediatos. (v. PADRE DE LA IGLESIA.)

Padre conscripto

Entre los romanos, los senadores, para distinguirlos de los patricios en general. Constituía una denominación honorífica.

Padre de almas

El Romano Pontífice, los príncipes y jerarcas de la Iglesia, los prelados de toda clase, hasta los simples curas, por la dirección espiritual que asumen respecto de los fieles.

Padre de familia

Cualquier hombre casado y con hijos. | Cabeza de familia, aunque no sean los hijos de él, como ocurre con los padrastros que no son a la vez padres. | Administrativamente, el jefe o principal de una familia o el único de un hogar, como el solterón que vive sin compañía. (v. MADRE DEFAMILIA) Si en lo civil este concepto, en su primera y antonomástica acepción, coincide con la de padre sin más, la expresión padre de familia, y mucho más la de buen padre de familia -de conducta calificada ya-, se erige en el modelo de la diligencia que ha de ponerse en los negocios jurídicos, se trate de la custodia, educación o enseñanza de persona o de la guarda, protección y rendimiento de bienes, así como en cuanto a la preservación y eficacia de los derechos. (v. NEGLIGENCIA.)

Padre de la Iglesia

Conócense por padres de la Iglesia, por cuanto gestaron su organización en los heroicos tiempos primeros de las persecuciones por los paganos, los autores cristianos, griegos y latinos que abordaron temas dogmáticos en las seis primeras centurias, sin incurrir por supuesto en posiciones ni manifestaciones heréticas. | Como sinónimo ahora de santo padre (v.), que es dislate confundir con Padre Santo (v.), todo escritor del primer siglo de la era cristiana, y si acaso de las primeras décadas del segundo, que estuvo en contacto directo con los apóstoles y de ellos recibió las revelaciones y relatos directos de la obra y vida de Cristo.

Padre de la patria

Ciudadano digno de veneración o gratitud en su país de origen o de adopción, a causa de sus excepcionales méritos o por los servicios extraordinarios prestados. | Título honorífico de los emperadores romanos, luego atribuido por servilismo o adulación a monarcas de otros países. | Libertador o emancipador de un pueblo. | Estadista notable (Dic. Der. Usual).

Padre de pila

Padrino (v.) de bautismo.

Padre espiritual

Canónicamente, el confesor habitual de un creyente y practicante, en el sentido de que lo dirige en el orden moral y religioso. | Por ampliación, el que ha formado ideológicamente a otro.

Padre Eterno

En el catolicismo, Dios, como primera persona de la Trinidad.

Padre fiduciario

En el sistema de ficciones del Derecho Romano, para lograr la emancipación de los hijos por medio indirecto, el padre así denominado, por la misión de confianza que cumplía, era un comprador ficticio de la prole en la enajenación que llevaba a cabo el auténtico progenitor.

Padre ilegítimo

En acepción amplia, y menos técnica, todo varón que engendra a una criatura extramatrimonial, enfoque que comprende a la vez al padre natural (v.) y al ilegítimo estricto. | Este otro es el que tiene uno o más hijos con mujer que no es la propia y con la cual tampoco se habría podido casar al concebirlos o, por atenuación legal legitimadora, al llegar ala vida propia. Esta ilegitimidad paterna reviste distintas modalidades, que se analizan en la especie de pudre adulterino (v.), por ser casado el que engendra o la que engendra y no esposos entre sí; la de pudre incestuoso (v.), por parentesco indispensable como impedimento; la de padre sacrílego (v.), por el voto solemne de castidad o religioso pleno, y el de hijo máncer (v.), el habido de prostituta. Improbable, pero no imposible, es el supuesto que señala L. Alcalá-Zamora, de poder ser legítimo el hijo máncer, y por ende padre legítimo el suyo, cuando el hijo de la meretriz lo sea del marido, tolerante y eficaz a la vez, que mantenga pese a todo relaciones conyugales competitivas… El pudre ilegítimo soporta la obligación alimentaria y de su caudal ha de proveerse asimismo a la prole legítima. Pero carece de derechos hereditarios legales, aunque sí pueda demandar alimentos, de requerirlos. (v. MADRE ILEGíTIMA.)

Padre incestuoso

El que tiene hijo con mujer que es parienta suya en grado tan próximo que no cabe dispensa legal para el matrimonio. Además de los casos aberrantes de incesto con la hija o con la madre, la paternidad más frecuente -dentro de su rareza, por suerte- en lo incestuoso se registra con hermanas, donde los vínculos familiares llegan a máxima disolución o a increíble abandono paterno y materno con su prole. Lo es también, aunque dispensable, si no ha sido dispensada, la paternidad con sobrina y tía, al igual que con primas. Se acota curiosamente en el Diccionario de Derecho Usual que, dentro del origen bíblico de la humanidad, toda la especie procede de padres incestuosos, ya que los hijos de Adán y Eva, primera generación humana auténtica, no tuvieron otra alternativa que casarse o engendrar con sus hermanas. El padre incestuoso, que puede pasar por padre natural (v.) si se desconoce la madre o el vínculo de parentesco, está obligado a alimentar a la prole y a dotar a la madre incestuosa (v.).

Padre legítimo

En el concepto más riguroso, aquel que, después de casado, engendra con su mujer, que da a luz antes de los 300 días de disuelto o deshecho, como máximo, el matrimonio. | Por complacencia legal a favor de legitimidad filial, el progenitor extramatrimonial, cuando el hijo nace no obstante casado aquél con la que había sido su amante. Requiere reconocimiento de la prole por el padre. | Por último, sin vestigios matrimoniales, por no haber sido engendrado por casado ni haberse casado antes de nacer los frutos de sus relaciones carnales, pero por otra actitud de benevolencia legal, el padre natural (v.) cuando legitima a su descendencia por matrimonio siguiente. En todos los casos, con perfil más genuino en la primera de las especies definidas, el padre legítimo es el padre por excelencia en la regulación jurídica, y a él le competen y le atañen los derechos y obligaciones que lo caracterizan.

Padre natural

El que engendra con mujer que es madre luego y con la que habríase podido casar al tiempo de concebir al hijo. | El pudre ilegítimo (v.), si la madre, soltera o viuda, es la única en reconocerlo, por concederle entonces el legislador a esta criatura el trato mejor de hijo natural. El pudre natural tiene derecho vitalicio a reconocer a su hijo, y hasta el deber en determinadas circunstancias legales. Si la paternidad es conocida, y mucho más cuando se encuentra reconocida por declaración fehaciente, entre padre e hijos naturales existen derechos suceso-rios, aunque menores que en la familia legítima, y también la obligación legal recíproca de alimentos. Por regulación positiva, el padre natural puede mejorar su posición jurídica y social y convertirse en padre legítimo (v.) por subsiguiente matrimonio con la madre de la prole natural, que queda así legitimada. (v. MADRE NATURAL.)

Padre político

Suegro (v.), en expresión donde unas veces predomina el respeto y otras la afectación. | Aun cuando poco usual, también el padrastro (v.).

Padre putativo

El supuesto, sin serlo en la realidad de la generación carnal. Tal el marido de la madre adúltera. Dada la apariencia y hasta la designación legal de legítimos para todos los hijos matrimoniales, salvo imposible acceso entre los cónyuges en los plazos de viabilidad mínima y máxima, fijados entre 180 y 300 días, sobre el pudre putativo pesan todas las obligaciones, con ejercicio potencial de todos los derechos, de un padre legítimo (v.). Constituiría vulgarismo lamentable confundir esta especie con la paternidad del hijo máncer (v.), puesto que el adjetivo proviene del verbo latino putare (juzgar, considerar, estimar). (v. PADRE SUPUESTO.)

Padre sacrílego

El que después de haber recibido la orden sa-arada sacerdotal tiene descendencia. | Todo el que procrea con mujer profesa en orden religiosa. El pudre sacrílego no es sino natural o ilegítimo en los países en que el legislador civil se desentiende del matrimonio religioso. (v. MADRE SACRíLEGA.)

Padre Santo

En lo metafísico, Padre Eterno o Dios. | En lo terrenal, pero religioso también, el papa. Con difusión errónea entre el clero mismo, y a diario en los órganos periodísticos, se confunde el Pudre Santo o Romano Pontífice con los santos pudres, los grandes doctores de la Iglesia en los primeros tiempos del cristianismo.

Padre supuesto

Menos malsonante y menos habitual, tanto como pudre putativo (v.), el que pasa por serlo y no lo es.

Padre viudo

El que sobrevive a su esposa y tiene de ella prole presenta interés normativo, y no por ampliar su capacidad jurídica en lo filial, por ejercicio entonces de la patria potestad y por la disposición matrimonial más libre, como acontece con la madre viuda (v.), sino por lo inverso, por mayores deberes y restricciones legales. A un lado la división del patrimonio ganancial con los hijos y la consiguiente pérdida de atribuciones precisas, por la imposición de la reserva viudal (v.) sobre bienes propios, como en la legislación española, que puede sumarse a la reserva troncal (v.). Por no plantearse la confusión eventual de la prole, entre otros motivos que restringen los matrimonios de las viudas, el pudre viudo puede volverse a casar desde el momento mismo en que fallece su mujer. En cuanto a derechos sucesorios, el pudre viudo, en el Derecho español y en el inspirado por él, es heredero usufructuario de una parte del caudal materno adjudicado a los hijos comunes. En otras legislaciones, como la ARGENTINA, el pudre viudo entra como un hijo más en la sucesión del caudal materno que no sea estrictamente ganancial.

Padrinazgo

Indole y actuación como padrino (v.) en el bautismo y en el matrimonio. | Por extensión, intervención más o menos asimilable en ciertos actos o funciones públicas. | En general, amparo, protección.

Padrino

En el sacramento del bautismo, el que presenta al que se bautiza, al que sostiene sobre la pila o al que toca simbólicamente durante la ceremonia. Responde de la creencia del ahijado y le pone el nombre, que suele estar prefijado por los padres. | En la confirmación, el que asiste al confirmado, sobre cuyo hombro derecho apoya la mano derecha también. | En el matrimonio, el testigo preferente, que permanece junto a los contrayentes en el curso de la boda religiosa. | En el orden sacerdotal, el que acompaña al que recibe las sagradas órdenes o a la religiosa que profesa con votos solemnes. Los efectos del padrinazgo, en el bautismo de modo preferente, se concretan en el parentesco espiritual (v.), que origina impedimento matrimonial dispensable, reducido ahora, contra amplitud anterior al Codex, al padrino y a la bautizada. Como efecto espiritual; olvidado casi por completo en el febril mundo contemporáneo, el padrino debe velar siempre por el bien del alma y material del ahijado.

Padrinos de duelo

En la mayoría de los códigos penales, entre ellos el ARGENTINO, el duelo (v.) está incluido entre los delitos contra las personas, y de él son considerados partícipes los duelistas y sus pudrinos. Se da el nombre de padrinos de duelo a las personas designadas por los que se baten, tanto ofendido como ofensor, a fin de que los representen en ese lance y prevean todas las contingencias y detalles relativos a él (armas a emplearse, día, hora y lugar de celebración del duelo, distancia que debe mediar entre las partes).

Padrón

Lista de los vecinos de una población o localidad, con miras ala distribución de un impuesto, para ejercer el derecho de voto o para otros actos administrativos. (v. EMPADRONAMIENTO)

Paga

Cumplimiento de una obligación, con igual generalidad, pero uso menor de este femenino, que pago (v.). | En especial, abono de una cantidad de dinero adeudado. | Jornal o sueldo como retribución de tarea o trabajo. | Pena o sanción por falta o delito. | Trato similar al recibido.

Paga de supervivencia o de tocas

El importe de uno o más sueldos que, como todo haber pasivo, se abonaba, en tiempos y lugares de escasa previsión, a la viuda y huérfanos de un empleado que, por escasos años de servicios, no hubiese dejado derecho a pensión para los suyos.

Paga indebida

Pago de lo indebido (v.).

Pagadero

Obligación, sobre todo pecuniaria, que ha de abonarse en tiempo, lugar y modo establecidos. | Obligación pendiente en general. | De fácil pago, por escaso importe o adecuada solvencia. Pagadero a tantos días expresa, en documentos de créditos mercantiles, la fecha del vencimiento, a partir de la data o de la vista.

Pagador

El que tiene por función abonar los sueldos o jornales en una empresa particular o entidad pública. | En establecimientos mercantiles y en compañías o sociedades diversas, el empleado que hace efectivo en su oficina o ventanilla los créditos pasivos pertinentes. | El que cumple con su obligación, sea pecuniaria o de otra clase.

Pagaduría

Oficina de un pagador (v.) o de todo el personal relacionado con la efectividad de los pagos, a terceros o a su personal, en un establecimiento u organismo de relativa importancia al menos. Como los mismos agentes suelen efectuar cobranzas, se ha tornado más usual el vocablo de contaduría o tesorería, que abarca créditos y débitos.

Pagánico

v. TESTAMENTO PAGáNICO.

Paganismo

v. IDOLATRíA.

Pagar

Genéricamente, cumplir en tiempo y forma con una obligación. | Específicamente, satisfacer una deuda en dinero. | Sufrir o cumplir condena o castigo. | Experimentar justo escarmiento. | Deber algún impuesto los productos que se importan o exportan. (v. PAGO.)

Pagaré

Documento de crédito que, reconociendo la existencia de una deuda en dinero por cantidad líquida, contiene la promesa de su pago por el suscriptor mismo en el momento de su presentación o en un intervalo de tiempo más o menos próximo, más o menos lejano (Obarrio). Suele llamárselo también "vale" o "billete", si bien algunos autores establecen ciertas diferencias entre éstos y el pagaré. Según la libranza, se diferencia entre pagaré nominativo (el extendido a nombre de persona determinada, y que sólo ella puede hacer efectivo), pagaré a la orden (transmisible por endoso, con solidaridad entre librador y endosantes frente al último tenedor) y pagaré al portador, de exigibilidad por quien lo presente al cobro, al vencimiento respectivo, o en cualquier momento, de sera la vista, ante el firmante. No requiere endoso, por cuanto su transmisión se perfecciona con la simple entrega del documento. La primera especie se rige por normas civiles, que autorizan la cesión de créditos común, y las otras dos suelen regularse por la legislación mercantil, que exige, entre otros requisitos, el de la palabra pagaré.

Pagaré hipotecario

Pagaré que instrumenta un crédito con garantía hipotecaria.

Pagaré prendario

Pagaré que instrumenta un crédito con garantía prendaria.

Pago

Cumplimiento de la prestación que constituya el objeto de la obligación, sea ésta una obligación de hacer o unaobligación de dar. Constituye una forma típica de extinguir las obligaciones. | Más en concreto, abono de una suma de dinero debido. | Reparación de ofensa o agravio. | Entrega, en el plazo oportuno, del sueldo o jornal convenidos. | Recompensa. | Sufrimiento de condena, sanción o correctivo. Se articulan como requisitos del pago los siguientes: a) una obligación anterior de hacer o no hacer, de dar o no dar; b) duplicidad al menos de sujetos, acreedor el uno y deudor el otro, o recíprocamente con una y otra cualidad; c) la voluntad de pagar, para diferenciar el pago de otros negocios jurídicos posibles; d) un pagador, el deudor o alguien en su nombre o por él; e) un acreedor que recibe el pago por sí o persona facultada para aceptarlo en su nombre y por su cuenta. El pago no puede consistir sino en lo debido. en todo lo debido y solamente en lo debido. Como lugar, se estará al convenido o fijado. Supletoriamente rigen el lugar de la obligación cuando se contrajo y el domicilio del deudor. Con respecto al tiempo se estará alo estipulado o regulado por alguna disposición imperativa. El plazo debe respetarse por ambas partes v. en la duda. se entenderá fijado a favor deldeudor, por ello libre para pagar siempre, salvo expreso precepto o cláusula. Como efectos más importantes, el pago libera al deudor y extingue la obligación. Otros aspectos del pago, por su singularidad, se abordan en las voces IMPUTACIóN e IMPOSIBILIDAD DEL PAGO y OFRECIMIENTO DE PAGO (v.).

Pago a cuenta

Aquel que realiza el deudor al concertarse la obligación a título de abono de dinero o cumplimiento parcial de otra clase, sujeto ala liquidación que las partes o terceros efectuarán. | El pago parcial, en operación que no se estipule a plazos, que hace el deudor y admite el acreedor. Salvo lo convenido o lo expresado al realizarlo, el pago a cuenta se imputa primero a los intereses y después a la amortización del capital. En los negocios civiles, lo dado como seña, sin más declaración, no se imputa como pago a cuenta de lo principal; en el comercio, por el contrario, se estima hecho a cuenta del precio, salvo pacto en contrario.

Pago a mejor fortuna

Beneficio de competencia (v.).

Pago a plazos

Por convención inicial o novación ulterior, el cumplimiento de una obligación, y más aun el abono de una suma de dinero, en diversas cuotas, con vencimientos periódicos, que van de lo semanal, pasando por lo mensual -lo más común-, hasta lo anual (v. PAGO AL CONTADO.)

Pago al contado

Aquel que se realiza en el acto de recibirse la cosa o terminar el servicio que se abona. (v. PAGO A PLAZOS.)

Pago anticipado

El de una suma de dinero o el cumplimiento de cualquier otra obligación, por el deudor, antes del vencimiento fijado. Por presumirse éste puesto a favor del obligado, el deudor puede en principio anticipar el pago, que no obliga al acreedora realizar ningún descuento por ello. El pago anticipado en una obligación a plazos no permite la repetición, pero, de haber error por el deudor, ignorante del plazo, puede reclamar del acreedor los intereses o frutos que haya percibido o perciba por causa del adelanto.

Pago con beneficio de competencia

v. BENEFICIO DE COMPETENCIA

Pago con cheque o giro sin provisión de fondos

Entrega de cheque o giro sin provisión de fondos (v.).

Pago con subrogación

Se entiende por tal el que hace un tercero, a quien se transmiten los derechos del acreedor. La subrogación puede ser convencional o legal. En cuanto ala primera, puede ser consentida, sea por el acreedor sin intervención del deudor (lo que sucede cuando el acreedor recibe el pago de un tercero, a quien transmite expresamente todos sus derechos respecto de la deuda), sea por el deudor (como ocurre cuando éste paga la deuda de una suma de dinero con otra cantidad que ha tomado prestada y subroga al prestamista en los derechos y acciones del acreedor primitivo). La subrogación legal se produce sin dependencia de la cesión expresa del acreedor a favor del que siendo acreedor paga a otro acreedor que le es preferente; del que paga una deuda al que estaba obligado con otros o por otros; del tercero no interesado que hace el pago, consintiéndolo tácita o expresamente el deudor, o ignorándolo; del que adquirió un inmueble y paga al acreedor que tuviere hipoteca sobre el mismo inmueble; del heredero que admitió la herencia con beneficio de inventario y paga con sus propios fondos la deuda de aquélla. (v. SUBROGACIóN.)

Pago cuando el deudor quiera

v. CLAUSULA DE PAGO CUANDO EL DEUDORQUIERA.

Pago de deudas ajenas

El que efectúa un obligado accesoriamente, como el fiador. | Aquel que la ley impone a determinadas personas, por presumir cierta culpa o imponerles una obligación especial de vigilancia, como la responsabilidad civil que alcanza a padres, tutores, maestros y otras categorías por los hijos, pupilos, alumnos y demás personas dependientes de aquéllos. | El que cualquiera puede efectuar por otro, al amparo de la libertad liberatoria que los códigos establecen en las obligaciones no personalísimas (Dic. Der. Usual.)

Pago de la letra de cambio

El abono de la suma expresada en ella, que se hace efectiva al tenedor o portador del documento por el último endosante, el librador o los avalistas, a elección del que la presenta al cobro. por obligados solidarios todos ellos. La falta del pago en tiempo y forma permite el protesto (v.) y la ejecución consiguiente. (v. LETRA DE CAMBIO.)

Pago de legados

La efectividad de éstos, con cargo a los bienes del causante de la herencia testada, incumbe al heredero, pero el testador puede imponerlo al legatario. La disposición ofrece esta variante: el heredero sólo los paga hasta donde alcancen los bienes de la herencia, y con los suyos, si no ha aceptado a beneficio de inventario (v.). En cambio, por estar bien deslindados los patrimonios del de cuius y del legatario, éste no responde sino con el valor del legado, que se ve disminuido en otro tanto con esa carga. El heredero tiene un límite en cuanto al pago de legados: su legítima, que ha de respetarse siempre cuando sea sucesor necesario. De absorber toda la herencia y superarla los legados (v.), aparte la intangibilidad de las legítimas, el pago seguirá estas preferencias: 1") los remuneratorios, por haber algo más que liberalidad; 2") los de cosa cierta y determinada del haber hereditario, por la concreta manda; 3") los declarados preferentes, por esa circunstancia y el respeto posible de la voluntad del testador; 4") los de alimentos; 5") los de educación; 6") los demás a prorrata.

Pago de lo indebido

Asimismo, pago de lo que no se debe; es el que efectúa quien creyéndose, por un error de hecho o de derecho, deudor de una cosa o cantidad, la entrega en pago, supuesto en el cual tendría derecho a repetirla del que la recibió. Existe error esencial que autoriza la repetición: 1º) si la obligación es condicional y el deudor paga antes del cumplimiento de ella, 2º) si es de dar cosa cierta y se entrega otra, 3º) si es de dar cosa incierta o alternativa y el deudor paga creyendo que debía una cosa cierta o que carecía de alternativa, 4º) si la obligación permite alternativa al deudor y éste paga creyendo que el acreedor puede elegir, 5º) si la obligación es de hacer o no hacer y el deudor paga prestando un hecho por otro o con abstención equivocada. 6º) si la obligación es divisible o mancomunaday el deudor la paga como solidaria. No cabe repetir: 1º) el pago anticipado en la obligación a plazos, 2º) el pago de deudas prescritas por subsistir entonces la obligación natural, 3º) el de obligaciones con título nulo o anulable por vicio de forma, 4º) el pago de deuda no reconocida en juicio por falta de pruebas, 5º) el pago de una deuda-que no dé derecho al acreedor a demandar en juicio, 6º) cuando a sabiendas se paga una deuda ajena. Cabe repetir cuando la obligación sea contraria a las buenas costumbres, pero sólo por la parte que no haya faltado a ellas.

Pago de salarios

El desembolso en dinero, especie o mixto que un empresario hace al trabajador dependiente de él, por razón de los servicios prestados, según la periodicidad establecida -el jornal diario, el semanal, el quincenal o el mensual- y de acuerdo con las demás estipulaciones y la regulación legal. Tal concepto incluye algunos de los requisitos, para garantía de los trabajadores, que se encuentran previstos en los contratos particulares, en los convenios colectivos de prestaciones laborales o en los estatutos y todo régimen normativo en vigor, y que cabe articular así: 1º) el pago ha de hacerse en moneda efectiva, en la parte que corresponda, o en cheque, cuando así se acepte espontáneamente por el subordinado o se encuentre establecido por alguna otra regla; 2º) el pago ha de efectuarse al vencimiento estipulado, con derecho para el trabajador, de producirse excesiva mora, para considerarse despedido y reclamar las indemnizaciones procedentes; 3º) no cabe abonar el salario de especies que la empresa produzca; 4º) no pueden efectuarse otros descuentos que los aprobados por convenciones u otros preceptos obligato-nos para el trabajador; 5º) no está permitido este pago en lugares propensos a dilapidar con facilidad una parte cuando menos de lo percibido, como en tabernas, bares y locales de pasatiempo frívolo o juego: 6º) el empresario no puede compensarpor sí lo que le trabajador le adeude.

Pago de servicios

En el trabajo dependiente, se está ante lo expresado sobre el pago de salarios (v.). | Cuando se trata de profesionales liberales, éstos cuentan por tradición con libertad para fijar por sí sus honorarios (v.), regulados discrecionalmente por el que los percibe, aunque el que haya de abonarlos tiene la garantía de averiguar su importe al iniciar la relación. | Cuando es el caso de ciertos funcionarios públicos, como notarios y registradores, el abono por su actuación suele ser objeto de arancel (v.) oficial.

Pago de vacaciones

Propiamente debe entenderse la locución como el mantenimiento de la retribución laboral durante el disfrute del descanso anual que le corresponda al trabajador, según su antigüedad u otras normas. | Cabe, no obstante, atribuir otra acepción a pago de vacaciones: el desembolso correspondiente a tantos días de sueldo o salarios como el trabajador debería haber gozado de licencia anual, por no haber descansado durante ese lapso, ya superado por circunstancias irreversibles, como haber cesado o cesar súbitamente en la empresa. En verdad, aquí se ha sugerido que sería mejor hablar de pago por vacaciones, por las no disfrutadas. La primera figura entonces se individualiza mejor hablando de vacaciones pagadas. Ha sido ésta una de las conquistas obreras más costosas, al punto de no haberse extendido su régimen sino poco antes o después de la segunda guerra mundial, según el sistema más o menos progresista en la materia y la organización sindical de cada pueblo. Tal pago debe hacerse por anticipado, para que esa suma contribuya a los gastos que durante el descanso deba afrontar el trabajador, en especial si lo pasa en lugar distinto del domicilio habitual, en la moderna tendencia que ha calado en las clases populares también. Por haberse concedido las vacaciones ante el imperativo de un regular descanso anual, surgen varias prohibiciones: una, la de renunciar a ellas; otra, la de trabajar durante ellas en otra actividad, que no sea meramente privada, en provecho personal o del hogar. La renuncia no se permite ni con la indemnización relativa que representa su pago, un doble sueldo por tal período. No obstante, cuando el trabajador es despedido o cesa por cualquier otro motivo en la empresa, debe recibir, por no haber entonces otra fórmula de resarcimiento que la económica, el importe por los días de vacaciones pendientes y no disfrutados.

Pago diferido

Realmente, el que se efectúa por convenio adicional entre acreedor y deudor, en fecha posterior a la inicialmente concertada, que configura una espera, fundada en razones de buena voluntad o por especular con las ventajas de arreglos extrajudiciales. | Es tambiénpago diferido, en cuanto a la totalidad, el que se pacta en cuotas, supuesto en que se está ante el pago a plazos (v.).

Pago ficticio

El simulado para darle aspecto de operación lucrativa a un negocio jurídico gratuito, como la donación disfrazada de compraventa, mediante la entrega que se hace al falso comprador, y real donatario, de una cantidad de dinero, previamente anticipada también por el vendedor supuesto y efectivo donante, o que éste le reintegra después a aquél, una vez presenciado "el pago" por testigos o el funcionario otorgante. | El que se reconoce efectuado, sin que en momento alguno haya sido cierto, para alguna finalidad, como recibos de honorarios no devengados, para descuentos en los impuestos.

Pago forzoso

El que se concreta contra voluntad del obligado. En una obligación de hacer (v.) resulta imposible. Pero tanto en ésta, a través del resarcimiento pertinente, como en las más específicas de cantidad de dinero, el pago forzoso puede concretarse mediante el embargo ejecutivo (v.) y la consecuente subasta, que permite retener, de dar resultado, el importe pertinente. En otro aspecto jurídico, se califica de pago forzoso la compensación (v.), porque, sin intervención de las partes, y hasta contra la oposición de una de ellas, puede la otra darse por cobrada y por pagada hasta la cuantía coincidente, de concurrir los requisitos.

Pago imposible

Aquel que no cabe efectuar por exceder de las posibilidades económicas del deudor, ante sus escasos recursos siempre o insolvencia de cualquier índole. | El que por ley o moral es contrario a la licitud, cabal razón por la cual no puede exigirse. | Con carácter legal, la liberación para los supuestos de pérdida sin culpa del obligado o por haberse vuelto irrealizable el servicio convenido, como quedar manco el pintor que había contratado un retrato del acreedor, así frustrado.

Pago imputado

Imputación del pago (v.).

Pago indebido

Pago de lo indebido (v.).

Pago liberatorio

El ajustado a los términos de la obligación y que por ello la extingue en toda su amplitud para el deudor.

Pago parcial

El que se cumple de acuerdo con una obligación aplazo (v.). | Por concesión del acreedor, prestación del deudor que no satisface plenamente la obligación, pero la reduce en parte, con subsistencia del resto, por cuanto la renuncia a él constituiría remisión parcial.

Pago por cesión de bienes

No es sino el que realiza un deudor, incapaz económicamente de pagar sus deudas, cuando entrega a sus acreedores cuanto tiene, para que se hagan pago con ello, hasta donde alcancen los bienes cedidos. (v. CESIóN DE BIENES.)

Pago por consignación

Llámase así el que se hace depositando judicialmente la suma adeudada, lo cual puede tener lugar cuando el acreedor no quiera recibir el pago que le ofrece el deudor; cuando el acreedor sea incapaz de recibir el pago al tiempo que el deudor quiera hacerlo; cuando el acreedor esté ausente; cuando sea dudoso el derecho del acreedor a recibir el pago y concurran otras personas a exigirlo del deudor, así como cuando el acreedor sea desconocido; cuando la deuda sea embargada o retenida en poder del deudor y éste quiera exonerarse del depósito; cuando se haya perdido el título de la deuda, y cuando el deudor del precio de inmuebles adquiridos por él quiera redimir las hipotecas que los graven.

Pago por cuenta ajena

Pago de deudas ajenas (v.).

Pago por entrega de bienes

Lo define el Código Civil ARGENTINO como el que queda hecho cuando el acreedor recibe voluntariamente, por pago de la deuda, alguna cosa que no sea dinero en substitución de lo que se le debía entregar o del hecho que se le debía prestar.

Pago por error

Pago de lo indebido (v.).

Pago por otro

Pago de deudas ajenas (v.).

Pago sin causa

Causa posee aquí el sentido sutil de requisito final de los negocios jurídicos. En principio, un pago sin causa habría que asimilarlo a una donación o sospechar que oculta un acto irregular. No obstante, ofrece validez jurídica en donde se admiten los negocios jurídicos abstractos, y puede afirmarse que en todos los países resulta posible, al menos por el giro de cheques, que no indican ni unilateralmente la causa de tal pago. Además, como la causa se supone, aun no mencionada en los contratos, el pago sin causa es válido hasta que el deudor pruebe la ausencia de ésta o su ilicitud.

"Pagus"

Voz lat. En el sistema administrativo romano, núcleo poblado reducido y por ello privado de régimen municipal; tales, los barrios nuevos de las grandes ciudades y ciertos caseríos rurales.

País

Determinado territorio de un Estado, con afinidades genuinas en lenguaje, historia, creencias, costumbres. | Sin más, sinónimo de nación y de Estado (v.). | Lugar originario de un individuo. | Para Capitant, cada uno de los Estados federales en Alemania y Austria.

País de Derecho consuetudinario

No, como los malos traductores jurídicos del francés ponen, "país de costumbre". En Francia, las regiones del norte, en donde ejerció influjo el Derecho germánico no escrito. | Territorio en que no existe Derecho escrito (v.), que hoy sólo puede hallarse en las escasas tribus de salvajes que perduran.

País de Derecho escrito

En Francia, por oposición a la voz precedente, el territorio donde regía el Derecho Romano, perfectamente codificado desde Justiniano. Se está ante el Mediodía, de la frontera con Italia a la española. | En sentido más amplio, el Estado que se gobierna por leyes escritas; prácticamente, todos.

País de origen

País en el cual una mercaderfa importada ha sido objeto de la última etapa de producción que le da su valor definitivo.

País de procedencia

País en cual ha sido embarcada una mercadería importada.

Paisano

Individuo que integra el estado civil. | Más en concreto, aunque por oposición, el que no pertenece al ejército ni al clero. | Persona del mismo lugar que otra, sea la igualdad local dentro de un país, o de idéntica nación en el extranjero.

Palabra

Sonido o conjunto de sonidos articulados que expresan una idea. | Representación gráfica de los sonidos. | Facultad de hablar. | Empeño que uno hace de su fe y probidad en testimonio de la certeza de lo que refiere o asegura. | Promesa, oferta. | Derecho, turno para hablar en las asambleas políticas o de corporaciones (Dic. Acad). La trascendencia de la palabra en el Derecho se pone de relieve en el Diccionario de Derecho Usual, al expresar que la locución humana de viva voz o la constancia gráfica de la escritura es capital. En primer término, porque todo Derecho escrito, que constituye casi todo el actual Derecho vigente, integra un conjunto más o menos sistemático y justo de palabras; además, por cuanto todas las obligaciones, contratos y testamentos, formulados verbalmente o por documento, son también cuerpos de palabras e… incluso nada más que palabras si no se cumplen. Y mucho más. En los pueblos orientados hacia la convivencia en la civilización, la libertad de palabra se erige en derecho fundamental, ajustado alas limitaciones del respeto ajeno y de la moral pública. En lo procesal, la palabra es clave en los enjuiciamientos orales.

Palabra de honor

Aseveración solemne que de lo dicho o escrito por uno se hace, ante requerimiento ajeno o para espontáneo refuerzo de lo manifestado, con ese compromiso solemne del honor, cuya infracción constituye público desdoro.

Palabra de matrimonio

Recíproca manifestación de aceptarse como marido y mujer en lo futuro. Revestida de ceremonia religiosa, configura los esponsales (v.). | En grado menor, ofrecimiento de contraer matrimonio, que da a las relaciones entre los futuros contrayentes caracteres de formal noviazgo. (v. PALABRA DE PRESENTE.)

Palabra de presente

Antes de la anulación de esta posibilidad de matrimonio súbito por el Concilio de Trento, la declaración solemne de tomarse por marido y mujer, que creaba el vínculo conyugal perfecto. Tras eso quedó aún la manera expeditiva del Matrimonio por sorpresa (v.).

Palabra pesada

La que envuelve injuria, insulto o calumnia.

Palabras de la ley

Según Escriche, debe entenderse por palabras de la ley los términos en que se encuentre concebida o redactada, pero vulgarmente se entiende por ello algunas expresiones que las leyes dan y señalan por gravemente injuriosas y que ofenden y piden reparación. Entre ese repertorio, la Novísima Recopilación citaba las de sodomita, traidor y hereje.

Palabras dudosas

Las que ofrecen más de un sentido, con la consiguiente vacilación para decidir. Tanto interés jurídico posee el concepto que el título XXXIII de la Partida VII dedicaba un artículo a las palabras dudosas. Hoy, la técnica legal ha variado: o se incluye un pequeño repertorio de tecnicismos con el significado que en un texto se le atribuye o queda esa interpretación librada a la sana crítica judicial.

Palabras sacramentales

Aquellas que se exigen sin variación posible para la perfección de un acto jurídico. Fueron muy frecuentes en el sistema, por ello denominado así, del formalismo romano. Todavía perduran, con atenuación, en las fórmulas para contraer matrimonio, en el juramento de los testigos y en la asunción de cargos, como el de jefe del Estado.

Palacio

Residencia oficial de un monarca. | Mansión suntuosa y amplia de un aristócrata o plutócrata. | Gran edificio público, en que desenvuelve sus funciones algún elevado cuerpo legislativo, ejecutivo o judicial.

Palacio de justicia

Edificio espacioso en que funcionan los tribunales de mayor jerarquía de un nación o de sus principales ciudades. | Por antonomasia, el local asignado a un Tribunal o Corte supremos.

Palatinado

Título de los príncipes palatinos, especie de virreyes, del imperio germánico. | Territorio jurisdiccional de ellos.

Palinodia

Retractación pública de lo que se había dicho. La frase "cantar la palinodia" significa retractarse públicamente y, por extensión, reconocer el yerro propio, aunque sea en privado. Tiene especial importancia con referencia a los delitos de injuria y calumnia.

Pan

El nombre del más conocido de los alimentos humanos se emplea como sinónimo de sustento; en especial, en la expresión "ganarse el pan", que equivale a la remuneración de un trabajo honrado.

Pan de capítulo

En la época feudal, tributo de un pan y una jarra de vino que las iglesias debían al señor en cuya jurisdicción se encontraran.

Pan de la boda

Regalos y agasajos en honor y beneficio de los recién casados.

Panafricanismo

Se da tal nombre al movimiento de integración política, económica, social y cultural de los países libres del continente africano. La denominación alcanza dos puntos extremos, que van desde la tesis que postula la creación de los Estados Unidos de Africa, hasta la que defiende la idea de una unidad continental más, integrada por confederaciones regionales. En lo intermedio se registran distintas variantes, que difieren en cuanto al grado de cohesión por imponerse. El movimiento panafricano ha comenzado a estructurarse con mayor coherencia a partir de la quiebra del colonialismo europeo en Africa. El órgano que lo representa a nivel institucional es la llamada Organización de la Unidad Africana, creada en 1963 y cuyos objetivos esenciales, enunciados en la Carta correspondiente, son: 1º) reforzar la unidad y la solidaridad de los Estados africanos y Madagascar; 2º) defender la soberanía. la integridad territorial y la independencia de’ los pueblos africanos; 3º) intensificar todos los esfuerzos tendientes a mejorar las condiciones de vida y desarrollo de las naciones del continente africano. Con menores posibilidades económicas y técnicas, y con experiencia política mucho más reducida, el modelo indudable de este movimiento, poco coherente aún, se halla en el panamericanismo (v.).

Panamericanismo

La tendencia no solo política, social y económica, sino también cultural y afectiva, que trata de afianzar la interacción e integración de todos los Estados americanos, con el propósito, real y manifiesto, de erigir estructuras continentales de carácter más o menos permanente, a fin de que, dentro de ellas, los distintos países que forman el continente puedan sentirse partes integrantes de un todo. La creación de la O.E.A. (v.) y la redacción, en 1948, en Bogotá, de su Carta, representó la culminación del panamericanismo en el orden institucional. La O.E.A. incluye, como órganos permanentes: 1") el Consejo, órgano ejecutivo de la Organización, integrado por un representante de cada uno de los Estados americanos; 2") la Secretaría; 3") los organismos especializados; 4") las conferencias especializada; 5") las conferencias interamericanas; 6") las reuniones de consulta de los cancilleres americanos. En el aspecto privado, el panamericanismo se estructura, principalmente, en el campo de la literatura, de las tradiciones comunes y de distintas manifestaciones de arte. (v. DOCTRINA DE MONROE.)

Pandectas

Se dio el nombre latino de Pandectas al conjunto de obras legales, especialmente de las destinadas al Derecho Civil, que recopilaron varios juristas romanos por mandato del emperador Justiniano y que, junto con las Novelas y el Código, integraron los cincuenta libros del Digesto (v.). De ahí, la designación con el título de Pandectas de distintas obras expositivas del Derecho Romano, singularmente sobre la evolución última representada por las recopilaciones justinianeas.

"Pane lucrando"

Locución latina. Ganándose el pan. Se aplica tanto ala razón del desempeño forzoso de algunos puestos como al expediente de autores famosos que producen obras mediocres sin otro objeto que explotar su nombre a cambio de ingresos pecuniarios.

Paneslavismo

Movimiento que propició la unificación de las distintas comunidades eslavas, alas que se trató de agrupar en nombre de la unidad de idioma y de raza. Comenzó como un movimiento de solidaridad, con miras a la independencia, originando en los grupos eslavos que vivían sometidos dentro del imperio austro-húngaro, por una parte, y del imperio otomano, por la otra. En una primera época contó con el apoyo de los soberanos rusos, que no solo querían ejercer cierta hegemonía sobre esos grupos, vinculados por una idéntica raza, sino también defender la libertad de ejercicio de la fe cristiana ortodoxa. Después de concluida la segunda guerra mundial, el gobierno soviético insufló nuevas energías al paneslavismo y organizó un Comité Central Paneslavo, con sede en Belgrado.

Paneuropa

Aspiración de algunos estadistas y de sectores sin fanatismo nacionalista en pro de la constitución de un solo Estado por todas las naciones del continente europeo. El empeño parecería condenado al fracaso ante tantas diferencias y antagonismos, que llevaron a un belicismo casi crónico en tales territorios. La idea moderna, lanzada en Viena en 1926 por Condeshove-Kalerg, recibió el apoyo posterior de dos célebres políticos, el francés Briand y el germánico Stresemann. Tras la guerra de 1939 a 1945, en que pareció sucumbir toda esa aspiración entre el odio y la sangre, el Mercado Común Europeo (v.), con Francia, Alemania, Holanda, Bélgica, Italia y Luxemburgo en vanguardia, y la posterior adhesión de Inglaterra, Dinamarca, Grecia, España, Portugal e Irlanda, ha concretado un principio de realidad unificadora, iniciado con lo económico.

Pangermanismo

Doctrina que proclama y procura la unión y predominio de los pueblos de origen germánico. Este concepto político trajo las dolorosas consecuencias para la humanidad, que son bien conocidas, con las catástrofes bélicas de 1914 a 1918 y de 1939 a 1945. (v. GEOPOLíTICA, NAZISMO.)

Panhelenion

Asamblea general del pueblo griego antiguo. | Lugar en que tales deliberaciones se efectuaban.

Panhelenismo

Como su nombre indica, el panhelenismo es un movimiento que tiende a lograr la unidad de los pueblos de origen helénico. Grecia, cabeza y eje de este movimiento, reivindica la hegemonía sobre un conjunto de territorios, con los que estuvo vinculada, histórica y étnicamente, en épocas muy remotas. Una de las reclamaciones más frecuentes es la que formula, en relación con el dominio de Chipre.

Panislamismo

Movimiento a la par político y religioso que pretende unificar los pueblos de raza, lengua y fe árabes o musulmanes, superada ya, con la liquidación de los imperios coloniales europeos en Africa y Asia, la etapa previa de la emancipación, frente alas metrópolis, de los territorios sometidos en que los mahometanos fueron mayoría e incluso aquellos en que fueron minoría. Tras ensayos frustrados, anteriores a la primera guerra mundial, en 1926, en la Meca, se celebró un Congreso panislámico que no llegó a resultados concretos tampoco, por las rencillas consubstanciales con esta raza. En 1937, por el Pacto de Saabdad, Turquía, Irán y Afganistán afirmaron cierta unidad de aspiraciones. La Liga árabe, que ha agrupado a distintos países del rincón afroastático, no ha dejado de influir en las liberaciones de Arabia, Egipto, Si-ria, Palestina, El Libano, Libia e Irak. La República Arabe Unida. con la conducción personalista de Nasser, significó otra etapa de afirmación panislámica, resentida después notablemente por las derrotas bélicas de 1948, 1956 y 1967 ante el nuevo Estado de Israel.

Pantano

Proponiendo como posible etimología la voz Pantanus, lago de la Apulia, la Academia da el significado de hondonada donde se recogen y naturalmente se detienen las aguas con fondo más o menos cenagoso, y también gran depósito de agua, que se forma generalmente cerrando la boca de un valle y sirve para alimentar las acequias de riego. Desde el punto de vista hidrológico. dice Vivanco, se denomina pantano todo-volumen de agua embalsada en una cuenca, destinado a regularizar el curso de un río, a fin de aprovechar el agua sobrante en determinadas épocas del año, asegurando en circunstancias de sequía las posibilidades de riego, de aprovechamiento industrial y de navegación en canales. De lo dicho se infiere que los pantanos pueden ser de formación natural o artificial y revisten en ambos casos, pero especialmente en el segundo, importancia jurídica y económica extraordinaria, por cuanto afectan la potencialidad energética del país y el desarrollo de los cultivos agrícolas. Los pantanos construidos por la mano del hombre reciben asimismo los nombres de diques y embalses. (v. AGUAS MUERTAS, DORMIDAS O ESTANCADAS.)

Panteísmo

Sistema filosófico que identifica a Dios con la totalidad del universo.

Panteón

Monumento funerario donde yacen los restos de personas de una familia o con nexos de otra índole: profesional o nacional, por ejemplo. | En Roma, de acuerdo con la etimología griega, el templo dedicado a todos los dioses paganos. La propiedad de los panteones ofrece particularidades que los caracterizan como vinculaciones ya que no puede alterarse su destino, si se encuentran en necrópolis públicas, ni su transmisión encuadrada en el régimen patrimonial común. Ha de estarse a las normas o prácticas de cada lugar.

Papa

Romano Pontífice (v.),

Papable

Cardenal u otro prelado de la Iglesia que es designado como probable sucesor de un papa, en vida éste y, más aun, en los cónclaves por la sede vacante, por su prestigio y relaciones con el colegio cardenalicio.

Papado

Dignidad eclesiástica del papa (v.), la máxima, por Vicario de Cristo. | El pontificado. | Duración del Romano Pontífice en su potestad.

Papel

El conocido material en que está escrito lo que aquí se lee, significa además todo escrito o documento. | La representación o carácter de una persona en un acto o negocio jurídico. | Billete de banco, por oposición al dinero amonedado. | En el comercio y en lo bancario, todo pagaré, letra, vale o libranza. | Los valores que se negocian en mercados y bolsas de comercio.

Papel al portador

Título al portador (v.), el transmisible por la simple entrega del documento.

Papel común

En lo procesal, el no timbrado, por oposición al sellado, que paga el impuesto correspondiente; o sea, el corriente y, en principio, gratuito.

Papel de comercio

Efectos de comercio (v.); en especial, los documentos de crédito mercantiles. | También, los libros de los comerciantes, sus facturas y recibos.

Papel de crédito

Documento mercantil que incluye promesa de pago, como cheques y pagarés.

Papel de oficio

El pliego de tamaño grande, con márgenes y líneas establecidas, que ha de usarse en los trámites judiciales y administrativos que así lo requieran.

Papel de pagos

"La hoja timbrada que expende la Hacienda, para hacer pagos al Estado. El valor, el número y la clase se repiten en la parte superior, que se une al expediente respectivo, y en la inferior, que se devuelve al interesado como comprobante" (Dic. Acad.). Es usual en España.

Papel del Estado

Por ser emisor y deudor de ella el Estado, designación dada también ala deuda pública (v.).

Papel mojado

Expresión o locución popular que posee sentido jurídico, por cuanto se aplica a escritos que nada prueban -caso frecuente en los juicios- y al documento o texto que queda sin efecto, como las Constituciones ante pronunciamientos y cuartelazos.

Papel moneda

El billete de banco (v.) cuando tiene curso forzoso, situación mundial luego de la ocultación de los metales preciosos como moneda tras las dos conflagraciones de 1914 y 1939.

Papel sellado o timbrado

El marcado con emblemas o símbolos nacionales, provinciales o municipales que se utiliza en el otorgamiento de documentos públicos y en el trámite de causas judiciales y de expedientes administrativos. Sus orígenes, en España, se sitúan en 1636, en el reinado de Felipe Iv.

Papeles de comercio

Cualesquiera de los documentos de crédito mercantiles o de los utilizados en este tráfico. (v. CHEQUE, FACTURA, FACTURA CONFORMADA, LETRA DE CAMBIO, LIBROS DE COMERCIO, PAGARé, TíTULO DE CRéDITO)

Papeles del buque

La documentación náutica, dominical, de la tripulación, pasaje y carga.

Papeles privados

Toda clase de escritos, anotaciones y demás documentos manuscritos por una persona y que conserva con mayor o menor reserva. En lo civil sólo prueban contra el que los haya escrito, si consta con claridad, mas el que quiera alegarlos ha de estar a lo que lo perjudique. En lo sucesorio, por la libertad de formas del testamento ológrafo (v.), hay que examinar cuidadosamente los papeles que deja una persona, por si reúnen esos caracteres.

Papeleta

Trozo de papel ya escrito o en que cabe trazar un cuerpo de escritura. | Cédula de citación (v.) o convocatoria para ciertos actos. | Nombre de algún documento especial pignoraticio. (v. PAPELETA DE EMPEñO.) En lo judicial, en el enjuiciamiento español, la demanda en el juicio verbal. Contendrá esta papeleta, extendida en papel común (v.): 1º) los nombres, domicilios, profesión u oficio del demandante y demandado o demandados; 2º) la pretensión que se deduce; 3º) la fecha en que se presenta al juzgado; 4º) la firma del que la presenta, o de un testigo a su ruego, de no poder o no saber firmar; 5º) se acompañarán tantas copias firmadas como demandados.

Papeleta de empeño

Recibo o comprobante que, como título de propiedad o posesión, se entrega al que pignora una cosa mueble en un establecimiento autorizado, de carácter público por lo general, y que permite rescatarla o percibir el importe obtenido en caso de ser vendida al vencimiento del lapso del empeño sin haberla rescatado.

"Papia Poppaea"

"Lex Papia Poppaea" (v.).

Papirias

Denominación de varias leyes romanas: 1ª) la del 326 a.C., que abolió la esclavitud para los responsables de daños noxales; 2ª) la del 130, que substituyó el voto oral por el de tablillas en los comicios centuriales; 3ª) la que restringió la conversión de cosas en sagradas por la sola voluntad de los particulares; 4ª) la que estableció la conversión en dinero de las multas en especie, a razón de 10 ases por un camero y de 100 por un buey; 5ª) la del 288 a.C., que designó tres magistrados para juzgar los delitos cometidos durante la noche, por lo cual se los llamó tresviri nocturni.

Papismo

Calificación desdeñosa que los protestantes, y más aun los anglicanos, aplican a los católicos, por su acatamiento al papa, actitud considerada por ellos servilismo.

Par

A un lado su significado numérico, que en lo personal posee la acepción trascendente de la pareja humana, entre otras muchas, y la zoológica, también de significado en la tracción y en la agricultura, par fue calidad nobiliaria, con efectos sociales y políticos, en Francia y otros Estados.

Para mejor proveer

Fórmula judicial que, con la finalidad de una resolución más fundada, particularmente en los hechos, estampa un juez o tribunal, para la práctica de una o varias, por eso, diligencias para mejorproveer (v.).

Parada

v. SERVIDUMBRE DE PARADA

Paradero

Población, punto o sitio donde se descansa o se hace albergue poco duradero. | Lugar en que se halla una persona. El ignorado paradero de una persona, de prolongarse, origina la presunción de ausencia (v.) y pone en marcha todo un proceso jurídico que puede llevar a la declaración de muerte y a la práctica sucesoria. En lo penal, en el enjuiciamiento, el ignorado paradero arguye indicio de culpabilidad para los sospechosos de nexo con el hecho o con la víctima.

Parado

Trabajador en paro forzoso (v.).

Paradoxia sexual

Cultismo. Homosexualidad (v.).

Parafernales

v. BIEN PARAFERNAL.

Paráfrasis de Teófilo

Por atrtbuírsele a este notable jurisconsulto, uno de los compiladores del Corpus Iuris Civilis (v.), nombre dado a unos comentarios sobre las Instituta de Justiniano.

Parálisis general progresiva

Se conoce también con el nombre de demencia paralítica. Tiene origen sifilítico y produce ciertas lesiones cerebrales, si bien algunos tratadistas consideran que para la adquisición de la enfermedad se requiere una predisposición especial. Se exterioriza en una pérdida ininterrumpida y progresiva de las funciones intelectuales, de manera especial en lo relativo a la capacidad crítica y al desconocimiento de la situación; es conveniente señalar que tales trastornos intelectivos traen aparejada la pérdida de los conceptos éticos y estéticos, los que se traducen en trastornos de conducta. En la explicación de esta voz se ha seguido lo expuesto por J. C. Smith desde un punto de vista jurídico, quien recuerda que en el aspecto clínico, de acuerdo con lo que afirman Figueroa y Zimman, la parálisis generalprogresiva es en esencia una demencia primitiva y progresiva, que conduce a la muerte si no es detenida en un plazo variable de dos a cinco años. Fácilmente se comprende su trascendencia en el Derecho Civil y en el Penal, ya que afecta la incapacidad de quienes la sufren.

Paralogismo

Razonamiento imperfecto o argumento débil, en especial cuando se debe a ignorancia, contra la deliberada falsedad del sofisma (v.).

Paramnesia

Neologismo. Debilidad de la memoria o errores involuntarios de ella. De ahí que tal inexactitud, hasta donde quepa probarla o no rebatirla, sea excusa ante el reproche de falso testimonio (v.), que para su punibilidad exige la mala fe.

Paranoia

Perturbación mental fijada en una idea o en un orden de ideas (Dic. Acad.). Sobre la imputabilidad, y a causa de esa especialidad o localización demencial, ha de establecerse si puede afectar los hechos o les es ajena, en que no hay obstáculos para juzgar como en los casos normales. Esta monomanía intelectual, como también se la denomina, se manifiesta, entre otras modalidades, pero ésta de mayor interés criminalístico, en la manía persecutoria, que puede conducir a súbitas agresiones "defensivas".

Paranoico

Monomaníaco o que sufre paranoia (v.). | Relativo a tal padecimiento psíquico.

"Pararii"

Voz lat. Intermediarios, corredores. Banqueros y negociantes romano que anotaban los contratos literales (v.) realizados con sus clientes en sus libros de contabilidad, que daban fe de las operaciones concluidas.

Parasitismo

Situación en que se encuentran las personas que viven a expensas de otras. Puede revestir diversas formas, siendo la más característica la que ofrecen quienes perciben una retribución por el supuesto desempeño de un cargo oficial incumplido o innecesario. El concepto ofrece importancia jurídica no solo porque el parásito es nocivo para la familia, para la economía y para la sociedad, sino también porque fácilmente cae en el terreno de la delincuencia. (v. OCIOSIDAD.)

Paratitla

Helenismo. Resumen jurisprudencial o síntesis de un cuerpo legal o tratado jurídico. El vocablo, en esta acepción, se le asigna a Justiniano, que quiso lograr así una mayor divulgación del Código y del Digesto (v.).

Parcela

Porción pequeña de terreno, de ordinario sobrante de obra mayor que se ha comprado, expropiado o adjudicado. | En el catastro, cada una de las tierras de distinto dueño que constituyen un pago o término (Dic. Acad.). En lo agrícola, para evitar el minifundio; en lo urbano, por la edificabilidad o no; en las operaciones inmobiliarias, para precios accesibles, parcelas y parcelamientos -la operación divisoria de la propiedad que las crea- ofrecen indudable interés jurídico y social.

Parcelario

Referente a las parcelas (v.) o lotes de terreno, por su género. propiedad o explotación. | Más en particular, calificativo del catastro (v.), que se hace sobre parcelas, como fincas continuas por sus linderos.

Parcial

En mayor o menor medida, voz tan general presenta matices jurídicos. por corresponder a parte de un todo, como el pago a plazos o incompleto. | Faltante. | Adicto. correligionario. | Partícipe en un bien o acción. | En el comercio, cantidad que es parte de un total. | Apasionado, que prejuzga o se deja arrastrar en las decisiones por su idea y no por lo justo o pertinente. En los jueces configuraprevaricación (v.).

Parcialidad

Núcleo o sector, sea minoritario o mayoritario, ca.-racterizado por coincidencias internas y repulsas exteriores. Tales, los partidos políticos, los diversos credos religiosos, las diferentes doctrinas sociales, los contrapuestos grupos de adictos deportivos. | Inclinación a resolver de acuerdo con las conveniencias y simpatías personales.

Pared

Obra de fábrica, levantada a plomo, con grueso, longitud y altura proporcionados para cerrar un espacio o sostener las techumbres (Dic. Acad.). | Además de esa acepción mayor, en que equivale a muro o tupia, posee la de menor consistencia y separadora de habitaciones o aposentos que es el tabique. En el Derecho, aparte la solidez, para evitar la responsabilidad por los derrumbamientos, repercuten en materia de servidumbres o condominios las paredes; en especial, en la medianería (v.).

Pareja

Grupo mínimo que componen dos personas o cosas con afinidades o complemento recíproco. | Por antonomasia, la que forman el hombre y la mujer como amantes, novios o cónyuges. | Macho y hembra animales, a efectos de la reproducción y como reproductores efectivos. | Conjunto de dos animales de la misma especie, para distintas faenas agrícolas o de otra índole. | En algunos institutos armados, de vigilancia sobre todo, y para mutuo refuerzo y seguridad, dos individuos que prestan servicios simutáneamente y muy próximos. En tal pareja ejerce la jefatura el de más jerarquía o más antiguo.

Pareja criminal

Algunos autores la definen como el delito de dos: es decir. de dos individualidades que se conciertan para la realización de una infracción penal, como en el caso del doble suicidio por amor o en el homicidio cometido por la pareja en la persona del cónyuge de uno de ellos. Generalmente se produce por la sugestión que el más fuerte anímicamente ejerce sobre el más débil. El primero suele actuar como inductor (íncubo), y el segundo, como autor material (súcubo), aun cuando ésta no sea una regla absoluta. Es un tema muy estudiado en criminología.

"Parens"

Voz latina. Padre. Madre. | En plural, parentes (parientes).

"Parens binubus"

Locución latina. Padre casado en segundas nupcias. Ello influía en su capacidad jurídica, por ciertas restricciones para proteger los derechos de la prole habida del primer matrimonio, que es raíz de la reserva viudal (v.) de bienes.

"Parens manumissor"

En Roma, el padre emancipador de sus hijos, con lo que terminaba, como hoy donde rige ese anticipo de la mayoridad, la patria potestad, pero con subsistencia de cierta dirección patrimonial y hasta personal, aparte derechos suceso-rios.

Parentesco

El Código Civil ARGENTINO lo define como "el vínculo subsistente entre todos los individuos de los dos sexos que descienden de un mismo tronco". Esta definición ha sido justamente criticada por la doctrina, ya que presenta un carácter de parcialidad, por cuanto omite la relación parental entre afines. Tampoco ese concepto resultará aplicable en aquellos países que tradicionalmente reconocían por la ley la institución del parentesco por adopción, sin que tampoco resulte ya válido para la legislación ARGENTINA, desde el momento en que el rechazo de la adopción por el codificador ha sido modificado por las leyes que la instituyen. Para perspectiva general clasificatoria, y sin perjuicio de algunas ampliaciones posteriores, además de mantener con ello la sistemática general de esta obra en las especies de las voces principales, se expresa que, según sea su origen, puede calificarse el parentesco de natural o de civil, y dentro de aquél puede presentar diversos caracteres. Puede ser legítimo cuando entre las personas existe un vínculo legalmente establecido procedente de padres unidos en matrimonio; ilegítimo, cuando el vínculo de legitimidad matrimonial no existe, lo que da origen a las diversas clases de hijos extramatrimoniales (v.); directo, el que existe entre ascendientes y descendientes, y colateral, el que se da entre personas que, sin descender unas de otras, tienen un tronco común. Entre los parientes directos en línea descendente, se encuentran los hijos, los nietos, los bisnietos, los tataranietos y así sucesiva e ilimitadamente, y entre los de línea ascendente, los abuelos, los bisabuelos, los tatarabuelos, etc. En el parentesco colateral se incluyen los hermanos, los tíos, los sobrinos, los primos, etc. Dentro de cada uno de esos vínculos de parentesco existen diversos grados, según la mayor o menor proximidad del vínculo. En la línea directa se cuentan por las generaciones existentes entre las dos personas de cuya determinación se trate. Así, el hijo será pariente en primer grado con respecto al padre, en segundo con respecto al abuelo, en tercero con respecto al bisabuelo, en cuarto con respecto al tatarabuelo, y así sucesivamente. El cómputo se hace igual en sentido inverso para la línea descendente. En la línea colateral, el grado se determina contando todos los que existen hasta llegar al tronco común por ambas ramas de ascendencia y descendencia. De ahí que los hermanos sean parientes en segundo grado; el tío y el sobrino, en tercer grado; los primos hermanos, en cuarto grado. Parentesco por afinidad, llamado también de alianza, es el que une a cada uno de los esposos con los parientes consanguíneos del otro. Se deriva, por lo tanto, de la ley, y no de la sangre. Los vínculos del parentesco ofrecen repercusiones diversas en el orden jurídico, sobre todo en materia de matrimonio, alimentos, sucesiones, patria potestad, tutela, curatela y contratos, no solo por los recíprocos derechos y obligaciones que de tales instituciones se derivan, sino igualmente porque los parentescos de determinados grados (incluso, a veces, los de afinidad) pueden representar una limitación para la validez de algunos actos jurídicos, por lo cual resulta importante el cómputo de esos grados. Sirvan de ejemplo a lo dicho la prohibición del matrimonio entre determinados parientes, que origina su nulidad; la eliminación en la sucesión ab intestato de los que vayan más allá, según las legislaciones, del cuarto o del sexto grado; la privación entre determinados parientes de celebrar algunos contratos. (v. AFINIDAD, AGNACIóN. ALIMENTOS, COGNACIóN. CONSANGUINIDAD, IMPEDIMENTO, MATRIMONIO, PATRIA POTESTAD, TUTELA ) Con respecto al Derecho Penal, también el parentesco repercute en lo que se refiere a determinados delitos, ya que algunos de ellos se configuran precisamente por él, como el adulterio, el aborto, el infanticidio y otros, en que constituye circunstancia modificativa de la responsabilidad, ya sea para agravarla, como en los casos de homicidio, lesiones, violación, abuso deshonesto, ya sea para atenuarla, como sucede en los precitados casos del aborto y del infanticidio, e incluso para eximir de responsabilidad, como sucede en el encubrimiento. Finalmente, influye también el parentesco en el Derecho Procesal, Civil o Penal, puesto que, en ciertos casos y dentro de algunos grados de aquél, pueden servir de excusa para la prestación de testimonio o de impedimento para prestarlo.

Parentesco carnal

Parentesco por consanguinidad (v.), por determinarlo un trato carnal con generación consiguiente.

Parentesco civil

El que resulta de disposiciones de la ley civil; tales, la arrogación entre los romanos y la moderna adopción (v.).

Parentesco colateral

Llamado igualmente transversal u oblicuo, une a las personas que poseen un tronco común, pero no descienden unas de otras. Puede ser de grado igual en la distancia, como entre hermanos, primos hermanos, primos segundos y demás, o desigual, como entre tíos y sobrinos, en muy diversas combinaciones, según sea la cercanía de unos y la lejanía de otros con respecto al ascendiente común. Se opone al parentesco directo (v.).

Parentesco consanguíneo

Parentesco por consanguinidad o carnal (v.).

Parentesco de doble vínculo

El que forma la común procedencia de igual padre y madre, como entre los hermanos germanos (v.), a diferencia de los medios hermanos, con sólo un progenitor común. Su importancia mayor se produce en las sucesiones intestadas, en que los de doble vínculo poseen derechos duplicados sobre el parentesco de simple vínculo (v.).

Parentesco de simple vínculo

Aquel que sólo se debe a una de las ramas, sea la paterna o la materna. El más típico se registra entre los medios hermanos (v.), que cuentan únicamente con la misma madre o con el mismo padre. Ello puede influir en lo sucesorio, según se aclara en el parentesco de doble vínculo (v.).

Parentesco directo

El que une a ascendientes y descendientes de manera recíproca. Es el más inmediato y sólido y de mayores consecuencias jurídicas por ello. Sube del padre hacia los abuelos y desciende por el hijo a los nietos y ulteriores generaciones. Difiere del parentesco colateral (v.).

Parentesco doble

El carácter familiar que une por más de un vínculo a dos o más personas. Así, cuando dos primos hermanos se casan y tienen descendencia, además de considerar padres a sus progenitores, los pueden tratar de tíos en la apreciación colateral. En algunos supuestos, como matrimonios de un padre y un hijo con una madre y una hija, respectivamente, cruzados el primero con la última y los dos intermedios, se producen situaciones por demás curiosas al registrarse descendencia de los nuevos matrimonios. Ejemplo sensible, y alguna vez real, por el incesto en que hay relaciones carnales y procreación entre padre e hija, el fruto de esa pasión contra natura es hijo y nieto a la vez del desnaturalizado ascendiente.

Parentesco espiritual

El que surge, entre el bautizado y su padrino y madrina, por razón del bautismo, que determina un impedimento canónico dispensable.

Parentesco ilegítimo

El creado por una relación extramatrimonial, sea natural, adulterina, incestuosa o sacrílega, en sus varias especies. (v. PARENTESCO LEGíTIMO)

Parentesco legal

En el orden civil, el proveniente de la adopción (v.), por tener su origen en la ley, y no en la naturaleza. | En lo canónico, por algo similar, el parentesco espiritual (v.).

Parentesco legítimo

El procedente de matrimonio legítimo y de procreación entre los cónyuges. | Por aberración legal, el adulterino que se carga al mando de la madre, cuando no se permite probar su ilegiti-midad.(v. PARENTESCO ILEGíTIMO)

Parentesco natural

Aquel que proviene de vínculos sanguíneos, sean legítimos o ilegítimos. Sus especies opuestas son el parentesco por afinidad y el parentesco legal (v.).

Parentesco político

Parentesco por afinidad (v.).

Parentesco por afinidad

El existente entre el marido y los parientes consanguíneos de su mujer, y entre ésta y los de igual clase de su esposo. Tal es el de suegro y nuera, el de suegra y yerno, el de cuñados. Por no crear afinidad la afinidad, no hay parentesco real alguno, ni natural ni legal, en principio, entre consuegros y entre hermanastros. Puede haberlo, por alguna superposición de nexos familiares, como cuando se casan primos hermanos, situación en que ambos padres de los consortes, ambas madres o una pareja mixta en lo sexual, además del vínculo de consuegro, poseen el carnal de hermanos. (v. PARENTESCO POR CONSANGUINIDAD.)

Parentesco por consanguinidad

Aquel que se crea y perdura entre personas que descienden de un tronco común. En la línea recta, padres e hijos, abuelos y nietos, bisabuelos y bisnietos, tatarabuelos y tataranietos, retatarabuelos y choznos. En lo colateral, aparecen los hermanos, primos, sobrinos y tíos.

Parentesco simple

Parentesco de simple vínculo (v.).

Paria

En la organización tradicional de la India, que tiende a desaparecer, pero subsistente aún, la más ínfima de las clases, calificada de infame y carente de elementales derechos.

Paridad

Comparación entre cosas o casos. | Igualdad o semejanza entre personas, objetos, hechos o situaciones. | En el comercio y en la banca, coincidencia del valor nominal con el efectivo en los títulos o valores. | En el canje de monedas extranjeras, igualdad del valor intrínseco con el de cambio. | Cotización del día, o de la fecha a que se haga referencia, entre la moneda nacional y las extranjeras, especialmente las más estables en el mercado de cambio.

Parienta

Mujer de la familia propia o de aquella a que se haga referencia. El masculino es pariente (v.). | Denominación afectuosa que algunos maridos dan a su esposa y con la que los extraños la designan por el nexo parental sui géneris con el cónyuge.

Pariente

Persona unida a otra por vínculos de familia, sea el parentesco (v.) por consanguinidad o afinidad, tanto en la línea ascendente y descendente como en la colateral. Por lo indicado sobreparienta (v.), pariente es el marido respecto de la mujer. | Allegado, aun sin nexo familiar.

Parir

Ser madre la mujer. | Tener su cría la hembra de cualquier especie vivípara.

París

Aunque en la capital francesa se han concertado múltiples acuerdos internacionales, por Convención de París se conoce la que se firmó en dicha capital el 13 de octubre de 1919, para reglamentar la navegación aérea, y que estuvo en vigor hasta el Convenio de Chicago de 1944.

Paritario

De constitución o formación igual o semejante, al menos en número, como los comités paritarios, para resolver conflictos laborales, o las comisiones paritarias, para discutir convenciones colectivas laborales.

Parlamentar

Genéricamente, hablar entre sí dos o más personas, por lo general con alguna finalidad y no por puro pasatiempo. | Tratar, gestionar. | Capitular una plaza o un ejército. | Tratar con el enemigo, para tregua, canje de prisioneros, sepultura de cadáveres entre las líneas de fuego.

Parlamentario

Miembro integrante del Parlamento (v.), sea en calidad de diputado o de senador, según sea la cámara legislativa a que pertenezca, y que como tal se encuentra investido de la inviolabilidad e inmunidad (v.) correspondientes a la representación que ostenta. En otro sentido, la expresión examinada hace referencia al régimen político opuesto al presidencialista, en que el Poder Ejecutivo (o gobierno, según la terminología europea) no puede subsistir sin contar con la confianza del Parlamento. (v. PODER POLíTICO) Parlamentario es, además, todo el que habla en nombre de otro. | En la guerra, emisario del enemigo, que pasa públicamente, y respetado por él, a las filas opuestas, para tratar de alguna cuestión, proponer tregua o paz o por algún otro asunto de mutuo interés.

Parlamentarismo

v.PARLAMENTARIO Y PARLAMENTO

Parlamento

Con ese nombre se designa el organismo que representa al Poder Legislativo de un Estado, tanto si está integrado en una sola cámara (la de Diputados o Representantes) como si lo está por dos (la precitada y la de Senadores). Dentro de la organización del Estado, el Parlamento constituye la expresión más característica de la soberanía popular, y por eso, sin merma de su equilibrio respecto a los otros poderes estatales, ejerce una función fiscalizadora de ellos, además de la legislativa que le es propia. Los alcances de esa fiscalización son diferentes en las Constituciones de los diversos países democráticos, pero es corriente, en las repúblicas y en la monarquías de régimen parlamentario, que los titulares del Poder Ejecutivo tengan que contar para su actuación con la confianza del Parlamento. Y aun en las repúblicas de sistema presidencialista, en que el presidente no necesita de la confianza parlamentaria, puede ser destituido del cargo mediante el juicio político que le siga el Poder Legislativo. Incluso para la designación de ciertos funcionarios públicos, especialmente los que integran el Poder Judicial, se requiere la aprobación del Senado. Parlamento es lo mismo que congreso (v.) o que asamblea legislativa.

Parlamento corto

En Inglaterra, el convocado por Carlos I en abril de 1640 y disuelto al mes siguiente, por no haber obtenido el rey los subsidios que reclamaba para someter a los rebelados escoceses. (v. PARLAMENTO LARGO.)

Parlamento de París

Durante la dinastía francesa de los Capetos, el tribunal principal de justicia. Se lo considera origen del actual Consejo de Estado, el supremo organismo asesor en lo administrativo.

Parlamento largo

El convocado por el monarca inglés Carlos I en noviembre de 1640, luego del fracaso del Parlamento corto (v.), y que deliberó hasta 1653, en que lo disolvió el Protector Cromwell, pese a haberse autodeclarado indisoluble. Logró la histórica sanción de la Petición de derechos y adoptó la no menos trascendente decisión de la condena a muerte y decapitación del rey en enero de 1649.

Paro

Palabra que, relacionada con el Derecho Laboral. significa suspensión o término de la jornada industrial o agrícola y, en otro sentido, interrupción de un ejercicio o de una explotación industrial o agrícola por parte de los empresarios o patronos en contraposición a la huelga (v.) de operarios. En este segundo sentido, equivaldría a lo que, con una locución inglesa de uso universalizado, se conoce con el nombre de lockout (v.). Desde el punto de vista de los trabajadores, paro, según la definición de Nápoli, es el medio más parecido a la huelga, pero se distingue de ella por la brevedad de su duración y por la forma de manifestarse, pues "mientras la huelga puede traducirse en la inasistencia al trabajo, el paro, no", porque constituye siempre un "alto" en su curso, concertado por los trabajadores para protestar contra el patrono por razones profesionales, con ocupación del local.

Paro forzoso

Se refiere a la carencia de trabajo por causa independiente de la voluntad del obrero y, a veces, de la del patrono o empresario. Es un término equivalente a desocupación y representa un grave problema de orden económico y social para todos los países que se encuentran en esa situación; es decir, en la de tener muchos trabajadores imposibilitados de trabajar por el desnivel entre la mano de obra que se ofrece y la necesidad patronal de mano de obra. Esa situación, que afecta a los trabajadores, se ha tratado de mitigar, ya que no de solucionar, por dos procedimientos: uno, la institución del seguro contra la desocupación, cuya eficacia ha resultado insuficiente por la inevitable limitación de las prestaciones, tanto en lo que se refiere a su duración cuanto en lo que afecta a su cuantía, y otro, el fomento por el Estado de las obras públicas y la creación de oficinas de colocaciones que procuran la mejor distribución de los desocupados.

Paro patronal

"Lockout" (v.).

Parricida

Autor o responsable de un parricidio (v.), ya lo haya consumado, haya sido frustrado o quede en tentativa.

Parricidio

Muerte criminal dada al padre y por extensión muerte punible de algún pariente íntimo (Cabanellas), quedando comprendidos en el concepto el matricidio, el filicidio, el conyugicidio. También el delito se configura por la muerte dada a ascendientes o descendientes. El fratricidio queda excluido de esa calificación. La expresión parricida es empleada en el Código Penal español, incluso para diferenciar ese delito del de asesinato. Otros códigos penales, entre ellos el ARGENTINO, no aluden ni al parricidio ni al asesinato, incluyendo aquellos hechos en la figura del homicidio calificado (v.).

"Parricidium"

Voz lat. Parricidio (v.). | Perduellio (v.).

Párroco

Según la definición del Codex, "el sacerdote o la persona moral a quien se ha conferido la parroquia (v.) en título, con cura de almas, que se ejercerá bajo la autoridad del ordinario del lugar". Son derechos de los párrocos: la cura de almas desde la posesión del cargo: los emolumentos legales-o usuales; la ausencia de la parroquia hasta dos meses por año, siempre que dejen substituto. Son deberes suyos: residir en la casa parroquial, en la iglesia misma o cerca de ella; aplicar la misa pro populo los domingos y fiestas; llevar los libros parroquiales de nacimientos, bautismos, matrimonios y defunciones; predicar el Evangelio, instruir a la infancia en los sacramentos de la confirmación, penitencia y comunión y la catequesis.

Párroco consultor

v. EXAMINADORES SINODALES.

Parroquia

|"Porción del territorio diocesano con iglesia propia y una población determinada, al frente de la cual hay un rector especial, como pastor propio de la misma, para necesaria cura de almas" (Barcia Martín, citado por L. A. Gardella). (v. DIóCESIS.) | Iglesia en que el párroco (v.) ejerce su ministerio. | Clero destinado al culto en una feligresía. | Fieles de una parroquia. | Nombre de algunas subdivisiones administrativas en ciertas regiones españolas. | En el comercio, clientela (v.). Canónicamente, para fundar unaparroquia se requiere la existencia de diez familias en un lugar, pero perdura aunque ese número se reduzca después.

Parroquiano

Relativo o perteneciente a una parroquia (v.). | En lo artesanal y mercantil, cliente (v.).

"Pars nova"

En el edicto del pretor (v.) que asumía su cargo, la parte nueva, lo que innovaba respecto a sus antecesores.

Parte

Definiendo esta palabra en su acepción exclusivamente jurídica, cabe señalar que contiene diversos significados. En Derecho Civil se denomina así toda persona de existencia visible o invisible que interviene con otra u otras en cualquier acto jurídico. | Parte, o porción viril, es también la que en un patrimonio corresponde a cada uno de los que participan en él, especialmente con referencia a los bienes mantenidos en condominio o constitutivos de la herencia yacente y mientras no se hagan las divisiones correspondientes. | En Derecho Comercial, la fracción de capital que pertenece a cada uno de los socios en una sociedad. | En Derecho Procesal, toda persona física o jurídica que interviene en un proceso en defensa de un interés o de un derecho que lo afecta, ya lo haga como demandante, demandado, querellante, querellado, acusado, acusador, o, como dice Couture: "atributo o condición del actor, demandado o tercero interviniente que comparece ante los órganos de la jurisdicción en materia contenciosa y requiere una sentencia favorable a su pretensión". Además, en lo militar, naval y aeronáutico, denuncia por escrito que un jefe eleva, con respecto a sus subordinados, al superior o a la autoridad judicial pertinente, para la instrucción y sanciones del caso.

Parte actora

Demandante o actor (v.), en un juicio.

Parte alícuota

Cualquiera de las que se refieren por igual a un todo: la mitad, un tercio, un cuarto, etc. Ofrece importancia jurídica en las sucesiones y en la división de los condominios, así como en la gestión de éstos y en las sociedades cuyo capital está distribuido en acciones u otras cuotas. (v. LEGADO DE PARTE ALíCUOTA.)

Parte beligerante

En los conflictos armados internacionales, cada uno de los países en guerra con otro. | En luchas civiles, cada uno de los bandos contrapuestos, si bien, en cuanto a tal carácter con los restantes Estados, se somete el reconocimiento de beligerante (v.) auténtico, para el alzado en armas contra el poder constituido, a una declaración más o menos oficial al respecto.

Parte civil

En el enjuiciamiento criminal, quien se limita a exigir la responsabilidad civil derivada del delito.

Parte coadyuvante

Coadyuvante (v.).

Parte compareciente

En lo procesal, la personada en autos. | En cualquier diligencia o audiencia, la que está presente o debidamente representada.

Parte contraria

En cada juicio y para cada litigante, el que adopta pretensión opuesta.

Parte contratante

Cada una de las dos o más personas que son sujetos de un contrato. (v. CAUSA HABIENTE, TERCERO.)

Parte de libre disposición

En lo sucesorio, la porción proporcional de bienes que puede distribuir a su total libertad el testador. De no tener herederos forzosos, todo el patrimonio es de libre disposición, salvo derechos de terceros. En pocas palabras cabe decir que es de libre disposición cuanto no sea legítima (v.), y dentro de ella cabe una relativa disponibilidad donde existe la mejora hereditaria. Esta institución no tiene razón de existir, por ser disponible entonces todo, pese a la existencia de los parientes más cercanos en línea recta, en los ordenamientos que admiten una libertad testamentaria plena. En el Derecho español, habiendo descendientes, esta parte se reduce a un tercio. En el Derecho ARGENTINO, a un quinto. De la parte de libre disposición salen los legados.

Parte demandada

Demandado (v.).

Parte dispositiva

En leyes, reglamentos, órdenes, el artículo o texto imperativo, las normas obligatorias, permisivas o supletorias de la voluntad de las partes. En este aspecto, la parte dispositiva de las leyes se opone al preámbulo o exposición de motivos (v.), a los fundamentos de los preceptos promulgados. Puede llamarse también articulado (v.) cuando el texto conste por lo menos de dos artículos. En las resoluciones judiciales, sean autos o sentencias – las simples providencias son exclusivamente ejecutivas-, la parte dispositiva la integra el fallo o pronunciamiento, claro y terminante, en que se absuelve o condena al demandado en lo civil o al procesado en lo penal. En este sentido se contrapone a los resultandos y considerandos (v.), que integran respectivamente los fundamentos de hecho y las razones legales de la conclusión lógica de los jueces.

Parte hereditaria

Hijuela (v.).

Parte interesada

La que posee una razón económica en los contratos u otros negocios. | En lo procesal, la que puede alegar un interés legítimamente protegido, sin el cual no se da acción o la intentada se encuentra predestinada, salvo grave error judicial, a ser rechazada en sus pretensiones.

Parte legítima

La que actúa en el proceso invocando un derecho explícitamente reconocido o un interés jurídicamente amparado; o sea, la que tiene calidad y capacidad para comparecer y actuar en juicio (Dic. Der. Usual). (v. PARTE INTERESADA)

Parte libre

Otro nombre dado a la parte de libre disposición (v.) testamentaria.

Parte principal

La esencial en un acto o negocio jurídico. | En los juicios, el demandante y el demandado frente al coadyuvante o al que promueve una tercería (v.).

Parte procesal

En noción preliminar, el litigante por iniciativa propia o por impugnación de una acción ajena contra él, sea demandante o actor, sea demandudo o reo, y también, en el proceso criminal, el querellante y el acusado (v.). | El representante del interés público en una causa o ministerio fiscal. | Tercero que interviene en un proceso legítimamente.

Parte pública

El funcionario que representa a la sociedad en el proceso penal; por lo común, el fiscal o ministerio público, a diferencia del querellante (v.) o acusador privado.

Parte rebelde

La que no comparece por sí ni por representante en un juicio. | El que, apersonado en una causa, no la sigue o no se presenta ante una Citación. (v. PARTE COMPARECIENTE, REBEL- DíA.)

Parte viril

En materia sucesoria, cada una de las porciones que le toca a un coheredero, cuando la partición se hace por partes iguales. (v. PARTE ALiCUOTA.)

Partenogénesis

La reproducción de una especie sin concurso o contacto directo del sexo masculino. En la filiación humana puede resultar de la fecundación artificial de la mujer, con los problemas peculiares en cuanto a tal paternidad.

"Partes formulae"

Locución latina de la época del procedimiento formulario. Las diversas partes de la fórmula, que eran: 1") la demonstratio, 2") la intentio, 3") la condemnatio, 4") la adiudicatio, 5") la praescriptio, 6") la exceptio, analizadas en las voces respectivas.

Partición

El concepto genérico conocido es el de división o reparto en dos o más partes o entre dos o más partícipes. | Más en especial en el mundo jurídico, la distribución o repartimiento de un patrimonio, singularmente la herencia o una masa social de bienes, entre varias personas con iguales o diversos derechos sobre el condominio a que se pone fin. Interpretando la partición como una manera de concretar la división ideal preexistente, Capitant la caracteriza de operación en virtud de la cual los condueños de un bien determinado, o de un patrimonio, ponen fin a la indivisión, al substituir la parte ideal que tienen sobre aquella cosa o sobre el conjunto de bienes por una parte material distinta.

Partición amistosa

La hereditaria en la que todos los coherederos, a la vez capaces y presentes o debidamente representados, se ponen de acuerdo acerca de la distribución y adjudicación de los bienes. Esa unanimidad reviste, aparte los beneficios naturales en la concordia social y más en cuestión tan vidriosa como suele resultar la partición de herencia (v.), el efecto de que, no habiendo mala fe, lo resuelto se sobrepone incluso a lo previsto y dispuesto por el testador, por cuanto todos los coherederos son condueños desde el instante de la muerte de aquél, y pueden disponer en más o en menos de lo suyo y a favor de los demás. Otras especies diversas se incluyen en las locuciones siguientes que no posean estricto carácter particional de sociedades.

Partición anticipada

Con más de donación que de sucesión, de acto ínter vivos que mortis causa, la que en vida hace alguien de todos sus bienes, excepto los que conserve para estricto u holgado pasar. El límite consiste en no perjudicar los derechos de los legitimarios, cuya reclamación no siempre puede adelantarse y cuya defensa se encuentra, de un lado, en la declaración de prodigalidad y, del otro, en la colación de bienes. Esta figura se denomina partición por donación (v.). En la sintética exposición de Luis Alcalá-Zamora, a la especie anterior se agrega la variedad, ya típicamente sucesoria, de la distribución testamentaria de los bienes hereditarios y con limite supremo siempre de las legítimas. Se está ante la partición por testamento (v.).

Partición de ascendiente

Modalidad de lapartición anticipada (v.) que a favor de hijos y nietos realiza un testador. Precisamente el vínculo de parentesco en la línea recta revela el respeto que ha de guardarse en cuanto a la legítima estricta y el juego, expreso o tácito, que adquiere entonces la mejora (v.) a favor de los más beneficiados e, incluso, en el Derecho español, en pro de los nietos con relegación relativa de los hijos.

Partición de bienes sociales

Se está ante el reparto del activo de una sociedad civil o una compañía mercantil cuando termine su actividad por causas estatutarias, legales, voluntarias o judiciales, en que se estará a las previsiones contractuales o a lo establecido en la resolución judicial o en la medida administrativa que ordene tal liquidación. Naturalmente, cuando el pasivo supere al activo, hay otra partición, pero no entre los socios, sino entre los acreedores, hasta donde el patrimonio alcance y con arreglo a las prelaciones crediticias en vigor.

Partición de herencia

Operación que tiene por objeto la división y distribución de los bienes hereditarios indivisos, entre todos los herederos llamados a la sucesión del causante. Esa división constituye una de las operaciones derivadas del juicio sucesorio. Sin embargo, los ascendientes pueden hacer una partición anticipada (v.) de sus bienes, sea por donación entre vivos o por testamento, entre sus descendientes, así como también por actos especiales, de los bienes que los descendientes obtuvieren de otras sucesiones. La partición hereditaria es un proceso necesario para transmitir los bienes y derechos del patrimonio del causante a los diversos de sus sucesores. Ahora bien, los coherederos pueden al menos retrasar esa división, y hasta el testador demorarla por el tiempo que el legislador permita, para no caer en vinculaciones de bienes, de aceptar los unos o disponer el otro una temporal subsistencia del condominio. Pero, superadas esas restricciones, todo coheredero tiene acción, y es una de las imprescriptibles, para pedir la partición hereditaria. A más de las formas anticipadas, según haya avenencia o discordia entre los sucesores, o entre ellos y pretendientes sin fundamento pero con posibilidades litigiosas siempre, la partición será judicial o extrajudicial. De conformidad con la persona que la efectúa, la partición puede ser del testador, de los coherederos o de un tercero, el comisario. En los diversos supuestos, salvo la posible coincidencia plena de todos los herederos, la partición tiene que ajustarse a dos cauces: el absoluto de la ley en cuanto a las legítimas y la voluntad del testador en todo lo lícito. Cuando no hay testamento o éste resulta nulo o ineficaz, se está ante una sucesión ajustada a la ley solamente. No puede haber entonces legatarios, que no dejan de representar elemento de complejidad adicional en las sucesiones testadas. La partición hereditaria es una fase de la transmisión mortis causa de un patrimonio, que se coordina con otros aspectos sucesorios, como la capacidad para suceder, la aceptación de herencia. la formación del inventario y avalúo del patrimonio del de cuius, la integración de lotes y su adjudicación. En voces anteriores y ulteriores, pero no de carácter mercantil o civil de las sociedades, se amplía acerca de las variedades de partición de mayor interés hereditario.

Partición entre socios

Trátese de sociedades civiles o de compañías de comercio, el reparto de la masa social, de su activo, cuando por cualquiera circunstancia procedente se pone fin a sus actividades. Ha de estarse a lo establecido y siempre con anticipada regulación de los acreedores sociales, ya que, hasta que no se paguen todas las deudas, no hay activo ni posibilidad legal de partir entre los socios. Aunque distintas, por ser en un caso una persona física y en el otro una persona abstracta, de las reglas de la partición de herencia (v.) se remiten supletoriamente el legislador civil y el mercantil a la de las sociedades de una u otra índole.

Partición judicial

Toda aquella patrimonial que, por desacuerdo entre los interesados, por aparecer pretendientes con aspiraciones controvertidas o por alguna necesidad de orden legal, ha de practicarse con intervención de los tribunales de justicia, que suelen delegar en algún perito contador la práctica del inventario y la propuesta de lotes que hayan de adjudicarse. No hay que ceñirse a ver en la partición judicial un sinónimo departición hereditaria litigiosa, pues se disuelven otras varias masas de bienes con intervención de los jueces: las de sociedades, la conyugal de bienes en casos de divorcio o de separación de hecho llevada a extremo, aun con subsistencia del vínculo, y hasta al resolverse condominios limitados rurales o urbanos o de universalidades de bienes.

Partición por comisario

La hereditaria que lleva a cabo un tercero, entendido aquí por quien no es el testador, aunque en su nombre y por su encargo, ni por los coherederos, que quedan excluidos de esa tarea, por la suspicacia que siempre engendra partir entre otros y repartir uno mismo. El comisario, que se atendrá a las instrucciones generales del testador, procederá con libertad, salvo respeto de legítimas y cuotas testamentarias. Naturalmente, el comisario no posee libertad absoluta; se estaría entonces ante el hoy prohibido testamento por comisario (v.).

Partición por donación

El reparto que de sus bienes efectúa en vida y con inmediata vigencia el padre, la madre o algún otro ascendiente, a favor de los hijos o nietos. Como normas positivas suelen fijarse: a) la entrega absoluta de los bienes divididos, b) la transmisión irrevocable de su propiedad, c) la aceptación por los herederos, d) no someterse a condiciones potestativas del disponente, e) limitarse a los bienes presentes. (v. PARTICIóN ANTICIPADA y POR TESTAMENTO)

Partición por el juez

Dando la locución por específica para la partición de herencia (v.), y como una clase, por tanto, de otras que admite la partición judicial (v.) ampliamente entendida, corresponde en los casos siguientes: 1") cuando haya menores que no estén representados por sus padres, 2") si alguno de los herederos es incapaz, 3") si hay de ellos alguno ausente, 4") cuando algún tercero se opone a la partición amistosa (v.), 5") como más típico, por discrepar los herederos mayores de edad y oresentes y no admitir tampoco medios extrajudiciales para dirimir sus diferencias de apreciación. Etapas o fases de esta partición, a un lado las resoluciones que se adopten sobre el carácter de heredero o legatario que se cuestione, son: 1") el inventario de los bienes y derechos; 2") el avalúo de unos y otros; 3") la liquidación, en que se deducen las deudas y obligaciones del causante y de la sucesión; 4′) la colación, cuando proceda por anticipos donacionales; 5") la división o parte que en valor le corresponde a cada uno; 6") la adjudicación de lo que a cada heredero y legatario le pertenece en concepto del patrimonio partido y trasmitido a ellos. (v. PARTICIóN POR COMISARIO, POR EL TESTADOR y POR LOS HEREDEROS.)

Partición por el testador

Propiamente, la denominada partición por testamento (v.). | Aun cuando sea más un acto gratuito ínter vivos, la llamada partición por donación (v.).

Partición por los herederos

Partición amistosa (v.).

Partición por testamento

La facultad de testar lleva implícita la libertad de disponer, en mayor o menor medida, de los bienes propios y a favor de los demás, siempre que acepten. De ahí que todo testador pueda indicar, si así lo desea, a quién ha de adjudicarse cada uno de sus bienes o algunos de ellos, pero siempre, de tener herederos forzosos, con respeto de la cuantía de las legítimas. (v. PARTICIóN ANTICIPADA.)

Partición provisional

Aquella en la cual los coherederos, aun permaneciendo en la indivisión por lo que a la propiedad hereditaria respecta, se asignan el derecho a percibir los frutos y las rentas de los bienes que cada uno se adjudica con el consentimiento de los demás, y que cesa al efectuarse la partición definitiva o al reunirse las distintas partes en una sola persona. | La pendiente del cumplimiento de una condición. | También, la de los bienes de un ausente una vez presumida la muerte, ante la contingencia, nunca excluida, de su aparición posterior con vida. Tal provisionalidad se consolida por efectos de la posesión de buena fe y de la usucapión subsiguiente (Dic. Der. Usual).

Participación

La acción y efecto de participar, de tener uno parte en una cosa o tocarle algo de ella. | También, la ventaja económica que una persona concede a otra en sus negocios o en sus actividades. | Capitant dice que, por lo general, la participación es la cantidad cedida por el intermediario que abandona a favor del comprador una parte de su comisión, como asimismo los descuentos que las empresas de ventas al por mayor otorgan, fuera de factura, a sus clientes comerciantes. | Dentro del aspecto económico, la participación laboral (v.) constituye una forma de retribución para los trabajadores. Mas con independencia del sentido económico, la participación puede estar referida a otros muchos aspectos. Con relación también al Derecho Laboral, se habla de la participación de los trabajadores en la dirección de las industrias. Participar en competencias deportivas, en congresos o conferencias, en actos culturales, etc., quiere decir intervenir en ellos.

Participación criminal

Algunos códigos, entre ellos el ARGENTINO, la definen con más o menos variantes como la atribuida a aquellas personas que toman parte en la ejecución del hecho delictivo o prestan al autor o autores un auxilio o cooperación sin los cuales no habría podido cometerse. Corrientemente, a esos partícipes necesarios se los sanciona con igual pena que a los ejecutores del delito, diferenciándolos así de quienes cooperan de cualquier otro modo; es decir, en forma que no resulta indispensable para llevar a efecto el hecho criminoso, oque se preste una ayuda posterior cumpliendo promesas anteriores a éste: cómplice (v.). Si la ayuda no hubiese sido pactada con anterioridad, quien la prestase tendría la calidad de encubridor (v.).

Participación en la dirección de las empresas

Dentro de las corrientes sociales y económicas modernas, se abre cada día mayor camino la tendencia a considerar que las empresas comerciales e industriales no constituyen ni un patrimonio ni un dominio exclusivo de quienes han aportado el capital para la constitución y desarrollo de aquéllas, sino que, en igual medida, se encuentra interesado el trabajo. De ahí que muchos defiendan el criterio de que en el gobierno o dirección de las empresas deban intervenir los trabajadores juntamente con los capitalistas; es decir que se establezca una cogestión entre aquéllos y éstos. Generalmente, los empresarios se oponen a tales propósitos y sobre todo a que ellos deriven de una imposición legal, por considerar que su libertad quedaría limitada por la intervención de los trabajadores, salvo que la cogestión nazca de un convenio libremente pactado entre ambas partes. A su vez, una considerable masa de trabajadores o más propiamente, de los sindicatos profesionales) son también opuestos a esa tendencia, por entender que su vinculación directiva compartida con los empresarios les resta fuerza para la lucha en procura de la abolición del capital privado. El problema de la participación en la cogestión está íntimamente ligado con el de la participación de los trabajadores en las utilidades de las empresas; puede decirse que, en cierto modo, la participación en aquélla es una consecuencia de la participación en éstas.

Participación en las utilidades

Entre las diversas fórmulas de aplicación o de posible aplicación para la retribución de los trabajadores por cuenta ajena, especialmente vinculadas con empresas industriales o comerciales, se encuentra la de reconocerles una participación en las utilidades o beneficios que aquéllas obtengan, lo que puede hacerse como único modo de remuneración o como complemento de otros sistemas retributivos, si bien en este segundo caso el concepto, en la terminología ARGENTINA, más sería el de habilitación que el de participación en las ganancias. Aun dentro del Concepto puro de la-participación, se pueden señalar diversos procedimientos, uno de los cuales, tal vez el más calificado, es el del accionariado obrero (v.) y otros que se derivan de los métodos de fijación de lo que ha de entenderse por utilidades, lo cual no es, por cierto, fácil de resolver. Esta participación de los trabajadores no cuenta con la conformidad unánime de éstos (como tampoco la hay doctrinal) y ha sido frecuente en los sindicatos rechazar el sistema basándose en que, al ligarse los trabajadores con los intereses de los empresarios, pierden fuerza para la lucha en pro de otras aspiraciones y reivindicaciones que consideran más trascendentales, no solo en el aspecto económico, sino también en el social y en el político (equivóquense o no en sus apreciaciones). Pero su oposición al sistema se fundamenta razonablemente en la desconfianza que les inspira el manejo de las contabilidades que puedan realizar los empresarios. De ahí que, aun las asociaciones de trabajadores que aceptarían el sistema, hacen depender su aceptación de que se admita su intervención en la dirección y administración de las empresas. Y aun así, siempre tendrían que afrontar la incógnita de la cuantía definitiva de sus ingresos económicos. Por eso también, la casi totalidad de los sindicatos se esfuerza más en la elevación de los salarios que en la participación en las utilidades. A su vez, los patronos se resisten a esa participación, más que por razones financieras, por el hecho de que, parejamente al reparto de las utilidades con los trabajadores, tendrían que admitir su coparticipación en la gestión de la empresa.

Participación laboral

Cuando en Derecho Laboral se habla de participación, se está haciendo referencia a dos cosas diferentes aun cuando íntimamente relacionadas entre si. Es una laparticipación en las utilidades (v,) y es otra la participación en la dirección de las empresas (v.).

Partícipe

Todo el que tiene parte en alguna cosa. | Cada uno de los que se benefician con el reparto de algo o se perjudican con ello. | En lo penal, codelincuente. | Cada uno de los cointeresados en negocio común. | En materia de condominios, condómino, condueño o copropietario.

Particular

Adjetivo. Lo propio o privativo de alguien o de algo. | Individual. | Lo privado, por cuanto no es público ni menos oficial. | Se dice del simple ciudadano o súbdito, a diferencia de la autoridad y sus agentes. | Substantivo. Tema, asunto, cuestión.

Partida

Salida para viaje o expedición. | Cantidad y concepto de una cuenta. | Porción de un artículo o mercadería. | Registro o asiento donde la Iglesia anota los bautismos, confirmaciones, matrimonios o defunciones y entierros de los fieles. | Análoga anotación qué se efectúa en el Registro Civil acerca de los nacimientos, adopciones, emancipaciones, matrimonios, divorcios, reconocimientos y legitimaciones filiales, naturalizaciones o vecindades y defunciones de los residentes en cada partido. | Copia fehaciente de tales registros. | Guerrilla o pequeña partida de fuerzas, en especial en subversiones internas. | Cuadrilla de malhechores. | En algunas comarcas rurales, finca o heredad. | Cada una de las siete partes del cuerpo legal memorable conocido por ello como las Partidas (v.) de Alfonso el Sabio (Dic. Der. Usual).

Partida de defunción

Constancia del Registro Civil, y también de los libros parroquiales, relativa a la muerte de una persona, con diversas circunstancias individualizadoras.

Partida de matrimonio

La constancia registral de este acto trascendente, dentro del estado civil y la capacidad en general, afecta, por necesidad y simultáneamente, a dos personas, en recíproca situación. Constituye, dentro de las fundamentales partidas de igual índole, la única en que declaran y firman los protagonistas, en diferencia esencial así con respecto al acta de nacimiento y a la partida de defunción (v.).

Partida de nacimiento

Constancia del Registro Civil o de los libros parroquiales relativa al nacimiento de una persona, con constancia de diversos elementos vinculados con tal nacimiento.

Partidas de Alfonso el Sabio

Como lo registran las notas históricas de su tiempo, Alfonso X de Castilla, llamado también el Sabio, no fue un monarca lo suficientemente práctico y enérgico como para lograr la paz y unidad efectivas de los territorios sobre los que le correspondió reinar. Pero fue, en cambio, un soberano "docto", que dio gran impulso a las letras y las artes y que, sobre todo, legó ala posteridad obras de gran trascendencia jurídica, la más importante de las cuales es, indudablemente, la que se conoce en su conjunto como Partidas de Alfonso el Sabio o las "Siete Partidas". Se ha discutido si ellas constituyeron, en su origen, un cuerpo de normas legales de carácter imperativo o una obra de doctrina, destinada al asesoramiento de los juristas de la época. Corresponde consignar que la discusión, que ha apasionado a los eruditos a lo largo de muchos años, no ha llevado a la dilucidación concreta del problema. lfonso el Sabio tomó. para sus Partidas. elementos del Derecho Natural y de Gentes, del Derecho Canónico, de las Pandectas y del código justinianeo. Es evidente que Alfonso el Sabio, aunque fuese el inspirado? de la gran obra, no fue quien la escribió. sino que lo hicieron diversos jurisconsultos de la época, en cuya determinación existen discrepancias: unos atribuyen la autoría a García Hispalense y Bernardo; otros, a FerránMateos y Rodrigo ésteban; y otros, a Jácome Ruiz. Fernando Martínez y Roldán, siendo esta última la opinión más extendida y, al parecer, la más acertada. Las Partidas fueron siete, cuyo contenido se clasifica en la siguiente forma: la Partida I se ocupa de Derecho Natural y Canónico; la II, de Derecho Político y Administrativo; la III, de todo lo atinente a la administración de justicia; es decir. de las distintas normas de Derecho Procesal; la IV, del Derecho de Familia; la V, de las obligaciones y contratos; la VI, del Derecho Sucesorio, y la VII, de todos los problemas de fondo y forma relacionados con el Derecho Penal. Este conjunto de normas no fue promulgado en vida de su autor, lo que contribuye a sustentar el criterio de quienes afirman que Alfonso X quiso elaborar una obra de alcance únicamente doctrinal. Pero casi un siglo más adelante, Alfonso XI dispuso, en el Ordenamiento de Alcalá (v.), que las Partidas constituyeran un cuerpo de Derecho supletorio, destinado a cubrir las omisiones del Derecho que estaba vigente. Su influencia se prolongó a lo largo de muchos siglos tanto en España como en América, y muy especialmente en la ARGENTINA, donde sirvió de fuente a numerosos artículos del Código Civil.

Partido

Adjetivo. Repartido o dividido. | Separado. Substantivo. Partida o parcialidad. | Ventaja o beneficio. | Concierto o estipulación. | Distrito judicial o administrativo, parte casi siempre de una provincia. | Agrupación de quienes comparten una aspiración en distintos órdenes, y sobre todo en la vida pública y en el gobierno de los pueblos. | En lo familiar y conyugal, persona que por sus cualidades propias, y muy en especial por su posición económica, se juzga adecuada para contraer matrimonio con aquella otra de que se trata.

Partidos políticos

Son las agrupaciones de personas que, con distinto ideario unas de otras, sostienen opiniones políticas que pretenden hacer prevalecer a efectos de la orientación y de la gobernación del Estado. De ahí que se haya dicho por algún autor que "el gobierno representativo es el gobierno de los partidos". Los partidos políticos son esenciales dentro de los sistemas democráticos no solo para ejercer la función gubernativa en un momento determinado, a causa de representar a la mayoría o a la mayor minoría del país, sino también porque las agrupaciones no gobernantes ejercen desde la oposición (v.) una fiscalización de los actos de los gobernantes. Es precisamente ésa la razón de que todos los regímenes autocráticos, dictatoriales, tiránicos y totalitarios manifiesten su aversión a los partidos políticos y los supriman tan pronto como alcanzan el poder, obligándolos a su disolución o, lo que es más frecuente, a actuar en la clandestinidad.

Parto

En sentido biológico, la acción de parir, de expeler la hembra de cualquier especie vivípara, y en tiempo oportuno, el feto que tenía concebido. Tal hecho biológico ofrece consecuencias jurídicas de suma importancia, porque, al producirse el nacimiento de una persona -o sea, en el momento del alumbramiento a que da lugar el parto-, se originan, no solo para el recién nacido, sino también para sus progenitores, una serie de derechos y obligaciones que los acompañan a lo largo de sus respectivas vidas. Para las consecuencias jurídicas derivadas del parto, resulta totalmente indiferente que éste se haya efectuado en forma normal o distócica, porque de cualquier modo sirve para determinar la calidad del hijo en lo que se refiere a su legitimidad, la que dependerá del tiempo que haya durado la gestación mediante un cómputo retroactivo contado desde el momento del parto. Ofrece también importancia en relación con la prueba de su efectividad, con objeto de evitar posibles ocultaciones o simulaciones de la maternidad; asimismo para conocer si las condiciones de viabilidad del feto y el tiempo que haya vivido separado del claustro materno dan lugar, o no, a la existencia de determinadas relaciones jurídicas, tema que las legislaciones de los diversos países resuelven de distinta manera. El parto tiene también repercusiones en el Derecho Penal, ya que puede servir para calificar si la muerte violenta del nacido configura, según sea el tiempo transcurrido entre uno y otro hecho. un delito de infanticidio o de homicidio (v.). Tampoco en la apreciación del plazo necesario para distinguir entre una y otra infracción penal existe unanimidad en las legislaciones, ya que algunas de ellas lo extienden a todo el período, sumamente variable, que dure el puerperio de la parturienta. La simulación y la ocultación del parto constituyen también delitos contra el estado civil.

Parto doble o múltiple

Como el nombre indica, es aquel en que de modo continuado, o con escasas diferencias de tiempo, son alumbradas dos o más criaturas. El caso se da con mucha frecuencia, y así como médicamente ofrece destacado interés, en el aspecto jurídico carece de toda relevancia, excepto la que pueda derivarse de la determinación de una primogenitura necesaria en muy concretos casos. Este tema se desarrolla en la voz MELLIZOS (v.).

Parvifundio

Minifundio (v.).

Pasaje

Acción de pasar y lugar por donde se realiza, que no deja de tener contenido jurídico directo en la servidumbre de paso (v.). | Callejuela que enlaza dos vías de una población, y no siempre de circulación permitida para los vehículos. | Fragmento de un libro, de unos autos, de un expediente. | Derecho que se paga por el tránsito de personas o cosas. | Precio del viaje marítimo o fluvial, y también del transporte terrestre o aéreo. | Billete o documento en que consta haberse abonado ese servicio y que acredita durante la travesía o viaje el derecho del titular. | Conjunto de viajeros de un barco o avión. (v. CONTRATO DE PASAJE, PASAJERO.)

Pasajero

Adjetivo. Transitorio o de breve duración. | Transeúnte. | Substantivo. El hospedado en hotel, fonda, pensión u otro albergue. | Cualquiera de los usuarios de un medio de transporte público. | Por significado antonomástico, la persona que es transportada en un barco. (v. PASAJE)

Pasante

El estudiante de Derecho, o el que ya posee el título de abogado, que practica en el estudio o bufete de un profesional experimentado, para adquirir los conocimientos prácticos, con alguna retribución por sus servicios o de modo gratuito, en un principio al menos.

Pasantía

La práctica de un pasante (v.). | Lapso que dura.

Pasaporte

Documento que otorga la autoridad competente de un Estado, a pedido de una persona, para que pueda justificar su identidad ante las autoridades de otro país, especialmente a efectos de ingresar en éste. Por regla general se necesita la autorización de los representantes del país al cual se quiere entrar, la que es otorgada en las oficinas consulares. Esta autorización es llamada visado. Tanto el pasaporte como el visado pueden ser suprimidos por convenio entre los Estados.

Pasavante

Documento que el jefe de las fuerzas navales enemigas da aun buque para que no sea molestado en su navegación. | También, el permiso que para el traslado de mercaderías de un punto a otro del país es concedido por las aduanas.

Pase

Autorización, permiso, licencia. | Consentimiento escrito que un tribunal o superior da para que pueda usarse de un privilegio, gracia o concesión. | Guía o autorización para trasladar géneros de un punto a otro y poderlos vender o revender. | Pase de documentos pontificios (v.). | Pasaporte. | Exequátur. | Billete personal que algunas empresas de transporte conceden por tiempo determinado, o mientras se pertenezca a ellas, a favor de ciertas personas o empleados, según lineamientos del Diccionario de Derecho Usual.

Pase bursátil

Operación bursátil en virtud de la cual una parte adquiere ciertos títulos en forma inmediata, pagando por ellos cierto precio. comorometiéndose la otra a recomprarlo, a un precio preestablecido, una vez pasado cierto período. La operación permite que la primera de esas partes otorgue financiamiento a la segunda, con la garantía implícita de los títulos objeto de la operación.

Pase de documentos pontificios

Llámase "pase" y también placet o "exequátur" la facultad que corresponde al poder civil de un país para autorizar o impedir la entrada y circulación en él de disposiciones y documentos emanados de la Santa Sede. Se trata de un problema de Derecho Político muy discutido y que la Iglesia rechaza, por entender que afecta la comunicación con sus fieles. En las monarquías se le dice también pase regio, por la firma que pone, en caso de aceptarlo, el rey.

Paseo

Aunque la Academia Española guarda silencio muy singular al respecto, pese a haber aceptadootras voces surgidas de la-guerra civil de éspaña (1936-1939). "paseo" se llamaron, durante ella y en la posguerra sangrienta, las ejecuciones irregulares que se realizaron por bandas de irresponsables, con total impunidad casi siempre.

Pasión

Por opuesto a acción (v.), en lo que ésta tiene de movimiento. actividad o vida, significa omisión o pasividad. | Toda manifestación ardorosa del espíritu. | Preferencia por una persona, cosa o actividad. | Deseo fervoroso. | En especial, el amor, desde el platónico hasta el exclusivamente sexual. El Código Penal ARGENTINO habla de pasión como atenuante en los casos de comisión de ciertos delitos ejecutados por medio de la violencia. Emplea un término similar, el de emoción violenta (v.). y, por razones de orden éticopsicológico, considera a ésta como un motivo de atenuación, La "emoción violenta" equivale al "justo dolor" o "justa indignación" previstos por los códigos penales de otros países, como determinantes de una obnubilación transitoria del claro juicio o discernimiento del autor de un delito. (v. ARREBATO.)

Pasivo

En sentido económico y financiero, conjunto de deudas o gravámenes que soporta un patrimonio cualquiera, sea de propietario individual o de una empresa. En forma técnico-contable, el origen de los fondos incorporados aun patrimonio, al contrario del activo (v.), que expresa la forma como esos fondos han sido invertidos (Bach). En otras acepciones de interés jurídico también, haber o pensión por los servicios prestados por un trabajador o por alguien de su familia, que corresponde por jubilación o retiro. | En los balances, saldo deudor.

Paso

Servidumbre de paso (v.).

Pasquín

Escrito anónimo que se fija en sitio público, con expresiones satíricas contra el gobierno, contra una persona particular o corporación determinada. Parece que la denominación está originada en la costumbre de fijar libelos o escritos satíricos en la estatua de Pasquino existente en una plaza de Roma. Jurídicamente, el vocablo no tiene otra importancia sino la de que su contenido puede configurar los delitos de injuria, calumnia e incitación a la rebelión, entre otros.

Pastoral

Escrito que un obispo dirige a los fieles de su diócesis sobre cuestiones de fe o costumbres, para exhortarlos a la práctica de la virtud y a la pureza de creencias.

Pastoreo

Ejercicio de acción de pastorear el ganado, de llevarlo al campo y de cuidar de los animales mientras pacen. Representa un concepto de importancia en relación con el Derecho Agrario, por cuanto ese pastoreo puede ser efectuado en campos privados propios, en campos privados ajenos o en campos comunales.

Pastoreo abusivo

Falta o delito contra la propiedad, resultante de introducir en dominio ajeno, y sin título bastante, ganado propio, con los daños y perjuicios consiguientes.

Pastos

v.SERVIDUMBRE DE PASTOS.

Pasturaje

Lugar de pasto abierto o común, así como también derecho con que se contribuye para poder pastar los ganados.

Patentado

Producto o procedimiento que cuenta con la protección individual para su explotación que significa una patente (v.) industrial o mercantil.

Patente

Adjetivo. Evidente, visible. | Claro, indudable. Substantivo. El título, documento o despacho, librado por autoridad competente, que permite el desempeño de un empleo, el ejercicio de una profesión o el disfrute de un privilegio. | Permiso gubernamental para ejercicio de ciertos comercios o industrias, mediante el pago de una cuota o derecho para ello señalado. | Certificado que protege un invento o alguna otra ac tividad u objeto de la industria. (v.PATENTE DE INTRODUCCIóN Y DE INVENCIóN). | Autorización para ejercitar ciertas formas de comercio marítimo, como la patente de navegación, o funciones bélicas, como la patente de corso (v.). | Cédula de algunas cofradías o sociedades que acredita el carácter de miembros de ellas y que permite utilizar sus ventajas y locales. Hoy día, sobre todo por el influjo preponderante del deporte, a tal documento se da el nombre, cas­tellanizado ya, de carné (v.). | En lo canónico, despacho que los superiores extienden a los religiosos de su orden cuando cambian de con­vento o van de un punto a otro, tanto para acreditar su personalidad como el permiso consiguiente. Patente de aeronavegabilidad Documento, también llamado certificado, que acredita la capacidad de una aeronave para elevarse y volar en las debidas condiciones de seguridad. La necesidad de esa patente se estableció ya en la Convención de París del año 1919, así como en la de Chicago.

Patente de corso

Autorización que el Estado de un país en guerra concede a los propietarios de una nave particular para actuar bélicamente contra el país enemigo, a fin de causarle pérdidas en su comercio y de entorpecer sus relaciones con los países neutrales. Los corsarios están obligados a conducirse conforme alas leyes y usos de la guerra y a observar las instrucciones contenidas en la patente que los autoriza. El corso fue practicado también en tiempos de paz y como medida de represalia. Aun tratándose de una institución en desuso, por lo menos teóricamente, no puede decirse que en la práctica haya desaparecido, por lo menos en las últimas guerras mundiales.

Patente de introducción

En algunos países y como medio de fomentar la industria y la economía nacionales, protección que se otorga a quienes introducen en una nación los inventos extranjeros, con objeto de crear industrias hasta entonces inexistentes. El documento protector es llamado como indica el epígrafe.

Patente de invención

Documento que se confiere administrativamente a todo autor o inventor de un objeto industrial, a efectos de garantizarle la propiedad exclusiva de su obra, invento o descubrimiento por el término que la ley determine, con el derecho consiguiente para su explotación o cesión lucrativa.

Patente de navegación

Certificado que documenta el lugar donde se registra el buque, que es, a su vez, como su domicilio y exterioriza la nacionalidad del navío. La falta de patente, o el llevarla falsa o múltiple, autoriza para confiscar el buque y la carga, estando el buque armado en guerra, y para detener como piratas a los oficiales y a la tripulación (Ortiz Zavalla).

Patente de represalia

Patente de corso (v.).

Patente de sanidad

Documento acreditativo de que un navío no es portador de epidemias. En tal supuesto, la patente que se le expide se llama limpia, y sucia, cuando indica que la nave ha hecho escala en un puerto afectado de epidemia o que ésta se ha producido en la nave misma, caso en el cual el buque y la tripulación pueden ser aislados hasta la desaparición del peligro de contagio. (v. CUARENTENA)

"Pater familias"

Locución lat., también paterfamilias o paterfamiliae. Padre de familia. Era en Roma el nombre del que tenía el dominio de una casa, aunque careciera de hijos, por no haberlos tenido o por haberlos perdido o haber salido de su esfera jurídica. Según recuerda el Diccionario de Derecho Usual, el pater fumilias romano era al mismo tiempo el propietario, el juez y el sacerdote de su hogar o de los suyos. Como monarca en un mundo privado, ostentaba un triple poder: la dominica potestas, sobre todas las cosas de él y de los suyos, que no poseían por eso patrimonio independiente; la patria potestad (v.), autoridad sobre los hijos y demás personas dependientes de él, como las nueras, los nietos y los esclavos, con facultad incluso de privarlos de la vida en tiempos primitivos, y la manus (v.), o potestad sobre su mujer, cuando hubiera contraído con ella justas nupcias. El pater familias tenía que ser forzosamente ciudadano, sui iuris y del sexo masculino. (v."MATER FAMILIAS")

"Pater is est quem nuptiae demonstrant"

Adagio latino según el cual se presume que es el padre el que el matrimonio indica; o sea, el marido de la madre.

"Pater patriae"

Loc. lat. Entre los romanos, pudre de la purria (v.).

"Pater solitarius"

Loc. lat. Para las leyes caducarias romanas, el padre viudo o divorciado que tuviera hijos.

"Paterna, paternis; materna, maternis"

Aforismo romano que, en lo patrimonial, se refiere a que los bienes del padre deben ir a los parientes de la línea paterna, y los de la madre, a los de la línea materna. Se ha aplicado o subsiste en los países de gran aislamiento familiar o reforzado apego a los bienes de la procedencia, que se quiere que no salgan de la familia a través de las generaciones. Se traduce, como fórmula práctica, en la troncalidad (v.) suceso-ria o en el derecho de retracto gentilicio (v.).

Paternidad

Calidad de padre (v.). | Procreación por varón. | Relación parental que une al padre con el hijo y que puede ser legítima, cuando está concebido en el matrimonio, o ilegítima, cuando es concebido extramatrimonialmente. (v. HIJO; HIJO ILEGíTIMO y LEGITIMO.)

Paternidad civil

La creada por la adopción (v.) para el adoptante masculino.

Paternidad espiritual

La que pertenece al padre espiritual (v.).

Paternidad ilegítima

v. PADRE ILEGíTIMO.

Paternidad legítima

v. PADRE LEGíTIMO.

Paternidad natural

v. PADRE NATURAL.

Patíbulo

Tablado o lugar donde se ejecuta la pena de muerte, en especial por ahorcamiento. (v. EJECUCIóN DE LA PENA CAPITAL, PICOTA.)

Patria

Nación propia de una persona, con la suma de cosas materiales e inmateriales pasadas, presentes y futuras que cautivan la amorosa adhesión de los patriotas. | Lugar, ciudad o país en que se ha nacido, como patriota es la persona que tiene amor a su patria. Llámase compatriotas a quienes tienen una mismapatria, y patrioteros, a quienes alardean excesiva e inoportunamente de patriotismo (Dic. Acad.). El concepto de patria ofrece contenido sentimental y no jurídico, porque éste se encuentra en las expresiones Estado, nación y ciudadanía (v.). En cambio el aspecto negativo del vocablo presenta un claro significado jurídico, porque de la apatridia -es decir, de la carencia de patria- se derivan determinadas consecuencias en orden al Derecho Internacional Público.

Patria potestad

Conjunto de derechos, poderes y obligaciones conferidos por la ley a los padres para que cuiden y gobiernen a sus hijos desde la concepción hasta la mayoría de edad o la emancipación, así como para que administren sus bienes en igual período. En el Derecho ARGENTINO el ejercicio de la patria potestad corresponde, en el caso de los hijos matrimoniales, al padre y a la madre conjuntamente, en tanto no estén separados o divorciados, o su matrimonio fuese anulado; en el caso de separación de hecho, separación personal, divorcio vincular, o nulidad de matrimonio, al padre o madre que ejerza legalmente la tenencia; en caso de muerte de uno de los padres, ausencia con presunción de fallecimiento, privación de la patria potestad, o suspensión de su ejercicio, al otro de los padres; en caso de los hijos extramatrimoniales reconocidos por uno solo de los padres, a aquél que lo hubiere reconocido; en caso de los hijos extramatrimoniales, reconocidos por ambos padres, a ambos, si convivieren, y en caso contrario a aquél que tenga la guarda otorgada en forma convencional, o judicial, o reconocida en forma sumaria; respecto de los hijos no voluntariamente reconocidos, a quien fuese declarado judicialmente padre o madre. Tiene su origen natural y legal a la vez la patria potestad: a) por nacimiento de legítimo matrimonio; b) por legitimación mediante siguientes nupcias entre los padres de uno o más hijos; c) por reconocimiento de la filiación natural; d) por obra exclusiva de la ley, en virtud de la adopción, y e) como resultado de los hechos, ante la falta de otras pruebas, por la posesión de estado. En cuanto al proceso que interrumpe la patria potestad o le pone fin a este cúmulo de obligaciones y derechos del padre, aveces de la madre, o de los dos conjuntamente, se analiza en las locuciones PéRDIDA DE LA PATRIA POTESTAD y DEL EJERCICIO DE LA PATRIA POTESTAD. SUSPENSIóN DEL EJERCICIO DE LA PATRIA POTESTAD y TéRMINO DE LA PATRIA POTESTAD (v.). Sin perjuicio de ampliaciones sobre su contenido en las diversas especies de padre y de hijo (v.), cabe resumir sus derechos así: 1") dirección de la crianza; 2") elección de profesión u oficio, con previos estudios o aprendizaje; 3") su representación en juicio y extrajudicialmente; 4") ciertos servicios compatibles con la edad; 5") corrección moderada; 6") percepción del usufructo de los bienes privativos de la prole; 7") administración del patrimonio filial; 8") autorización del matrimonio; 9") mejoramiento sucesoriamente cuando sean varios los hijos. Como principales obligaciones figuran: 1") criar y educara los hijos; 2") alimentarlos en el sentido más amplio que en lo jurídico posee la voz; 3") responder civilmente por los daños que causen; 4") en ciertos ordenamientos, dotar a las hijas cuando se casen.

"Patria potestas"

Locución latina. Patria potestad, aunque con sentido especial. Es el dominio quiritario que en el Derecho Romano ejercía el pater familias (v.) -persona libre, ciudadano y sui iurissobre sus hijos y sobre los hijos de éstos. En un principio esa potestad era tan ilimitada que otorgaba al titular el derecho de venderlos como si fueran cosas, así como el de vida o muerte sobre ellos, por entenderse que el pater familias representaba una magistratura doméstica a que estaban sometidos no solo los precitados descendientes, sino también todas las personas que de él dependían. Con el transcurso del tiempo, las facultades del jefe de familia se fueron suavizando y llegó a suprimirse el derecho de venta (salvo en caso de extrema necesidad) y a substituirse el derecho de vida o muerte por el de castigos moderados.

Patriarca

En lo bíblico y en un estado familiar y sociológico confirmado por otras fuentes históricas, recibieron y mantienen el nombre de patriarcas los jefes de las grandes y familias de familias anteriores al Diluvio, como Adán, Enoc, Noé, Abraham, Isaac, Jacob y los doce hijos de éste, cabezas de las doce tribus de Israel. En Derecho Canónico representaba, en tiempos pasados, un oficio intermedio entre el Sumo Pontífice y los obispos (L. A. Gardella). | En sentido sociológico y de admiración personal, quien por su avanzada edad, calificado saber o conducta ejemplar se erige en arquetipo de un país o de una época.

Patriarcado

Según la Academia de la lengua, la organización social primitiva en que la autoridad se ejercía por un varón jefe de cada familia, poder que se extendía a los parientes aun lejanos de un mismo linaje. Representa una institución opuesta al matriarcado (v.). El patriarcado no debe confundirse con la familia paternal de nuestros días.

Patricios

En la antigua Roma recibían ese nombre los individuos pertenecientes a la más elevada clase social, quienes disfrutaban de todos los privilegios concedidos por el Derecho Público y el Privado, tales como el ius honorum, el ius suffragii, el ius commercii, el ius connubii y la testamenti factio (v.), a diferencia de los plebeyos (v.), que carecieron en un principio de todos ellos. Compensación parcial de tales prerrogativas eran el ius militiae, que los obligaba al servicio de las armas y a intervenir en la guerra, y el ius tributi, el de contribuir con dinero o en especie a los gastos públicos.

Patrimonio

Etimológicamente hace referencia al conjunto de bienes que se heredan del padre o de la madre. | La Academia entiende por patrimonio, además de lo que queda dicho. los bienes propios adquiridos por cualquier título. | En una definición más jurídica, el patrimonio representa una universalidad constituida por el conjunto de derechos y obligaciones que corresponden auna persona y que pueden ser apreciables en dinero. A modo de síntesis caracterizadora, el Diccionario de Derecho Usual incluye estas notas sobre el patrimonio: 1") sólo las personas pueden tener patrimonio, pero se reconoce a los individuos y a las personas abstractas; 2") toda persona tiene un patrimonio, así se limite su "activo" a lo que tenga puesto y lo demás sean deudas; 3") la mayor o menor cantidad y valor de los bienes no afecta a que sólo tenga un patrimonio cada persona, aunque la técnica moderna destaque la existencia excepcional del patrimonio separado (v.); 4") sólo cabe transmitirlo íntegramente por causa de muerte; 5") constituye la prenda tácita y común de todos los acreedores del titular o de los perjudicados por él.

Patrimonio artístico

Conjunto de obras de arte y de monumentos históricos y literarios que contiene una nación y son objeto de protección legal por parte del Estado no solo a efectos de su conservación, sino también para su permanencia dentro del país. Frecuentemente esa protección alcanza no solo a los bienes de esa clase cuyo dominio pertenece a la nación, sino también a los de propiedad particular, para impedir su salida a otros países. Ese patrimonio constituye, pues, el tesoro artístico y cultural de cada país y su protección, aparte la determinada por el Estado, ha sido objeto de medidas internacionales, tales como las propiciadas por la U.N.E.S.C.O. en las reuniones de Neuchâtel del año 1961, de Nigeria del año 1964 y de París de igual año.

Patrimonio de mar

Fortuna de mar (v.).

Patrimonio familiar

Exprésase en el Tratado de política laboral y social. de L. Alcalá-Zamora y G. Cabanellas, que para el clasicismo jurídico, que atribuía un solo patrimonio a cada persona, pero sólo a cada persona, resulta inconcebible un patrimonio familiar, por el argumento de que la familia, aun institución venerable a través de los tiempos, no ha tenido reconocimiento de persona para el Derecho. Pero como el Derecho no es únicamente ciencia lógica sino social además, se ha visto forzado a reconocer que la familia tiene su esfera propia. De ahí que algunos bienes, con afectación dominical a alguno de los individuos componentes del grupo, cuenten con incuestionable afectación familiar. El conjunto de los bienes que ha recibido tal afectación integra el denominado patrimonio familiar. Se demuestra así con ciertas normas de los regímenes matrimoniales, de las sucesiones y de las liberalidades, a cubierto de disposiciones impremeditadas a favor de los extraños. Se completa ese planteamiento y concepto con el agregado de que el patrimonio familiar lo componen derechos pecuniarios y no pecuniarios. Entre los segundos puede citarse el derecho al honor familiar y el de llevar el apellido. Entre los de índole pecuniaria se encuentran las legítimas sucesorias, la continuidad de la personalidad jurídica del difunto por su heredero y pariente: la transmisión íntegra del patrimonio, en las sucesiones ab intestato, las restricciones en cuanto a las donaciones, la revocabilidad de algunas por nacimiento ulterior de hijos y el sometimiento a tutela en los ordenamientos que condenan la prodigalidad del que tiene parientes inmediatos. Otra forma más concreta de patrimonio familiar es el llamado bien de familia (v.).

Patrimonio inembargable

El conjunto integrado por los bienes inembargables (v.).

Patrimonio separado

Para el profesor español De Castro, el núcleo autónomo de derechos y deberes que, en interés del fin que se le asigna, forma un centro de responsabilidad especial. Cita como casos más notorios: 1") el de los bienes del hijo no emancipado cuando no vive con los padres; 2") los bienes dotales, de propiedad de la mujer, pero que se afectan durante-el matrimonio a las cargas familiares: 3") el beneficio de inventario, que mantiene junto a los bienes del heredero los del causante. Sin embargo, es en la esfera mercantil donde se producen los casos de mayor importancia actual, como al reconocérsele ese carácter al patrimonio de un comerciante o de un industrial en lo afectado ala explotación comercial o a la actividad fabril. La cómoda fórmula para esa separación patrimonial se halla en la formación de una sociedad, cuyo capital es distinto del de los socios en las especies que no sean colectivas.

Patrimonio sindical

Conjunto de los derechos y obligaciones económicos de las asociaciones profesionales. Por entidades con fines específicos, hay tendencia legal a que el patrimonio se limite a las necesidades de su funcionamiento, sin convertirlo en capital susceptible de especulación; de ahí restricciones para la propiedad de inmuebles que no cumplan fines sociales característicos, y cierta intervención estatal, con miras auna sana inversión de los fondos sindicales, de magnitud considerable en los países de hegemonía, y, más aun, de tiranía sindical.

Patrimonio social

En las sociedades civiles o en las compañías mercantiles, el conjunto de sus bienes. | En lo gremial, patrimonio sindical (v.).

Patrocinio

Toda defensa o amparo. | Favor o protección. | Auxilio. | Asesoramiento. El abogado cumple por eso función de patrocinio para con sus clientes; de modo especial, cuando actúa ante los tribunales.

Patrocinio letrado

Asesoramiento técnico y representación de procedimiento que las partes litigantes, por imperativo de la ley o voluntariamente, conceden, cada una de ellas, a distinto abogado. En ciertas jurisdicciones, como la laboral, a efectos de simplificar el acceso a los tribunales, es común no establecer el imperativo del patrocinio letrado, facilidad falaz por los riesgos que, por su escaso conocimiento jurídico, a menos de veteranía política o sindical, suele caracterizar a la mayoría de los trabajadores, especialmente a los manuales. Por el contrario, en el fuero criminal es imperativo el defensor, al punto de nombrarse de oficio cuando el procesado no lo realiza, si bien cabe acotar que, ante la justicia militar, los defensores pueden no ser letrados, por bastar que sean profesionales de la milicia. Además, cuando el reo sea letrado, se le permite que ejerza su propia defensa, en una unidad que la experiencia no ratifica como la más conveniente, y más aun cuando el acusado está sometido durante toda la tramitación de la causa a prisión preventiva. En la jurisdicción civil ordinaria rige el principio del patrocinio letrado, aunque con bastantes excepciones. Las más frecuentes a tal respecto en la legislación se refieren: 1") a los actos de conciliación; 2o) a la primera instancia ante jueces municipales o de paz; 3") a los actos de jurisdicción voluntaria ante esos mismos órganos en lo judicial; 4") en los escritos para personarse en juicio, a pedir prórroga de plazos, suspensión de vistas y nombramiento de peritos.

Patrón

Modelo, norma. | Criterio o medida. | Defensor o protector. | Titular del derecho de patronato (V). | Manumisor de un esclavo entre los romanos. | Dueño de fonda o pensión. | El que manda o dirige una pequeña embarcación,-con funciones análogas a las del capitán de un buque, salvadas las distancias. | En diversos países americanos, patrono o empresario. | En la economía internacional, metal que sirve para estimar la moneda, el oro y la plata o solamente el primero.

Patrón oro

El que adopta este metal precioso para determinar el régimen monetario de un Estado, por la equivalencia entre la moneda de curso habitual y determinada cantidad de oro (v. MONOMETALISMO.)

Patrón pirata

El que manda una nave dedicada a la piratería (v.). Para este terrorismo marítimo que en la Edad Media ejercieron los árabes y los normandos, y en la Edad Moderna los ingleses, holandeses y, aunque menos, los franceses también, entre el Nuevo Mundo y el Viejo, para arrebatar como presa fundamental el oro de los galeones españoles, la legislación represiva señalaba casi sin excepción, de ser apresado y salvarse de la furia del abordaje, la pena de muerte, todavía juzgada benévola para algunos de estos empedernidos criminales del mar (L. Alcalá-Zamora).

Patronato

Autoridad y derechos de un patrono (v.). | Corporación compuesta por patronos. | Derecho de patronato canónico (v.). | Ejercicio de patronato político (v.). | En Roma, facultades que conservaba el que había manumitido a un esclavo, que solían ser ciertos servicios gratuitos y a veces el derecho de heredarlo. | En lo administrativo y en lo social, nombre de instituciones o juntas con fines benéficos, de tutela o de bien público, como el patronato de liberados (v.).

Patronato canónico

Conjunto de privilegios, con ciertas cargas, que por concesión de la Iglesia competen a los fundadores católicos de una iglesia, capilla o beneficio, o también a sus causahabientes, conforme lo define en el canon 1.448 el Codex Iuris Canonici.

Patronato de liberados

v. LIBERTAD CONDICIONAL.

Patronato de menores

En ciertos países, organismo administrativo que tiene a su cargo el cuidado y tutela de los menores abandonados o huérfanos. | En otros ordenamientos, especie de tribunal benévolo para la delincuencia juvenil -la infancia es por completo irresponsable en lo penal-, que trata de reformar, antes que de sancionar, a los que dan muestras precoces de grave inadaptación o peligro social.

Patronato político

Denomínase así la facultad que se reserva el Estado para proponer las personas que han de cubrir dentro del país los cargos episcopales. Es un derecho muy discutido entre la Iglesia y los Estados católicos y que frecuentemente ha sido resuelto mediante concordatos.

Patronímico

Entre griegos y romanos, nombre que, derivado del perteneciente al padre u otro antecesor, y aplicado al hijo u otro descendiente, denotaba en éstos la calidad de tales. | Aplícase al apellido que antiguamente se daba en España-a los hijos, formado del nombre de sus padres, como Fernández, de Fernando; Martínez, de Martín; González, de Gonzalo.

Patrono

Persona física (aunque el concepto también cabe aplicarlo a las personas jurídicas) que, en el contrato laboral, da ocupación retribuida a los trabajadores que quedan en relación subordinada. Es, pues, el propietario de la empresa y quien la dirige personalmente o valiéndose de otras personas. Es llamado también empleador y empresario. (v. CONTRATO DE TRABAJO). En Roma, el que había manumitido aun esclavo y conservaba sobre él los llamados derechos de patronato (v.). | En lo eclesiástico, titular del patronato canónico (v.). | Dueño del lugar en que uno se aloja, en especial en fondas y pensiones. | En el feudo (v.) medioeval, el dueño del dominio directo.

Pauliana

Acción pauliana (v.).

Paulino

Privilegio paulino (v.).

Pauperismo

Pobreza muy extendida.

Paz

Pública tranquilidad y quietud de los Estados, en contraposición a la guerra (v.). En ese sentido se dice que los Estados se encuentran en esa situación no solo cuando no tienen conflictos entre sí, sino también cuando, teniéndolos, se encuentran dispuestos a dirimir sus diferencias por vías jurídicas (sumisión a la Corte Internacional de Justicia, celebración de tratados, designación de árbitros); es decir, sin recurrir alas armas. Por extensión, el concepto de paz es aplicable, dentro del terreno privado, a las personas que ajustan su conducta a las normas de Derecho, resolviendo sus diferencias por vía amistosa y jurídica, sin recurrir a la violencia.

Peaje

Para la Academia, "derecho de tránsito". Escriche, ajustado a los medios del siglo XIX, lo define como "el derecho que se paga por el paso de carros, bestias, ganados, géneros, mercancías y aun personas, por ciertos caminos, calzadas, puentes, ríos, canales u otros parajes". En muchos países se mantiene todavía el peaje como medio de obtener recursos para la construcción y mantenimiento de ciertas obras viales y fluviales. Pero no faltan autores que rechazan la legitimidad de ese impuesto, por considerarlo incompatible con el derecho, constitucionalmente establecido, de transitar libremente por el país. El argumento parece poco consistente, dado que tampoco el poder público esta en el deber de realizar importantes vías si carece de recursos, que lo más justo es que abonen los beneficiarios.

Peatón

Quien anda a pie, en especial por calles y caminos. Su protección jurídico-económica se ha erigido en función pública y en preocupación judicial desde la expansión de los automóviles y los millares de peatones que a diario son víctimas de ellos en el mundo de hoy.

Pecado

Infracción de la ley divina, entregada al fuero de la conciencia de cada humano. | Por extensión, cualquier vicio o defecto. | Cuanto va contra equidad y razón.

Pecio

Antiguamente, derecho que el dueño de un puerto exigía de las naves naufragadas en sus cercanías.

Pecorea

Hurto o pillaje que salen a hacer algunos soldados desbandados del cuartel o campamento.

Peculado

"Delito que consiste en el hurto de caudales del erario público, hecho por aquel a quien está confiada su administración" (Dic. Acad.). | Jurídicamente el concepto es más amplio y se encuentra desarrollado al tratar de la mulversación de caudules públicos (v.).

Peculio

Hacienda o caudal que el padre o señor permitía al hijo o siervo para su uso y comercio. | En sentido figurado, dinero que particularmente tiene cada uno, sea o no hijo de familia (Dic. Acad.). La institución alcanzó su esplendor en Roma, donde constituyó la figura jurídica para reconocer a los hijos de familia un principio de independencia patrimonial. En las voces inmediatas se delinean las especies históricas características, completadas por la referencia particular en cada caso.

Peculio adventicio

Desde los tiempos del emperador Constantino, derecho concedido al hijo de familia para que los bienes maternos adquiridos por él no fueran absorbidos por el pater familias, que conservaba no obstante el usufructo y la administración, salvo emancipación del descendiente, que entonces disponía de tales bienes. | Hoy, sin relieve jurídico tan especial, los bienes que el hijo adquiere por donación, legado o herencia maternos, e incluso de otros parientes y extraños, con la exclusión del padre. (v. BIEN ADVENTICIO, PECULIO PROFECTICIO )

Peculio castrense

Por reconocimiento del emperador Augusto, y entre los romanos, bienes de un hijo de familia cuando los hubiese obtenido por razón de su milicia o de la guerra; es decir, tanto la soldada o haber como el botín. Al hijo le correspondían el dominio, el usufructo y la administración. (v. BIEN CASTRENSE, PECULIO CUASI CASTRENSE.)

Peculio cuasi castrense

Fundándose en las prácticas y usos sugeridos por el peculio castrense (v.). y a su semejanza, como la denominación descubre, el conjunto de bienes ganados por un hijo de familia en el ejercicio de funciones públicas, con protección jurídica para él, admitida por Constantino. Fue ampliado luego alo obtenido en las profesiones liberales y en el ministerio sagrado. Propiedad, administración y usufructo eran del hijo de familia. (v. BIEN CUASI CASTRENSE.)

Peculio del condenado

Salario que se paga a quienes sufren una pena de privación de libertad, en concepto de remuneración por los trabajos que realizan dentro del establecimiento penitenciario y que les son impuestos como elemento del régimen a que están sometidos. Ese peculio es administrado por la propia penitenciaría y generalmente se aplica, de modo simultáneo, al pago de la indemnización de los daños y perjuicios causados por el delito, cuando no se han abonado con otros recursos; a atender las necesidades de la familia del condenado; a costear los gastos que cause en el establecimiento; a la formación de un fondo que se entrega al penado cuando recobra su libertad. En algunos sistemas penitenciarios se permite que el condenado disponga de una parte de su peculio para mejorar sus condiciones de vida.

Peculio profecticio

En el Derecho Romano. la absorción matrimonial plena por el pater familias le resultaba a veces perjudicial, por carecer de facultades de disposición y administración sus hijos. Para activar el comercio con los bienes, se le reconocieron ciertas atribuciones. Como compensación, el hijo quedaba como dueño de esos bienes si el padre lo emancipaba. | Modernamente, conjunto de bienes que el padre entrega al hijo para que los administre, con usufructo además, pero con reserva del dominio en el ascendiente. (v. BIEN PROFECTICIO, PECULIO ADVENTICIO.)

"Pecunia numerata"

Locución latina. Dinero contado. Se contraponía al que era pesado por el metal en que consistía. (v. "EXCEPTIO NON NUMERATAE PECUNIAE".)

"Pecunia traiecticia"

Loc. lat. Entre los romanos, el dinero invertido en una travesía marítima, en formas más o menos genuinas del préstamo a la gruesa (v.).

Pecuniario

Concerniente a dinero o que en él consiste. (v. PENA PECUNIARIA.)

Pechero

En la Edad Media, el obligado a pagar algún pecho (v.). | Por recaer casi siempre sobre quienes no pertenecían a la nobleza, sinónimo entonces de plebeyo o miembro del estado llano.

Pecho

Nombre de uno de los tributos ordinarios que se pagaba a los reyes, así como también a algunos señores, y que recaía sobre los bienes muebles e inmuebles de los vecinos de cada pueblo. Del pecho se encontraban exentos los nobles, los eclesiásticos y los judíos. Fue suprimido en España por la ley del 23 de agosto de 1837.

Pedáneo

Denominación de alcaldes y jueces de aldea, de nombramiento más o menos facultativo por alguna otra autoridad superior y con ejercicio más o menos discrecional en su jurisdicción, en lo atribuido, de trascendencia menor siempre.

Pederasta

Practicante de la pederastia (v.), invertido, homosexual "especializado" en menores y niños.

Pederastia

Inversión sexual masculina que recae sobre niños y adolescentes. En sentido estricto se refiere a la inversión típica de la apetencia sexual, pero en un sentido amplio se le ha dado el alcance mezclado de intelectualidad conocido como "amistad socrática". Erróneamente se aplica esa denominación a toda homosexualidad masculina, inclusive entre adultos. Tiene importancia jurídica, como toda clase de degeneraciones, por su posible repercusión criminológica.

Pedido

En general, petición o solicitud. | En el comercio, encargo de mercaderías a fábrica o establecimiento mercantil, directamente o por medio de comisionista o representante.

Pedimento

Cualquier escrito en que se demanda o pide algo a un juez o tribunal. | Pretensión en concreto por vía judicial.

Pegujal

Peculio (v.). | Predio diminuto que se cedía aun esclavo para que lo cultivara en beneficio propio. | Por semejanza, parte de una tinca rústica que se deja a guardas u otros servidores para que la cultiven como suplemento remuneratorio.

Peligro

Riesgo de un mal, daño o perjuicio. (v. DELITO DE PELIGRO.)

Peligrosidad

v. TEMIBILIDAD o PELIGROSIDAD.

Pena

Castigo impuesto por autoridad legítima, especialmente de índole judicial, a quien ha cometido un delito o falta. Mezger dice que en sentido estricto es "la imposición de un mal proporcionado al hecho"; es decir, una "retribución" por el mal que ha sido cometido. Y en sentido auténtico, la pena es la que "corresponde, aun en lo que respecta al contenido, al hecho punible cometido", debiendo existir entre la pena y el hecho "una equiparación valorativa (equiparación desvalorativa)".

Pena accesoria

Aquella que no puede aplicarse independientemente, sino que va unida a otra llamada pena principal (v.). Las penas accesorias pueden cumplirse al mismo tiempo que las principales o después de éstas. Así, por ejemplo, la inhabilitación absoluta, cuando tiene carácter accesorio, puede prorrogarse por determinación judicial por un período limitado posterior a la extinción de la pena principal. Se consideran también penas accesorias la privación de la patria potestad, la de la administración de los bienes y la del derecho a disponer de ellos por actos ínter vivos, mientras dure la condena.

Pena administrativa

La que, en uso de sus atribuciones y ante infracción apreciada más o menos discrecional-mente, aplica con fines represivos o de corrección una autoridad del Poder Ejecutivo. (v. PENA CRIMINAL.)

Pena aflictiva

De acuerdo con el Diccionario de la Academia, la de mayor gravedad, entre las de la clase primera, que señalaba el Código Penal; en otros términos, la que corresponde a los delitos graves. Cabanellas señala que existe divergencia doctrinal en la determinación de lo que se ha de entender por penas de esta clase, pues, mientras para unos es aflictiva toda pena corporal impuesta por un tribunal de justicia, para otros lo es únicamente la de mayor gravedad dentro de las de carácter personal, como la de muerte y las largas y severas de privación de libertad. Y finalmente, no faltan quienes incluyen en ese concepto tanto las penas que alcanzan directamente el cuerpo del condenado, en su vida o libertad, como en sus bienes.

Pena arbitraria

La que, no fijada estrictamente en la ley, se regula, dentro de los límites dejados por el arbitrio judicial. Acontece así casi siempre que en un delito juegan circunstancias atenuantes o agravantes. En otra acepción, la injusta o la impuesta por quien carece de facultades punitivas en el caso.

Pena capital

La que priva de la vida al condenado por el delito. Lo mismo que pena de muerte. (v. EJECUCIóN DE LA PENA CAPITAL.)

Pena civil

Erróneamente se equipara sin más apena contractual o convencional (v.), cuando su ámbito es mucho más extenso, por existir numerosas sanciones ope legis en la esfera jurídica civil. Por ejemplo, las conductas desmerecedoras o negativas que determinan el divorcio, la privación de la potestad paterna, la desheredación, la indignidad para suceder, la incapacitación por prodigalidad, la responsabilidad civil por culpa propia o de las personas por las cuales se debe velar y numerosas nulidades por dolo y victos.

Pena complementaria

La unida a otra para mayor eficacia, como la publicación de la condena por calumnia o injurias, para reparación más completa del ofendido.

Pena común

La que se impone por la jurisdicción criminal ordinaria, a diferencia de la impuesta por los fueros especiales, singularmente el militar.

Pena conminatoria

La que el legislador establece para compeler a ciertos actos de interés público, aun no siendo en sí delictivos en la opinión general. Tal la multa para quien se abstenga de votar.

Pena contractual o convencional

Por haberla estipulado las partes, cláusula penal (v.).

Pena corporal

La que afecta a la persona física del condenado (Ramírez Gronda). | La que recae sobre la persona o integridad física del delincuente. Podrían ser calificadas como tales (unas existentes y otras ya desaparecidas) las de muerte, azotes, cepo y mutilación; por extensión, podrían incluirse en esa misma calificación todas las que afectan a la privación de la libertad personal. Como las de arresto, prisión, reclusión y destierro.

Pena correccional

La de segunda clase, entre las de diversa gravedad, que el Código Penal determinaba. Tal es la definición que da el Diccionario de la Academia. Algunos autores la califican como la de mediana gravedad que corresponde a la infracción de una norma de esa naturaleza, habiendo adquirido su denominación como término de oposición a la pena criminal (v.). Cabanellas estima que es, con arreglo a la severidad, cualquiera de las que siguen en gravedad a la pena aflictiva (v.) y, en otro sentido, la que pretende la enmienda del condenado.

Pena criminal

Llámase así, en sentido amplio, la que corresponde a las infracciones sancionadas por el Código Penal, y en sentido estricto, para aquellos códigos que establecen una diferenciación entre crimenes y delitos, la aplicable a los primeros.

Pena de castigo

La que persigue, a más de la vindicta pública de la sociedad contra el delincuente, prevenir el delito con la amenaza de la represión. (v. PENA DE PECHO.)

Pena de la auténtica

La llamada así la establecía la auténtica o constitución imperial Sed Hodie, inspirada por la novela 134 de Justiniano. Imponía alas adúlteras la pena de azotes y encierro en un monasterio, de donde sólo podían salir por petición del marido.

Pena de la vida

Por significar perderla, pena de muerte (v.).

Pena de muerte

Pena capital y pena de vida, la que se concreta en la privación de la existencia física para el condenado, por la gravedad de su delito y por rigor persecutorio de ciertos regímenes y sistemas para con sus opositores o discrepantes. Los delitos en que se impone suelen ser los de traición, rebelión, magnicidio, parricidio, tobo a mano armada, violación, piratería y asesinato. El condenado mantiene hasta último momento la esperanza del indulto (v.), que transforma entonces esta pena en la más larga y rigurosa de las privativas de libertad. En cuanto a su materialización, el legislador ha desplegado a lo largo de los tiempos el más variado repertorio de imaginación y de refinamiento para que el reo sufra o, al contrario, padezca lo menos posible. (v. EJECUCION DE LA PENA CAPITAL.)

Pena de nulidad

Sanción civil o administrativa que deja sin efecto jurídico un acto o contrato.

Pena de orden moral

La que recae sobre el honor del condenado. Tal la degradación (v.).

Pena de pecho

Aquella que le impone al responsable el doble, triple o mayor proporción del mal recibido por la víctima. (v. PENA DE CASTIGO.)

Pena de policía

La aplicada por agentes administrativos, a efectos de policía o fiscales, pero que no afecta el buen nombre del sancionado. Suele consistir en multas o en arrestos en establecimientos no estrictamente penitenciarios.

Pena del talión

Talión (v.).

Pena disciplinaria

La que se impone, al servicio del buen orden de una institución o actividad, en virtud de poderes de dirección o jerárquicos.

Pena divisible

La compuesta por un lapso cronológico o cuantía material apreciable que consiente divisiones o graduaciones. Como características, las privativas de libertad desde días hasta varios años, y todas las consistentes en multas, por lo fraccionable del dinero. En las penas divisibles tiene expedito campo de acción el arbitrio judicial reconocido por el legislador según las circunstancias modificativas de la responsabilidad penal. (v. PENA INDIVISIBLE.)

Pena eclesiástica

La que por una infracción grave impone la Iglesia, e incluso los tribunales seculares, de contar, por excepción, con facultades para tramitar y resolver causas canónicas de carácter penal. Según el Codex, constituye derecho propio de la Iglesia cohibir a los delincuentes súbditos de ella, por el nexo que al respecto crea el bautismo, con penas espirituales y temoorales. aunque éstas, desaparecido el poder temporal de la Iglesia, o reducido además simbólicamente a la ciudad del Vaticano, posean especial enfoque. El canon 2.215 del citado Codex declara que es pena eclesiástica la que se inflige por autoridad legítima para corrección del delincuente y castigo del delito. Tales penas, puesto que hay variedad de ellas, se clasifican en medicinales, como la censura; vindicativas, para la expiación del delito; remedios penales, preventivos más bien de graves delitos, y penitencias, que se proponen evitarle la pena al delincuente, a fin de que logre la absolución o la dispensa.

Pena grave

Cualquiera de las más rigurosas o prolongadas de las que un sistema punitivo incluye. Sin duda, la más grave, donde rige, es la pena de muerte (v.); luego, y en todos los ordenamientos, las de reclusión, presidio o prisión, a partir de los cinco o diez años, hasta la privación perpetua de la libertad y según régimen penitenciario de severidad suma.

Pena indivisible

Aquella que, por sus características o la letra de la ley, no admite sino su imposición o no. Así, la pena de muerte, en la que no cabe sino la condena a ella u otra sanción diferente por completo, aunque quepa en todo caso una ahernativa: la ejecución o el indulto. También. la inhabilitación absoluta. (v. PENA DIVISIBLES).

Pena infamante

La que produce infamia (v.) en quien la sufre, como un efecto difuso y aun extralegal de la pena (Bernaldo de Quirós). Tales eran, en el antiguo Derecho, la horca, la argolla, los azotes y la exposición a la vergüenza pública. Las penas infamantes han sido suprimidas, por lo menos en esa calificación, por muchos códigos penales, hasta el punto de que, en el Derecho actual, la única pena infamante que subsiste, con relación a ciertos delitos cometidos por los militares, es la degradación.

Pena judicial

A diferencia de la pena administrativa (v.), la que impone un órgano del poder tribunalicio, tras juicio contradictorio y según el fuero penal común o alguno de los especiales.

Pena legal

La sanción punitiva que consta en el código penal o en otra ley, sin admisión del arbitrio judicial. (v. PENA ARBITRARIA.)

Pena leve

En oposición apena grave (v.). la de menor sufrimiento o perjuicio para el condenado, como el arresto de corta duración, la reprensión. Suele ser la que acompaña a una falta (v.).

Pena medicinal

En Derecho Canónico, aquella que, como la censura, priva, al bautizado que ha delinquido y es contumaz, de ciertos bienes espirituales o anejos a éstos, hasta que cese en su contumacia y sea absuelto. Penas de esta índole son la excomunión, el entredicho y la suspensión.

Pena ordinaria

En el Derecho antiguo, nombre dado también a la pena capital (v.).

Pena patrimonial

Llamada tambiénpecuniaria, es aquella en que el castigo va encaminado a la desaparición o la disminución del patrimonio del condenado por una infracción penal. (v. CONFISCACIóN, MULTA.)

Pena pecuniaria

Como norma general puede decirse que una de las penas establecidas por los códigos de esa naturaleza es la denominada multa (v.); o sea, la que castiga al condenado en su patrimonio (v.). Como regla frecuente, se puede añadir que el no pago de la multa se sustituye por prisión, equivalente a un número determinado de días por cierta cantidad de multa no pagada. Esto aparte la posibilidad de añadir el pago de una multa a una pena de privación de libertad, cuando el hecho delictivo haya sido cometido con ánimo de lucro.

Pena política

Derivándola de policía como buen orden, la impuesta en lo administrativo por trasgresiones contra el aseo o contra el comportamiento cívico en lo urbano. | La derivada de un delito político (v.).

Pena principal

La que el código señala como correspondiente a cada delito. Se denomina así porque a veces esa pena principal puede ir acompañada de otra pena accesorin (v.).

Pena privada

La condena en juicio por un delito privado (v.). | La pronunciada en interés de un particular.

Pena pública

La aplicada por un delitopúblico (v.). | Aquella en que la razón punitiva se halla en la defensa social.

Pena vindicativa

En Derecho Canónico, aquella cuya finalidad directa es la expiación del delito, de tal manera que su remisión no depende de la cesación de la contumacia en el delincuente ni de su arrepentimiento, sino de la dispensa otorgada por el superior. Son penas vindicativas el entredicho, la traslación o supresión de sede episcopal o parroquial, la infamia, el apartamiento del ejercicio de los actos legítimos eclesiásticos, la incapacidad o inhabilitación, la privación de cargos o privilegios, su suspensión y la multa. Con respecto a los clérigos, son ademáspenas vindicativas la fijación de residencia, la privación temporal o perpetua de traje clerical y la degradación.

Penado

En general, el condenado por sentencia firme al cumplimiento de una pena. | Por antonomasia, el que está cumpliendo una pena privativa de libertad en un establecimiento penitenciario. (v. DELINCUENTE, PRESO, PROCESADO.)

Penal

Adjetivo. Que lleva consigo pena, como el Código penal. | Referente al Derecho Penal. | Substantivo. Establecimiento carcelario destinado al cumplimiento de penas privativas de libertad (v.), por lo común de varios años.

Penalista

También criminalista, aunque quepa sutilizar entre uno y otro; el especialista en Derecho Penal, en su exposición científica o en su articulación positiva.

Penas "ferendae sententiae"

v."FERENDAE SENTENTIAE".

Penas "latae sententiae"

v. "LATAE SENTENTIAE".

Penas paralelas

En los códigos represivos con profusión sancionadora, las de naturaleza igual y la misma duración posible, pero diferenciadas por el sistema penitenciario de mayor o menor severidad que haya de aplicarse a los condenados, como las de presidio y prisión en el sistema español.

Penas privativas de derechos

Aquellas que impiden al condenado el ejercicio de algunos derechos, públicos o privados; tales como el sufragio activo y pasivo, el desempeño de cargos públicos, la tutela, la curatela o la patria potestad. Generalmente son accesorias de otras penas principales. (v.PENA ACCESORIA.)

Penas privativas de libertad

Descartando la posibilidad de que judicialmente (o aun policialmente, por breve espacio de tiempo) se prive de libertad a una persona, no por vía de sanción, sino de medida precautoria o de seguridad (v.PRISION PREVENTIVA), se llaman penas privativas de libertad aquellas que recluyen al condenado en un establecimiento especial y lo someten a un régimen determinado. Este tipo de penas representa el aspecto fundamental del régimen represivo, juntamente con la multa v la inhabilitación. sobre todo en aquellos países que han suprimido la pena capital y las penas corporales. La reclusión y la prisión (v.) constituyen penas típicas de esa índole.

Penas restrictivas de la libertad

Se entienden por tales aquellas que, sin suprimir por completo la libertad (como la reclusión y la prisión), la limitan a imponer al condenado el cumplimiento de ciertas obligaciones (permanencia en localidad determinada, presentación periódica ante la autoridad, observación de una conducta irreprochable, ocupación laboral) y prohibirle determinados actos (ingerir bebidas alcohólicas, concurrir a determinados locales o espectáculos). La condena condicional (v.) se puede señalar como pena de esta especie. (v. LIBERTADCONDICIONAL.)

Penates

Entre los romanos y otros pueblos gentiles, los dioses domésticos, objeto de auténtico culto familiar.

Pendencia

Pelea. | Disputa, debate. | Litispendencia (v.).

"Pendente conditione"

Loc. lat. Pendiente la condición, lo cual origina expectativas jurídicas contrapuestas para el acreedor y el deudor potenciales, según se esté ante una condición resolutoria o ante una condición suspensiva (v.).

"Pendente lite"

Loc. lat. Durante el pleito o litigio, mientras está pendiente una causa o proceso. En términos procesales abarca desde la contestación de la demanda, acto que traba la litis, hasta que recae resolución firme o, por la actitud pasiva de las partes, se produce de otra forma el fin del proceso. Cabe sumarle, en caso de resolución judicial, el epílogo que significa la fase ejecutiva, en la que se plantean a veces algunos incidentes, con nuevas controversias secundarias.

Pendiente

En trámite, a la espera de resolución.

Pendón y caldera

Expresión característica en las relaciones medioevales de independencia habitual y subordinación ocasional entre el monarca y la nobleza. Por designación monárquica de esta forma, eran señores de pendón y caldera aquellos que acudían, en ayuda del rey, con pendón, lo cual les permitía reclutar por sí su mesnada, y con caldera, por cuanto costeaban a esos combatientes suyos.

Penetración económica

Forma atenuada del colonialismo que, con renuncia al ejercicio de poderes políticos soberanos sobre un territorio, lo dirige y lo explota en esferas de la producción rural, del comercio o de la industria, mediante el poder del dinero y la capacidad técnica o de organización.

Penetración pacífica

Durante los siglos xvI al XIX, en que las grandes potencias europeas ambicionaron la dominación sobre territorios de los demás continentes, con fines políticos, económicos o religiosos variados, el sistema en que la conquista violenta por las armas era reemplazada por la captación amistosa, la comercial o de otra especie, para concretar nexos de sumisión evidentes en definitiva.

Penitencia

En Derecho Canónico, "la virtud moral que mueve al pecador al aborrecimiento de sus faltas, con la consiguiente disposición a satisfacer por ellas y a no renovarlas en el futuro" (L. A. Gardella). | Es también el sacramento en virtud del cual se perdonan los pecados cometidos por los fieles después del bautismo. | En tiempos de la Inquisición (v.), cierto castigo público de los reos. | Nombre de correctivos familiares para los niños y algunos escolares.

Penitenciaría

Institución definida en el Diccionario de la Academia como establecimiento penitenciario en que sufren sus condenas los penados, sujetos a un régimen que, haciéndoles expiar sus delitos, va enderezado a su enmienda y mejora. | En algunos sistemas penales se llama penitenciaría el establecimiento penal en que se cumplen especialmente penas de trabajos forzados bajo el régimen de confinamiento. De ahí que se entienda por sistema penitenciario el adoptado para castigo y corrección de los penados y el régimen o el servicio de los establecimientos destinados a ese objeto.

Penitenciaría canónica

Tribunal eclesiástico de Roma, compuesto de varios individuos y un cardenal presidente, para acordar y despachar las bulas y gracias de dispensas, pertenecientes a materias de conciencia.

Penitenciario

Sacerdote a quien el papa o un obispo confiere la faculta de administrar el sacramento de la confesión a los penitentes de una iglesia determinada. | Penitenciario es también llamado el cardenal presidente del Tribunal de la Penitenciaría canónica (v.) en Roma.

"Penitus extranei"

Loc. lat. Enteramente ajenos. Se entiende que ajenos o extraños a la pena, al caso, expresión que, en materia de contratos y convenciones, se aplica a quienes, por no ser partes en aquéllos ni causahabientes de estas, quedan fuera de sus efectos; es decir, los terceros.

Penología

Vocablo de muy discutida significación. No puede encontrarse en la semántica oficial de la Academia de la lengua, porque esa palabra no figura en su Diccionario (ed. 1984). Los autores no están conformes en cuanto al contenido de la penología. Para algunos equivale a ciencia penitenciaria, encaminada primeramente al estudio de los sistemas penitenciarios y ampliada luego al tratamiento de toda clase de penas y de medidas de seguridad. Otros autores afirman que la ciencia penitenciaria va más allá del estudio de la organización y funcionamiento de las penas orientadas a la corrección del delincuente, en tanto que la penología se ocupa de las penas y de las medidas de seguridad, así como también de las instituciones poscarcelarias y postasilares (Cuello Calón). Inclusive se ha discutido que la penología pueda ser considerada como ciencia, porque carece de contenido propio, ya que, en opinión de Jiménez de Asúa, en cuanto se ocupa de la pena, o entra en la sociología criminal o constituye la sociología penal; en cuanto se refiere a la pena como consecuencia del delito, pertenece al Derecho Pena/; en lo que afecta a la ejecución de las penas, forma parte del Derecho Penitenciario, y en lo que se refiere a las exigencias para la reforma del régimen punitivo de un país, caería en el campo de la llamada política criminal.

Pensión

Cantidad periódica (corrientemente mensual o anual) que se asigna a una persona por méritos o servicios propios o extranos, o bien por pura gracia del que la concede. Esta definición. que da la Academia de la lengua, resulta deficiente, porque todas las pensiones a que no se tiene un derecho legalmente establecido son concedidas por pura gracia, aun cuando con ellas se trate de recompensar méritos, o servicios propios o extraños. Por eso la distinción que corresponde hacer respecto a las pensiones deriva únicamente de que sean graciables o no graciables, y, dentro de las no graciables, según que sean contributivas o no contributivas. En cuanto a las pensiones graciables, son definidas por Grau como "el derecho administrativo asistencial, de contenido alimentario, concedido graciosamente por el Congreso, por un período determinado, en personas que reúnan las condiciones legales, mediante un acto formalmente legislativo". En lo que se refiere a las pensiones no contributivas, son aquellas a cuya formación no han contribuido ni los beneficiarios ni terceras personas, pero a las cuales se tiene un derecho legalmente establecido, lo que las diferencia de las graciables. Generalmente, este tipo de pensiones es el que reconocía el Estado a sus servidores, tanto civiles como militares, cuando llegaban a determinadas edades, y que se pagaban con cargo al presupuesto de la nación, sin que previamente se hubiese efectuado a aquéllos ningún descuento de sus sueldos. Finalmente, las pensiones contributivas son las que se forman mediante aportes de los beneficiarios o de éstos y sus empleadores y, a veces, también con los aportes del Estado. Tales pensiones contributivas son las que integran los regímenes jubilatorios y que se perciben por razón de la edad o de la invalidez para el trabajo. En el régimen de seguros, las rentas, ya sean vitalicias o temporales, tienen las características de las pensiones contributivas. Pensión, en lo canónico, es el derecho a percibir frutos de un beneficio en vida de quien lo goza. | En el Derecho Romano, renta o alquiler de los arrendamientos rurales y urbanos. | Casa de huéspedes donde se da, contra cierta suma diaria, semanal o mensual, alojamiento y comida.

Pensión alimentaria

La que determinados parientes tienen que pasar a otros para su subsistencia. (v. ALIMENTOS.)

Pensión censual

Renta o canon, en dinero o en especie, perpetuo o temporal, sobre una finca. (v. CENSO y sus especies.)

Pensión graciable

La cantidad de dinero, mensual sin excepción casi, que el Estado u otra entidad pública concede auna persona o a sus derechohabientes, en virtud de méritos reales, servicios calificados a la causa pública o… por influencias positivas y basándose en algún pretexto. Curiosamente se denominan también pensiones remuneratorias, aunque nada se retribuya en ocasiones, salvo remediar una necesidad o prodigar un favor.

Pensionado

Titular de una pensión (v.) de carácter monetario | En ciertos establecimientos benéficos, y en los hospitales sobre todo, sección en que los servicios y la asistencia no son gratuitos para los asistidos o lo:; asociados.

Pensionario

Para la Academia, el que paga unapensión (v.). | También, consejero, abogado o dignidad de letras en una república.

Pensionista

El que cuenta con derecho a una pensión (v.). | Huésped de una pensión, en el sentido de casa de hospedaje, con derecho de habitación y comida, contra una suma estipulada.

Pentarquía

Gobierno formado por cinco personas. Se llamó pentarquía la unión de Austria, Rusia, Inglaterra, Prusia y Francia coligadas como consecuencia del tratado suscrito en Chaumont en el año 1814, y del Congreso de Aquisgrán, para mantener una preponderancia mundial e impedir impulsos dominadores como los que había desarrollado Napoleón I.

Peño

Del latín pignus (prenda). Arcaísmo, empleado en las Partidas. La prenda (v.) como garantía real constituida por cosas muebles qué se hallan en poder del acreedor.

Peón

Jornalero. | El trabajador manual que desempeña las tareas más sencillas o duras, con la menor retribución dentro de su actividad u oficio.

Pequeña empresa

Corresponde al Código Civil italiano el haber concretado. mediante una fórmula legal, el concepto impreciso de pequeña empresa, en que lo relativo de la dimensión definidora suscitaba tantas sutilezas como divergencias. Según el artículo 2.083 del texto legal citado: "Son pequeños empresarios -por consiguiente, titulares de una pequeña empresa-los cultivadores directos de la tierra, los artesanos, los pequeños comerciantes y aquellos que ejercen una actividad profesional organizada predominantemente con el trabajo propio y de los componentes de la familia". Criterio y efectos. Tal declaración no es meramente lírica, porque a los pequeños empresarios se los libera de ciertas obligaciones fiscales y de cargas sociales; se les permite o se les tolera una contabilidad menos rigurosa y gozan, por el predominante despliegue de actividad personal, de ciertas libertades no consentidas a las empresas que cuentan con numeroso personal subordinado. No obstante la fórmula legislativa, subsisten divergencias acerca del criterio diferenciador entre las grandes y las pequeñas empresas. Para Bigiavi, la distinción es cuantitativa: basta con que el trabajo del empresario y el de su familia posea más importancia que el ajeno, o que el capital invertido, para que deba hablarse de pequeña empresa. En opinión de Ghidini, la distinción entre pequeña y mediana empresa -se atraviesa un tercer género aquí- reside en que la fínanciación provenga o no provenga de terceros. Cuando existen aportaciones de capital ajeno, imperativos de defensa de los inversores obligan a que las empresas pequeñas tengan que someterse al ordenamiento y a la fiscalización de las de tipo medio, cuando menos. Admisión americana. En la ARGENTINA, por disposición de diciembre de 1974, se catalogaron como pequeñas empresas, en cuanto al capital interno y para préstamos bancarios, las que ocuparan hasta 25 agentes, con un capital aplicado a la explotación de $ 400.000 (unos 30.000 dólares en aquel fugaz entonces) y el volumen anual de ventas no superara los 4 millones de pesos, momentáneamente unos 300.000 dólares, pero que en plazo de meses la vertiginosísima inflación dividió por 10 ó más en la comparación monetaria.

Pequeña entente

Nombre con que, en el lenguaje diplomático del lapso entre ambas conflagraciones mundiales, se conoció la alianza de Checoslovaquia y Yugoslavia, creadas en 1919, con Rumania, sumamente agrandada tras la derrota de los imperios centrales, contra ellos en lo futuro y frente al régimen colectivista instaurado en Rusia. La expansión prebélica de Hitler en 1938 y 1939 y la de posguerra de Rusia terminaron con esta alianza y hasta con la independencia temporal de los firmantes, sometidos de una u otra forma a las influencias que pretendieron eludir en tratados de 1921 en adelante. (v. "ENTENTE CORDIALE".)

"Per accidens"

Locución latina. Por accidente, con carácter interino en el ejercicio de un cargo.

Per cápita

Locución latina y castellana. Por cabezas, de manera individual y por partes iguales. Es usual en lo sucesorio, cuando no hay diferencias entre los coherederos, y también para referirse al ingreso medio por habitante en país y lapso determinados.

"Per saltum"

Loc. lat. Saltando, sin seguir el orden jerárquico. Se aplica respecto de los ascensos en que se omite algún grado o no se respeta la antigüedad; también respecto de los recursos que no se plantean ante el tribunal inmediatamente superior al que ha dictado el auto recurrido, sino ante el tribunal de última instancia.

"Per se"

Loc. lat. Por sí mismo. Indica que alguien actúa por sí mismo y por su cuenta, por su iniciativa, por facultades propias.

Percepción de los frutos

Constituye uno de los modos de adquirir su dominio por el poseedor de buena fe, durante el tiempo de su posesión, pero no basta que correspondan al tiempo de esa posesión; si los percibió cuando ya era poseedor de mala fe, por eso mismo está obligado a restituirlos. La percepción de los frutos, en vínculo íntimo con la accesión (v.), es facultad del propietario, pero puede estarle vedada, por preferente derecho del usufructuario o por cesión, lucrativa o gratuita, a inquilinos o arrendatarios, a usuarios o censatarios, a un acreedor anticrético.

Perder

Dejar de tener. | No saber dónde se encuentra algo anteriormente en nuestro poder. | Ser vencido. | Desaprovechar. | Corromper. | Seducir con perversidad. (v. PERDERSE, PéRDIDA )

Perderse

No saber el que marcha dónde se encuentra. | Naufragar una nave. | Consumirse un bien o fortuna. | Corromperse. | Prostituirse. (v. PERDER )

Perdida

Mujer libertina. | Materialmente, la que ha desaparecido por accidente, casualidad o propósito, con respecto a los que con ella convivían o la buscan.

Pérdida

Desde un punto de vista general, esta palabra quiere decir daño o menoscabo que se recibe en una cosa. | También, carencia, privación de lo que se poseía. Se habla de cosas perdidas, con respecto a las muebles, en el sentido de que han sido extraviadas, aspecto este que tiene cierta importancia jurídica, porque las cosas perdidas por unas personas pueden ser halladas por otras, hecho del cual surgen determinados derechos y obligaciones para quienes las han encontrado, en relación con los que las extraviaron, sin olvidar que la infracción de alguna de esas obligaciones puede dar origen a responsabilidades no solo de carácter civil, sino también penal. (v. HALLAZGO.) Además, balance negativo en un negocio o actividad, por superar los gastos a los ingresos. | Déficit. | Cantidad que se pierde en el juego. | Baja en acción de guerra. | Derrame de los líquidos, con consecuencias jurídicas diversas en el contrato de transporte. | Privación de un derecho.

Pérdida de la ciudadanía

Por previsión y disposición legal, la medida que a un ciudadano no le permite ejercer sus derechos políticos. | Por extensión, pérdida de la nacionalidad (v.).

Pérdida de la cosa debida

Lo que constituye el objeto material o abstracto de una obligación puede desaparecer, destruirse o resultar impracticable por alguna otra circunstancia. Se enumeran como posibilidades: 1") el perecimiento, como la muerte de un animal vendido; 2′) el quedar fuera del comercio, ante una expropiación o una medida administrativa, como la requisa de todo el oro, en tiempo de guerra; 3") el extravío; 4") por causa jurídica estricta, como la usucapión por un tercero de lo que se deba entre la estipulación y la entrega. Más que por las especies, la pérdida de la cosa debida repercute en la responsabilidad del obligado según su actitud. De haber procedido con diligencia y de buena fe, tal pérdida suele significar la liberación sin más, salvo el caso especial de una obligación compuesta (v.). En los supuestos contrarios, en principio procede el resarcimiento de danos y perjuicios. Son principios en la materia que la cosa en poder del deudor se supone perdida por su culpa, salvo la difícil prueba en contrario. Además, cuando se trate de obligaciones genéricas, por el aforismo de que los géneros no perecen (siempre hay un libro, un auto, un reloj, si no se han individualizado), la pérdida no excusa del cumplimiento con otra similar.

Pérdida de la nacionalidad

Cabe quedar sin la nacionalidad precedente, y hasta sin ninguna, por motivos civiles o penales. Así, en la esfera civil, se pierde la nacionalidad por adquirir la de otro país, salvo regir la subsistencia de ambas; por admitir empleo público en ciertos casos sin licencia del gobierno de la procedencia; la casada, en diversos ordenamientos, por adquirir la nacionalidad del marido, aunque en esto ha habido curiosas lagunas, por cuanto no siempre el otro país admitía ese hecho como productor del cambio para la mujer; por servir en ejército extranjero sin la debida autorización. Por causas penales, en mucho enturbiadas por la política, la pérdida de la nacionalidad suele disponerse como extrema medida para ciertos actos de traición o de rebeldía contra un régimen. (v. APáTRIDA.)

Pérdida de la patria potestad

La patria potestad (v.) se pierde por delito cometido por el padre o madre contra su hijo o hijos menores, para aquel que lo cometa; por la exposición o el abandono que el padre o madre hiciere de sus hijos, para el que los haya abandonado; por dar el padre o la madre a los hijos consejos inmorales o colocarlos dolosamente en peligro material o moral, para el que lo hiciere. En cualquiera de estos supuestos los menores quedan bajo el patronato del Estado nacional o provincial. (v. PéRDIDA DEL EJERCICIO DE LA PATRIA POTESTAD, SUSPENSIóN DEL EJERCICIO DE LA PATRIA POTESTAD, TéRMINO DE LA PATRIA POTESTAD.)

Pérdida del ejercicio de la patria potestad

A diferencia del carácter definitivo que se le atribuye a la pérdida de la patria potestad (v.), la del ejercicio se traduce en una suspensión, por estos motivos: 1") por ausencia de los padres, si el paradero es desconocido; 2") por incapacidad mental; 3") por interdicción civil; 4") por decisión judicial de carácter temporal; 5") en ciertas causas de divorcio o nulidad de matrimonio, por quedar los hijos menores al cuidado de la madre, hasta cumplir aquella edad.

Pérdidas e intereses

Expresión equivalente a daños y perjuicios (v.), en el resarcimiento civil, pero menos técnica y usual.

Pérdidas y ganancias

Nombre de la cuenta que recoge los aumentos y beneficios o las disminuciones registradas durante un ejercicio económico. A pérdidas y ganancias es una expresión que califica una asociación lucrativa, sin la estabilidad de una sociedad o compañía, para estar a las que resulten de un negocio o actividad en que varios intervienen con iguales o diferentes sumas de dinero.

Perdón

Descarga total o por lo pendiente que se concede por un acreedor. (v. PERDóN DE LA DEUDA) | Remisión del agravio recibido, con renuncia a demanda o acusación. (v. PERDóN DEL OFENDIDO.) | Indulto de pena o anticipada liberación de un condenado. (v. PERDóN JUDICIAL)

Perdón de la deuda

Condonación que de ella hace el acreedor a favor del deudor. (v. REMISION DE LA DEUDA)

Perdón del ofendido

Es sabido que las acciones penales se inician de oficio, con excepción de las que dependen de instancia privada y de las privadas. Dentro de esta clasificación,-únicamente las últimas -es decir, las que nacen de los delitos de adulterio, calumnia, injurias, violación de secretos (salvo en determinados casos), competencia desleal e incumplimiento de los deberes de asistencia familiar, cuando la víctima fuere el cónyugeson susceptibles de que, una vez establecida la condena, el cumplimiento de la pena pueda ser perdonado por la parte ofendida. Ello es lógico, porque, inversamente a lo que sucede con los delitos de acción pública o de iniciativa privada, en los de acción privada únicamente está en juego el interés y el derecho de la víctima del delito, sin que afecten ningún interés social o, cuando más, lo afectan de modo remoto. Señalan algunos autores que el perdón del ofendido recae sobre una culpabilidad ya declarada judicialmente, y en los delitos dependientes de instancia privada tan sólo se puede utilizar antes de la iniciación de la denuncia, desde cuyo momento ya no está en manos del ofendido paralizar el proceso ni mucho menos perdonar la pena, y en cuanto a los delitos de acción privada, si bien la víctima puede desistir de la acción aun después de promovida, siempre quedará subsistente la diferencia relativa al momento en que su voluntad de benevolencia se hace manifiesta. Conviene, sin embargo, advertir que tanto en los delitos de acción pública como en los de instancia privada, la parte ofendida puede en cualquier momento renunciara la responsabilidad civil que del delito se derive. Es característica de esta institución que, si hubiere varios partícipes en el delito. el perdón de uno de ellos aprovechará a todos los demás.

Perdón judicial

Institución que, con referencia al Derecho Penal, contienen algunas legislaciones, y en virtud de la cual los tribunales del fuero criminal tienen la facultad de remitir (perdonar) la pena impuesta por ellos mismos al acusado, en virtud de las circunstancias que rodean el hecho delictivo o la persona del delincuente. La omisión de esa facultad judicial es especialmente sensible en aquellos países que no han establecido el procedimiento del juicio por jurados, porque la característica de éste se encuentra en la posibilidad de declarar la inculpabilidad del inculpado, por entender en conciencia que es eso lo que corresponde, pese a que el hecho en sí configure indudablemente un delito. Los tribunales que se limitan a la aplicación del Derecho no pueden dejar de declarar la culpabilidad de quien ha cometido una acción formalmente delictiva a la que no sean aplicables circunstancias, también formales, de excusa de la responsabilidad, pero que repugnen para su condenación a la conciencia del juzgador. La posibilidad jurídica del perdón judicial salva para los jueces el precitado problema de la incompatibilidad entre el texto de la ley y sus sentimientos humanitarios, porque permite establecer la declaración de culpabilidad con arreglo a la letra de la ley y liberar de la pena al culpable. En cierto modo, la aplicación en suspenso de algunas penas constituye una forma del perdón judicial, pero con alcances sumamente limitados y en casos preestablecidos, referidos generalmente a delitos de escasa gravedad, y que se aplica a culpables no reincidentes. De todos modos, no cabe desconocer que se trata de una institución fuertemente discutida y que no deja de contar con valiosos argumentos en su contra.

"Perduellio"

Voz lat. Según Jiménez de Asúa, en el Derecho Romano, los crímenes justiciables contra los bienes jurídicos de la comunidad y de los particulares, se agrupaban en dos conceptos de delito: el perduellio y el parricidio. El primero era la guerra mala, perversa, contra la propia patria, "que hoy se denomina traición y es el punto de partida para el desenvolvimiento de los delitos políticos", mientras que el segundo se refería a la muerte dada al jefe de la familia, en la amplitud romana de este concepto.

Perecedero

Susceptible de perecer o desaparecer, en especial por propia naturaleza o proceso, como ciertas frutas no conservadas o no conservables. (v. CONSUMIBLE) | De corta duración. COSA

Peregrinos

En el Derecho Romano se designaban así las personas que no tenían el derecho de ciudadanía. Era, pues, un término opuesto al de ciudadano. (v. "HOSTIS".) Por supuesto, su condición difería de la del esclavo y, en general, venía a calificar al extranjero (v.). En un principio era el perteneciente a un pueblo unido al de Roma, aunque subordinado a ella, por un tratado de paz. Estaba obligado a vivir fuera de la ciudad. En otra etapa caracterizó a los habitantes del imperio que no eran ni ciudadanos romanos ni latinos ni esclavos. Con el tiempo, los peregrinos fueron adquiriendo derechos, hasta la plena equiparación ciudadana, concedida a todos los súbditos del imperio por Caracala en el 212.

Perención de la instancia

v. ABANDONO y CADUCIDAD DE LA INSTANCIA.

Perentorio

Decisivo o concluyente. | Apremiante. | Urgente. (v. PLAZO y TéRMINO PERENTORIO.)

Pereza

Abandono, descuido, negligencia. | Escasa o nula voluntad de trabajar.

Perfección

Lo mejoro lo más bello. | Vida virtuosa o ejemplar. | Momento en que los actos jurídicos, por el concurso de todos los requisitos fundamentales, originan los derechos y obligaciones propias (Dic. Der. Usual).

Perfección del contrato

Lo constituye la reunión cabal de todos los elementos personales, reales y formales de cada especie de convenciones jurídicas para producir las consecuencias legales previstas o las lícitamente estipuladas por las partes. Contra el espiritualismo absoluto de que el hombre se obliga de cualquier manera que quiera obligarse, que se articula en principios como el de pacta sunt servanda (v.), la naturaleza de los convenios o exigencias absolutas de la ley afectan el momento de la perfección contractual, que origina por ello la antítesis de los contratos consensuales, en el que el acuerdo es decisivo, y el de contratos reales, en que se requiere una entrega o prestación para perfeccionarlos, a más del rigor de la forma en los contratos solemnes (v.). Desde su perfección, los contratos obligan a lo expresamente pactado y a cuanto sea consecuencia jurídica por naturaleza, uso, ley o buena fe. Desde entonces no son rescindibles, salvo mutuo disenso.

Pergaminos

Por constar en esa piel de res debidamente preparada, en que solían escribirse antiguamente, los antecedentes nobiliarios y el propio título de nobleza de una persona o familia. | Por extensión, méritos personales sobresalientes.

Pericia

Conocimientos calificados o experiencia valiosa en un arte o ciencia. | Sin apoyo académico, se emplea a veces por peritaje o peritación (v.).

Pericial

Relativo a un perito, como informe o prueba pericial (v.).

Período o periodo

Espacio temporal con cierta semejanza o coincidencia de circunstancias. | Lapso para repetirse una situación o estado. | Ciclo.

Período constitutivo

En las sociedades, el lapso preciso para su formación o perfección, que abarca desde las conversaciones preliminares sostenidas por los fundadores hasta la celebración de la primera asamblea (Dic. Der. Usual). Capitant lo extiende hasta la segunda asamblea cuando hay aportaciones en especie o se conceden beneficios especiales a los socios. En tal período se redactan y aprueban los estatutos, se elige el nombre, se tramita la autorización administrativa pertinente y se hacen las invitaciones públicas para subscripción del capital, a más de buscarse e instalarse la sede social, y organizarse el desenvolvimiento administrativo de la empresa, y más si va anexo a ella el despliegue de una actividad fabril o comercial (Luis Alcalá-Zamora).

Período de prueba

Aun cuando la locución ofrece generalidad para aplicarla en campos muy diversos, por el significado experimental que posee en cosas, personas e instituciones, se refiere por antonomasia al contrato de trabajo, en fase preliminar que Pla Rodríguez ha definido como el espacio de tiempo en el cual el trabajador demuestra su aptitud profesional, así como su adaptación a la tarea encomendada, y durante el cual cualquiera de las partes puede hacer cesar la relación que las vincula. El también denominado contrato a prueba o contrato de ensayo se caracteriza mejor como la condición expresa en el contrato de trabajo por la cual cada uno de los contratantes puede disolver el nexo contractual si no está satisfecho, durante dicho lapso, con las prestaciones de la otra parte. Por el lado del empresario, durante esta etapa experimental, puede apreciar, en la práctica, la capacidad profesional del trabajador, la adaptación a la tarea que se le ha asignado y descubrir, en la convivencia inmediata y más o menos prolongada, las cualidades personales de toda índole que se valoran en el trabajo. También en su Compendio de Derecho Laboral, Cabanellas señala que el trabajador, a su vez, comprueba si le convienen y le agradan los servicios que deba desempeñar, a más de valorar las condiciones de compartir más o menos indefinidamente, en caso de consolidarse la relación laboral, su vida profesional con el empresario y con sus compañeros de actividades. La consecuencia principal del período de prueba, de corta duración en todo caso, para no atentar contra la estabilidad del contrato de trabajo, es que ambas partes poseen la facultad de rescisión unilateral sin expresión de causa, por sobreentenderse que la prueba no ha sido satisfactoria o no tenerse que concretar motivos que pueden lastimar a la otra parte, y esa rescisión está a cubierto de las indemnizaciones por despido. Por usos o estatutos, por convenciones o acuerdos expresos de las partes, este período varía entre unos días y un trimestre, por lo general en actividades complejas.

Período de seguridad

Dentro del ciclo fisiológico de la mujer con capacidad para engendrar, lapso en que se la supone transitoriamente estéril. Efusiones de amantes aparte, sin peligro de embarazo para la mujer, el período de seguridad ha sido reconocido por la iglesia como una concesión restrictiva de la natalidad, por cuanto no se quebranta el libre juego de la naturaleza, pero a costa de una abstinencia marital estricta en lo restante o arrostrar las contingencias de la libre fecundación. (v. DéBITO CONYUGAL.)

Período electoral

En los países de sincero juego democrático, por cuanto en los totalitarios de partido único o de limitaciones rigurosas para la oposición todo es una farsa, el lapso desde la convocatoria para las elecciones hasta la realización de los comicios, en que se extrema la vigencia de la libertad de expresión y de propaganda, dentro de barreras no atentatorias para principios defendidos penalmente.

Período estéril

Y además período seguro, otros nombres del período de seguridad (v.) en la mujer apta para concebir y que cohabita con varón.

Período sospechoso

Por desconfiarse del proceder honrado del quebrado, de confabulaciones con algunos de sus acreedores o con testaferros, para substraer de la masa ciertos bienes, el que precede de manera inmediata a la declaración de quiebra, y que permite por eso invalidar con posterioridad ciertas operaciones realizadas sin derecho o con fraude. | En el procedimiento penal, el lapso anterior y el posterior al delito, y próximos a él en el tiempo, que alguien, relacionado con los hechos o con la víctima de alguna manera, no puede cubrir con satisfactoria coartada (v.), por lo cual permite la vigilancia y hasta el procesamiento del sospechoso por tal causa.

Perista

Quien adquiere objetos robados. Puede constituir encubrimiento (v.), cuando no es una asociación habitual con delincuentes contra la propiedad.

Peritación

El análisis, trabajo o labor de un perito (v.).

Peritaje

Estudio o informe pericial.

Perito

El Diccionario de la Academia lo define con toda exactitud en estos términos: sabio, experimentado, hábil, práctico en una ciencia o arte. | El que en alguna materia tiene título de tal, conferido por el Estado. | En sentido forense, el que, poseyendo especiales conocimientos teóricos o prácticos, informa, bajo juramento, al juzgador sobre puntos litigiosos en cuanto se relacionan con su especial saber o experiencia. Couture dice que es el auxiliar de la justicia que, en el ejercicio de una función pública o de su actividad privada, es llamado a emitir pare-cero dictamen sobre puntos relativos a su ciencia, arte o práctica, asesorando a los jueces en las materias ajenas a la competencia de éstos. El informe o dictamen de peritos constituye la llamada prueba pericial (v.), de aplicación a toda clase de juicios. La designación de los peritos puede hacerse a petición de las partes o de oficio por el juez o tribunal, ya sea, en este último caso, para dirimir la discordia entre los peritos de las partes, va porque el iuzgador lo estime necesario para su mejor ilustración. En Derecho Procesal se ha discutido si el informe pericial contiene un valor absoluto, a cuya aceptación esté obligado el juez, o si no pasa de ser una de tantas pruebas sometida a la valoración judicial, relacionándola con todas las demás resultancias que consten en los autos. Este segundo criterio es el prevaleciente en la doctrina y el más aceptado ‘para los fines judiciales. Aun cuando los peritos más corrientes en los tribunales son los que tienen conocimientos médicos, caligráficos, contables, químicos, balísticos, pueden serlo también quienes, aun no teniendo títulos habilitantes, poseen conocimientos sobre cualesquiera otras materias de las infinitas que pueden interesara un pleito civil o a una causa criminal.

Perito en averías

Dado el contenido específico que en Derecho Marítimo (y también en el Aeronáutico) tiene la palabra avería (v.), una vez que se ha producido, es necesario, por lo menos en caso de litigio, que intervengan personas con los conocimientos suficientes para dictaminar acerca de las causas productoras de la avería, de su extensión, del valor de los daños y de la posible responsabilidad. Tal persona es llamada perito en averías.

Perito testigo

En rigor, esta denominación debería formularse a la inversa: testigo perito, por cuanto primero hay que presenciar el hecho, circunstancia fortuita, y después concurrir en esa persona la cualidad de experta en la materia que sea objeto del proceso y requiera asesoramiento técnico para el juzgador. En todo caso se está ante alguien que, por obra del acaso, concilia ambas cualidades, en cuyo supuesto se diferencia su declaración como testimonio y como informepericial (v.), pero esto último solamente si se le requiere. Como manifestación típica de esta cualidad procesal se cita la muy frecuente de los encargados de regular el tránsito urbano cuando presencian un accidente de la circulación. Se actúe en uno u otro carácter o acumulados ambos, tanto la declaración del testigo como el informe del perito se entregan, en casi todos los ordenamientos procesales de hoy, a la libre apreciación del tribunal.

Perjudicado

Referido a un título de crédito, el que pierde su eficacia ejecutiva, e incluso la exigibilidad ordinaria, por haber omitido ciertas formalidades o dejado transcurrir lapsos vitales en su presentación o cobro. | Todo sujeto lesionado en sus derechos, bienes o intereses.

Perjudicar

Causarperjuicio (v.).

Perjuicio

Ganancia lícita que deja de obtenerse, o deméritos o gastos que se ocasionan por acto u omisión de otro y que éste debe indemnizar, a más del daño (v.) o detrimento material causado por modo directo. Para algunos autores, el concepto de perjuicio se encuentra subsumido en el de daño; o sea que el perjuicio no es sino una modalidad del concepto más amplio de daño. Sin duda por eso, Couture define el perjuicio como daño, menoscabo o privación de ganancia. Y por eso también, algunos códigos señalan que el daño comprende no solo el perjuicio efectivamente sufrido, sino asimismo la ganancia de que se priva al damnificado por el acto ilícito.

Perjuicio estético

Toda lesión fisiológica debida a hecho ajeno y que produce mutilación, defecto, cicatriz, mancha o cualquiera otra falta que provoca repulsa, compasión, desagrado, irrisión o simple curiosidad mortificante de los demás y que se aparte de los caracteres regulares de las personas en general o concretamente de aquella a que se haga referencia. A esa definición descriptiva, el Diccionario de Derecho Usual agrega que la responsabilidad aneja al perjuicio estético encuadra, en su caso -puede ser fortuito y excusable-, en el concepto penal de lesiones (v.). El resarcimiento económico se incluye en el daño moral (v.). Accidentes de tránsito y laborales originan con frecuencia este perjuicio.

Perjuicio indirecto

El resultante de otro, en la concatenación de causas. Acerca de la causalidad jurídica aceptable, sobre todo con miras al resarcimiento, los Mazeaud empiezan por recordar el ejemplo de Pothier, relativo a una vaca enferma que es vendida. El primer perjuicio es para el adquirente, cuando desconocía la circunstancia. Posteriormente, por contagio, mueren otras de la manada. Esa pérdida toma por último insolvente al comprador, que ve embargados sus bienes y vendidos a precio vil. El Cód. Civ. francés se opone a la reparación del perjuicio indirecto, al establecer que el deudor sólo está obligado a reparar lo que sea consecuencia inmediata y directa de su incumplimiento. Tal norma está reforzada por una de las reglas de Bacon, en el sentido de que en Derecho no se considera la causa remota, sino la próxima.

Perjurador

Perjuro (v.).

Perjurar

Jurar en falso. | Desdecirse del juramento prestado en su oportunidad lealmente.

Perjurio

Delito que comete quien en un juicio, o ante autoridad competente, jura en falso. Ese delito afecta a los testigos, peritos, intérpretes o traductores que bajo juramento o promesa afirmen una falsedad, nieguen o callen la verdad total o parcialmente, y su gravedad aumenta si el perjurio tiene lugar en un juicio penal en perjuicio "del inculpado si se comete por soborno, caso este último en que el delito se extiende al sobornante. (v. FALSO TESTIMONIO.)

Perjuro

Perjurador, el que incurre en perjurio (v.), con engaño humano invocando la fe religiosa.

Permisivo

Que autoriza o faculta. Por eso, ley permisiva es la que concede libertad para algo, y más si anteriormente estaba vedado.

Permiso

Autorización que un superior jerárquico, en cualquier escala, inclusive la familiar, concede para hacer o decir al que suele recabar tal consentimiento. | Nombre de algunas vacaciones, en especial las de los militares u otras laborales, entonces más o menos breves o sin percepción de haberes como principio. | En la acuñación monetaria, tolerancia entre su ley o peso de emisión y el efectivo.

"Permissio iura condendi"

Loc. lat. Entre los latinos, a los que la expresión corresponde, la facultad para establecer el Derecho. Se la autoatribuyeron los emperadores y se la reconocieron a ciertos jurisconsultos de gran prestigio. (v. LEY DE CITAS.)

Permitir

Autorizar, de manera expresa o tácita, un proceder ajeno, ya consista en una acción o en una omisión. | No impedir lo evitable, con cierta nota de censura para tal pasividad. | Relevar de prohibiciones quien cuenta con poder para ello.

Permuta

Contrato, llamado también de permutación o de trueque, que tiene lugar cuando uno de los contratantes se obliga a transferir a otro la propiedad de una cosa, a cambio de que éste le dé la propiedad de otra. Claro es que la cosa dada en trueque o permuta nunca puede ser dinero, porque entonces se estaría frente a un contrato de compraventa. La Academia define la permutación como la acción y efecto de permutar, de cambiar una cosa por otra sin que en el cambio entre dinero, a no ser el necesario para igualar el valor de las cosas cambiadas. Tomada la palabra en su relación con el Derecho Internacional, hace referencia al cambio recíproco de determinadas porciones de sus respectivos territorios, acepción de muy escaso interés, por cuanto en la práctica resulta excepcional. No siempre la permuta se refiere al intercambio de cosas materiales, porque, en Derecho Administrativo, cabe admitir, según las legislaciones, la permuta a cambio de funciones o cargos entre dos personas.

Permuta de bienes dotales

El respeto que rodea a la dote, en las legislaciones donde se reconoce, no significa inalterabilidad de las cosas que la integran, aunque se pretenda salvar, si las necesidades familiares lo permiten, su valor. Por ello tienen el concepto de bienes dotales los inmuebles adquiridos durante el matrimonio porpermuta (v.) con otros bienes dotales (art. 1337 del Cód. Civ. esp.)

Permutante

Cada una de las partes recíprocas de una permuta (v.).

Pernada

Se conoce por derecho de pernada la costumbre de la época feudal no institucionalizada, de existencia muy dudosa, según la cual el señor o su delegado ponían una pierna sobre el lecho de los súbditos el día en que se casaban u ocupaban el lecho de su vasalla antes que el marido. Se lo llamó también ius primae noctis, "marqueta", "prelibación", etc. Se trataba de un repugnante abuso.

Perpetración

La realización de un hecho. Se aplica con mayor frecuencia a los que son reprobados, como el delito y los abusos de cualquier otra especie.

"Perpetuarius"

Voz lat. Colono romano que, como la voz indica, contaba con derecho perpetuo como arrendatario del ager vectigalis (v.), sólo revocable por edicto del emperador.

Perpetuidad

Calidad de lo perpetuo (v.), sea estricta perdurabilidad o, cuando menos, muy prolongada duración.

Perpetuo

De modo absoluto, eterno, carente de fin en el tiempo. | De manera relativa, muy duradero. | En lo personal. vitalicio. | En alguna institución como los censos, irredimible, hasta que el legislador resuelve abolir ese fraccionamiento indefinido de la propiedad. (v. CENSO y EDICTO PERPETUO)

Perpetuo silencio

Pronunciamiento judicial en ciertas causas, como las derivadas del ejercicio de la acción de jactancia (v.), en que el juzgador impone al demandado la obligación de no reiterar sus infundadas pretensiones. declaración o actitud (Dic. Der. Usual).

Persecución

Materialmente, seguimiento del que escapa, para alcanzarlo o capturarlo, para agredirlo. | Históricamente, cada una de las sangrientas represiones que los emperadores romanos de los tres primeros siglos emprendieron contra los cristianos y que originaron millares de mártires, víctimas de las fieras, del fuego, del puñal o la espada, de la cruz y de otros múltiples suplicios. | A semejanza mayor o menor, con respeto de la vida o sin ello, las campañas que contra sus opositores emprenden los regímenes dictatoriales o en exceso autoritarios. | Apremio, acoso. | Exigencia inoportuna. | Derecho de reivindicar ciertos bienes o de resarcirse con ellos, aun cuando hayan pasado a terceros.

Perseguidor

Todo el que por bien o por mal efectúa una persecución (v.), la ordena o la dirige.

Perseguir

Llevar a cabo una persecución (v.) física, religiosa o política. | Presentar denuncia o sostener querella en el fuero penal. | Reclamar, por un derecho real o un fraude, los bienes que el obligado no tiene ya en su patrimonio.

Persona

Ser o entidad capaz de derechos y obligaciones, aunque no tenga existencia individual física, como las corporaciones, asociaciones, sociedades y fundaciones. Esta definición coincide con la que expresa el Código Civil ARGENTINO, al decir que son personas todos los entes susceptibles de adquirir derechos o contraer obligaciones. Capitant hace una definición análoga cuando dice que persona es el ente al que se reconoce capacidad para ser sujeto de Derecho. Bien se advierte que el concepto de todas esas definiciones resulta sumamente amplio, porque no se circunscribe a las personas como individuos de la especie humana, sino que incluye también las entidades que, sin tener esa condición, pueden estar afectadas de obligaciones y derechos. Las primeras son las llamadas personas físicas, naturales o de existencia visible; en tanto que las segundas, llamadas jurídicas y también morales e ideales, son las que se encuentran formadas por determinación de la ley. Queda una tercera categoría, que es la que se refiere a las denominadas personas por nacer; o sea, a aquellas que están concebidas en el seno materno, pero que todavía no han sido alumbradas. El tema de si la existencia de las personas se inicia en el momento de la fecundación o en el del nacimiento es muy discutido en la doctrina, pues mientras algunos autores estiman que lapersona (siempre que tenga condiciones de viabilidad) surge en el parto o, mejor dicho, en el instante en que el feto es separado del claustro materno, otros sostienen que la existencia de la persona se inicia desde que se produce la concepción, criterio que se basa en el hecho de que, desde ese mismo momento, el ser concebido adquiere derechos, especialmente relacionados con las donaciones y las sucesiones, aunque queden supeditados al nacimiento con viabilidad, e incluso reciben una protección penal, por cuanto la destrucción del feto configura el delito de aborto (v.). Orgaz, partidario de la primera tesis, afirma que el error de quienes mantienen la segunda arranca del equívoco de asimilar vida humana a persona humana, la que sólo existe desde el nacimiento (v.).

Persona a cargo

En materia de impuestos, aquella cuyo mantenimiento corre por cuenta de un contribuyente, como la esposa cuando no trabaja fuera del hogar ni tiene bienes propios, y siempre los hijos en su infancia y temprana minoridad. Ello permite una deducción a los efectos de reducir la contribución exigible en contrario supuesto. En el Derecho Laboral, la expresión y el concepto adquieren fuerza singular, por cuanto las personas a cargo del trabajador que es víctima mortal de un accidente del trabajo o de una enfermedad profesional tienen derecho a una indemnización por tal causa y a pensión por lo general.

Persona abstracta

Por no poseer corporeidad física, uno de los nombres dados a la persona jurídica (v.) o de existencia no visible:

Persona artificial

Por considerarla creación del legislador, que en verdad se limita a regular una realidad no menos evidente que la de los individuos de la especie humana, designación dada también a la persona abstracta (v.).

Persona capaz

Aquella con habilitación legal y dotes individuales para ejercer por sí misma sus derechos y cumplir sus obligaciones, que también la facultan para delegar el ejercicio de los primeros y el cumplimiento de las segundas en todo lo que no sea personalísimo o no esté estrictamente prohibido. | Quien cuenta con cuanto se requiere para el calificado desempeño de un cargo o para realizar adecuadamente una tarea o trabajo.

Persona civil

Persona abstracta (v.).

Persona colectiva

Sin duda por exigir para su constitución y desenvolvimiento la concurrencia de dos personas físicas al menos, nombre que algunos juristas dan a las personas abstractas. Así, Sánchez Román (padre), para el cual se estaba ante un ser de existencia legal, susceptible de derechos y obligaciones o de ser término subjetivo de relaciones jurídicas.

Persona de Derecho Privado

Denominación que algunos autores reservan a la variedad de personas abstractas (v.) que fundan los particulares y en interés individual. Pertenecen a este género las sociedades y asociaciones. (v. PERSONA DE DERECHO PúBLICO.)

Persona de Derecho Público

Cualquiera de las corporaciones que dan estructura a la convivencia humana con permanencia, normatividad y coacción. Tales son el Estado, la región, la provincia, el municipio (v.) y las entidades locales menores. Resultan de catalogación dudosa en esta especie las Naciones Unidas (v.), por cuanto el acceso a ellas y la permanencia es discrecional para los distintos países independientes, y por no constituir un superestado.(v. PERSONA DE DERECHO PRIVADO.)

Persona de existencia ideal

Tecnicismo a que acude el legislador civil ARGENTINO, para referirse a la persona abstracta (v.). Al contraponerla, en el artículo 31 del Código Civil, a la persona de existencia visible (v.), para eludir no pocas de las objeciones hechas ala antinomia persona física y persona jurídica, expresa que "todos los entes susceptibles de adquirir derechos o contraer obligaciones, que no sean personas de existencia visible, son personas de existencia ideal o personas jurídicas" (art. 32).

Persona de existencia visible

El Código Civil ARGENTINO, por contraposición a persona de existencia ideal (v.), denomina de esta otra forma al hombre y ala mujer, en general, como sujetos susceptibles de derechos y obligaciones. En el artículo 51 se declara que "todos los entes que presentasen signos caractetísticos de humanidad. sin distinción de cualidades o accidentes, son personas de existencia visible". Esbozando su estatuto jurídico, se agrega que estas personas son capaces de adquirir derechos o contraer obligaciones y se reputan tales todos los que en el código no estén expresamente declarados incapaces (art. 52). Alas mismas les están permitidos todos los derechos no expresamente prohibidos, independientemente de su cualidad de ciudadanos y de su capacidad política (art. 53).

Persona ficticia

Persona abstracta (v.).

Persona física

El hombre y la mujer como sujetos de derechos y obligaciones. Se opone el reparo de que personificar al género humano con el adjetivo físico atenta, y no poco, contra su espiritualidad. De ahí la preferencia de otros por persona natural y por persona de existencia visible (v.).

Persona futura

Por contar ya con alguna vida propia, aún dentro del claustro materno y habida cuenta de su probable nacimiento, designación del concebido (v.), con algunos derechos, pendientes de su nacimiento con vida o con otros requisitos legales, como, en el Código Civil español, la supervivencia mínima de 24 horas, tan criticada por médicos y juristas. | De modo más inconcreto, referencia a la que puede existir en un momento y no está ni siquiera concebida, pero que no obsta a ciertas consecuencias jurídicas, como instituciones a favor de una persona y de los hijos que pueda tener.

Persona grata

En el lenguaje diplomático, representante de un Estado al que otro da su conformidad para desempeñarse en determinada función de esa índole en el territorio de quien la acepta. Debe preceder la propuesta del Estado representado, a la que sigue en su caso la conformidad del que lo recibe, una vez averiguados con discreción sus antecedentes. Ese placet (v.), como se denomina técnicamente, no es inmutable, y su privación posterior, al declarar "no grata" a una persona, por sus actividades contra el orden interno o externo del país ante el cual se desempeñaba, obliga a cesar en la función y a alejarse más o menos perentoriamente de su territorio.

Persona incapaz

Aquella que por sí misma no puede ejercer sus derechos ni cumplir sus obligaciones o que tiene ciertas restricciones al respecto. El Código Civil ARGENTINO establece dos categorías: las personas absolutamente incapaces, que incluyen: 1") las personas por nacer, 2") los menores impúberes, 3") los dementes, 4") los sordomudos que no sepan darse a entender por escrito; y las personas relativamente incapaces, que, superada la restricción jurídica tradicional referente a las casadas, se reduce ahora a los menores adultos, con capacidad solamente para los actos que las leyes les autoricen realizar (arts. 54 y 55). (v. PERSONA CAPAZ)

Persona incorporal

Persona abstracta (v.).

Persona individual

Persona natural (v.).

Persona inhábil

La que carece de las condiciones requeridas para determinado acto jurídico, sea por sí o incluso por representante. (v. PERSONA INCAPAZ.)

Persona interpuesta o interpósita

La que se presta para realizar un acto o un negocio jurídico como si fuese propio, pero que en realidad afecta a otra persona, verdadera interesada en el asunto. Se trata de una ficción encaminada a salvar o a burlar las dificultades legales que impedirían al auténtico interesado efectuar lícitamente el acto o negocio.

Persona jurídica

La expresión es una de las más delicadas en el tecnicismo del Derecho. De un lado, superada la esclavitud en todos los países, y a un lado el sojuzgamiento de los regímenes tiránicos, en la actualidad, y hace mucho, todapersona es sujeto de derechos y obligaciones, y por ende jurídica. Ahora bien, con olvido de ello e instaurando no pequeña confusión, persona jurídica se refiere por un amplio sector de la doctrina, que el uso ha impuesto, a los sujetos de derechos y obligaciones que no son la persona natural o física (v.); es decir, ni el hombre ni la mujer. Vélez Sarsfíeld, pretendiendo justificar el calificativo, expresa que se los denomina personas jurídicas porque no existen sino con un fin jurídico, cosa rebatible sin dificultad, puesto que no es algo jurídico lo que las crea por lo general, sobre todo las privadas, sino una finalidad económica, nolítica, cultural, deportiva o de otro género, que tiene que adoptar para su funcionamiento ese ropaje jurídico, cosa muy distinta. De ahí que se hayan propuesto numerosas substituciones para el tecnicismo: persona abstracta, artificial, civil, fícticia, incorporal, de existencia ideal, no física o moral, que se analizan brevemente en sus respectivos artículos, en cuanto al acierto o inconsistencia. Acatando el uso, con reserva de la justeza del tecnicismo, el legislador ARGENTINO divide las personas jurídicas o de existencia ideal en dos grupos, ajustados a la reforma de la ley 17.711: las de carácter público, que son: 1") el Estado nacional, las provincias y los municipios. 2") las entidades autárquicas, 3") la Iglesia Católica; y las de carácter privado,que son: 1") las asociaciones y las fundaciones que tengan por principal objeto el bien común, posean patrimonio propio, sean capaces por sus estatutos de adquirir bienes, no subsistan exclusivamente de asignaciones del Estado y obtengan autorización para funcionar, 2") las sociedades civiles y comerciales o entidades que conforme a la ley tengan capacidad para adquirir derechos y contraer obligaciones, aunque no requieran autorización expresa del Estado para funcionar (art. 33). Se admiten ademas, como personas jurídicas, los Estados extranjeros, sus provincias y municipios, los establecimientos, corporaciones o asociaciones existentes en ellos. Se consideran actos suyos los de sus representantes legales, siempre que no excedan los límites de su ministerio. Tales personas se estiman distintas enteramente de sus miembros. Los bienes que pertenezcan a la asociación no pertenecen a ninguno de sus miembros ni éstos están obligados a satisfacer las deudas de la corporación, salvo ser fiadores o haberse obligado mancomunadamente. Cuentan con capacidad patrimonial similar a la de los particulares; si bien pueden recibir por testamento, no pueden testar, aunque cabe que los estatutos prevean el reparto de los bienes sociales subsistentes al disolverse. Pueden ser demandantes y demandadas en juicio. Responden de los daños que causen los que las administren o dirijan, en ejercicio o con ocasión de sus funciones.

Persona moral

En oposición a persona física, calificación atribuida igualmente a lapersona abstracta (v.).

Persona natural

El hombre o la mujer como sujeto jurídico, con capacidad para ejercer derechos y contraer y cumplir obligaciones. La calificación recalca su condición de ser por naturaleza, para contraponerla a la persona abstracta (v.). Las personas naturales se diversifican según variado enfoque jurídico: 1") por el sexo, en hombres o varones y en mujeres o hembras, aparte la discutida condición de los hermafroditas; 2") por su realidad corporal externa, en nacidos y concebidos; 3") por la capacidad de obrar, en mayores o menores de edad, 4") por el estado civil, en solteros, casados, divorciados y viudos: 5") por la nacionalidad o ciudadanía. en nacionales y extranjeros, con la especie intermedia de los nacionalizados o naturalizados en un país; 6") por lo administrativo o municipal, en vecinos, residentes y transeúntes. Todas las categorías significan modificaciones en la capacidad jurídica, apuntadas al menos en las voces respectivas, según resumen del Diccionario de Derecho Usual.

Persona no física

Persona abstracta (v.).

"Persona non grata"

Loc. lat. Persona no grata. En el lenguaje diplomático, y con eufemismo por demás transparente, el indeseable, el que ha perdido la confianza que lo acreditaba como representante de un país extranjero y obligado por ello a abandonar el suelo extraño en plazo perentorio. A veces encubre verdaderos delitos, los de espionaje sobre todo, que quedan así impunes. (v. PERSONA GRATA.)

Persona por nacer

A los efectos de su capacidad jurídica, v. CONCEBIDO.

Persona pública

En las admitidas legalmente como personas jurídicas (v.), las de carácter público.

Persona social

Por sus fines para la sociedad humana, o por la asociación que implican, persona abstracta o colectiva (v.).

Persona torpe

Para el Derecho, más que la de escasa habilidad en el proceder, la de conducta contrapuesta ala moral y a las buenas costumbres. Puede viciar algunas instituciones hereditarias e incluso do-naciones donde la jurisprudencia mantiene severidad en la materia y aduce la nulidad de unas y otras por la causa torpe o inmoral. Antiguamente, la persona torpe, en especial la amante o concubina del testador, no podía excluir en las sucesiones testamentarias a los hermanos de quien no tuviera herederos forzosos: los descendientes, los ascendientes o el cónyuge.

Personal

Adjetivo. Relativo auna persona (v.). | Privativo de alguien. | De ejercicio por uno mismo. | Individual. (v.DERECHO y ESTATUTO PERSONAL) Substantivo. Tributo que antiguamente se pagaba por cada cabeza de familia. | Los componentes de una clase o entidad. | El conjunto de directores, empleados y obreros de una empresa.

Personal aeronáutico

Se considera que tal designación comprende a todas aquellas personas que presten servicios a bordo de aeronaves civiles dedicadas al transporte de pasajeros, de carga, de turismo o de instrucción con fines lucrativos. Entre esas personas figuran los pilotos comandantes, los copilotos, los mecánicos navegantes, así como cualesquiera otros empleados en las maniobras de las aeronaves. Han de estar provistos de una patente de capacidad y de una licencia para el ejercicio de la profesión. También forma parte del personal el comisario de a bordo, con categaría de oficial, que tiene a su cargo la documentación de la aeronave referente al pasaje y carga y la atención de los pasajeros durante el vuelo, asistido o no por personal subalterno, especialmente las llamadas azafatas.

Personalidad

Diferencia individual que constituye a cada persona y la distingue de otra. | Jurídicamente, la personalidad o personería representa la aptitud para ser sujeto de Derecho. | También, la representación legal y bastante para intervenir en un negocio o para comparecer en juicio. Con referencia a la personalidad se derivan diversos derechos a su favor puesto que están encaminados a su protección y que pueden no afectar su patrimonio. Tales, el derecho al honor, a la consideración, a la intimidad, a la integridad moral, intelectual o física, al nombre. (v.PERSONERIA.)

Personalidad de la pena

Tal vez, más propiamente, individualización de la pena, es la adecuación de ésta a las condiciones del sujeto sobre quien recae, por estimarse que sólo de esa forma puede la pena cumplir su finalidad reeducadora y correctiva. Es una teoría, ya que no nueva, muy extendida dentro de los conceptos del moderno Derecho Penal, que guarda relación con las condenas indeterminadas y con las medidas de seguridad.

Personalidad gremial

Personería gremial (v.).

Personarse

Comparecer en juicio como demandante o demandado. | Mostrarse parte en cualquier asunto. | Acudir a una citación administrativa.

Personería

Según Couture, calidad jurídica o atributo inherente a la condición de personero o representante de alguien. Es un americanismo que en Derecho Procesal se emplea en el sentido de personalidad (v.) o de capacidad legal para comparecer en juicio, así como también en el de representación legal y suficiente para litigar. Trátase, pues, tanto de la aptitud para ser sujeto de Derecho cuanto para defenderse en juicio. La falta de personalidad o personería permite a la parte contraria alegar ese defecto por vía de excepción (v.)

Personería gremial

También personalidad gremial, es en Derecho Colectivo del Trabajo el privilegio que se concede a un sindicato o asociación de trabajadores para realizar en nombre de todo el gremio determinados actos por ser considerada como la asociación más representativa de determinada actividad laboral. La personería gremial ostenta ciertas prerrogativas en relación con los sindicatos que sólo gozan de personería o personalidad jurídica. Las prerrogativas más características están representadas por la facultad de celebrar convenios colectivos, imponer contribuciones no solo a sus trabajadores afiliados sino también a los no afiliados, y disfrutar de exención de ciertos impuestos. De ahí que para algunos autores la existencia de sindicatos con personería gremial, frente a otros que no la tienen, constituye un atentado contra la libertad de asociación garantizada constitucionalmente.

Personero

Se llamaba así, en las Partidas, quien "recabda, o faze pleitos, o cosas ajenas, por mandado del dueño de las e ha nome personero, porque parece o está en juicio, o fuera del, en lugar de la persona de otro". Es lo que en términos generales se llama hoy mandatario o apoderado y en un sentido judicial significaría procurador (v.).

Pertenencia

Unidad o medida superficial para las concesiones mineras, cuya extensión es variable de acuerdo con las diversas legislaciones. | Derecho sobre una cosa. | Incumbencia. | Lo accesorio o complementario.

Pertinente

Perteneciente o que corresponde a algo. | Conducente en un litigio. | Admisible, dicho de pruebas.

Pertrechos

Medios o instrumentos precisos para una actividad o trabajo. | En el buque, elementos necesarios para el equipo del barco y la navegación.

Perturbación

Cualquier desorden o trastorno. | En especial, desconocimiento de un derecho, por no permitir su ejercicio o atribuírselo quien no es su titular. | Alteración de un plan o programa. | Desequilibrio o alteración mental.

Perturbación de la posesión

Privación de ella o intento de arrebatarle la que corresponde a un propietario, a un poseedor legítimo o un simple tenedor de un bien, por el carente de título. Según sea esa perturbación, cabe la defensa procesal del interdicto (v.) de retener o del interdicto de recobrar; el primero, cuando el poseedor legítimo mantiene, aunque amenazada, su calidad, y el segundo, para recuperarla, siempre que mientras tanto no se haya consolidado una situación posesoria de hecho, que suele ser la de año y día con respecto al poseedor precedente.

Perturbación mental

Demencia (v.).

Perversidad

Maldad extrema. | Corrupción moral en grado avanzado. | Degeneración en materia sexual. Configura agravante penal, equiparada al ensañamiento (v.), proceder al delito por impulsos de perversidad brutal.

Perversión

Enseñanza del mal, del vicio, del delito. | Corrupción moral. | Degeneración sexual. | Depravación. | Malas costumbres. | Crueldad criminal. | Resuelta tendencia delictiva (Dic. Der. Usual).

Pesas y medidas

Serie o conjunto de unidades que en un país o comarca se utilizan para pesar-y medir cosas y personas. Con la sensible excepción de los Estados Unidos, Inglaterra y países más influidos por ellos, desde el Convenio de París de 1875 se va internacionalizando aceleradamente en la materia el sistema métrico decimal, el más sencillo y racional sin duda. En la ARGENTINA, su aceptación procede ya de la ley 52, de 1863, con ratificación por la ley 845, de 1877.

Pesca

Medio de adquirir por simple ocupación la propiedad de los animales que viven en las aguas marítimas o terrestres. El derecho de pesca está sometido a los reglamentos dictados por las autoridades competentes, especialmente en lo que se refiere a los tiempos de veda y a los instrumentos empleados. (v. APROPIACIóN, CAZA. OCUPACIóN)

Pesca marítima

La que se realiza en el mar, costa y aguas saladas, con derecho de apropiarse los productos obtenidos. Se distinguen tres especies: la pesca costera en las aguas jurisdiccionales de cada país, y sujeta a su policía v regulación; la pesca de altura, fuera del mar territorial por buques nacionales, y la pesca de gran altura, en mares libres y a gran distancia del litoral del pabellón de los pesqueros. Esta materia se ha complicado sumamente, luego de la segunda guerra mundial, por la desorbitada extensión de las aguas jurisdiccionales dispuesta unilateralmente por diversos países. Además, y para no extinguir ciertas especies, la de las ballenas en especial, se hacen esfuerzos de restricciones internacionales, hasta ahora poco efectivas.

Peso

Pesadez de los cuerpos, de las cosas. | Expresión ponderal que por ley, convenio o declaración corresponde a productos y objetos y cuya falta configura, en caso de mala fe, delitos de distinta especie. (v. PESAS MEDIDAS.) | Eficacia y o difusión de ideas o doctrinas. | Trascendencia de actitudes o movimientos. | Carga enojosa. | Unidad monetaria de la ARGENTINA, Bolivia, Colombia, Chile, Méjico y el Uruguay. Lo fue del Paraguay, hasta implantar el guaraní.

Peso bruto

El total, con inclusión de la tara (v.), sea vehículo, persona que transporta y envase o embalaje. (v. PESONETO.)

Peso neto

El de una mercancía o producto, deducidos envoltorios, envases, persona o vehículo que lo lleve. (v.PESO BRUTO.)

Pesquisa

Indagación para descubrir, con mayor o menor cautela, un hecho irregular o delictivo, con todas sus circunstancias e intervinientes. | En algunos países americanos, el policía no uniformado. (v. AVERIGUACIóN DEL DELINCUENTE, INSTRUCCIóN PENAL.)

Petición

Con independencia de su acepción genérica como acción de pedir, jurídicamente puede significar el escrito o su parte final, en que se formula ante un juez algún pedimento. Pero su mayor importanha jurídica está referida al Derecho Político. v dentro de él. al Constitucional, porque la petición no es otra cosa que el derecho reconocido constitucionalmente a favor de todos los habitantes del país para dirigirse a las autoridades públicas y reclamar u observar ante ellas alguna cosa o, más propiamente, algún derecho que les interese. Ese derecho de petición, que es propio de los ciudadanos, suele, sin embargo, estar prohibido a las fuerzas armadas (porque entonces la petición podría tener los caracteres de coacción), así como a la reunión de personas que, atribuyéndose los derechos del pueblo, pretenda peticionar a su nombre, porque tal hecho configurarfa el delito de sedición.

Petición colectiva

La formulada en nombre de varios militares o por varios de ellos a la vez. Esta presión se considera fundadamente que violenta la sumisión jerárquica y que atenta’, aun justificada, contra la disciplina. Tanto es así que la petición colectiva formulada por cuatro o más se considera sedición (v.) y se pena como tal cuanto se haga con las armas en la mano, aun cuando no se promueva tumulto. Si es por escrito y no consta de otra forma, se tendrá por promotor, para imponerle penalidad mayor, al que firme primero contando de arriba abajo y de izquierda a derecha. Los demás se tendrán por meros ejecuto-res, en lo cual no se descubre una estricta justicia.

Petición de herencia

Acción otorgada al heredero para reivindicar la herencia contra toda persona que pretenda esa misma calidad (Capitant). Esta acción se da contra un pariente de grado más remoto que ha entrado en posesión de la herencia, por ausencia o inacción de los parientes más próximos, o contra el pariente del mismo grado que rehúsa reconocerle la calidad de heredero o que pretende ser también llamado a sucesión en concurrencia con él. En caso de inacción del heredero con derecho a peticionar la herencia, la acción puede ser ejercida por los parientes que se encuentren en grado sucesorio.

Petitorio

Dícese de lo perteneciente o relativo a petición (v.) o súplica, o que la contiene. | En Derecho Procesal, la parte de la demanda o de la contestación en que se concretan las pretensiones jurídicas formuladas ante el juez. | En lo procesal también, por la índole del derecho invocado sobre un bien, lo dominical frente a lo simplemente posesorio. (v. JUICIO PETITORIO )

"Petitum"

Vocablo latino. Demanda, petición. En Sudamérica, sinónimo depetitorio (v.) en juicio.

"Piae causae"

Loc. lat. Obras piadosas. Sirvió para denominar en el Derecho Romano ya cristianizado la personalidad jurídica reconocida a las fundaciones a favor de los pobres, enfermos, ancianos o hijos abandonados.

Piara

La manada de cerdos. | También, la de yeguas o mulas. Ofrece una disposición legal el usufructo que recaiga sobre una piara, por cuanto el usufructuario se halla obligado a reponer con crías las cabezas que mueran anualmente o que perezcan por rapacidad de animales salvajes.

Picana

Instrumento puesto en servicio activo por los regímenes totalitarios del siglo XX, de sus distintas tendencias de izquierda y de derecha, europeos, asiáticos y americanos, que no deja -salvo descuidos que conduzcan a la muerte, también registrados- marcas del sufrimiento y que permite someter a dolorosas descargas eléctricas las partes más sensibles del cuerpo, con preferencia por los órganos genésicos, incluso tratándose de mujeres. Dada la catadura moral de quienes la emplean aunque lo oculten, tales torturas quedan impunes, por encuadrar en los sistemas inquisitivos de tales países y partidos, aunque sean punibles por lesiones, ofensas a la dignidad humana y con la agravante de abuso de la función pública.

Picapleitos

Vocablo despectivo para los abogados con poca clientela o con escasa dignidad profesional, que los empuja a dilaciones abusivas y a complicaciones permanentes. | Pleitista o litigante crónico.

Picardía

Este vocablo posee una variada escala de significados malos o maliciosos, desde la condena indudable del acto impúdico o la acción deshonesta hasta el desenfado comedido, la burla inocente o la travesura infantil. | Además, toda vileza, ruindad o bellaquería. | También, la habilidad o astucia para lograr ciertas ventajas, o dolo bueno de que hablan algunos (L. Alcalá-Zamora).

"Picketing"

Voz inglesa. Castigo del piquete. Hace referencia a la vigilancia que establecen los trabajadores en huelga en las proximidades de los centros de trabajo o de las vías de comunicación, para impedir por la fuerza que los trabajadores disconformes con tal medida de acción directa, o los esquiroles (v.), entren al trabajo y rompan la huelga. En algunas legislaciones constituye delito.

Picota

Rollo o columna de piedra o de fábrica que había a la entrada de algunos lugares, donde se exponían las cabezas de los ajusticiados, o los reos, ala vergüenza pública. Aun cuando se trata de una practica eliminada de las costumbres, todavía constituye un espectáculo que se ofrece en algunas naciones que se consideran civilizadas.

Picta

En Roma, la toga de lujo usada por los cónsules en los días de triunfo y por aquéllos y los pretores en la presidencia de los espectáculos del circo.

Pie

Cada una de las extremidades de los miembros inferiores del cuerpo humano. | De ahí, base, fundamento. | Regla o norma. | Espacio que queda en blanco al final de un escrito y en el que suele estamparse la firma. | En Chile, arras o señal de un contrato. En algunas expresiones, la voz adquiere especial sentido: al pie de la fábrica se aplica a los costos de un producto allí donde se elabora. Al pie de la letra equivale a exactitud literal, imprescindible en las copias de documentos. Queda en pie lo que se salva de ruina o devastación, de terremoto o bombardeo. Según se hable de la organización de un país para una lucha armada con otro o sin ese ánimo, se emplean las locuciones contrapuestas de en pie de guerra o en pie de paz.

Pie de altar

En las remuneraciones eclesiásticas, emolumentos sobre la renta o congrua de un beneficio o prebenda.

Pie de imprenta

Detalle del establecimiento gráfico, con su nombre, y año de impresión al menos, que ciertas legislaciones exigen en todo impreso, para no calificarlo de clandestino, que ya significa actitud punible, y poder en su caso exigir posibles responsabilidades por lo publicado.

Piedad

La virtud que, en la dimensión humana, nos acerca al prójimo, sobre todo en su aflicción, se contrapone al egoísmo, al rencor, a la crueldad, al ensañamiento. Inspira la beneficencia y la solidaridad e incita al perdón. (v. MONTE DE PIEDAD, "PIAE CAUSAE")

Pieza

Parte o trozo de algo. | Cada uno de los aposentos de una casa o de parte habitable e independiente dentro de ella. | Moneda. | Cada uno de los animales que se cazan o se pescan. | Obra dramática. | Cada una de las partes o secciones de un expediente o causa.

Pieza de convicción

Objeto que obra en manos de la justicia y sirve como elemento de prueba en un proceso criminal. En ese sentido, las piezas de convicción, como elemento diferencial del cuerpo del deliro (v.) y de los instrumentos del delito (v. DECOMISO), serían las huellas y vestigios del hecho delictivo, como las impresiones digitales del delincuente, el arma con que se haya perpetrado el hecho o cualquier objeto que hayan dejado en el lugar del delito.

Pieza de prueba

En los litigios del fuero civil, cada una de las partes separadas en que figura la prueba propuesta por cada parte y las actuaciones que se les agreguen a medida que se practiquen.

Pieza separada

Cada una de las partes especiales en que se divide una compleja causa o sumario, sin perder por ello la unidad y para facilitar la tramitación y la consulta.

Pignoración

Acción de empeñar o dar en prenda (v.). | El mismo bien en que ella consiste y que se entrega al acreedor como garantía del cumplimiento de una obligación.

Pignoraticio

Relativo a pignoración o prenda (v.), como el acreedor pignoraticio, que cuenta con esa garantía real, o la fianza pignoraticia, cuando consiste en objeto que un tercero coloca en esa situación para responder de la obligación de un deudor.

"Pignoris capio"

Procedimiento incluido en el de las legis actiones, mediante el cual el acreedor se garantizaba de la deuda tomando ciertos bienes del deudor, con objeto de obligarlo al pago. A diferencia de las otras acciones de la ley, podría realizarse en ausencia del magistrado y frecuentemente en ausencia del adversario. Se estima por algunos autores que se trataba de un recurso excepcional, sólo utilizable en muy pocos casos determinados por la ley o por la costumbre. (v. PROCEDIMIENTO DELAS "LEGIS ACTIONES".)

"Pignus"

Voz lat. Prenda (v.). como garantía real, en el lenguaje latino jurídico. En un principio lo era todo objeto del deudor que, aun sin salir de su patrimonio, como sucedió en la evolución institucional que perdura hoy, garantizaba un crédito, ya fuera por precepto legal, por convenio, por decisión judicial o por acto del acreedor.

"Pignus commune"

Loc. lat. En el Derecho Romano, garantía no constitutiva de un derecho de prenda actual, sino potencial, latente, indeterminado, a favor de los acreedores y del conjunto de ellos, que se ejerce sobre todas las cosas del patrimonio, de un modo invisible, hasta el instante en que, por medio del embargo y orden de venta de cosas singulares de dicho patrimonio, se transforman en derecho real definido, incondicionado y absoluto (A. M. Etkin).

"Pignus in causa iudicati captum"

Loc. lat. Prenda adquirida en virtud de sentencia. Siguiendo la explicación que hace Etkin, fue la institución necesaria para poder convertir en dinero la cosa del deudor, cuya entrega en propiedad no podía ser exigida por el acreedor, va que no era el objeto de la obligación; por ello: para realizar la conversión y cobrar el dinero hasta la concurrencia de su crédito, necesitaba instar la venta de la cosa para apropiarse de su producto, lo que sólo se explicaba concibiendo la existencia de un derecho real de prenda sobre el precio de la cosa, reconocido y declarado por el juez.

"Pignus nominis"

Loc. lat. Prenda de deuda. Prenda crediticia que el titular de un crédito constituía afectándolo al cumplimiento de su deuda con otro. La institución ofrece ciertos aspectos de la hipoteca.

"Pignus pignoris"

Loc. lat. En Roma. la hipoteca de una hipoteca o de una prenda. Era la garantía real que ofrecía un deudor con un crédito suyo, a su vez cubierto por una hipoteca o una prenda.

"Pignus praetorium"

Loc.lat. Prenda Pretoria. Su nombre procede de que era el pretor el que daba algunos bienes del demandado como garantía del crédito reclamado por el actor. (v. EMBARGOPREVENTIVO)

Píleo

Gorro de lana o fieltro, con pelo de varios animales, a modo de cono truncado, que los hombres libres ponían a los esclavos en el acto de manumitirlos. | Capelo cardenalicio.

Pilotaje

Ciencia y arte de un piloto (v.), del de una nave sobre todo. | Derecho de práctico que se paga en algunos puertos de entrada o salida dificultosa.

Piloto

Nombre de quien dirige un medio de transporte, sea buque, globo, avión o automóvil. En todos los casos se requiere un documento que acredite la competencia personal. | En el decir del hampa, el ladrón que precede y guía a sus compinches en un hurto.

Piloto de aeronave

Dentro del personal que tripula una aeronave, el piloto es la persona que, con el correspondiente título habilitante, tiene a su cargo la conducción y el manejo de la máquina aérea, siendo responsable de su funcionamiento y seguridad durante el tiempo de vuelo. Esta actividad ha sido objeto no solo de reglamentaciones nacionales, sino también internacionales, como la Convención de París de 1919, el Convenio Panamericano sobre Aviación Comercial del año 1928 y la Conferencia Internacional de Aviación Civil reunida en Chicago en 1944. Corrientemente, los pilotos se dividen en tres categorías: de globo libre, de avión y de helicóptero.

Piloto de buque

Segundo jefe de la nave, que tiene a su cargo la derrota y lleva, además, el cuaderno de bitácora (v.). En tiempos pasados, el piloto era el técnico de la navegación y el jefe de la nave, pues el capitán era un empleado administrativo. Actualmente, el capitán es el jefe de la nave y desarrolla funciones muy Complejas. (v. CAPITáN DE BUQUE.)

Pillaje

Robo, rapiña, despojo en la propiedad ajena, que generalmente se realiza en grupo. Llámanse así también las depredaciones que realizan los soldados de un país en el territorio enemigo… o en el propio.

Pintura

"Arte liberal que enseña a representar en superficie plana, con las proporciones y colores convenientes, cualquier objeto sensible", según la definición de la Enciclopedia Espasa, tal vez necesitada de revisión para incluir en ellas obras de algunos "pintores" modernos. Los cuadros de notables artistas suelen considerarse tesoros de exportación prohibida o limitada. Las pinturas sobre techos y paredes tienen carácter inmueble y siguen al predio en que se hallen. La pintura, como materia colorante, es inferior a la obra con ella ejecutada por un artista; por eso cede a la ejecución cuando se plantee alguna duda dominical por haber utilizado el pintor materiales ajenos.

Pío

Inclinado a la piedad (v.) o que la practica. (v. LEGADO y MONTEPíO.)

"Pioneer"

Voz inglesa. Pionero (v.).

Pionero

Precursor, adelantado en la población o explotación de nuevos países; innovador en actividades beneficiosas o plausibles.

Piquete

Herida o contusión leve provocada por arma u objeto punzante. | Contingente reducido de tropa, que manda un oficial% suboficial y realiza ciertos servicios. El de mayor trascendencia, el que procede al fusilamiento (v.) de los reos en el fuero militar o en cualquier otro. | Cuadrilla de huelguistas que presiona a sus compañeros vacilantes o contrapuestos, para que se plieguen a un paro laboral. (v. "PICKETING".)

Pirámide jurídica

Orden jurídico (v.).

Pirata

El ladrón de mar que. con barco propio o robado, aborda y saquea a otras naves o realiza fugaces desembarcos con objeto similar. Tales actos, para reducir oposiciones o por crueldad sistemática, suelen ir acompañados de muertes de adversarios u oponentes o de simples navegantes, pasajeros o habitantes. Las comunicaciones inalámbricas, junto con la acción más eficaz de las escuadras, acabaron con los piratas marítimos en el siglo XIX, tras haber asolado el Mediterráneo los árabes del Medioevo, el Atlántico los normandos y las comunicaciones entre América y España, de la centuria XVI a la XVIII. ingleses. holandeses y franceses. (v. PIRATERIA.)-

Piratería

En sentido propio quiere decir ejercicio de pi-ruta (v.), robo o presa que hace el pirata; robo o destrucción de los bienes de otro. Jurídicamente constituye un delito que comete, según el Código Penal ARGENTINO y otros similares, el que practicare algún acto de depredación o violencia contra un buque o contra personas o cosas que en él se encuentren, sin estar autorizado por alguna potencia beligerante, o excediendo los límites de una autorización legítimamente concedida; el que practicare esos mismos actos contra una aeronave en vuelo o mientras realiza las operaciones inmediatamente anteriores; el que mediante violencia, intimidación o engaño usurpare la autoridad de un buque o aeronave con el fin de apoderarse de ellos; o de disponer de las cosas o de las personas que llevan; el que, en connivencia con piratas, les entregare un buque o aeronave, su carga o lo que perteneciere a su pasaje o tripulación; el que, con amenazas o violencias, se opusiere a que el comandante o la tripulación defiendan el buque o aeronave atacados por piratas; el que, por cuenta propia o ajena, equipare un buque o aeronave destinado a la piratería; el que, desde el territorio de la república, a sabiendas, traficare con piratas o les suministrare auxilio. Si en la ejecución de los actos de violencia u hostilidad pre-citados ocurriere la muerte de alguna persona, la pena será gravada. La relación de los actos configurativos del delito expresado viene de tiempo atrás, pero en ellos ha habido que incluir a las aeronaves como objeto del delito, no solo porque su existencia es muy posterior a la de los buques, sino también porque, en realidad, de unos años a esta parte, es precisamente sobre la navegación aérea donde más se comete la piratería. Fontán Balestra dice que el pirata se caracteriza porque actúa por cuenta propia, sin ninguna protección y, por lo general, sin bandera alguna, haciéndolo tanto en tiempo de paz como en el de guerra, diferenciándose así del corso, que sólo actúa en tiempo de guerra y autorizado por uno de los beligerantes. Otra distinción indicada por Fontán Balestra es que el pirata ha de ser considerado siempre como delincuente, en tanto que al corso se lo trata como beligerante por las naciones en conflicto y las neutrales. (v. PATENTE DE CORSO.)

Piromanía

Manía incendiaria o del fuego. Criminológicamente representa la obsesión y el impulso irresistible de un individuo a producir incendios en bosques, sembrados, edificios, pero no con fines vengativos, de dañar o de robar, sino por el simple placer de contemplar las llamas. Constituye una degeneración que, al parecer, se encuentra a veces asociada con la imbecilidad. A esta manía se le ha dado por los criminólogos una interpretación atávica, derivada de la pirolatría o adoración y culto del fuego en los primeros tiempos de la civilización, del cual quedan vestigios inclusive en los festejos populares.

Pisar

Poner el pie o el calzado sobre algo, lo cual trasciende al Derecho a través de la investigación criminal, por cuanto las pisadas delatan en ocasiones al autor de un delito. | Figuradamente, infringir, transgredir una norma. | Maltratar, humillar.

Piso

Acción y efecto de pisar (v.). | Cada una de las divisiones horizontales de una casa o edificio con varias plantas. | Cada una de las viviendas, separadas, de una casa, aunque en algunas partes se prefiera decir departamento o apartamento cuando hay dos o más distintas aun mismo nivel. (v. PROPIEDAD HORIZONTAL)

Pista

Rastro o señal del paso de las personas y de los animales, con diversa repercusión jurídica en materia de servidumbres y en ciertas faltas y delitos. | Todo indicio en la averiguación de un delito.

Pistola

Arma de fuego, corta, que se apunta y dispara con una mano. Se ha convertido, por el terrorismo y la delincuencia común, en el arma por excelencia de crímenes y atentados en las ciudades. También entra en su pasivo la comisión de innumerables crímenes pasionales. Desde el otro lado de esta lucha social, la pistola es armamento de las fuerzas de seguridad en la acción antidelictiva y contra el desorden público grave. Con una pistola, en penoso deber, el oficial que manda un piquete de fusilamiento que no ha logrado dar muerte al reo, debe rematar al condenado con el tiro de gracia. A esas consideraciones agrega Luis Alcalá-Zamora que también la pistola va siendo superada en eficacia y estrago con armas de tiro más veloz y cargadores con más proyectiles, como las metralletas.

Pistolero

Quien se vale de pistola (v.) para asaltos, atracos, asesinatos y otros delitos comunes, políticos o sociales.

Placear

Destinar a la venta al por menor y en plaza pública -de ahí este verbo- algunos comestibles y otros artículos de primera necesidad.

"Placet"

Voz lat. Consentimiento que el gobierno de un Estado presta al representante diplomático de otro, para que pueda ejercitar su misión en el país autorizante. Es decir que admite su representación porque el designado le place. (v. EXEQUáTUR.)

Plácito

En uso medioeval, voto o aprobación de junta o asamblea.

"Placitum regium"

Locución latina. Aprobación regia, para un puse o exequátur (v.) con firma de un monarca.

Plaga

Según la definición de la Academia, "copia o abundancia de una cosa nociva". "Azote que aflige a la agricultura, como la langosta, la filoxera, etc." Los daños que las plagas producen en la economía nacional y en la privada son de tal magnitud que han obligado a establecer normas legales para combatirlas. En la ARGENTINA, la ley 4.863 estableció que la defensa agrícola contra la invasión de animales y vegetales parásitos o perjudiciales se hará por el Poder Ejecutivo, empleando los medios que la propia ley determina, y siempre que constituyan o puedan constituir una plaga por su carácter extensivo, invasor o calamitoso o que, aparecida en una provincia o territorio, pueda afectar a otros.

Plagiar

En Roma, comprar un hombre libre, a sabiendas de tal condición, y retenerlo como esclavo. | Utilizar en beneficio propio el siervo de otro. | Copiar una obra ajena, ocultarla, y beneficiarse en algún modo con ello. | En algunos países americanos, secuestrar a alguien y exigir rescate por liberarlo.

Plagiario

Quien comete plagio (v.) en cualquiera de sus abusivas formas.

Plagio

Llamábase así, en Derecho Romano, el delito consistente en hurtar hijos o esclavos ajenos con el propósito de utilizarlos como propios o venderlos. | De ahí que, en los países anglosajones, se llama plagio el secuestro de personas para obtener un rescate. En la ARGENTINA y en otros países que no utilizan la expresión plagio en este sentido, el delito sería considerado como atentatorio contra la libertad individual. (v. DELITOS CONTRA LA LIBERTAD.) En sentido figurado y de uso más corriente que el anterior en muchos países hispánicos, se entiende por plagio la copia substancial de obras ajenas, dándolas como propias. Es, pues, un problema que afecta a los derechos de propiedad intelectual.

Plan

Todo proyecto, esquema o preparación de obra o proceder. | Intento, ensayo. | Programa o previsión general de gobierno.

Plan de Bretton Woods

v. CONFERENCIA DE BRETTON WOODS.

Plan de vuelo

Información propia y específica que confecciona y somete a las autoridades de circulación aérea el comandante de a bordo de una aeronave, en relación con el vuelo proyectado (A. R. Mercado). Se conoce con las iniciales P.L.N. e, internacionalmente, con las palabras inglesas flight plan. Entre las reglas que estableció la Organización de la Aviación Civil Internacional figuran las relativas al plan de vuelo. En la ARGENTINA, el art. 91 del Código Aero-náutico, derogado por la ley 17.285, determinaba que ninguna aeronave podía salir en vuelo sin que su comandante confeccionase su plan de vuelo, según lo determinase la autoridad competente. Esa norma ha desaparecido en el código vigente, sin duda porque, en las nuevas modalidades del vuelo y para su mayor seguridad, el comandante no solo no traza el plan, sino también ha de cumplir los planes que le dé el personal técnico del aeródromo.

Plan quinquenal

El que, ajustado a un quinquenio, en desenvolvimiento progresivo, al servicio de amplios programas de desarrollo económico, social, cultural, sanitario, deportivo y de otros órdenes de la existencia y del bienestar público, se articula en ciertos países, de asegurada continuación gubernamental, en especial por tratarse de países sometidos a sistemas dictatoriales. La innovación pertenece a la Unión Soviética de la primera posguerra mundial, que siguió insistiendo en este tema, copiado de manera más o menos servil en sus lineamientos por otras estructuras de diversos continentes.

Planificación

En lo metodológico, trazado de normas o pautas para simplificación y eficacia desde lo teórico hasta lo práctico. | En el orden laboral, sistema orgánico de la producción consistente en una racionalización muy estricta, como la del trabajo en cadena (v.). | En el plano gubernamental, establecimiento de una estructura coherente al servicio del progreso nacional o del bienestar público mediante la ejecución de obras, la intensificación productora, la creación o activación de instituciones en plazos de duración intermedia y que suelen extenderse entre un bienio y un quinquenio. En este último sentido, en moderna acepción, la Academia habla de un plan general, científicamente organizado y frecuentemente de gran amplitud, para obtener un objetivo determinado, tal como el desarrollo económico, la investigación científica o el funcionamiento de una industria.

Plano

Representación gráfica de un terreno, edificio, obra, objeto de cualquier especie o cosa análoga. Su influjo en el Derecho es enorme, puesto que, desde la obligación de presentación previa de planos para todas las obras y construcciones públicas, así como para la de viviendas en las poblaciones de cierta importancia, hasta la configuración del delito de traición, punible con la muerte, cuando se levantan planos que atentan contra la seguridad nacional, éstos presentan capital importancia. En otra consideración idiomática, como locución adverbial, de plano significa resueltamente o por completo, como al confesar toda su participación un delincuente. En materia de procedimiento, de plano equivale a rechazamiento absoluto de una pretensión o escrito. En este sentido, el modismo proviene de que los pretores romanos adoptaban esas resoluciones en la planicie del pretorio, antes o después de ocupar su sitial.

Planta

Todo vegetal. Las plantas son bienes inmuebles mientras se encuentran unidas a la tierra o forman parte de un inmueble.

Plantación

Según palabras exactas de Escriche, la introducción en la tierra del vástago o mata de un árbol u otra planta. Es un modo de adquirir el dominio por accesión (v.). | En la América colonial, gran finca dedicada a un solo cultivo, como el café, el algodón, el azúcar. En cuanto a los efectos jurídicos de este vocablo, v. EDIFICACION, SIEMBRA Y PLANTACIóN.

Plante

Actitud rebelde de detenidos o presos para exigir algo y protestar contra el régimen que se les aplica. | Actitud similar de los soldados en los cuarteles, que configura sedición (v.) penada con gravedad.

Plata

Uno de los metales preciosos, de innecesaria definición, aunque circula cada vez menos, arrinconada por los billetes y las monedas de metales viles. | En América, con evidente hipérbole, sinónimo de dinero. (v. BIMETALISMO, PAPEL MONEDA.)

Plataforma electoral

Los distintos partidospolíticos (v.), redactados ya al fundarse y renovados con ocasión de congresos o asambleas periódicas o extraordinarias, cuentan con programas más o menos estables, que las circunstancias fuerzan a actualizar de tanto en tanto, en cuanto a las fórmulas características y preferibles para el país en lo político, social, económico, cultural y demás. Pero la convocatoria a elecciones obliga, al servicio de la captación máxima de votos, a proceder a un esquema más atractivo, que se articula en una serie de promesas deslumbradoras, con el compromiso formal -de posterior incumplimiento impune- de llevarlas a la práctica apenas se logre el poder. Estas plataformas electorales integran una servidumbre de la democracia en su propensión frecuente a la demagogia, porque establecen una carrera de superación entre los contrapuestos candidatos, en que se compra el voto con el ofrecimiento que más halague a cada sector, porque con habilidad o subterfugios se trata de captar a la vez a empresarios y trabajadores, a unitarios y federales, a belicistas y pacifistas. La plataforma electoral, traducida en una serie de puntos o aspiraciones de mágico efecto, se apuntala con estribillos propagandísticos y con la promoción gráfica de llamativos carteles, de diatriba para los opositores y con anticinada visualización de la felicidad ofrecida con-ka voto al portador. Cuando el triunfo acompaña, las plataformas electorales se someten a la elaboración realista que el ejercicio del poder impone, singularmente por lo costoso de la realización o las explicables reacciones de los intereses lesionados.

Plataforma espacial

v.SATELITES ARTIFICIALES

Plataforma submarina

Llámase así la prolongación natural que ofrece el territorio de un Estado marítimo, a partir de la línea de sus costas y en descenso gradual bajo las aguas hasta los 200 metros de profundidad, desde donde se produce la caída vertical a las profundidades oceánicas. Este perfil inclinado, de longitud variable, corresponde ala superficie denominada plataforma submarina y también continental o territorial, y aun meseta, planicie, terraza o zócalo continental (Usin-ger). Se sostiene por la doctrina que la plataformu continental pertenece al dominio del Estado en que se forma.

Platt

v.ENMIENDA PLATT

Playa

Rabera del mar o de un río grande, formada de arenales en superficie casi plana. | Porción de mar contigua a esa ribera (Dic. Acad.). Las playas marítimas son bienes de dominio público, y también las fluviales de los ríos navegables. Cuando las playas se convierten en balnearios de nutrida concurrencia, en la estación estival sobre todo, quedan sometidas a la policía municipal en cuanto a la mayor o menor tolerancia con la indumentaria de los bañistas y en lo que respecta a su seguridad.

Playa de estacionamiento

Lugar, generalmente abierto, destinado a estacionar (o aparcar, como acepta y con ello recomienda la Academia), los vehículos automotores, ante la imposibilidad de estacionarlos en las calles dada la enorme cantidad de ellos que circula por las ciudades y de las dificultades que ocasionan en el tránsito urbano. Eso ha sido causa de que los municipios hayan tenido que señalar las calles y lugares públicos, así como los horarios, en que es permitido dejar por un tiempo determinado o indeterminado los automóviles. Siendo ello insuficiente, los propios municipios directamente o mediante concesiones a asociaciones benéficas o a empresas privadas, delimitan amplios espacios de propiedad municipal, subterráneos o de superficie, en los que pueden ser guardados mediante el pago de un precio proporcional al tiempo que dure el estacionamiento. Una modalidad de ese servicio público es la instalación, en lugares adecuados, de aparatos automáticos llamados estacionómetros o parquímetros, a los cuales, introduciendo una determinada cantidad de dinero, se pueden acercar los vehículos y permanecer estacionados durante un tiempo que el mismo aparato va registrando a efectos del cobro de la tarifa establecida. Generalmente, este último sistema es objeto de concesión a empresas particulares. Sin embargo, como todos esos sistemas no fuesen suficientes para resolver el problema, surgió una nueva modalidad que ha adquirido extraordinario volumen y que, en cierto modo, ha venido a solucionar considerablemente la cuestión del estacionamiento urbano: es la dedicación por parte de los propietarios de solares situados en las zonas urbanas ala guarda transitoria de los automóviles, cobrando una cantidad ajustada al mayor o menor tiempo de utilización del servicio y, a veces, al tamaño del automóvil. Estas playas de estacionamiento requieren el empleo de un personal capacitado para el movimiento de los coches dentro de ellas. La utilización de solares urbanos para playas de estacionamiento tiene sus detractores, a causa, según ellos, de que es atentatoria contra la estética de la ciudad. Se ha discutido en doctrina la naturaleza jurídica de la relación entre el propietario de la playa y el estacionador del automóvil, pero la doctrina predominante es que la responsabilidad del primero puede asimilarse a la del propietario de un garaje.

Plaza

Lugar espacioso y ancho dentro de poblado, por lo general con arboles y jardines, y rodeado de edificios públicos o principales. | Sitio en que se venden los comestibles y se realiza el trato común de los vecinos y forasteros. | Cualquier lugar fortificado, y por ello de acceso prohibido en principio para los civiles o paisanos. | Espacio, sitio o lugar que corresponde a una persona en establecimiento, local o vehículo. | Oficio. ministerio. | Población de importancia mercantil. | Conjunto de negociantes o intermediarios de una plaza de comercio. | En general, el comercio de ésta. | Mercado. | Colocación, puesto, destino. | Vacante (Dic. Der. Usual).

Plazo

Término o tiempo señalado para una cosa. | Vencimiento del término. Constituye un vocablo de constante uso en materia jurídica, porque significa el espacio de tiempo que la ley unas veces, el juez en otras o las partes interesadas fijan para el cumplimiento de determinados hechos jurídicos, generalmente de carácter civil o procesal. Couture lo define como medida de tiempo señalada para la realización de un acto o para la producción de sus efectos jurídicos. Dentro de ese concepto tiene dos interpretaciones opuestas, por cuanto unas veces sirve para señalar el momento desde el cual una obligación puede ser exigida, y otras para establecer la caducidad de un derecho o su adquisición. (v. OBLIGACIóN, PRESCRIPCIóN) Plazo, además, es la cuota de una obligación pagadera en dos o más veces. (v. OBLIGACIóN A PLAZO) El cómputo de los plazos no incluye el día primero, y el último ha de transcurrir por completo. Es decir que un plazo de dos días concertado o notificado hoy comprende mañana y pasado mañana, hasta las 24. Si el plazo es por horas, se cuenta de momento a momento en que expresa o desde la notificación.

Plazo cierto

El fijado para concluir en determinado año, mes o día, o para comenzar: desde la fecha de la obligación o de otra fecha cierta. (v. PLAZO INCIERTO) Es igualmente plazo cierto, pero no en la fecha, el concretado por un hecho de producción inevitable, como la muerte de una persona determinada, que produce, por ejemplo, la extinción de una renta vitalicia.

Plazo citatorio

Lapso dentro del cual debe concurrir ante una autoridad judicial o administrativa la persona que ha recibido una citación (v.).

Plazo conminatorio

El que contiene fecha expresa y la amenaza de algún perjuicio de no proceder en la forma que se indique.

Plazo convencional

El fijado de acuerdo por las partes.

Plazo de arrepentimiento

Plazo durante el cual un contratante puede arrepentirse respecto de la aceptación dada al contrato.

Plazo de favor o de gracia

Prórroga liberal de un acreedor, tras el vencimiento.

Plazo de las obligaciones

v. OBLIGACIóN A PLAZO.

Plazo de preaviso

v. PREAVISO.

Plazo deliberatorio

El que se concede para que, dentro de él, se adopte una actitud, creadora o resolutoria de derechos, como el beneficio de deliberar (v.).

Plazo determinado

Variedad del plazo cierto (v.) en que constan la fecha completa de iniciación y la del término.

Plazo dilatorio

En negociaciones particulares o públicas, con argumentos o pretextos muy varios, la remisión a fecha posterior de las deliberaciones o trato, con objeto de ganar tiempo y convertir una negativa en perpetua o a la espera de nuevas circunstancias favorables. En ocasiones, con esa habilidad o malicia se sorprende la buena fe ajena v se obtiene una prescripción favorable al que maniobra de modo dilatorio. Para Plácido e Silva. poco convincente en la especificación de las especies de plazos, el dilatorio es el prorrogable cuando ya desde su iniciación se ha ampliado con respecto a la duración normal o mínima.

Plazo extintivo

El que produce la pérdida o extinción de un derecho. (v. PRESCRIPCIóN EXTINTIVA.)

Plazo fatal o improrrogable

El que no admite ampliación por ley ni por autoridad.

Plazo incierto

El fijado con relación a un hecho futuro, que puede no producirse o ser variable en el tiempo. Por ejemplo, mientras alguien esté soltero, como las pensiones concedidas a las hijas de familia. (v. PLAZO CIERTO)

Plazo indeterminado o indefinido

Variedad del plazo cierto (v.) cuando no se rige por fechas exactas, sino que se sujeta a un evento de producción variable, como el pago al terminar la impresión total de una obra.

Plazo judicial

El que un juez o tribunal señala de acuerdo con facultades de las leyes procesales.

Plazo legal

Aquel que está fijado en ley, reglamento u otra disposición general. Se contrapone al plazo convencional y al judicial (v.).

Plazo perentorio

Término perentorio (v.).

Plazo probatorio

El período de prueba (v.) normal o prorrogado, para la correspondiente práctica de las medidas pertinentes.

Plazo prorrogable

Término prorrogable (v.)

Plazo resolutorio

El que lleva consigo la extinción o caducidad de un derecho. (v. PLAZO SUSPENSIVO.)

Plazo suspensivo

El que, al cumplirse, origina el nacimiento del derecho hasta entonces expectante. (v. PLAZO RESOLUTORIO, TéRMINO SUSPENSIVO.)

Plébano o plebano

Párroco (v.).

Plebe

En Roma, el grupo político y social que formaban los plebeyos (v.). | Desde la Edad Media. el estado llano (v.). | Populacho.

Plebeyos

En el Derecho Romano antiguo se denominaban plebeyos, como signo negativo, todas aquellas personas que no formaban parte del patriciado, compuesto a su vez de patricios (v.) de nacimiento, y por clientes (v.). Los plebeyos, dice Sánchez Viamonte, no formaban parte de la ciudad desde el punto de vista político, considerándoselos jurídicamente como extranjeros. Al principio carecían del ius honorum, del ius suffragii, del commercium, del connubium y de la testamenti factio (v.), pero en el curso de la época republicana, y como consecuencia de las constantes luchas entre patricios y plebeyos, éstos fueron conquistando en forma escalonada todos esos derechos, tanto los de carácter público (incluso las más elevadas categorías sacerdotales) como los de índole privada. Puede decirse que la absoluta igualdad jurídica se alcanza en el año 254 a. C. (v. CóNSUL, EDIL, TRIBUNO ) Actualmente el nombre de plebeyo, o sea propio de la plebe (v.) o perteneciente a ella, carece de todo significado jurídico; sólo se emplea en sentido peyorativo para referirse a actos o pensamientos poco elevados.

Plebiscito

En la antigua Roma y en la época de la república, llamábanse plebiscitum las decisiones de la asamblea de la plebe o concilium plebis, que actuaba agrupada-por tribus y en virtud de convocatoria del tribuno. | En el lenguaje moderno, explica Posada, reciben ese nombre las resoluciones tomadas por todo un pueblo a pluralidad de votos y representan los actos de voluntad popular mediante los que el pueblo exterioriza su opinión sobre un hecho determinado de su vida política. Algunos autores establecen cierta identidad entre plebiscito y referéndum, pero más corrientemente se estima que el plebiscito representa el elemento propulsor de la actividad in-tema constitucional (como cuando tiene por finalidad la adhesión auna determinada forma de gobierno, la designación de la dinastía o de la persona que haya de regirlo, etc.) mientras que el referéndum es una institución constitucional que funciona durante el ejercicio mismo de la Constitución, como para ratificar leyes aprobadas por el órgano legislativo.

Plebiscito internacional

Acto por el cual los habitantes de un territorio expresan, por medio del voto, su consentimiento u oposición a la atribución, a otro Estado, del territorio que habitan (Pfirter de Armas). Se acudió a ese procedimiento en diversas ocasiones, entre ellas, conforme señala la autora mencionada, en el tratado de Madrid de 1526, por el que Francisco I de Francia cedió la Borgoña a Carlos de España: en la anexión de los obispados de Toul, Metz y Verdún, hecha en 1552 por Enrique II de Francia; en la anexión del condado Venesino v de Aviñón en 1791 y de Saboya, Mulhouse, Hainaut y Reenina en 1792; en la unificación italiana efectuada en los años 1860 a 1870, y en Francia con motivo de las adquisiciones territoriales de Saboya y Niza del año 1860 y de la isla de Saint-Barthélemy en 1877. En fechas más cercanas, se utilizó el plebiscito internacional: en el Sarre en 1935, como consecuencia del Tratado de Versalles, suscrito quince años antes; en la transferencia a la ex U.R.S.S. de la Ucrania Tanscarpática en 1945,así como en el ingreso de Estonia, Letonia y Lituania en la ex Unión Soviética, en 1950.

Pleiteador o pleitista

Aficionado a plantear acciones judiciales por cualquier motivo. | Especialista en prolongar pleitos que no le son favorables.

Pleito

Por su etimología latina, sentencia o decreto. | Litigio judicial entre partes. | Más estrictamente, causa o juicio de carácter contencioso ante la jurisdicción civil. | Polémica. | Pendencia. | Antiguamente, pacto, convenio, ajuste (Dic. Der. Usual). (v. JUICIO y eSpeCieS, PROCESO y clases.)

Pleito civil

Juicio contencioso ante la jurisdicción ordinaria, acerca de los bienes y derechos reales, sobre el estado civil y asuntos de familia, en relación con obligaciones y contratos, cuestiones sucesorias o de responsabilidad civil. (v. JUICIO CIVIL)

Pleito criminal

Juicio criminal (v.).

Pleito de cédula

En las cancillerfas de los siglos XVI al XVIII, la causa vista ante dos o más salas, y ante el presidente de aquel tribunal.

Pleito homenaje

Durante el feudalismo, solemne juramento de fidelidad y servicio al rey o a un señor.

Plenario

Segunda parte del juicio penal, que se inicia cuando termina la primera parte, o sea el sumario (v.), siempre que en éste se haya dictado auto de procesamiento. El plenario empieza dando vista del sumario al ministerio fiscal y al acusador particular, para que se expidan sobre su mérito, así como al defensor, para que presente la defensa, y termina con la sentencia. En algunas legislaciones, el plenario se sustancia por el procedimiento oral ante tribunal colegiado, mientras que, en la ARGENTINA, el sumario, tramitado por el juez de instrucción, pasa al juez un personal de sentencia, sin perjuicio del posible recurso ante la Cámara de Apelación. (v. ACUERDO PLENARIO.)

Plenipotencia

Autorización de carácter general o de índole especial que los jefes de Estado confieren a los representantes diplomáticos o a los agentes especiales para que, en su nombre y representación, celebren tratados o acuerdos internacionales.

Plenipotenciario

En las negociaciones entre Estados, el representante que actúa con plenipotencia (v.). | Ministro plenipotenciario (v.), como categoría del cuerpo diplomático (v.).

Pleno

Completo. | Con asistencia y deliberación de todos sus miembros.

Pleno empleo

Empleo total (v.).

Plenos poderes

Ejercicio por el Poder Ejecutivo de facultades legislativas más o menos amplias y legítimas. Son legítimas cuando existe delegación parlamentaria, que suele ser parcial en las materias y con límite temporal, y es de hecho cuando un gobierno se arroga todos los poderes estatales, por un golpe de fuerza. | Según Capitant, en lo internacional, plenipotencia (v.).

Plica

Se trata de un pliego cerrado y sellado dentro del cual se guarda un testamento, una orden o algún otro documento que solamente debe conocerse mediante la apertura en el tiempo establecido, en las condiciones fijadas y en presencia de las personas a que concierna o estén indicadas. Configura una garantía de la voluntad ajena, con algunos riesgos inherentes a ese acicate para la curiosidad, sobre todo por parte de los interesados o expectantes. La violación de esa reserva puede acarrear sanciones de muy diversa índole contra los transgresores.

Pliego

Cualquier trozo cuadrangular de papel, con la condición de que tenga al menos un doblez o pliegue, de donde toma su nombre. | En general, sin ese rigor etimológico, toda hoja de papel, y más en especial si contiene un texto, sea un contrato, orden, comunicación u otro escrito, que se envía o se tramita cerrado.

Pliego de cargos

En los expedientes administrativos, resumen de las faltas que se le atribuyen al sometido a esa investigación, que se le leen o notifican por escrito para su oportuno descargo o lo que crea oportuno manifestar, que puede ser su confesión.

Pliego de condiciones

Bases generales que un organismo público, o uno privado que acude a ese medio, articula con carácter previo a la adjudicación de una obra o la prestación de un servicio, que se sujeta a licitación o subasta (v.) pública.

Pliego de posiciones

Interrogatorio que por escrito presentan las partes en los juicios civiles, laborales o contencioso-administrativos, para que, a su tenor, sea examinada la otra parte bajo juramento o promesa. (v. ABSOLVER, CONFESIóN EN JUICIO.)

"Plimsoll"

Línea de carga o de "Plimsoll" (v.).

Plus

Bonificación que la tropa y los agentes de las fuerzas de seguridad pública reciben por actuación en campaña o servicios especiales. | Nombre de gratificaciones, dietas, primas o premios y otros pagos laborales, sobre sueldos o jornales básicos.

Plus petición o "plus petitio"

Tanto en castellano como en latín, en el uso forense actual se da a entender que el actor ha demandado por más de lo que se le debe, motivo por el cual puede rechazarse o moderarse la demanda, así como también, en determinadas circunstancias, eximirse de las costas al vencido o imponerlas al vencedor. Aunque entonces haya más dación que petición, si bien se obtiene sobre lo pedido, se habla también de plus petitio cuando una resolución judicial, y en especial la sentencia principal, concede más de lo que el actor solicita en la demanda o el demandante en la reconvención, que fundamenta el recurso contra tal pronunciamiento (Dic. Der. Usual).

Plusvalía

Serra Moret da a esta palabra diversos significados. Uno de ellos está referido al valor adquirido por las cosas existentes, en virtud de circunstancias ajenas a su propia naturaleza, como ocurre con los inmuebles urbanos cuando se encuentran beneficiados por mejoras y obras públicas realizadas en su proximidades, o en los inmuebles rústicos cuando se ven afectados por el trazado de caminos, ferrocarriles, obras hidráulicas. También. por los aumentos de población y de riqueza. Señala que Henry George hizo un estudio de la plusvalía de la tierra resultante de los beneficios de valor social preconizando la absorción de ese valor por medro de un impuesto único sobre la tierra. En muchos países existen impuestos de ese tipo, que son aplicados generalmente por los municipios de las grandes ciudades. Pero donde tal vez la expresión adquiere mayor importancia es con referencia a la teoría desarrollada por Carlos Marx sobre la plusvalía, entendida, según el propio Serra Moret, como el rendimiento o beneficio obtenido por el patrono por las horas de exceso que obliga a trabajar a los obreros por encima del jornal representativo del salario que perciben. Con una interpretación más clara, Cabanellas expresa que Marx consideraba plusvalía "la diferencia que en el costo del producto añade el empresario al valor de la materia y al salario que abona al trabajador". De ese concepto típicamente económico, se desprende el contenido social de la teoría marxista, porque, dentro de ella, la diferencia mencionada corresponde equitativamente al trabajador, como artífice de ese mayor valor, y que, con criterio colectivo, no debe recargar el producto, sino que debe servir para abaratarlo y difundir al máximo la riqueza.

Plutocracia

Preponderancia de los ricos, en el gobierno del Estado. | Predominio de la clase más rica de un país. Representa, por eso, un sistema político opuesto a la democracia, en la que el gobierno es de todo el pueblo, y distinto de la aristocracia y de la kukistocracia (v.).

Pluvial

Con origen en la lluvia o formado por ella. (v. AGUAS PLUVIALES.)

P.M.

Abreviatura de la locución latina post meridiem, después del mediodía. A imitación de los Estados Unidos, se usa en varios países americanos para diferenciar las horas entre las 12 y las 24 de las que van de las 0 a las 12, cuando no se emplean todos los números posibles entre 1 y 24. Lo opuesto es A.M. (v.).

Población

Acción y efecto de poblar (v.) un territorio o país. | Cuantos hombres y mujeres, en determinado momento, componen el género humano sobre el planeta o los habitantes de un Estado, provincia u otra comarca o sitio en que se vive en estabilidad al menos relativa. | También, cualquier ciudad o pueblo.

Población civil

En tiempo de guerra, los no combatientes y los que forman parte de servicios militares no estrictamente bélicos, como la sanidad. En general, los que se hallan en la retaguardia dedicados a sus quehaceres habituales del tiempo de paz, e incluso cuando no pasan de trabajar en el esfuerzo bélico, pero sin participar en combate, como los ocupados en industrias para la guerra. Las normas de protección de los no combatientes, para no multiplicar el estrago natural de las hostilidades, lleva a declaraciones del máximo respeto para la población civil por los beligerantes, que éstos se encargan de despreciar a la menor conveniencia de las operaciones, y hasta de modo deliberado, en la guerra total o totalitaria, para resentir la moral de la retaguardia y minar la resistencia anímica de las tropas. Con desconocimiento frecuente también, la población civil del territorio ocupado por el enemigo, según agrega a lo precedente Luis Alca-lá-Zamora, no tiene la condición de cautiva de guerra, aunque sí quede en absoluto bajo la dependencia del jefe de las fuerzas de ocupación. En situación tan ingrata para el que la padece, y de tanto recelo para quien la impone, lo normal consiste en que ha de soportarse esa condición jurídica de segunda o de tercera…, que el ocupante de nuestros tiempos trata de forzar hasta la colaboración contra sus compatriotas, con la movilización cuando menos laboral o en actividades de fortificación, si es que no puede contar, en luchas de matiz ideológico o político, con una quinta columna o colaboracionistas. Los bombardeos aéreos, y mucho más los atómicos, reducen a la nada la protección de la población civil en los conflictos armados, pues en ella causan víctimas más numerosas que en los frentes de combate.

Poblar

Crear o fundar una población (v.). | Fijarse con gente numerosa en un lugar, con idea de permanecer ahí por razones de habitación, asimilación o trabajo. El verbo se erigió en lema de la política sudamericana del siglo XIX, ante la despoblada inmensidad de sus tierras, con la frase de Alberdi: "Gobernar es Doblar". Era un mundo opuesto al de la centuria posterior, preocupado con la explosión demográfica y volcado hacia las prácticas anticonceptivas ala vez.

Pobre

Quien no tiene medios bastantes para su sustento material en límites siquiera estrictos. | El que padece muchas privaciones en su vida ordinaria, por recursos económicos muy reducidos. | El perteneciente a la clase social más modesta. | En lo procesal, quien cuenta con las circunstancias legales para litigar con el beneficio de pobreza (v.). | Pordiosero, mendigante. (v. PROLETARIO, RICO.)

Pobre de solemnidad

El que lo es notoriamente y se ve obligado a pedir limosna para subsistir o bien ha de acogerse a un establecimiento benéfico absolutamente gratuito para él. En el Derecho español anterior al siglo XIX, constituyó esta situación motivo de verdaderas restricciones en la capacidad jurídica, al punto de no permitirle al pobre de solemnidad acusar en juicio, sino por delitos en que hubiera sido víctima o cometidos contra su familia inmediata.

Pobre voluntario

Desígnanse de este modo, por el desprendimiento espontáneo de los bienes propios, los religiosos que hacen voto de pobreza, si bien entonces cuentan con el mantenimiento vitalicio, que queda a cargo de la orden respectiva.

Pobreza

Condición de pobre (v.). | Referido a comercios o pueblos, mísero nivel de vida para la generalidad de sus pobladores. (v. BENEFICIO DE LITIGAR SIN GASTOS.)

Poder

Facultad para hacer o abstenerse o para mandar algo. | Potestad. | Imperio. | Mando. | Jurisdicción. | Posibilidad. | Facultad que una persona da a otra para que obre en su nombre y por su cuenta. | Documento o instrumento en que consta esa autorización o representación. | Posesión o tenencia actual, como al decir que tal cosa o asunto se encuentra en poder de quien se nombra. | Autoridad. | Gobierno. | Superioridad. hegemonía (Dic. Der. Usual). En voces siguientes, con la calificación del caso, se amplía sobre las especies de poder de mayor interés o se efectúan las remisiones pertinentes.

Poder absoluto

Absolutismo (v.) en el ejercicio del poder público; en especial, por un monarca.

Poder administrativo

Los autores que sutilizan sobre la teoría o realidad de la división de poderes en el Estado designan de este modo un aspecto del Ejecutivo, por cuanto le incumbe la obtención de los medios y recursos para cumplir con los fines básicos de la administración pública.

Poder armónico

Por cuanto debe propender al equilibrio y coordinación del Ejecutivo, el Legislativo y el Judicial, nombre atribuido al jefe del Estado en las monarquías constitucionales yen las repúblicas parlamentarias y que es más frecuente designar como Poder Moderador (v.).

Poder constituido

El que ejerce el gobierno dentro de una nación, configurando en ella la representación del Estado. Su origen ha de ser legítimo y emanar de la Constitución. En consecuencia, el poder constituido será ilegítimo cuando no emane de la Constitución o del poder constituyente (v.), como sucede cuando surge de un golpe de Estado. (v.DE FACTO)

Poder constituyente

v.CONSTITUYENTE

Poder de las llaves

Las llaves del remo de los cielos, que Cristo entregó simbólicamente a San Pedro al erigirlo en piedra fundamental de la Iglesia y sucesor suyo en la Tierra (San Mateo. XVI. 18 y 19). Se trata. pues, de la suprema potestad eclesiástica entre los hombres para regirlos en nombre de Cristo.

Poder de policía

Facultad legislativa de regular la amplitud y límites de los derechos individuales expresamente consagrados o implícitamente reconocidos en la Constitución de un Estado (Elisa A. Méndez). Con palabras y concepto muy distintos, Meyer declara que se trata de la actividad ejercida por la administración pública para asegurar, por los medios del poder público (v.), el buen orden de la cosa pública contra las perturbaciones de los particulares.

Poder disciplinario

El que ejerce una jerarquía de cualquier orden para la observancia de los deberes específicos y para corrección de las faltas en que hayan incurrido los sujetos a su potestad o jurisdicción.

Poder disciplinario del empleador

Derecho disciplinario del trabajo (v.).

Poder discrecional

En una autoridad, atribuciones para proceder según criterio bien fundado y no según estrictas reglas o normas que rijan en un caso. (v. PODER REGLAMENTARIO)

Poder Ejecutivo

v. PODER EN DERECHO POLíTICO

Poder en Derecho Civil

v. MANDATO.

Poder en Derecho Político

Dominio, imperio, facultad y jurisdicción que uno tiene para mandar o ejecutar una cosa. | También, la suprema potestad rectora y coactiva del Estado. Dicho en otra forma, la potestad o el imperio que corresponde a la autoridad estatal para el gobierno del Estado. Quienes ejercen esa autoridad vienen a ser los representantes del poder público (v.). Ha sido tema de polémica, a través de los siglos, cuál sea el origen de ese poder. Para algunos, procede de Dios y recae directamente sobre la persona elegida para ejercerlo. Esta teoría, que tuvo su auge y sirvió de base a las monarqüías absolutas y a todos los regímenes de gobierno autocrático, no fue compartida por otros muchos autores, inclusive entre los que mantuvieron la idea del origen divino del poder. Para ellos, y de modo muy destacado para Santo Tomás de Aquino, si bien no existe poder político ninguno que no proceda de Dios, éste no lo hace recaer sobre persona determinada, sino sobre el pueblo, a efectos de que sea él quien lo delegue en las personas que han de ejercerlo. Fácilmente se advierte que la precitada tesis lleva derechamente a los conceptos de la soberanía popular y de la democracia. Claro es que otros muchos autores niegan rotundamente el origen divino del poder; incluso, por parte de algunos, porque desconocen la existencia misma de Dios y atribuyen a otras fuentes su origen. Entre ellos se destaca la teoría del contrato social (v.) expuesta por Rousseau, que, si bien no era original, recogía claramente opiniones anteriormente sostenidas por otros tratadistas. Mas con independencia de su origen, lo cierto es que en la realidad y a lo largo de la historia, el gobierno de los Estados unas veces ha sido ejercido por regímenes autocráticos, cuya más aguda manifestación se encuentra representada por las viejas tiranías y por los modernos totalitarismos, los que concentran en el autócrata (persona individual, partido político, grupo militar, organismo sindical), todos los órganos de la administración y principalmente las funciones legislativa, ejecutiva y judicial, mientras que en otros, organizados por regímenes democráticos o Estados de Derecho, el poder, empezando por el constituyente, es un atributo del pueblo, el cual, como ya se ha dicho, lo delega en las personas y en las formas consitucionalmente establecidas. Por eso, en los sistemas autocráticos, cualesquiera sean sus modalidades y su significación, no existe división ninguna entre aquellos tres poderes, en tanto que para las democracias esa división de los Poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial representa su esencia y su posibilidad de actuación. Ello es así porque al Poder Legislativo corresponde el dictado de las leyes; al Ejecutivo, su ejecución mediante sus instituciones administrativas, y al Judicial, la solución de los conflictos de Derecho que se produzcan entre los particulares o entre éstos y los poderes públicos, única forma de que queden asegurados tanto los derechos individuales de los ciudadanos cuanto los colectivos de la comunidad. Se debe tener en cuenta que, en los países de régimen monárquico constitucional o republicano parlamentario, existe otro Poder, llamado Moderador. ejercido por el rey o por el presidente de la república, quienes lo desempeñan en función representativa de la nación y, prácticamente, al solo efecto de resolver los conflictos que se susciten entre el Poder Legislativo y el Poder Ejecutivo, para lo cual puede, y de acuerdo con las normas constitucionales que, naturalmente, no son uniformes, mantener la posición del Legislativo cambiando al Ejecutivo o disolver al Legislativo para sostener al Ejecutivo hasta la elección de un nuevo Parla-tiento (v.). Las repúblicas de tipo presidencialista no tienen ni necesitan ningún Poder Moderador; porque el presidente, titular del Poder Ejecutivo, es elegido democráticamente sin que el Parlamento tenga sobre él ninguna jurisdicción, por lo cual aquella posibilidad de conflictos no puede darse, y, si alguno se presenta, se ha de resolver por el procedimiento del juicio político que, en determinados casos y con fuertes garantías, está facultado para la destitución del titular del Poder Ejecutivo. En los Estados que se encuentran organizados federalmente, existen los poderes que corresponden al Estado nacional y los que corresponden a los Estados miembros o provincias, que actúan dentro de sus respectivas jurisdicciones y con igual división tripartita. (v. ESTADO.)

Poder en Derecho Procesal

Es el acto o instrumento en que consta la facultad que uno da a otro para que en lugar suyo pueda representarlo en un procedimiento judicial. Es una expresión equivalente a mandato (v.). Dada la finalidad procesal de dicha representación, es lógico que, por lo menos de modo general, el poder haya de recaer en un profesional con título de abogado o de procurador. La representación o mandato con fines judiciales se ha de otorgar en escritura pública, aun cuando en ocasiones, y para la actuación ante determinados fueros (concretamente el laboral), se admite que el otorgamiento se haga upud acta, por carta o por otro documento privado con garantía de autenticidad.

Poder especial

El que se otorga a alguien para actos determinados y solamente para ellos. | El que la ley exige inexcusablemente para ciertos actos de importancia, como para contraer matrimonio, para reconocer hijos naturales, para hipotecar, para aceptar o repudiar herencias. (v. PODER GENERAL.)

Poder general

El de carácter civil o mercantil que abarca la generalidad de los negocios o asuntos del poderdante, pero, por amplio que sea en sus términos, no sirve para los casos en que la ley impone poder especial (v.), de no comprender con claridad esa facultad.

Poder jerárquico

El que incumbe a todo superior sobre sus subordinados o dependientes, para dirigirlos y sancionarlos disciplinariamente.

Poder Judicial

En toda su variedad de fueros o jurisdicciones, los órganos a que se confía el conocimiento y resolución de los juicios y causas de un país. | La judicatura (v.) de un Estado. Sobre su articulación con los demás poderes, v.PODER EN DERECHO POLITICO.

Poder legal

Cada uno de los estatales cuando cuenta con legítimo origen según la Constitución e instituciones fundamentales. | Mandato ajustado en forma y fondo a las reglas para su eficacia.

Poder Legislativo

El Parlamento legalmente elegido y en ejercicio de sus funciones en un Estado constitucional. | Asamblea, designada de manera más o menos caprichosa, que imita al Parlamento en regímenes sui géneris. | El propio Poder Ejecutivo allí donde ejerza, por autoarrogación, las facultades legislativas. La integración por una sola Cámara, la de diputados o representantes, o por dos -entonces la otra el Senado o cuerpo asimilable-, es fundamental en el ejercicio de este Poder. En cuanto a su articulación con los restantes de carácter público, v. PODER ENDERECHO POLíTICO.

Poder marital

Atribuciones jurídicas, más o menos nominales, que los ordenamientos positivos reconocen al marido (v.) en relación con los bienes de su mujer, en cuanto al patrimonio conyugal común e incluso en cuanto ala persona de su consorte.

Poder Moderador

Es conocido así en el lenguaje político el jefe del Estado que en las monarquías constitucionales, o en las repúblicas parlamentaristas, ejerce, a más del simbolismo nacional y la dignidad de la primera magistratura, una acción modera-dora -de ahí la calificación- en el juego recíproco de los poderes del gobierno (el Ejecutivo), del Parlamento (el Legislativo) y de jueces y tribunales (el Judicial), sobre todo para evitar el avasallamiento de los dos últimos por el primero, por disponer de la fuerza pública a su servicio. (v. PODER EN DERECHO PoLíTIco)

Poder público

La potestad inherente al Estado y que lo autoriza para regir, según reglas obligatorias, la convivencia de cuantos residen en territorio sujeto a sus facultades políticas y admimstrativas. | Cada uno de los poderes fundamentales del Estado (v. PODER EN DERECHO POLITICO)

Poder reglamentario

La facultad que al Poder Ejecutivo le corresponde para dictar disposiciones de carácter general y obligatorio sobre toda cuestión no legislada o para complemento y efectividad de una ley. Se concreta en reglamentos, decretos, órdenes, circulares, ordenanzas, instrucciones, bandos y denominaciones similares del ejecutivo central y también de las autoridades provinciales o municipales (Dic. Der. Usual).

Poder revolucionario

Una revolución triunfante, situación que no se debe confundir con el golpe de Estado (v.), se ve precisada a establecer el nuevo régimen de la nación en el que el hecho revolucionario se ha producido. Ese es, precisamente, el poder que ostentan los triunfadores y que legítimamente no puede atribuirse la potestad de establecer la norma constitucional implantable, sino que se ha de limitar a convocar a la nación para que sean sus representantes quienes determinen los principios fundamentales por los cuales el Estado se ha de regir.

Poder temporal

La potestad de orden político y administrativo general que ejercen las autoridades y poderes civiles, por contraposición con el poder espiritual y trascendente que la Iglesia católica recaba para sí sobre todos los hombres y en especial sobre los bautizados. | Designación de la soberanía territorial que, al igual que cualquier otro Estado, ejercía el Romano Pontífice sobre territorios italianos más o menos próximos a Roma, hasta que la conquista de la Ciudad Eterna por Garibaldi, en 1870, puso fin a los Estados Pontificios. | Hoy, similares facultades con que el Papa gobierna el diminuto Estado que, tras el Tratado de Letrán de 1929, forma la Ciudad del Vaticano.

Poderdante

El que da a otro -el apoderado, procurador o mandatario (v.)-poder (v.) para que actúe en su lugar, judicial o extrajudicialmente. (v. MANDANTE.)

Poderes concurrentes

Llámase así. en Derecho Constitucional, en sentido lato, la concurrencia de las facultades del gobierno nacional y de los gobiernos provinciales a los fines de la Constitución, y en sentido restringido, las facultades que pueden ser ejercidas por la Nación y por las provincias sobre los mismos objetos bajo diferentes formas (González Calderón). (v. PODERES DELEGADOS Y RESERVADOS.)

Poderes del juez

En el esquema de Pallarés, que más bien es restrictivo de la potestad judicial, se enumeran los siguientes principios: 1") no actuar sin demanda inicial de partes: 2") no fallar ultra petita; 3") tener libertad para la condena en costas; 4") no fallar a favor ni en contra de los que no sean sujetos de la demanda, lo cual no excluye la eficacia erga omnes que a veces posee la cosa juzgada; 5′) no conceder cosa distinta de la pedida; 6") no modificar la causa petendi; 7") tener libre apreciación de los hechos extintivos o impeditivos; 8") tener libre aplicación de las normas legales; 9") resolver según lo alegado y probado; lOo) proceder de oficio a recabar pruebas suplementarias mediante las diligencias para mejor proveer; ll") tener aceptación discrecional de los hechos notorios; 12") tener amplias atribuciones para la apreciación de las pruebas, salvo limitaciones provenientes de la confesión judicial. Carnelutti. en lo que también se denominan poderes jurisdiccionales, enumera estas manifestaciones: a) audiencia de partes, b)inspec-ción de las pruebas, c) apreciación de las pruebas, d) interpretación de las manifestaciones de voluntad, ej facultad de proveer a lo que exija la composición de litigio (fórmula un tanto obscura, que probablemente envuelve las atribuciones fundamentales de resolver y ejecutar), f) facultad de documentación, g) potestad de notificación y publicidad, h) custodia y registro de actuaciones.

Poderes delegados

En Derecho Político, y dentro de las naciones organizadas por un sistema federativo, se entienden porpoderes delegados aquellas competencias a que los Estados miembros o provincias renuncian para transferirlas al Estado federal. Así, en la ARGENTINA. se establece que las provincias conservan todo el poder no delegado al gobierno federal y el que expresamente se hayan reservado por pactos especiales al tiempo de su incorporación, e inversamente, que las provincias no pueden ejercer el poder delegado de la Nación. (v. PODERES CONCURRENTES y RESERVADOS.)

Poderes extraordinarios

Por concesión de plenos poderes (v.) por el Parlamento o por arrogación abusiva o imperiosa del gobierno, las facultades legislativas que éste ejerce de manera expeditiva.

Poderes reservados

En los Estados federales, aquellas competencias no delegadas a la nación por los Estados miembros o provincias. Se trata, por tanto, de un concepto opuesto al de poderes delegados (v.).

Poderhabiente

Apoderado o mandatario.

"Poenalia sunt restringenda"

Loc. lat. Las leyes penales deben ser interpretadas con criterio estricto. Es otro de los principios del Derecho Penal liberal.

"Pogrom"

Vocablo ruso, Destrucción o exterminio. Se aplica, desde 1905, como sinónimo de implacable y sanguinaria persecución de los judíos, primero por los zares; después, en grado máximo, por el antisemitismo que desencadenaron Hitler y sus secuaces, que costó la vida de varios millones de judíos en los territorios ocupados por Alemania y satélites desde 1939 hasta 1945, y que recientemente se ha encamado en los pueblos árabes linderos del Estado de Israel y en actitudes nuevamente rusas contra minorías hebraicas disidentes del soviet.

Pogromo

Forma castellanizada de pogrom (v.).

Poliandria

Estado de la mujer casada simultáneamente con dos o más hombres. Donde esa situación familiar no está legalmente admitida, constituye el delito de bigamia (v.). No ha pasado, históricamente, de práctica local en ciertas comarcas asiáticas, de la India en particular. Se contrapone ala más difundida poligamia (v.).

Poliarquía

El gobierno ejercido por muchos. En realidad, por la delegación de poderes y la colaboración en su ejercicio, poliarquías las configuran todos los Estados. En teoría se opone a monarquía (v.) o gobierno personal.

Policía

El buen orden, la tranquilidad o normalidad en la vida de una ciudad o Estado. | Limpieza, aseo. | Cortesía, urbanidad. | Cuerpo que mantiene el orden material externo y la seguridad del gobierno y de los ciudadanos a los que ampara la legislación vigente. | Más particularmente, la organización no uniformada que investiga la comisión de los delitos y trata de detener a los autores, y demás responsables, para ponerlos a disposición de los tribunales competentes. | Agente que pertenece a ese cuerpo (Dic. Der. Usual).

Policía administrativa

Para el Vocabulaire juridique dirigido por Capitant, el servicio público que tiene por objeto asegurar, mantener o restablecer el orden público. va sea previniendo la infracción de los reglamentos, de las órdenes y de los gastos apropiados. va sea reprimiendo las violaciones del orden público mediante el empleo de la fuerza material.

Policía científica

No es sino aquella parte de la policía judicial (v.) altamente especializada, según métodos científicos de vanguardia, en la investigación de los delitos; sobre todo, por la minuciosa gama de conocimientos antropológicos, psicológicos y sociológicos, así como por el análisis de todos los vestigios del delito.

Policía de costumbres

Denomínase así la función derivada del poder de policía (v.) que tiene por objeto la protección de la moral pública.

Policía de estrados

Entendiendo por estrados las salas o locales donde se administra justicia y se celebran audiencias v vista, el poder de mantenimiento del buen orden y del respeto para las partes que incumbe al juez o magistrado que presida los actos. Se puede traducir en la privación de la palabra, en la expulsión, en la imposición de una multa, en la suspensión profesional.

Policía de seguridad

Cuerpo que tiene a su cargo la vigilancia del orden público y la integridad de los ciudadanos, y que debe cumplir las órdenes de los poderes del Estado, especialmente del Ejecutivo y del Judicial. Este segundo, cuando no existe un cuerpo policial directamente dependiente de ese Poder. En los países organizados federativamente, la policía puede depender del Estado nacional o de los Estados provinciales. Modernamente, el concepto ha adquirido mayor amplitud por la existencia de un organismo policial (Interpol) que actúa coordinadamente dentro de diversas naciones.

Policía del trabajo

Inspección del trabajo (v.).

Policía femenina

Naturalmente, la que ejercen mujeres y el cuerpo o sección especial que por buena organización las agrupa. Sin uniforme, actúa en la investigación de los delitos con los recursos propios de la mujer, y además menos recelada que el hombre en estas actividades. Como cuerpo uniformado se utiliza en la regulación del tránsito y otras funciones.

Policía gubernativa

Policía de seguridad (v.).

Policía internacional

Acción concertada de varias potencias para mantener o restablecer la paz en alguna región, para velar por el cumplimiento de ciertas convenciones o como autoridad neutral permanente en territorios litigiosos o de soberanía compartida. Tal carácter ofrecían las fuerzas que diversos Estados tuvieron en Tánger, como ciudad internacionalizada; las que los aliados crearon en los territorios de Alemania que, tras la contienda concluida en 1918, debían resolver por sí mismos, y en plebiscito (v.), su futuro destino; las enviadas en nombre de las Naciones Unidas para el apoyo de Corea del Sur frente a la agresión del territorio del Norte, que significó la guerra de Corea y donde ya la policía era un auténtico ejército de operaciones, o para la garantía de un armisticio, al modo de los destacamentos, de las Naciones Unidas también, enviados a la explosiva zona del Canal de Suez en 1957, para establecer un parachoques entre israelíes y egipcios, y en posteriores treguas entre pueblos tan belicosos. La más oportuna y bienhechora acción de la auténtica policía internacional hasta el presente quizás la constituya la intervención de fuerzas de las Naciones Unidas (con tropas africanas y asiáticas en su mayoría, aunque con mandos superiores europeos y americanos) para poner orden interno e internacional en el Congo Belga, luego de la precitada concesión de la independencia a un pueblo de escasa cultura y con sobrado recuerdo del salvajismo. En el mar existe una policía internacional permanente a cargo de las naves de guerra, tanto para reprimir la piratería como para asegurar el respeto de ciertos tratados de pesca y de fidelidad a diferentes acuerdos, como el célebre de la no intervención (v.) en la guerra de España.

Policía judicial

Cuerpo que en algunos Estados, con independencia de la policía de seguridad (v.) y bajo la directa dependencia del Poder Judicial, se dedica a la investigación de los delitos y ala captura de los delincuentes. De esa manera quedan separadas y bien definidas ambas actividades policiales. Se estima que la existencia de una policía judicial constituye una garantía en el ejercicio de la criminalística y una protección de los derechos individuales.

Policía marítima

Aquella que en puertos y costas, dentro de las aguas jurisdiccionales, mira por la observancia de las reglas atinentes a la navegación, a fín de evitar la entrada en su país de personas con enfermedades contagiosas, para represión del contrabando e impedimento de otras actividades ilegales. Cumple las tareas relacionadas con la emigración e inmigración en su caso.

Policía militar

La serie de reglamentaciones concernientes ala mejor presentación personal de las tropas, así como el aseo de las dependencias pertenecientes a las fuerzas armadas. | Cuerpo de policía administrativa (v.) organizado según el patrón del ejército y cuyo mando ejercen militares de carrera.

Policía municipal

Aquella manifestación de la policía administrativa (v.) que se desarrolla en una localidad o municipio, para su buen orden, tranquilidad y seguridad de los habitantes, y para defensa de la salud pública y de los intereses económicos colectivos, como en cuanto a precios y calidad de los comestibles.

Policía preventiva

La administrativa en la orientación que pretende evitar la comisión de delitos o faltas y la eliminación de riesgos y peligros generales, para así impedir accidentes y otros males. Se contrapone a la especie inmediata.

Policía represiva

La que tiene por función contribuir a la sanción de los delitos y faltas e incluso la actuación punitiva inmediata cuando debe reprimir con sus armas desórdenes o atentados, sediciones o rebeliones. Una de sus manifestaciones la Integra la policía judicial (v.). Por naturaleza, es antítesis de la policía preventiva (v.).

Policía sanitaria

En las fronteras de un país, y en caso de epidemias también en las afueras de una localidad, la que ejerce la acción adecuada para impedir la circulación de enfermos contagiosos o que por otra razón ofrezcan peligro o requieran asistencia inaplazable. (v. CUARENTENA, PATENTE DE SANIDAD) Presenta carácter profiláctico no solo con la divulgación de conocimientos prácticos eficaces para prevenir las enfermedades, sino también con la aplicación, incluso obligatoria en ciertas ocasiones, de vacunas y otros tratamientos.

Policía secreta

El cuerpo de vigilancia política o de investigación criminal que no actúa normalmente uniformado, para actividad menos notoria y poder con mayor facilidad vigilar y detener a los sospechosos o responsables reclamados por autoridades administrativas o judiciales.

Policitación

La promesa unilateral no aceptada. Tal situación, antes de vencer el plazo fijado por el oferente, permite su revocación, que extingue lo ofrecido como recompensa, premio o estímulo público.

Poligamia

Estado o calidad de polígamo, situación del varón que se ha casado muchas veces. | En su verdadero sentido, el concepto se aplica al hombre que tiene a un mismo tiempo varias mujeres en calidad de esposas. Sólo por extensión se dice del que sucesivamente las tuvo. La tenencia simultánea de varias esposas constituye, allí donde la poligamia no es legalmente admitida, el delito-de bigamia (v.). En los primeros tiempos de la humanidad, en la versión bíblica, la poligamia fue practicada habitualmente. Con posterioridad a la afirmación de la monogamia (v.) por Cristo, aunque ya en vigor entre el pueblo hebreo anterior a él, los mahometanos la adoptaron, hasta prohibiciones muy recientes, que se iniciaron tras la primera posguerra mundial, en una imitación sin más de los países occidentales. (v. POLIANDRIA.)

Polígamo

El casado a un mismo tiempo con dos o más mujeres. | En sentido amplio, el casado más de una vez, pero de modo sucesivo, como el viudo que vuelve a matrimoniar. (v. POLIGAMIA.)

Poligenismo

Variedad de orígenes, según su etimología. Por ello, doctrina de los que le asignan a la especie humana diversas procedencias, contra la posición bíblica de una pareja común para todos los hombres.

Polígrafo

No solo el que escribe sobre temas muy distintos, que puede constituir enciclopedismo jurídico, sino también un aparato registrador de ciertos fenómenos psicofísicas; tal, el detector de mentiras (v.).

Politeísmo

Creencias simultáneas en varios dioses, de igual o distinta jerarquía. (v. IDOLATRíA.)

Política

Arte, doctrina u opinión referente al gobierno de los Estados. | Actividad de los que rigen o aspiran a regir los asuntos públicos. La política se ha definido por García Pela-yo como realidad social específica caracterizada por la conversión, mediante un proceso integrador, de una pluralidad de hombres y de esfuerzos en una unidad de poder y de resultados, capaz de asegurar la convivencia pacífica en el interior y la existencia autónoma frente al exterior; por Carlos Ollero, como la actividad que se propone la realización, mediante el poder, de un orden de convivencia libre y voluntariamente admitido, y por George Burdeau, como una actividad ya desarrollada por los gobernantes, ya por la sociedad con miras a ocupar funciones de dirección, de donde se deriva que la política capta los fenómenos en su aspecto dinámico, en lo que atañe a la actividad dirigida tanto a la conquista como al ejercicio del poder.

Política criminal

Según Jiménez de Asúa, el conjunto de principios fundados en la investigación científica del delito y de la eficacia de la pena, por medio de los cuales se lucha contra el crimen valiéndose tanto de los medios penales (pena) como de los de carácter asegurativo (medidas de seguridad).

Política económica

El sistema de normas o medidas tendientes a incrementar la riqueza nacional y a activar su sistema de producción, para contribuir así al bienestar general.

Política fiscal

Dentro de la política económica genérica, configura esta otra una de sus ramas principales, que no es enteramente, según simplificación o error común, lo mismo que política contributiva (v.), por constituir ésta una de las subespecies. Decisivamente. la oolítica fiscal no solo abarca ingresos por vía de impuesto, sino también de cualquier índole, y, además, comprende los desembolsos de toda especie del fisco (v.), denominadoasimismo ERARIO O TESORO PUBLICO Y HACIENDA PUBLICA O NACIONAL)

Política internacional

La actitud que, por elección o por fuerza, mantiene cada Estado con relación a sus vecinos y a las comunidades generales de países independientes. Rige en gran parte las perspectivas de paz o de guerra. (v. NACIONES UNIDAS)

Política laboral

En el tratado sobre esta materia de que son autores Luis Alcalá-Zamora y Guillermo Cabanellas, se caracteriza de esta forma: en su aspecto práctico o de arte, la concepción de planes y la aplicación de medidas por el Estado y otros organismos de eficacia pública, que contribuyen a la eliminación o alivio de antagonismos y conflictos derivados de las relaciones de trabajo, dignifican su prestación, cooperan a la mejor remuneración de los trabajadores, se preocupan de su seguridad y eventual rehabilitación y tienden asegurarles, al que trabaja y a los suyos, la continuidad de subsistencia ante adversidades imprevistas o las normales en el desarrollo de la existencia humana y de la vida social. En su consideración de ciencia o disciplina didáctica, la política laboral configura el estudio, investigación y propuesta de lo concerniente a la política laboral enfocada como arte o conjunto de medidas prácticas que satisfagan sus finalidades propias. (v. POLíTICA SOCIAL)

Política social

Desdoblándola como arte o práctica de un lado, y como expresión doctrinal o teórica del otro, L. Alcalá-Zamora y G. Cabanellas, en su Tratado de política laboral y social, definen esta última, en el primero de los sentidos, como la concepción de planes y la aplicación de medidas, por el Estado y otros organismos de eficacia pública, que contribuyen a la eliminación o alivio de los antagonismos sociales e impulsan, a más del urgente remedio de angustiosas necesidades permanentes u ocasionales de índole general, el bienestar material y moral de la SOciedad, colectivamente considerada, y, más en especial, el de los sectores de menores recursos, con el propósito adicional de fomentar el mejoramiento del nivel de vida y las aspiraciones laudables de todos, dentro de lineamientos conjuntos o de gran amplitud. De manera análoga al esquema de la política laboral (v.), los citados autores, al definir la política social como ciencia o exposición didáctica, la delinean como el estudio, investigación y propuesta de lo concerniente a la política social enfocada como arte o conducción pública y su aplicación práctica.

Político

Substantivo. Experto en asuntos de gobierno. | Dirigente o afiliado de un partido político (v.). | Adjetivo. Relativo a lapolítica (v.). | Con respecto al parentesco, afín. (v. AñO y DERECHO POLITICO; ECONOMIA POLíTICA, PADRE POLíTICO.).

Poliviria

Neologismo. Variedad de varones para una sola mujer casada, tanto como poliandria (v.).

Póliza

Documento que, con referencia a un contrato determinado, establece las condiciones que lo regulan. Hace especial referencia al contrato de fletamento y al de seguro (v.). | Además, libranza o giro para cobrar una cantidad de dinero. | Sello o timbre con que se abonan algunos impuestos fiscales.

Póliza de fletamento

Documento en que constan las cláusulas que regulan y partes que intervienen en un contrato defletamento (v.), exigido para su propia eficacia.

Póliza de seguro

Documento entre el asegurador y el asegurado, con pormenorizada mención de sus derechos y obligaciones y de la persona o cosa, o personas y cosas, que en su eventualidad determinaran la percepción de la cantidad objeto del contrato de seguro (v.), contra el pago regular de las primas establecidas.

Polizón

El que viaja clandestinamente y sin abonar pasaje, sin pertenecer a la tripulación ni justificar debidamente la gratuidad, en un buque o aeronave. Puede ser desembarcado por la fuerza, salvo oponerse a recibirlo las autoridades locales, en la primera escala.

Pólvora

Mezcla explosiva de salitre, azufre y carbón descubierta en las postrimerías de la Edad Media y aplicada primeramente en la guerra. Su poder destructor lleva a máximas precauciones en fábricas, transporte y depósitos. Su uso delictivo se muestra en bombas y artefactos de muy distintas clases y diferente estrago, que alcanza su grado más temible en el terrorismo crónico. Configura agravante penal delinquir por medio de explosivos y puede tipificar su empleo el asesinato.

Ponencia

Funciones del ponente (v.). | Informe o proyecto de resolución que presenta a la discusión de sus colegas.

Ponente

En los tribunales colegiados del orden judicial, el magistrado que, por turno, sigue de cerca el trámite de una causa, dirige las pruebas y redacta un proyecto de resolución, que somete a la aprobación o modificación de sus compañeros de tribunal o sala.

Pontazgo

Impuesto que en la Edad Media se estableció para el tránsito por determinados puentes. Es una modalidad del peaje (v.). En la actualidad se mantiene para amortizar o mantener la circulación por alguna de estas obras de elevado costo y de utilización por demás conveniente para los vehículos.

Pontificado

Dignidad y jurisdicción del Romano Pontífice (v.). | Duración de su reinado espiritual, así como temporal en su caso.

Pontificar

Ser elegido pontífice. | Ejercer esa suprema dignidad de la Iglesia católica.

Pontífice

Entre los primeros romanos y durante la vigencia oficial del paganismo, sacerdote que tenía a su cargo el culto de Júpiter, que, a más de sus funciones religiosas, interpretaba las leyes, guardaba las fórmulas de las acciones de la ley y señalaba los días feriados. | Para la Iglesia católica, cualquier obispo o arzobispo. | Por excelencia, desde San Pedro, el primero de ellos, instituido por el mismo Cristo, al conferirle el poder de las llaves, el Romano Pontífice (v.). locución en que se amplía sobre tal dignidad.

"Pool"

Con esta voz inglesa se entiende, en los medios financieros, un convenio entre las empresas independientes para reunir los beneficios en un fondo que luego se reparte conforme a lo estipulado. (v. "TRUST".)

Popular

Relativo al pueblo (v.) como masa social. | Perteneciente a él. | Con muchos adeptos en la opinión pública. | Se dice de persona, doctrina, producto muy conocidos.

"Populi stipendiarii"

Loc. lat. Los pueblos tributarios de Roma, sometidos incondicionalmente a ella en guerra que aquéllos habían perdido. Se les dejaban las tierras, pero tenían que pagar un tributo.

"Populi vectigales"

Loc. lat. Entre los romanos, los pueblos que debían pagar el vectigal, una renta elevada para seguir explotando el suelo tras haber sido totalmente sojuzgados en dura guerra.

"Populus Romanus"

Loc. lat. El pueblo romano, en versión literal, pero con la singularidad de contar, en un principio, con el status de ciudadanía, libertad y familia. | Más adelante, durante la república, la expresión se contraponía a la de Senado y, asimismo, a la de plebe.

Por ante

Locución arcaica que se mantiene en ciertos actos de funcionarios públicos, para indicar que dan fe de lo declarado o acaecido ante ellos.

Por mayor

Califica ventas y operaciones en que se negocian grandes cantidades, con precios por ello menores. (v. POR MENOR.)

Por menor

En el comercio, operación reducida en cantidad, generalmente de un vendedor en forma directa a la clientela. Los precios, por ello, son más elevados que al por mayor (v.).

Porcentaje

Tanto por ciento. | Rendimiento, interés, comisión, descuento sobre cada cien unidades o monedas.

Porción

Parte de un todo. | Lo que a cada uno toca en una distribución de una masa de bienes, como a los coherederos o a los acreedores de un quebrado o concursado. | Parte que se adjudica, al dividir un bien en condominio, a cada condómino.

Porción disponible

En la sucesión testada, parte de libre disposición (v.) por el testador, según la tolerancia del legislador.

Porción legítima

Legítima (v.).

Pornografía

Para la Academia, quiere decir "tratado de la prostitución" y también "carácter obsceno de obras literarias o artísticas" y "obra literaria o artística de este carácter". De ahí que pornográfico se diga del "autor de obras obscenas" y de lo "perteneciente o relativo a la pornografía", y pornógrafo, del que "escribe acerca de la prostitución" y del "autor de obras pornográficas". Jurídicamente, la definición académica no es válida, porque el tema de la prostitución se puede tratar con intención sociológica o científica sin incurrir en obscenidad, en el cual caso se estará dentro de lo lícito. Unicamente el carácter obsceno de aquellos hechos les hará caer dentro de una definición delictiva o reprimible por la policía de costumbres. (v. OBSCENIDAD, PROSTITUCIóN, PUBLICACIONES OBSCENAS.)

Portador

Quien traslada una cosa de un lugar a otro, como el porteador o transportista, a efectos jurídicos principales en tal sentido. | En lo mercantil, el tenedor de efectos, valores o documentos no nominativos, sino pagaderos a quien los presente a un obligado y exija el valor expresado o la prestación acreditada. (v. TíTULO AL PORTADOR.)

Portador de letra de cambio

La persona que puede cobrar una letra de cambio (v.), por directa libranza del librador o por endoso (v.). Este portador no solo tiene el derecho de percibir el importe, sino también el anterior de presentarla a la aceptación. De no obtener lo uno o lo otro en su caso, dispone de la facultad del protesto (v.), que deja expedita la acción cambiaria ejecutiva.

Portador diligente

El portador (v.) de una letra de cambio que realiza su protesto (v.) en tiempo, de forma de no perjudicar los derechos derivados de ese instrumento.

Portador negligente

El portador (v.) de una letra de cambio que no realiza en tiempo su protesto (v.), lo cual perjudica los derechos derivados de ese instrumento.

Portar

Llevar consigo, como las armas, hecho constitutivo de infracción sin más en ocasiones o signo amenazador trascendente. | Transportar. | Traer.

Portazgar

Percibir un portazgo (v.), impuesto que se hace efectivo en ciertos pasos, por la circulación de personas, cargas o vehículos.

Portazgo

Derecho que se paga por pasar por un sitio determinado de un camino. En verdad ese pago debería ser por traspasar una puerta situada en un camino o ciudad. Se trata, igual que el pontazgo, de una manifestación del peaje (v.). | Lugar o edificio en que se abona este impuesto.

Portazguero

El que cobra materialmente el portazgo (v.), aun cuando tales fondos suelan ser municipales, provinciales o estatales en definitiva y con el fin de mantener determinados servicios por lo común.

Porte

Conducción de algo de un punto a otro. | Precio por ese traslado. | Conducta o comportamiento. | Cabida, capacidad. (v. CARTA DE PORTE.)

Porte debido

En el transporte de mercaderfas, indicación de que el destnatario debe abonar los gastos del envío. Por las contingencias de efectuar el servicio y no localizar a ese deudor o resultar insolvente, predomina la especie opuesta, que se aclara en la voz que sigue.

Porte pagado

En transportes ferroviarios o de otra especie, indicación que el expedidor hace constar de haber abonado el precio del transporte, por lo cual el destinatario está exento de todo pago al recibir el envío. (v. PORTEDEBIDO.)

Porteador

La persona física o jurídica que, en el contrato de transporte (v.) de mercaderfas, se encarga de efectuarlo.

Portear

Trasladar una cosa de un sitio a otro, a mayor o menor distancia, y por medios diversos, aunque predominen los vehículos y otros medios de locomoción, contra el porte estipulado.

Porteo

Acción y efecto de portear (v.).

Portero

Encargado de abrir y cerrar las puertas de una casa o-edificio, y, a veces también, de vigilar la entrada v salida de las personas de un local. En las casas’ de vecinos, sobre los porteros pesa la obligación adicional de la limpieza de escaleras y dependencias comunes y de atender los servicios generales (Dic. Der. Usual). Laboralmente, los porteros cuentan casi sin excepción, por la naturaleza de la prestación y para asegurar mejor las funciones de custodia, con la vivienda gratuita, que forma parte de su retribución, pero con la consubstancial dependencia del trabajo, de modo que el despido o la renuncia como portero lleva consigo el desahucio de la habitación hasta entonces ocupada. Con inexactitud y con afectación, en la ARGENTINA se ha difundido, desde hace pocas décadas, la denominación de encargados de casas de renta, aunque nada renten, por ser todos los ocupantes propietarios.

Portero de estrados

En ciertos tribunales, empleado subalterno que tiene por función que el público que asista a las audiencias observe la debida compostura.

Portero de vara

En la antigua organización judicial española, auxiliar judicial, dependiente de un alguacil (v.).

Portuario

Referente a los puertos de mar. | Obrero que se ocupa en la carga y descarga de barcos y en otras faenas que se realizan en los puertos.

Porvenir

Con el pasado y el presente, la tercera dimensión cronológica: el tiempo futuro. | La voz se aplica usualmente en otraacepción, que la Academia se resiste a admitir, sin causa razonable: "posición social a que aspiran los hombres, poniendo en juego sus recursos para alcanzarla y poder pasar con seguridad y tranquilidad el tiempo que resta por vivir" (Espasa).

Posada

Las modas del lenguaje van tornando arcaicas las acepciones de esta voz, que en primer término significó la casa propia, la vivienda particular de cada uno. | También, mesón o fonda, hasta arrinconarla en absoluto, incluso para la categaría más ínfima, los actuales hoteles. | Igualmente casa de huéspedes, que un prurito de jerarquización ha llevado ahora a excluir por lo de pensión (L. Alcalá-Zamora). | Precio del hospedaje.

Posadero

Dueño o administrador de una posada (v.). Como se ha señalado en esa voz principal, por su decadencia actual, salvo en míseros albergues aldeanos, es oficio que pertenece más bien al pasado. Lo curioso es que, no reformados los códigos civiles del siglo XIX en muchos países, hay que aplicar hoy lo dicho entonces para los posaderos a los fondistas y hoteleros.

Poseedor

Quien posee o tiene algo en su poder, con graduación jurídica que se extiende de simple tenedor a propietario (v.), aun cuando sea este último al que se contraponga más especialmente el término, porque el poseedor constituye un propietario en potencia, por la apariencia de dominio o por el propósito de adquirirlo por medio de la usucapión (G. Cabanellas y L. Alcalá-Zamora). En lo jurídico, la condición del poseedor difiere en esencia por su buena o mala fe, que le da apellido, con trascendencia muy amplia, que se indica en las dos voces inmediatas.

Poseedor de buena fe

Aquel que considera legítimamente suya la cosa que posee. | El adquirente con justo título de quien creía ser dueño con potestad para transmitirle una posesión cabal, que posteriormente no se ratifica. Según actitud tradicional, se presume que el poseedor es de buena fe, salvo prueba en contrario, pero esa buena fe ha de existir tanto en el origen posesorio como en la percepción de los frutos. El poseedor de buena fe, por esa circunstancia, hace suyos los frutos percibidos, en tanto no se interrumpa la posesión. De cesar ésta, el poseedor de buena fe tiene derecho al reembolso de los gastos, de quedar frutos pendientes, a menos que se le permita que levante la cosecha o perciba los frutos de otra especie por los que haya efectuado desembolsos. Este poseedor tiene derecho a retener la cosa poseída hasta que se le resarzan los gastos necesarios. No tiene derecho a los de puro ornato o recreo, pero puede retirarlos si no va en desmedro de la cosa poseída. Por su buena fe, el legislador recompensa al poseedor abreviando considerablemente los plazos para prescribir. (v.PoSEEDOR DE MALA FE.)

Poseedor de mala fe

Para Escriche, el que tiene en su poder una cosa ajena con el designio de apropiársela, sin título traslativo de dominio, y el que tiene una cosa en virtud de título legítimo, pero de persona que sabía no tener derecho a enajenarla. Para el legislador español, en fórmula cómoda, poseedor de mala fe es el que se halla en caso contrario al poseedor de buena fe (v.), el calificado así por ignorar que en su título o modo de adquirir exista vicio que lo invalide. Para el legislador ARGENTINO, en enfoque casuístico, se considera poseedor de mala fe el que compra la cosa hurtada o perdida, a persona sospechosa que no acostumbraba a vender cosas semejantes, o que no tenía capacidad o medios para adquirirla. El poseedor de esta especie pierde los frutos percibidos y los que el poseedor legítimo haya podido percibir. Naturalmente, la indemnización será en dinero. Sólo tiene derecho a reintegrarse de los gastos necesarios, Puede llevarse las mejoras de puro recreo, sin que sufra deterioro la cosa. Responde de su deterioro o pérdida. El poseedor de mala fe deja de serlo por la usucapión, que lo convierte en-propietario, aunque por lapsos más largos que para quien procede de buena fe posesoria.

Poseer

Tener materialmente una cosa en nuestro poder. | Encontrarse en situación de disponer y disfrutar directamente de ella. | Ser dueño o propietario de una cosa. | Creer serlo o pretenderlo por reunir la condición de poseedor de buena o de mala fe (v.). | Conocer a fondo una ciencia, arte o idioma. | Tener acceso camal (Dic. Der. Usual).

Posesión

En Derecho Civil es definida, por la ley ARGENTINA, como la tenencia por alguna persona de una cosa bajo su poder, con intención de someterla al ejercicio de un derecho de propiedad, ya actúe por sí o por otro. Rojina Villegas dice de ella que es "una relación o estado de hecho que confiere auna persona el poder exclusivo de retener una cosa para ejecutar actos materiales de aprovechamiento animo domini o como consecuencia de un derecho real o personal o sin derecho alguno". Esta definición, que ofrece una clara idea de la institución de que se trata, podría tal vez ser objetada en su parte final, porque inducirfa a una confusión entre lo que se entiende por posesión y lo que es detentación, caracterizada ésta por la falta de derecho sobre la cosa tenida. La posesión presenta una gran importancia jurídica, no ya por lo que en sí significa, sino también, y muy especialmente, porque la posesión de una cosa por un tiempo determinado, que varía según se trate de un bien mueble o de un inmueble, y según asimismo que se tenga de buena fe y con justo título o se carezca de ambos, da origen a la prescripción adquisitiva o usucapión (v.), mediante la cual la cosa poseída pasa a ser propiedad del poseedor. Son efectos de la posesión: 1") percibir los frutos; 2") reclamar los gastos de cultivo; 3") abonar las mejoras; 4") poder usucapir; 5") crear el estado posesorio, amparado con un interdicto luego de un año ininterrumpido de poseedor efectivo; 6") tener preferencia para la propiedad frente a poseedores posteriores y en igualdad de las demás circunstancias. En Derecho Público, posesión es el territorio situado fuera de las fronteras de una nación, pero que le pertenece por convenio, ocupación o conquista, como, cuando desde Europa, se hablaba de las posesiones de ultramar, refiriéndose a las que se tenían en América. (v. COLONIA) En otro sentido completamente distinto y relacionado con el Derecho Político y con el Administrativo, se habla de la posesión, real o simbólica, refiriéndose al hecho de poner a una persona en el ejercicio de un cargo o función para el que ha sido nombrada, acto que tiene importancia porque la dación y la toma de posesión, frecuentemente precedidas de juramento, pueden constituir un requisito indispensable para su validez. Posesión, con trascendencia muy variada, es uno de los múltiples sinónimos discretos de cópula carnal (v.).

Posesión actual

Para Escriche, la que va acompañada del goce real y efectivo de un fundo con percepción de frutos. Y se denomina actual para contraponerla a la imaginaria o artificiosa. Disiente del concepto anterior Luis Alcalá-Zamora, que comienza por encontrar ese enfoque por demás inmobiliario y agrícola, contra la universalidad jurídica que la posesión puede alcanzar. Además, la oposición lógica de la posesión actual es más bien contra cualquiera anterior, con título o sin él, lo que influye en la viabilidad de recuperarla. De ahí que el mencionado autor se incline a caracterizarla como la que se ejerce de hecho y efectivamente en el momento presente o en el de surgir un conflicto sobre ella. En principio, en las controversias posesorias estrictas, que versan sobre esa situación en concreto, el poseedor actual tiene preferencia, al menos inicialmente, frente a todo otro, que ha de probar mejores títulos posesorios o reivindicadores plenos. Otro favor de este poseedor consiste en que, si demuestra haber poseído en otra época, se presume que ha poseído desde entonces, salvo impugnación suficiente. Y el legislador completa la protección de este poseedor permitiéndole, para la prescripción adquisitiva del dominio, que sume a su tiempo el del causante.

Posesión anual

Como el calificativo revela, la que cuenta con duración mínima de un año, ininterrumpidamente, por probanza o por presunción legal. Tiene trascendencia grande en el amparo jurídico, ya que tipifica uña situación protegida por el interdicto (v.) de retener, hasta contra el propietario, obligado, si se trata de recuperar la posesión de lo suyo, a probar no solo su título, si ejerce la acción reivindicatoria, sino también una mejor posesión, que no cabe descartar que haya cedido por algún título. Esta posesión anual es también título bastante para sobrepujar a una precedente posesión, de todo género.

Posesión artificial

Igualmente se le llama imaginaria. Se designa de esta forma una ficción jurídica, en virtud de la cual se considera poseedor de algo a otro que posee en nombre nuestro, sin haber procedido a entregar tal posesión. Como ejemplo se cita el de aquel que vende una finca suya y sigue como poseedor, a título de usufructuarlo.

Posesión carnal

Tanto como cópula carnal o, restringido al matrimonio, débito conyugal (v.).

Posesión civil

Entiende por tal el Código Civil español la tenencia de una cosa o el disfrute de un derecho -ampliación técnica, frente al estrecho carácter de los bienes de autores clásicos- por una persona, que une a ello la intención de haber la cosa o derecho como suyos. La especie contraria es la posesión natural (v.).

Posesión civilísima

En tecnicismo y definición de Sánchez Román, la que se tiene por ministerio de la ley sobre los bienes hereditarios sin necesidad de actos o hechos de posesión material. El apoyo se encuentra en el Código Civil español cuando declara, en su artículo 440, que "la posesión de los bienes hereditarios se entiende transmitida al heredero sin interrupción y desde el momento de la muerte del causante, en el caso de que llegue a asirse la herencia".

Posesión clandestina

Llámase así cuando los actos por los cuales se toma tal posesión o se continuó, fueron ocultos o realizados en ausencia del poseedor o con precauciones para sustraerla al conocimiento de los que tenían derecho de oponerse. (v. CLANDESTINIDAD)

Posesión continua

La mantenida sin interrupción desde su principio y hasta ahora o al instante de una perturbación que la afecte substancialmente. Es carácter que posibilita la usucapión (v.).

Posesión de buena fe

La que ostenta el que está, por ignorancia o error de hecho, persuadido de su legitimidad. (v. POSEEDOR DE BUENA FE.)

Posesión de derecho

La expresión es un tanto paradójica, dado que, en buena técnica jurídica, laposesión configura ante todo un hecho que tiende a transformarse en derecho, por la consolidación cronológica y por la preferencia con respecto a competidores con menores títulos. De todas formas es posesión jurídica la aneja a un derecho de propiedad transmitido legítimamente por otro. También la que aduce un interdicto favorable, de adquirir o recobrar, frente a perturbaciones. (v. POSESIóN DE HECHO)

Posesión de estado

Para Lagomarsino, "el estado es la situación jurídica en que se encuentra una persona en relación con los restantes miembros de la comunidad. Ese estado puede ser político o civil, según el ámbito en que se pretenda desenvolver el concepto. Se podrá así poseer el estado de ciudadano, de nacional, de extranjero, de elector, situaciones todas que se desarrollan en el ámbito político, con lo cual el estado pertinente es el estado político de la persona. "Se puede también poseer un estado civil: ser capaz o incapaz; soltero, viudo o casado; padre, madre o hijo; acreedor o deudor, etc." El propio autor advierte que tal definición es demasiado amplia, porque, en el lenguaje corriente, cuando se habla del estado civil se está haciendo referencia a una situación de una persona con relación a la institución matrimonial, en la quíntuple posibilidad de ser soltero, casado, viudo, divorciado o separado, y que en el lenguaje jurídico, la posesión de estado aparece restringida a la posesión de un estado de familia: es decir, padre, hijo, cónyuge, etc. Tales situaciones, que afectan-sustancial-mente a la condición civil de las personas, se prueban por diversos procedimientos, de los cuales uno de ellos, y el más eficaz, es el que resulte de la inscripción en los Registros Civiles, pero puede darse la circunstancia de que tales inscripciones no existan, caso en el cual la condición de las personas en los aspectos referidos tendrá que probarse mediante su realidad: por el uso habitual del apellido del progenitor de quien se pretende ser hijo; por el hecho de que el presunto progenitor haya tratado al demandante como su propio hijo, proveyendo a su alimentación, educación, o reconociéndolo públicamente como tal hijo. Esta enumeración no es limitativa, ya que lo mismo la doctrina que las legislaciones y la jurisprudencia suelen admitir otros medios probatorios. También las legislaciones aceptan, aun cuando el caso no sea frecuente, que la condición de cónyuge sea probada mediante laposesión de estado. Vélez Sarsfield afirmaba que la posesión de estado vale más que el título, porque la escritura pública, el asiento parroquial, la confesión judicial son cosas de un momento. un reconocimiento instantáneo, mientras que la posesión de estado es así, por su naturaleza, una prueba más perentoria que la escritura pública, que los actos auténticos, porque es la evidencia misma, la prueba viva y animada, la prueba que se ve, que se toca, que marcha, que habla: la prueba en carne y hueso. Con respecto al matrimonio, laposesión de estado puede no bastar para acreditarlo, pero puede ser una prueba complementaria; verbigracia, en el caso de que, existiendo el acta de la celebración del matrimonio, en ella no se hayan observado las formalidades prescritas por la ley. (v. ACCION DE ESTADO, ESTADO CIVIL.)

Posesión de hecho

Posesión natural (v.). | Además, la actual y efectiva.

Posesión de la herencia

Reconocimiento al sucesor universal mortis causa de su calidad de tal; es decir, de su investidura necesaria para ejercer los derechos provenientes de la adquisición de la herencia; o sea, el título en virtud del cual puede ejercitar los derechos inherentes a su calidad de sucesor mortis causa (Ovsejevich). Según este mismo autor, mientras la calidad de sucesor se vincula con el goce del derecho hereditario. la posesión de la herencia se vincula con el ejercicio. Machado afirma que la posesión hereditaria no es sino una calidad atribuida al heredero, que lo hace capaz de ejercer ciertos actos, como si tuviera la posesión, atribuyéndole ciertos efectos civiles. Es una calidad de la posesión y no la posesión misma en el sentido legal. (v. POSESIóN CIVILISIMA.)

Posesión de mala fe

La que se ostenta con conocimiento de su ilegitimidad. (v. POSEEDOR DE MALA FE.)

Posesión en común

Coposesión (v.).

Posesión equívoca

Según Escriche, la que deja dudar si el que tiene en su poder alguna cosa la posee en su nombre o en el de otro. No habilita para prescribir.

Posesión fingida

Posesión artificial (v.).

Posesión ilegítima

La que se tiene sin título o por uno nulo; la adquirida por un modo insuficiente, o del que no tenía derecho para poseer la cosa o para transmitirla. (v. POSESIóN LEGITIMA.)

Posesión imaginaria

Posesión artificial (v.).

Posesión inmemorial

Aquella que va más allá de la memoria de los hombres más ancianos, de suerte que no hay ninguno que tenga conocimiento de su origen (Escriche). Resulta suficiente por sí para prescribir todo cuanto no sea imprescriptible.

Posesión judicial

La que otorga o reconoce, en acto de jurisdicción voluntaria, un juez o tribunal si no es pertinente el interdicto (v.) de adquirir. | En otro enfoque, toda aquella se obtiene o retiene por sentencia en juicio.

Posesión legítima

La que deriva del ejercicio de un derecho real, constituido en conformidad con las disposiciones de la ley. (v. POSESIóN ILEGITIMA.)

Posesión mejor

Entre varios y contrapuestos aspirantes al reconocimiento exclusivo de su posesión, aquel que, de acuerdo con las preferencias legales, tiene derecho a que los tribunales lo amparen con el fin de recobrar o retener la situación posesoria.

Posesión natural

Muy distintos significados se han atribuido a este tecnicismo en la evolución jurídica. En la época clásica del Derecho Romano, la tenencia material de una cosa, sin intención de ejercer poder sobre ella y por cuenta propia, y no protegida por los interdictos pretorios. | En el Derecho justinianeo, el poder de hecho que no originaba la usucapión. | Para el Código Civil español, la tenencia de una cosa o el disfrute de su derecho por una persona. | Según Escriche, la que consiste en tener una cosa por sí mismocorporalmente. (v. POSESIóN CIVIL.)

Posesión no equívoca

La que se muestra cual es en los hechos y en sus manifestaciones jurídicas. Habilita para usucapir.

Posesión pacífica

La que se adquiere sin violencia. | Aquella queno es objeto de perturbación. (v. POSESIóN VIOLENTA.)

Posesión por abuso de confianza

La que se mantiene no obstante haberse recibido la cosa con obligación de restituirla. La negativa a devolverla puede constituir delito. (v.ABUSO DE CONFIANZA, DEFRAUDACIóN. ESTAFA)

Posesión precaria

La que se mantiene en virtud de un título que produce obligación de restituir la cosa poseída, como en el caso de la que se ostenta por abuso de confianza. (v. PRECARIO.)

Posesión pro indiviso

La que tienen dos o más personas sobre una misma cosa, pero concurrentemente, sin conflicto por la totalidad, que voluntariamente comparten.

Posesión promiscua

La ejercida por varias personas con simultaneidad y sin impugnación sobre una misma cosa. Tal índole la torna por demás equívoca, por cuanto no cabe deslindar si se obra conjuntamente o ala expectativa de la exclusividad. De consolidarse por la permanencia, se estaría frente a la coposesión (v.). | Acceso carnal indistinto de una mujer con varios hombres, ya con la restricción relativa de la infidelidad conyugal o de la pluralidad de amantes, o resultado del ejercicio de la prostitución. La cuestión posee interés por la duda que en cuanto a la paternidad plantean los primeros supuestos entre el hijo matrimonial y el adulterino, y también en cuanto al natural, y en la otra especie, por desconocerse con frecuencia hasta los nombres de los clientes, las dudas alcanzan la magnitud de insolubles y han conducido ala eufemística catalogación del hijo máncer (v.).

Posesión pública

La que no se oculta en su ejercicio, que aduce legitimidad de principio en caso de no ser contradicha. Faculta para prescribir. Se opone a la posesión clandestina (v.) y, en cierto modo, también a la equívoca (v.).

Posesión viciosa

Llámase así la que se ejerce sobre las cosas muebles adquiridas por hurto, estelionato o abuso de confianza (v.), o sobre inmuebles, adquiridos por violencia o con clandestinidad (v.), así como también cuando, siendo precaria, se haya tenido por un abuso de confianza.

Posesión violenta

La adquirida o tenida por vías de hecho, acompañadas de fuerza material o moral, o por amenazas de fuerza, sea por el mismo que causa la violencia, sea por sus agentes. (v. POSESIóN PACIFICA.)

Posesional

Concerniente a la posesión (v.) o que la incluye.

Posesionar

Dar posesión de un bien, derecho o cargo.

Posesiones

Fincas o inmuebles; más en particular, las rurales. | Territorios coloniales de una metrópoli.

Poseso

El dominado anímicamente por otro, que ejerce mayor o menor tiranía sobre él. | Endemoniado.

Posesor

Aunque sinónimo de poseedor (v.), no se utiliza por los juristas.

Posesorio

Referente a la posesión en su adquisición, ejercicio o defensa en juicio.

Posfecha

Fecha posterior a la que corresponde al hecho o escrito. De mala fe y con perjuicio ajeno, constituye dolo y hasta delito.

Posible

Se dice de cuanto puede ser o acontecer. | Factible de realizar. | Permitido por ley o norma de otra especie. (v. IMPOSIBLE.)

Posibles

Denominación familiar de bienes, recursos o medios económicos.

Posición

Postura o actitud corporal. | Disposición o actitud de ánimo. | Colocación, situación. | Condición social o económica. | Medios, recursos, ingresos con que se cuenta para vivir. | Situación procesal que para el actor y el demandado determinan las acciones y excepciones formuladas. | Cada una de las preguntas que una parte hace a la otra para que la conteste bajo juramento o confesión judicial. En este sentido suele pluralizarse: posiciones (v.) (Dic. Der. Usual).

Posiciones

Serie de preguntas, formuladas en juicio, que cada litigante hace a su adversario, como prueba potencial. (v. ABSOLVER, CONFESIóN EN JUICIO, PLIEGO DE POSICIONES.)

Positivo

Verdadero, efectivo, cierto. | Indudable, innegable. | Afirmativo. | Que implica un hecho o declaración, en oposición al silencio y a la abstención. | Util, beneficioso. | Que produce o rinde. | Dícese del Derecho divino o humano promulgado. a diferencia del Derecho Natural meramente. | Vigente, referido también a códigos, leyes y demás normas generales y obligatorias (Dic. Der. Usual). (v. DERECHO POSITIVO, OBLIGACIóN POSITIVA.)

Pósito

Se llama así, en España, una institución oficial dedicada a hacer a los labradores préstamos de granos para la siembra. Se trata, pues, de una forma de crédito agrario de muy antiguo origen histórico.

Posliminio

Postliminio (v.).

Posponer

Colocar a alguien detrás de otro, en especial cuando implica injusticia o menosprecio. | Postergar.

Posposición

Posición o colocación posterior. | Apreciación por debajo de los méritos. | Postergación.

Posposición de la hipoteca

Alteración del rango hipotecario (v.), con prelación favorable a una hipoteca constituida con ulterioridad.

"Possessor iuris"

Loc. lat. En Roma, poseedor de un derecho. | En especial, el que con ese título sobre cosas incorporales se oponía al heredero.

"Possessor pro emptore"

Locución latina. El poseedor a título de comprador.

"Possessor pro herede"

Loc. lat. Poseedor con carácter de heredero, en el tecnicismo romano.

"Possessor pro possessore"

Loc. lat. En el Derecho Romano, el poseedor a título de poseedor, por no atribuirse sino la mera tenencia de un bien.

"Possessor pro suo"

Loc. lat. Poseedor por cuenta propia.

"Post meridiem"

Loc. lat. Entre las 12 y las 24 del día.

Postergación

Dejación de un acto o tarea para otro momento, como, p.ej., una audiencia. | Relegación de una persona contra derecho o mérito. | Sanción administrativa que difiere un ascenso, como correctivo de una falta.

Postliminio o posliminio

Institución que, según explica Badaracco, nació en el Derecho Romano, y consiste en la ficción jurídica de suponer que una persona física, caída en poder del enemigo y luego rescatada por cualquier medio, al volver al Estado romano, automáticamente recobraba la condición jurídica que tenía antes de caer en poder del enemigo, considerándose que su situación jurídica nunca había variado. Es de advertir que el postliminio no solo se aplicaba a las personas, sino también a las cosas. En el Derecho Internacional moderno, la institución del postliminio continúa en vigor, porque las personas o las cosas tomadas por el enemigo se restituyen en la situación que tenían tan pronto son devueltas a la nación a que pertenecían (Dic. Der. Usual).

Postor

La persona que en una licitación o subasta (v.) ofrece precio o condiciones para quedarse con la cosa, obra o servicio sobre el cual verse la oferta. (v. ADJUDICACIóN, CONCESIóN.)

Postulación

Petición. | Súplica. | Petición unánime de un cabildo eclesiástico para que el propuesto por él sea promovido a la prelacía eclesiástica, pese a ciertos inconvenientes.

Postulante

Pretendiente. | Solicitante. | Peticionario. | El que realiza una colecta benéfica. | El que quiere ingresar en una comunidad religiosa.

"Postulatio"

Esta palabra latina tenía un sentido judicial específico, por demanda o alegato. De modo más peculiar, para remover al tutor infiel y para citar al demandado. | En el procedimiento formulario, acto en que el demandante exponía su pretensión al juez y recababa la fórmula de la acción, ante su adversario o su patrocinante.

Póstumo

v. HIJO PóSTUMO.

Postura

Actitud corporal, que puede configurar faltas o delitos en materia sexual o de costumbres. | Precio que los tribunales ponían a los comestibles. | Precio que se ofrece en subasta, licitación o almoneda. | Convenio o ajuste. | Cantidad que se apuesta. | Suma que se arriesga en cada jugada de los juegos de azar.

Potencia

Poderío, dominación. | Estado soberano, con medios adecuados para defender su independencia. | Capacidad física para cohabitar carnalmente, requisito para contraer matrimonio no anulable.

Potestad

Dominio, poder, jurisdicción o facultad que se tiene sobre una cosa. A esta definición académica cabe añadir también la que se ejerce sobre una persona y aun jurídicamente el concepto hace más referencia a ésta que a aquélla, pues, dejando aparte la acepción que pueda referirse al Derecho Público, sus más características manifestaciones son la patria potestad y la potestad marital (v.), esta última en franca decadencia.

Potestad civil

El concepto se refiere a la autoridad o potestad marital; o sea, la que algunas leyes conceden al marido sobre la persona y los bienes de su mujer. Como es notorio, esta potestad va desapareciendo cada vez más, no solo en las leyes sino también en las costumbres, lo que es lógico por cuanto se asienta en la incapacidad jurídica de la mujer para la realización de determinados actos. En la actualidad no se admite esa incapacidad y la igualdad de los cónyuges dentro del matrimonio tiene caracteres cada vez más firmes, salvo en aquellos casos de existencia moral o material de una imposibilidad del ejercicio conjunto de laporestad. Subsiste, en cambio, la institución de la patria potestad (v.), con mayor o menor extensión, que ejerce el padre o, en su defecto, la madre sobre la persona y los bienes de sus hijos menores no emancipados.

Potestad disciplinaria

Derecho disciplinario (v.).

Potestad marital

La autoridad legal que el marido puede ejercer sobre la persona y los bienes de su mujer. (v. POTESTAD CIVIL.)

Potestad paterna

Patria potestad (v.).

Potestad pública

Representa un concepto similar al de poder, porque ambos se encuentran relacionados con el atributo de autoridad que sobre personas o instituciones puede ser ejercida por otra u otras, así como por cuerpos colegiados, para el gobierno de una nación, dentro siempre de los términos y condiciones que la ley autoriza, requisito este último que sólo falta en las autocracias y en los países regidos totalitariamente.

Potestativo

Se dice de lo que lícitamente cabe hacer o dejar de hacer. | Voluntario. (v. CONDICIóN POTESTATIVA.)

Potro

Cierto aparato o máquina de tortura usado antiguamente, pero muy superado por la perfidia moderna.

Poyo

En tiempos pretéritos, derecho que se abonaba a los jueces para que administraran justicia.

Práctica

Ejercicio de un arte o facultad. | Método, procedimiento, modo de actuar. | Costumbre, uso, estilo. | Actividad que, dirigidos por un maestro, conocedor o profesional, deben realizar durante determinado tiempo los que ejercerán ciertas carreras o desempeñarán algunos cargos. | Destreza, habilidad. | Aplicación, ejecución de principios, doctrina o programa.

Práctica forense

Es cosa sabida que el Derecho presenta dos aspectos fundamentales: el substantivo y el adjetivo o procesal, referido este último a las normas que se han de aplicar para la realización del primero. Pero en la vida judicial no basta con un conocimiento del Derecho Procesal, sino que se requiere también un hábito, un conocimiento de la manera en que se ha de desarrollar la actividad profesional, porque podría decirse que una cosa es el conocimiento de la ley y otra distinta el modo de hacerla valer. Por eso puede decirse, en términos generales, que, después de terminados los estudios universitarios, hace falta, en unos países de modo voluntario y en otros obligatorio, capacitarse concretamente para el ejercicio de la abogacía. A la adquisición de esos conocimientos es a lo que se llama prácticaforense. Las formas de adquirirla pueden ser diversas, pero lo corriente es que se obtengan al lado de otro abogado que, por su competencia y por el ejercicio de la abogacía, esté capacitado para proporcionar al profesional incipiente la experiencia de que carece. En España, a esa institución se la denomina pasantía, y en Francia stage, y a quienes realizan sus prácticas, pasantes y stagiaires. En algunos países en que la práctica forense no está regulada por la ley o por la costumbre, algunos jóvenes abogados suelen aprenderla en las secretarías de los juzgados, sistema poco recomendable, porque puede desviar la verdadera función del abogado, ya que una es la función de éste, y otra muy distinta la del secretariado judicial, aun siendo ambas altamente respetables.

Practicaje

Servicio que, en los puerto de mar, se presta por medio del práctico (v.), habilitado a tal efecto y cuya finalidad es el asesoramiento y ayuda a los capitanes de buques para la entrada en los puertos y para las maniobras de atraque. En la ARGENTINA, este servicio depende de la Prefectura Nacional Marítima.

Prácticas desleales

En Derecho Laboral se conocen con esa denominación las que. contrariando la ética, pueden poner en práctica los empleadores en perjuicio de los empleados. Cabe señalar entre ellas: subvencionar en forma directa o indirecta a una asociación profesional de trabajadores; intervenir en la constitución, funcionamiento o administración de una asociación profesional de trabajadores: obstruir o dificultar la afiliación de su personal a una asociación profesional mediante coacción, dádivas o promesas, o condicionar a esa circunstancia la obtención o conservación del empleo o el reconocimiento de mejoras o beneficios; promover o auspiciar por esos mismos medios la afiliación de su personal a determinadas asociaciones; adoptar represalias contra los trabajadores en razón de sus actividades sindicales o de haber acusado, testimoniado o intervenido en los procedimientos legales; despedir, suspender o modificar las condiciones de trabajo de los representantes sindicales que gocen de estabilidad, de acuerdo con los términos establecidos en la ley, cuando las causas del despido, suspensión o modificación no sean de aplicación general o simultánea a todo el personal.

Práctico

Adjetivo. Relativo a práctica o ejercicio de una actividad. | Beneficioso, útil. | Se dice de lo que enseña o adiestra. | Experimentado, experto, perno. | Substantivo. En la navegación, conocedor diplomado de un paraje que ofrece dificultades a los barcos.

"Praeco"

Voz lat. Pregonero o heraldo que, en la Roma antigua, convocaba a los comicios, citaba a las partes y testigos en los juicios, anunciaba las posturas en las subastas e imponía silencio en las solemnes ceremonias públicas.

"Praediator"

Voz lat. El que adquiría bienes inmuebles vendidos por el Estado romano.

"Praefectus"

Voz lat. Prefecto (v.), nombre de diversas autoridades.

"Praeiudicium"

Voz latina. Juicio previo y, en verdad, acción Pretoria encaminada a resólver anticipadamente una cuestión sobre el estado civil o los derechos patrimoniales.

"Praenomen"

En la lengua romana, el nombre de un persona, por oposición al nomen, nombre de la familia.

"Praes"

Voz lat. Fiador de contratos públicos o de las prestaciones que se imponían a los litigantes por las acciones de la ley.

"Praescriptio"

Esta palabra latina, con el significado literal de prescripción (v.), poseyó, a más de ese sentido coincidente con el tecnicismo jurídico moderno, otros varios, que se sintetizan así en el Diccionario de Derecho Usual: En el sistema formulario, la frase que, luego del nombramiento del juez, figuraba al principio de la fórmula, tanto a favor del actor como del demandado. En el primer supuesto, pro actore, concretaba su cualidad y su pretensión. Si era pro reo, contenía la excepción que el demandado hubiera opuesto, que le imponía al juez previa resolución. Más adelante significó la defensa que el poseedor podía oponer al que entablaba contra él una acción real. En el Derecho justinianeo, ya en coincidencia con la acepción actual, el medio de adquirir el dominio por la prolongada posesión. En los comicios romanos, dentro del Derecho Público, la primera parte de la ley votada, con las indicaciones de la fecha, proponente y primera tribu o centuria que votaba.

"Praescriptio longi temporis"

Loc. lat. Prescripción adquisitiva romana de larga posesión, que solía ser de 10 a 20 años. Requería justo título y ausencia de vicios. Se oponía a la especie siguiente.

"Praescriptio longissimi temporis"

Locución latina. Prescripción o usucapión de larguísima posesión. Exigía 40 anos para prevalecer frente a la acción reivindicatoria de un propietario inactivo durante tanto tiempo. Teodosio II la acortó a 30 años, lo que ha pasado a las modernas legislaciones, inclinadas a acortamientos mayores. Justiniano la amplió al poseedor de mala fe. (v. la voz precedente.)

"Praetor"

Voz lat. Pretor (v.).

"Praetor de liberalibus causis"

Locución latina. El pretor en las causas sobre la libertado la esclavitud de una persona. El cargo fue creado ya en el siglo III a. C.

Pragmática

Disposición legal emanada de autoridad competente y que se distinguía de los reales decretos y reales órdenes por la fórmula de su publicación. | En el Derecho Romano, constitución imperial redactada en forma de carta, acerca de controversias, privilegios o asuntos concretos.

Pragmática sanción

Acto por el cual el emperador Carlos VI, por carecer de heredero varón, excluyó de la sucesión de la corona de Austria a los hijos de su hermano José, para que pudiera sucederle su hija María Teresa, en el año 1713.

Preámbulo

Según la Academia, exordio, prefación, aquello que se dice antes de dar principio a lo que se trata de narrar, probar, mandar, pedir. | Jurídicamente hace referencia a la enunciación previa que contienen algunas Constituciones respecto a los principios que las inspiran y que han sido tenidos en cuenta por los constituyentes. Así, en la Constitución de la Nación ARGENTINA, se dice que su objeto es constituir la unidad nacional, afianzar la justicia, consolidar la paz interior. proveer a la defensa común, promover el bienestar general y asegurar los beneficios de la libertad, para nosotros, para nuestra posteridad y para todos los hombres del mundo que quieran habitar en el suelo ARGENTINO.

Preaviso

En el contrato individual de trabajo, se denomina así la obligación que tienen las partes contratantes, empleador o empleado, de notificar a la otra la ruptura del contrato, con anticipación variable según las circunstancias. La ruptura no preavisada obliga, a la parte que la produce, a indemnizar ala otra con una cantidad que generalmente se estima en el importe de la retribución correspondiente al plazo del preaviso omitido. Es también costumbre conceder al trabajador preavisado una disminución en su jornada de trabajo para que pueda buscar otra ocupación.

Prebenda

Renta de un canonjía. | Ingresos de cualquier beneficio eclesiástico (v.). | Beneficio de esa índole en grado superior de las catedrales y colegiatas. | Fundación piadosa que asigna una dote a la mujer que se case o profese. | Puesto de escaso trabajo y bien retribuido.

Prebendado

Titular de una prebenda (v.) en catedral o colegiata.

Prebostazgo

Cargo y funciones de un preboste (v.).

Preboste

Nombre antiguo de los jefes de distintas clases, desde gobernadores a rectores de colectividades. | En los antiguos gremios, representante corporativo. | Administrador de un monasterio. | En la Francia feudal. delegado del monarca para mandar tropas, recauda; tributos y administrar justicia.

Precario

Dícese de aquello que se tiene por un título que autoriza al propietario a revocar en cualquier momento el uso o tenencia. (v. POSESIóN PRECARIA.)

Precarista

El que tiene, posee o usa algo en precario (v.).

Precedencia

Prioridad en el tiempo. | Anterioridad en el espacio. | Preeminencia en lugar, asiento o desfile en actos honoríficos a los que concurren o en los que participan autoridades de diversas clases. | Preferencia para presidir o presenciar ciertas solemnidades. (Dic. Der. Usual).

Precedente

Anterior en el tiempo o en el espacio. | Resolución similar de un caso planteado antes y que se invoca para reiteración por aquel a quien favorece.

Precepto

"Mandato u orden que el superior intima o hace observar y guardar al inferior o súbdito" (Dic. Acad.). | Regla o norma. | Cada uno de los diez mandamientos del Decálogo. | Cada artículo o disposición de un texto legal o reglamentario. | En la Edad Media, documento en que constaba una merced o privilegio.

Precepto formal de obediencia

En las comunidades religiosas, orden o recuerdo de una obligación que el superior dirige al inferior, para superar su resistencia o pasividad.

Preceptos del Derecho

En el Derecho Romano (Digesto, libro 1, tít. I, párr. 1") se dice: iuris praecepta sunt haec (éstos son los preceptos del Derecho): honeste vivere (vivir honestamente), alterum non laedere (no dañar a otro), suum cuique tribuere (dar a cada uno lo suyo).

Precio

Valor pecuniario en que se estima una cosa. Este concepto tiene significación en relación con múltiples actos jurídicos y, muy especialmente, en diversos contratos, como los de compraventa, locación, trabajo, obras, servicios. El precio se considera cierto cuando las partes lo determinan en una suma que se debe pagar o cuando su importe se deja al arbitrio de una persona determinada o cuando se fije con referencia a otra cosa cierta. El precio se calificará de incierto cuando no hubiere sido determinado o hubiere duda sobre él, caso en el cual las partes se ajustarán al precio corriente del día en el lugar de la entrega de la cosa.

Precio afectivo o de afección

La estima personal de una cosa, por los recuerdos propios unidos a ella o por haber pertenecido a parientes o amigos entrañables. Este precio lleva a no querer desprenderse de algunos objetos o a pedir por ellos sumas en apariencia exageradas. Debe tenerse en cuenta en el resarcimiento del daño moral, pero con medida prudencial en el juzgador. No se tiene presente en la expropiación.

Precio alzado

Aquel que se conviene en un tanto fijo a cambio de una cosa o servicio o por la ejecución de una obra, con independencia de cantidad o calidad, del tiempo que requiera o del gasto que origine por materiales (Dic. Der. Usual).

Precio aplazado

El que no se abona al contado por lo que se adquiere, se utiliza o de alguna otra forma se recibe, como determinados servicios, por quedar en todo o en parte pactado para pagarse en otro momento, de una vez o en cuotas. (v. OBLIGACIóN A PLAZO.)

Precio cierto

El que consiste en una suma de dinero o se refiere a otra cosa cierta. Según el art. 1.349 del Cód. Civ. arg.: "El precio será cierto: cuando las partes lo determinaren en una suma que el comprador debe pagar, cuando se deje su designación al arbitrio de una persona determinada o cuando lo sea por referencia a otra cosa cierta". También se tendrá porprecio cierto, no siendo inmueble la cosa vendida, cuando las partes se refieran alo que la cosa valga en el día al corriente de la plaza, o un tanto más o menos que éste. Entonces el precio se certifica por corredores o por testigos (art. 1.353). Dentro del Cód. Civ. esp., en la compraventa, el precio ha de ser cierto, en moneda o signo que lo represente (art. 1.445). Para que se tenga por cierto el precio, bastará que lo sea con referencia a otra cosa cierta o que se deje su señalamiento al arbitrio de persona determinada. Si ésta no quiere o no puede señalarlo, el contrato queda sin efecto (art. 1.447). Además, también se tiene por cierto el precio en la venta de valores, granos, líquidos y demás cosas fungibles, cuando se señale el que la cosa tuviere en determinado día, bolsa o mercado, o se fije algo mayor o menor, si es cierto (art. 1.448).

Precio corriente

En cada lugar y tiempo, el estilado por un servicio o para una cosa o mercaderfa en concreto. Puede’ tomarse por supletorio en caso de haber omisión entre las partes al respecto.

Precio de afección

Precio afectivo (v.).

Precio de la novia

Entre pueblos primitivos o en algunos por demás rezagados en la civilización, monedas preciosas o cosas -ganado con cierta preferencia- que el cortejante de una mujer ha de entregar al padre u otro pariente para que se la conceda como esposa.

Precio de la sangre

En la composición penal de otros tiempos, el dinero o los bienes que el delincuente entregaba a la víctima o a su familia, para evitar la venganza y satisfacer la CUlpa. (v. "WERGELD".)

Precio de plaza

El que en cada localidad rige en un momento determinado para un producto o servicio. En cuanto a las mercaderías, existe una dualidad básica determinada por el precio del productor al revendedor o mayorista, y el de la segunda etapa del proceso económico, de los comerciantes o revendedores al público o consumidor, el minorista. En esa cadena se interponen a veces los precios meramente especulativos de la cadena de intermediarios o comisionistas.

Precio de reposición

En una línea económica general, lo que cuesta la adquisición de un bien o elemento que se tenía o se utilizaba y que por una circunstancia cualquiera tiene que ser reemplazado. En situaciones de normalidad, realizadas las amortizaciones del caso u obtenida la utilidad consiguiente. el pago de lo que se compra de nuevo no difiere substancialmente de la adquisición primitiva.

Precio fijo

En el comercio moderno, para evitar la petición de rebajas, usuales en otros tiempos, el definitivo para cada artículo o producto. al menos en caso de no alterarse de manera uniforme por conveniencias mercantiles o posibilidades especulativas.

Precio incierto

Contrapuesto al precio cierto (v.), y explicado en la voz genérica PRECIO (v.).

Precio justo

v. JUSTO PRECIO

Precio legal

El señalado por ley u otra norma del poder público, para cortar especulaciones o asegurar recompensas mínimas a los productores o comerciantes, a cubierto así de una competencia ruinosa. De acuerdo con una u otra política, aparecen los precios máximos y los precios mínimos (v.).

Precio máximo

El que la autoridad señala como superior en las ventas u operaciones que con una cosa o producto se hagan. Aunque se opone a la libertad de comercio, en ocasiones reprime especulaciones y abusos, y es adecuado en épocas de guerra y de crisis (Dic. Der. Usual).

Precio mínimo

El que los interesados en un género de comercio o producción establecen, por acuerdos expresos o tácitos, para recíproca conveniencia, o el que el poder público impone para estímulo de una industria o actividad. Se trata siempre de una suma por debajo de la cual no es lícito operar. (v. PRECIO MáXIMO.)

Precio nominal

En títulos de crédito, el fijado en el documento, por lo común el de venta al emitirse, sujeto luego a fluctuaciones en el mercado, sobre todo en caso de cotizarse en bolsa. | En tiempos de crisis o inflación, el señalado a los productos o actividades, que por la necesidad o la especulación no se observa en la realidad. (v. PRECIO REAL.)

Precio real

En los valores susceptibles de negociación en el mercado, el de cada día y en la plaza a que se haga referencia, frente al valor nominal o de emisión estampado en los títulos. | El pagado en verdad, no obstante un precio máximo o mínimo (v.) oficial.

Precio, recompensa o promesa

Proceder por uno u otras configura agravante penal o tipifica delito de mayor trascendencia. (v. ASESINATO, HOMICIDIO )

Precio vil

El notoriamente inferior a lo que algo vale y siempre que se deba a ignorancia u otro vicio del consentimiento. Puede anular la compraventa por lesión (v.).

Preclusión

Extinción, clausura, caducidad; acción y efecto de extinguirse el derecho a realizar un acto procesal, sea por prohibición de la ley, por haberse dejado pasar la oportunidad de verificarlo o por haberse realizado otro incompatible con aquél (Couture). | Principio procesal según el cual el juicio se divide en etapas, cada una de las cuales supone la clausura de la anterior, sin posibilidad de renovarla (Couture). Esta segunda definición coincide con la de Chiovenda cuando afirma que el proceso avanza cerrando estadios precedentes y no puede retroceder.

Precontrato

Para Castán, una convención por la cual dos o más personas se comprometen a concluir en tiempo futuro un determinado contrato que no se quiere o no se puede estipular. (v. CONTRATO PRELIMINAR, PROMESA DE CONTRATO )

Predial

Concerniente a predios o fincas. (v. SERVIDUMBRE PREDIAL.)

Predio

Denominación de origen romano, algo en desuso fuera de los juristas, para referirse a cualquier finca o propiedad inmueble. (v. FUNDO, HEREDAD, SERVIDUMBRE.)

Predio dominante

El que cuenta con una servidumbre (v.) a su favor sobre otro, que por ello es designado como predio sirviente (v.).

Predio estipendiario

Recibía este nombre, por el estipendio o impuesto que pagaba al Estado romano, la finca sita en una provincia y fuera de Italia. (v. PREDIO ITáLICO.)

Predio inferior

El que se halla aguas abajo con respecto a otro, el predio superior (v.), del que ha de soportar esa corriente o desagüe, pero con derecho a aprovecharlos.

Predio itálico

El inmueble que no estaba sito en Roma, pero sí en Italia, lo cual lo eximía del pago de impuestos, hasta tiempos de Diocleciano. Hasta justiniano no desaparecen los privilegios de estos fundos frente a los predios estipendiarios y tributarios (v.).

Predio rústico

En Roma, el no edificado, siendo indistinto que se hallara en la ciudad o en el campo. | Hoy, finca fuera de poblado, por lo común dedicada a alguna explotación rural. (v. PREDIO URBANO )

Predio sirviente

El que está sujeto a una servidumbre (v.) a favor de otro fundo, denominado por tal causa predio dominante (v.).

Predio superior

El que está aguas arriba de otro u otros, llamados por ello predios inferiores (v.). Concede primacía en la utilización de las aguas, pero impone no acarrear perjuicios y privaciones a los situados aguas abajo.

Predio tributario

En Roma, el enclavado en una provincia imperial y sujeto al tributum. Concedía el pago de ese impuesto la plena disposición y posesión. (v. PRECIO ESTIPENDIARIO)

Predio urbano

En Roma, la finca edificada, fuera en ciudad o en el campo. | En la actualidad, el fundo edificado cuando es la vivienda o la utilización para otros fines su aprovechamiento principal. | También el solar destinado a eventual edificación en poblado. (v. PREDIO RúSTICO)

Preexistencia

Existencia anterior o precedente. | Existencia efectiva de una cosa o de un derecho con anterioridad al acto o momento en que haya de tratarse de ella.

Prefecto

En Francia se llama así el gobernador de un departamento. | En el Derecho Romano se daba el nombre de praefectus a distintos jefes militares y civiles; entre ellos, el praefectus urbis o prefecto de la ciudad; el praefectus morum o prefecto de las costumbres; el pruefectus pruetorii, que mandaba la guardia pretoriana; el praefectus aerarii o intendente del erario público; el praefectus vigilum, que tenía su cargo un cuerpo de vigilancia compuesto por siete cohortes de guardias nocturnas; el praefectus annonae, encargado del abastecimiento de víveres en la ciudad; el praefectus Aegypti, que tenía la administración de Egipto con sede en Alejandría; el pruefectus castrorum u oficial de ingenieros que actuaba en el campamento; el praefectus iuri dicundo, delegado del pretor de Italia, para la administración de justicia en los municipios y en las colonias.

Prefecto apostólico

En nombre de la Santa Sede, el sacerdote a quien se encomienda que rija los asuntos espirituales en un territorio misionero sin organización eclesiástica.

Prefectura

Cargo, jurisdicción y funciones de un prefecto (v.). | Local en que actúa oficialmente. | En Francia, capital de un departamento; es decir, capital de provincia en el régimen hispanoamericano.

Preferencia

Ventaja, primacía que una persona o cosa tiene sobre otra, por merecerlo o por otra causa. | Prelación. | Predilección. | Elección de algo o de alguien entre varios. | Inclinación, propensión, tendencia. | Afecto superior.

Pregón

Publicación que en voz alta y lugar público se hace de algo que conviene que todos sepan o que se quiere dar a conocer. | Grito de sus mercaderías por feriantes y vendedores ambulantes (Dic. Der. Usual).

Pregonero

En aldeas y núcleos poblados reducidos, el oficial público que, de viva voz, y recorriendo las calles, da a conocer lo que la autoridad le encarga.

Pregunta

Interrogación, demanda, requerimiento o indagación que se hace a una persona acerca de algo, para que diga lo que sepa sobre ello. | Interrogatorio.

Pregunta capciosa

La que se vale de artificios, engaños o deslealtades. En principio está prohibida en ios interrogatorios judiciales.

Pregunta impertinente

En el procedimiento, la que carece de nexo con la causa o la que, sea cual sea la respuesta, no influye en su decisión. No debe formularse. La parte contraria puede pedir al juez que se tenga por no hecha y no contestarla.

Pregunta sugestiva

La que se hace de manera que lleva en sí la respuesta o incita a la afirmativa.

Preguntas generales de la ley

Las dirigidas a los testigos para concretar su identidad y relaciones con la causa: 1") nombre y apellido, edad, estado, profesión y domicilio; 2") si es pariente y en qué grado de alguno de los litigantes o procesados; 3") si tiene con ellos alguna relación laboral, profesional o de otra índole; 4") si tiene interés en el juicio o causa; 5") si es amigo íntimo o enemigo de alguna de las partes.

Prejudicial

Que impone una resolución previa a lo principal. (v. CUESTIóN PREJUDICIAL.)

Prejudicio

Prejuicio (v.).

Prejuicio

También prejudicio, la acción y efecto de prejuzgar; o sea, de juzgar de las cosas antes del tiempo oportuno, o sin tener de ellas cabal conocimiento. El concepto tiene importancia jurídica en cuanto a la obligación en que se encuentra el juzgador de no anticiparse con sus juicios y reservar éstos para el momento procesal que le permita establecer. con el debido conocimiento, la sentencia o resolución que le parezca justa. Claro es que, inevitablemente, el juez se orienta muchas veces no por un prejuicio concreto sobre el hecho sometido a su jurisdicción, sino por el juicio previo (prejuicio) de carácter general que tenga no solo sobre conceptos o interpretaciones jurídicas, sino también sobre otros aspectos sociales, filosóficos, económicos, que influyen honestamente sobre su decisión.

Prejuzgamiento

Es, en cierto sentido, lo mismo que Prejuicio (v.), si bien se emplea más concretamente con relación al hecho reprobable de que el juez tenga ya formado su juicio en el momento de iniciarse un asunto sometido a su jurisdicción o antes de estar en posesión de todos los antecedentes que le permitan dictar una resolución justa.

Prelación

Primacía en el tiempo. | Preferencia para uso o ejercicio.

Prelación de créditos

Escala de preferencia para la efectividad crediticia reconocida por el legislador en caso de concurso de acreedores. En varios países americanos se habla de privilegios crediticios. (v. ACREEDOR PRIVILEGIADO.)

Prelado

Clérigo secular o regular que tiene jurisdicción ordinaria en el fuero externo, por lo que se excluyen quienes sólo cuentan con jurisdicción delegada o con jurisdicción ordinaria únicamente para el fuero interno. Son prelados así el papa, los cardenales, los obispos, los vicarios, los prefectos apostólicos y los superiores de las órdenes religiosas.

Prelegado

El legado que se hace a un heredero, que así reúne un título universal y uno singular en la misma sucesión.

Premeditación

Se trata de un concepto cuyo significado y alcances han sido muy discutidos en Derecho Penal, principalmente porque todos los delitos, salvo aquellos que se cometen por un impulso instantáneo, han tenido que ser premeditados. Se entiende, por eso, y hablando en términos generales, que la premeditación constitutiva de circunstancia agravante de la responsabilidad criminal es aquella que se realiza con serenidad de ánimo para el mal, revelada por la decisión reflexiva, manifestada, continuada y persistente, y a condición de que, entre la premeditación del hecho y su ejecución, transcurra un lapso suficiente para que el autor haya tenido tiempo de hacerse cargo, con fría razón, de las ulteriores consecuencias, demostrando así una perseverancia tenaz en su resolución. Sin embargo, algunos autores opinan que el mero transcurso de ese tiempo no es suficiente para determinar la agravante, sino que es necesario que, durante aquél, el agente no haya estado sometido auna insólita pasión, ya que los estados pasionales son incompatibles con el deliberar premeditado. El Código Penal ARGENTINO sólo se refiere a la premeditación cuando, con relación al homicidio, establece como circunstancia calificativa el hecho de que tal delito se haya realizado con el concurso premeditado de dos o mas personas. En la legislación española, la premeditación transforma el homicidio en asesinato (v.).

Premio

Recompensa, remuneración de un mérito o servicio. | Aumento que experimentan algunas monedas, sobre su valor nominal, al ser cambiadas por otras. | Interés del dinero. | Cada uno de los lotes con cantidad asignada en la lotería. | Prima (v.) o sobresueldo por la cantidad o calidad de la producción, sobre la base establecida (Dic. Der. Usual). (v. CONTRATO DE SEGURO)

Premoriencia

Muerte anterior de alguien con respecto a otro o varios más. Posee enorme trascendencia en materia sucesoria. (v.CONMORIENCIA.)

Prenda

Contrato por el cual el deudor de una obligación, cierta o condicional, presente o futura, entrega al acreedor una cosa mueble o un crédito en seguridad de que la obligación ha de ser cumplida. Faltando el deudora ella, el acreedor puede hacerse cobro de su crédito con el precio que produzca la venta en remate público de la cosa dada en prenda y con citación del deudor. La garantía prendaria es corriente en el contrato de préstamo. Desde el punto de vista del acreedor, prenda es la cosa prendada. Desde el punto de vista del acreedor pignoraticio o prendario (v.), la prenda integra además un derecho real sobre lo prendado.

Prenda agraria

En la ARGENTINA se denomina así la garantía especial de préstamos en dinero constituida sobre máquinas en general, aperos e instrumentos de labranza, animales de cualquier especie y sus productos, cosas muebles afectadas a la explotación rural, frutos de cualquier naturaleza correspondientes al año agrícola en que el contrato se realice, sean pendientes, en pie o separados de la planta, así como las maderas, los productos de la minería y los de la industria nacional. Es característica de la prenda agraria que el deudor conserve la posesión de la cosa materia de la prenda en nombre del acreedor, siendo sus deberes y responsabilidades civiles los del depositario regular, estableciéndose además otras responsabilidades especiales que la propia ley determina.

Prenda con registro

Régimen pignoraticio o de garantía sin desplazamiento, ya que la cosa prendada queda en poder del deudor. De ese modo no se priva al prestatario del uso de la prenda, que muchas veces representa un instrumento de trabajo. La enajenación u ocultación de la cosa prendada constituye delito. En la legislación ARGENTINA, únicamente pueden ser acreedores de prenda con registro: bancos, sociedades cooperativas de agricultores, ganaderos o industriales; el Estado y sus reparticiones autárquicas; los acopiadores de uroduetos agropecuarios; los comerciantes inscritos en el Registro Público de Comercio: las oersonas de existencia visible o jurídica inscritas como prestamistas en la Dirección General Impositiva Las sanciones aplicables a los prestatarios que dispongan de las cosas prendadas son las mismas que afectan a los depositarios comunes y a los de prenda agraria (v.).

Prenda fija

Designación que se le adjudica a la prenda registral cuando recae sobre cosas muebles o semovientes y sobre los frutos o productos, aunque estén pendientes o se encuentren en pie, según su distinta naturaleza. Se contrapone así a la prenda flotante (v.).

Prenda flotante

La garantía mobiliaria de contenido variable. Recae específicamente sobre las mercaderías o materias primas de un establecimiento comercial o fabril . En la regulación ARGENTINA se admite para asegurar el pago de obligaciones cuyo plazo no exceda de 180 días. La prenda afecta a las cosas originariamente prendadas y las que resulten de su transformación, así como las adquiridas para reemplazarlas. No restringe la disponibilidad de todas ellas. Datos esenciales del contrato son los personales del acreedor y del deudor; la cuantía del crédito y el tipo de interés; particularidades que permitan individualizar los bienes prendados, especificando si se trata de fungibles o no fungibles; privilegios crediticios a que estén afectadas las cosas que se ignoren y los seguros existentes .(v. PRENDA FIJA.)

Prenda sin desplazamiento

Llamada también en la ARGENTINA prenda con registro (v.), es la que se puede constituir para asegurar el pago de una suma cierta de dinero o el cumplimiento de cualquier clase de obligaciones a las que los contrayentes atribuyen, a efectos de la garantía prendaria, un valor consistente en una suma de dinero. Lo mismo que sucede con la prenda agraria (v.), es característico de esta otra sin desplazamiento, como su nombre indica, que los bienes prendados quedan en poder del deudor (o del tercero que haya prendado en seguridad de una deuda ajena), extendiéndose el privilegio de la prenda, salvo convención en contrario, a todos los frutos, productos, rentas e importe de la indemnización concedida en caso de siniestro, pérdida o deterioro de los bienes prendados.

Prendado

Dado en prenda, pignorado.

Prendador

El que da algo suyo en prenda (v.), el deudor pignoraticio.

Prendamiento

Acto de constituir la garantía prendaria.

Prendario

Concerniente a la garantía real que la prenda o pignoración (v.) representa.

Prenombre

Entre los romanos, el nombre que se usaba antes del de la familia. (v. "PRAENOMEN".)

Prensa

A más de la máquina impresora y de la imprenta como tales, el conjunto de publicaciones periódicas. Desde su expansión en el siglo XIX, no ha dejado de suscitaren todas partes los beneficios y riesgos de la libertad de prensa (v.).

Prerrogativa

Facultad singular. | Privilegio.

Presa

Toma de una cosa, con derecho o sin él. | Captura. | Lo apresado. | Pillaje en la guerra. | Presa marítima (v.). | Obra que se construye en los cursos de agua para riegos, aprovisionamiento de poblaciones o usos energéticos o de navegación.

Presa marítima

Captura (v.).

Presbítero

En Derecho Canónico constituye el segundo grado de la jerarquía de orden; o sea, el sacerdote dependiente de un obispo, facultado para administrar todos los sacramentos, salvo los de confirmar y ordenar.

Prescribir

Mandar, ordenar. | Adquirir el dominio por usucapión (v.). | Extinguirse un derecho no ejercido durante determinado lapso. | Librarse de la responsabilidad penal por la prescripción del delito o de la pena (v.).

Prescripción

En Derecho Civil, Comercial y Administrativo, medio de adquirir un derecho o de liberarse de una obligación por el transcurso del tiempo que la ley determina, y que es variable según se trate de bienes muebles o inmuebles y según también que se posean o no de buena fe y con justo título. La prescripción llámase adquisitiva cuando sirve para adquirir un derecho. Y es liberatoria cuando impide el ejercicio de la acción para exigir el cumplimiento de una obligación. Estos plazos liberatorios son muy variables, conforme a la acción que se trate de ejercitar. El Diccionario de la Academia define con acierto esta institución cuando dice que es la acción y efecto de prescribir, o de adquirir una cosa o un derecho por la virtud jurídica de su posesión continuada durante el tiempo que la ley señala, o caducar un derecho por lapso señalado también a este efecto para los diversos casos. En Derecho Penal, extinción de la responsabilidad por el transcurso del lapso fijado por el legislador para perseguir el delito o la falta, incluso luego de quebrantada una condena.

Prescripción adquisitiva

Derecho por el cual el poseedor de una cosa adquiere la propiedad de ella por la continuación de la posesión durante el tiempo fijado por la ley. Generalmente los plazos prescriptivos son menores o mayores según que la posesión se haya o no ejercido con buena fe y justo título, y que se trate de bienes muebles o inmuebles. (v. PRESCRIPCIóN EXTRAORDINARIA y ORDINARIA.)

Prescripción civil

Nombre unificado de la adquisitiva y de la extintiva de derechos y bienes en la esfera civil, para diferenciarla de la prescripción criminal (v.). En la modalidad que constituye adquisición o usucapión, como en la variedad en que integra una pérdida jurídica, que se denomina igualmente caducidad (v.), posee elasticidad cronológica desde 24 horas (denuncia de ciertos daños asegurados) hasta un lapso treintañal en el dominio.

Prescripción criminal

Denominación técnica que pretende no solo diferenciarse de la prescripción civil (v.), sino también agrupar las dos especies penales: la prescripción de la pena y la del delito (v.).

Prescripción de acciones

Caducidad de los derechos en su eficacia procesal, por haber transcurrido los plazos legales para su posible ejercicio. El concepto viene a sumarse al de prescripción extintiva (v.). Los plazos son muy diversos según las circunstancias expresadas en la voz matriz PRESCRIPCIóN (v.) y las diversas legislaciones, con tendencia a amenguar los lapsos, para seguridad del mundo jurídico.

Prescripción de la pena

Con la consecuencia fundamental para el reo de extinguirse su responsabilidad penal, suele producirse, en las diversas legislaciones, por el transcurso de los lapsos señalados para cada pena, que van disminuyendo paralelamente a su gravedad. Así, la de muerte, donde se halla en vigor, y las más largas de reclusión, a los 20, 25 ó 30 años, para reducirse a unos meses en las infracciones más leves, las faltas. El plazo prescriptivo corre desde que al reo se le notifica la sentencia o desde que quebranta la condena. A diferencia fundamental con la prescripción del delito (v.), la de la pena exige que haya habido una sentencia que la haya impuesto a determinadoprocesado, desde ese instante, ya el condenado.

Prescripción del delito

Extinción que se produce, por el solo transcurso del tiempo, del derecho a perseguir o castigar aun delincuente, cuando desde la comisión del hecho punible hasta el momento en que se trata de enjuiciarlo se ha cumplido el lapso marcado por la ley (Diccionario de Derecho Usual). Tal plazo es proporcional a la gravedad de las infracciones y se extiende desde unos meses para las faltas hasta un treinteno, en algunas legislaciones, para los delitos a los que les están señaladas las penas más graves. El término prescriptivo corre desde el día en que se haya delinquido, pero se interrumpe desde que el procedimiento se dirige contra el culpable, para volver a correr desde que se interrumpa la causa o termine sin condena para el ulterior perseguido que alegue la prescripción. (v. PRESCRIPCIóN DE LA PENA )

Prescripción extintiva

Prescripción liberatoria (v.).

Prescripción extraordinaria

La que el legislador reconoce, sin justo título y sin buena fe, por el transcurso de plazos más largos que los fijados para laprescripción ordinaria (v.) de bienes y derechos.

Prescripción liberatoria o extintiva

Excepción para repeler una acción por el solo hecho de que el que la entabla ha dejado durante un lapso de intentarla o de ejercer el derecho al cual ella se refiere. De ese modo, el silencio o inacción del acreedor durante el tiempo designado por la ley, deja al deudor libre de toda obligación, sin que para ello se necesite ni buena fe ni justo título. (v. PRESCRIPCIóN DE ACCIONES.)

Prescripción ordinaria

En lo referente al dominio y otros derechos reales, la que establece plazos, más abreviados que para la prescripción extraordinaria (v.), para su adquisición por la posesión o el ejercicio proseguido con justo título y buena fe.

Prescripción penal

En materia penal, la prescripción está referida a dos conceptos diferentes: a) prescripción de fa acción, b) prescripción de la pena. La prescripción de la acción consiste en la imposibilidad de poder promoverla después de haber transcurrido determinado plazo, contado desde la fecha en que el delito fue cometido. El plazo prescriptivo es más extenso cuanto más grave el delito de que se trate. (v. PRESCRIPCIóN DEL DELITO.) En cuanto a la prescripción de la pena, v. la locución respectiva.

Prescripción treintañal

La adquisitiva extraordinaria del dominio y demás derechos reales, sin otro requisito que la posesión continuada durante 30 años. Consolida, pues, incluso lo usurpado y lo robado. (v. "PRAESCRIPTIO LONGISSIMI TEMPORIS".)

Prescriptible

Susceptible de prescripción (v.), como lo es todo lo que haya en el comercio jurídico.

Prescrito

También prescripto. Lo ganado por prescripción adquisitiva (v.) o lo perdido por la prescripción extintiva (v.). | Ordenado, dispuesto, mandado.

Presencia

Acto de vivir o estar en un lugar, con conocimiento de los demás; posee relieve jurídico, por cuanto la ausencia (v.) con ignorancia del paradero pone en marcha un complejo jurídico tutelar y, en su momento, sucesorio. En lo procesal, desde la comparecencia hasta la rebeldía (v.), la presencia surte también efectos relevantes.

Presencial

Que está presente, que ve u oye. (v. TESTIGO PRESENCIAL.)

Presentación

Manifestación o muestra de algo. | Propuesta del que es apto para un beneficio eclesiástico (v.). | Comparecencia. | En América, petición. | Acto en que se exige la aceptación o el pago de una letra de cambio (v.). | Primer asiento en algunos registros públicos inmobiliarios.

Presente

Quien está a la vista. | Concurrente a un acto. | Testigo directo de algo. | Tiempo actual. | Objeto con que se hace un obsequio. A efectos prescriptivos, el Código Civil ARGENTINO considera presente al propietario que habita en la provincia donde esté sito el inmueble. Para el legislador español, el que esta en el país.

Presidencia

Dignidad, empleo o cargo de presidente (v.), así como la acción de presidir. | Llámase también presidencia el sitio que ocupa el presidente cuando preside una reunión o el que, en un local, le está destinado para esos efectos. | También, la oficina en que ejerce sus funciones y el edificio o local en que tiene su morada.

Presidencia de la nación

Llámase también presidente de la república. Es el cargo de presidente, que en unos regímenes republicanos tiene una función representativa y moderadora entre el gobierno y el Parlamento, mientras que, en otros, el presidente es el titular del Poder Ejecutivo. (v. PARLAMENTARIO, PRESIDENCIA, PRESIDENCIALISMO.)

Presidencialismo

Sistema político republicano en que el presidente es el titular del Poder Ejecutivo.

Presidencialista

Referente al presidencialismo (v.) o partidario de tal sistema en los regímenes republicanos. (v. REPúBLICA PRESIDENCIALISTA.)

Presidente

Persona que preside un consejo, tribunal, junta, sociedad, empresa, asamblea o corporación; es decir, la persona que en ellos ocupa el primer lugar y dirige la institución a que la presidencia (v.) se refiera. En las repúblicas de tipo parlamentario, denomínase presidente la persona democráticamente elegida para representara la nación y actuar de Poder Moderador, y en las repúblicas presidencialistas, el presidente de la nación es el titular del Poder Ejecutivo.

Presidente de facto

Es el que ejerce la jefatura del Estado en un gobierno de esa clase. (v. DE FACTO, GOBIERNO, GOLPE DE ESTADO.)

Presidente de la nación

El que ejerce la presidencia de la nación (v.).

Presidiario

El sentenciado por un delito, mientras cumple su condena en un presidio (v.) u otro establecimiento carcelario.

Presidio

La Academia recuerda que, con expresión arcaica, llamábase así la guarnición de soldados en las plazas, castillos y fortalezas para su custodia y defensa, así como la ciudad o fortaleza que se puede guarnecer de soldados. | Actualmente se entiende por tal el establecimiento penitenciario en que cumplen sus condenas los penados por delitos graves. | También, el conjunto de presidiarios de un mismo lugar. | Jurídicamente, representa la pena privativa de libertad señalada para ciertos delitos, con diversos grados de rigor y tiempo. Algunos códigos, como el ARGENTINO, no contienen en la determinación de las penas las de presidio, refiriéndose únicamente a las de prisión y reclusión (v.).

Presidio mayor

Para el Código Penal español, pena grave, privativa de libertad, de 6 años y 1 día a 12 años.

Presidio menor

Pena privativa de libertad, de 6 meses y 1 día a 6 años, en el Código Penal de España.

"Presidium"

órgano del régimen soviético, elegido por el Soviet Supremo, que a la vez desempeña las funciones de una jefatura colegiada del Estado y de suplente de dicho Soviet Supremo durante la suspensión de sus actividades.

Preso

Persona detenida por sospechosa y contra la cual se ha dictado auto de prisión preventiva (v.), que obliga a permanecer en establecimiento carcelario. La situación es revocable hasta verse el proceso. | Condenado por sentencia a una pena privativa de libertad que cumple en local penitenciario.

Prestación

Objeto o contenido de un deber jurídico (J. C. Smith). Equivale a dar, hacer o no hacer. | Dícese de la cosa o servicio exigido por una autoridad, o convenido en un pacto. | También, la cosa o servicio que un contratante da o promete a otro. Llámase prestación personal el servicio obligatorio exigido por la ley para la ejecución de obras o servicios de utilidad común.

Prestación personal

Contribución de hecho, a modo de trabajo forzoso, aunque ocasional, para realizar una obra o servicio de bien general. Es práctica conocida desde muy antiguo, en que recibió los nombres de azofra y hacendera (v.). No muy lejos andan tampoco la carga concejil y los servicios de concejada de otrora y el servicio civil (v.) contemporáneo.

Prestador

El que presta. | Prestamista.

Prestamista

El que entrega dinero a préstamo, con la percepción de los intereses pactados. | En sentido peyorativo, usurero.

Préstamo

Contrato real que ofrece dos modalidades. En la primera, una parte entrega a la otra una cantidad de cosas que esta última está autorizada para consumir, obligándose a devolver, en el tiempo convenido, igual cantidad de cosas de la misma especie y calidad. Se llama también mutuo o préstamo de consumo. En la segunda, una de las partes entrega a la otra una cosa no fungible, mueble o inmueble, para que use de ella y la devuelva en el plazo estipulado. Se llama asimismo comodato o préstamo de uso. El mutuo puede ser gratuito u oneroso para el comodatario, en tanto que el comodato es siempre gratuito.

Préstamo a la gruesa

En Derecho Marítimo, contrato por el cual una persona presta a otra cierta cantidad sobre objetos expuestos a riesgos marítimos, bajo la condición de que, pereciendo esos objetos, pierda el dador la suma prestada y, llegando a buen puerto los objetos, devuelva el tomador la suma con un premio estipulado.

Préstamo con garantía

El que el acreedor se asegura mediantefianza, prenda o hipoteca (v.).

Préstamo con interés

El de dinero con devengo de un tanto por ciento mensual o anual.

Préstamo de consumo

Por la posibilidad de que el prestatario consuma lo prestado, lo que lo obliga a devolver otro tanto de igual especie y cantidad, nombre dado también al mutuo (v.).

Préstamo de uso

Por la circunstancia de que se presta algo que ha de devolverse precisamente, sin equivalencia ni cambio, denominación que recibe también el comodato (v.).

Préstamo simple

Nombre que el Código Civil español le da al mutuo (v.). quizás por encontrar equívoco o desusado el término.

Préstamo usurario

Aquel en que se fija un interés muy superior al normal y desproporcionado con los riesgos que sufre el prestamista o con las utilidades que obtiene el prestatario.

Prestar

Dar en préstamo (v.).

Prestatario

Quien recibe dinero en concepto de préstamo (v.). | Quien recibe cualquier otra cosa con la obligación de reintegrarla al prestador (v.).

Presumible

Susceptible de presunción (v.).

Presumir

Suponer, conjeturar. | Sospechar. | Considerar una cosa como verdadera, salvo prueba en contrario. | Deducir, inferir. | Alardear (Dic. Der. Usual).

Presunción

El Código de Procedimientos en lo Criminal de la capital de la ARGENTINA, lo mismo que otros códigos, trata conjuntamente de las presunciones y de los indicios, como si fuesen una misma cosa, diciendo de ellos que son las circunstancias y antecedentes que, teniendo relación con el delito, pueden razonablemente fundar una opinión sobre la existencia de hechos determinados. Constituyen, pues, uno de los medios probatorios admitidos por la ley. Pero en la doctrina se ve frecuentemente rechazada esa confusión entre ambos conceptos. Así, Oderigo estima que indicio es la circunstancia o antecedente que autoriza a fundar una opinión sobre la existencia del hecho, en tanto quepresunción es el efecto que esa circunstancia o antecedente produce en el ánimo del juez sobre la existencia del hecho, mediando por ello una relación de causa a efecto. En igual sentido, Caravantes expresa que la presunción surge del indicio. La presunción no es, en el aspecto examinado, otra cosa que el juicio formado por el juez, valiéndose de un razonamiento inductivo o deductivo, para afirmar la existencia de hechos desconocidos fundándose en los conocidos. En sentido civil, son llamadas presunciones legales las establecidas por la ley para dar por existente un hecho, aun cuando en la realidad pudiera no haber sido cierto. Las presunciones legales son muchas, pudiendo servir como ejemplo muy característico de ellas la que supone la legitimidad de los hijos nacidos durante el matrimonio o dentro de un determinado plazo posterior a su disolución. Esta clase depresunciones son llamadas iuris et de iure (v.) cuando no admiten prueba en contrario, y iuris tantum (v.) cuando la admiten.

Presunción absoluta

La que surte eficacia contra todos. Se contrapone, por supuesto, a la presunción relativa (v.).

Presunción de ausencia

Situación surgida de la desaparición u ocultamiento de una persona, para los que ignoran la causa y. por lo forzosa para configurarla, su paradero. Conduce a tomar algunas medidas tutelares para los que de ella dependan y para proteger sus bienes o intereses. (v. AUSENCIA CON PRESUNCIóN DE FALLECIMIENTO )

Presunción de conmoriencia

v. CONMORIENCIA.

Presunción de cosa juzgada

En líneas técnicas, la suposición de que las resoluciones judiciales que han pasado en autoridad de cosa juzgada (v.) son la realidad en el mundo del Derecho e intangibles para su seguridad.

Presunción de fallecimiento

Suposición de haber muerto quien ha desaparecido en un siniestro que no deja vestigios de él o por ignorarse su paradero transcurrido el lapso legal fijado. Conduce a la apertura de la sucesión y demás consecuencias de la muerte efectiva comprobada. Algunas legislaciones, como la canónica, coartan las ulteriores nupcias del presunto cónyuge supérstite, para evitar la bigamia en caso de inesperada reaparición del supuesto difunto. (v. AUSENCIA CON PRESUNCIóN DE FALLECIMIENTO, PRESUNCIóN DE VIDA)

Presunción de hecho y de derecho

Traducción algo libre del tecnicismo habitual presunción "iuris et de iure" (v.).

Presunción de hombre o de juez

Expresión análoga, pero poco frecuente, a la de presunción "iuris tantum" (v.).

Presunción de inocencia

La que ampara, en los enjuiciamientos de tipo liberal. a los acusados cuya responsabilidad debe probar el acusador para fundar la condena.

Presunción de ley o de solo derecho

La de índole legal hasta que no se demuestre su inexactitud. Coincide, pues, con la presunción "iuris tantum" (v.).

Presunción de muerte

Presunción de fallecimiento (v.).

Presunción de supervivencia

La que determina, entre varias personas que han perecido en un mismo hecho, un naufragio, un combate, un incendio, y cuando no constan otros datos, quién ha muerto antes y quién después entre las varias víctimas. El tema apasionó al codificador napoleónico, que se decidió por el hombre en contra de la mujer; entre las personas mayores, por la menor; entre los menores, por el mayor, en líneas generales. En la actualidad, donde los accidentes aéreos en especial causan tantas víctimas simultáneas, predomina el criterio legal de que debe demostrar la supervivencia de quien le interese el que la alegue para beneficio o derecho.

Presunción de vida

La que establece el Código Civil ARGENTINO en caso de duda sobre el nacimiento con vida o sin ella. Cabe prueba en contrario. (v. PRESUNCIóN DE FALLECIMIENTO )

Presunción específica

Cada una de las concernientes en concreto a una institución jurídica (v. PRESUNCIóN GENéRICA.)

Presunción genérica

La perteneciente a la generalidad de las instituciones, como la de tenerse por verdad jurídica la cosa juzgada, o a un sector importante de una rama del Derecho, como el favor posesorio en las cosas muebles y, en grado algo menor, en los inmuebles. (v. PRESUNCIóN ESPECíFICA.)

Presunción "iuris et de iure"

Aquella contra la cual no se admite prueba en contrario. La especie opuesta es la locución siguiente. (v. "IURIS ET DE IURE".)

Presunción "iuris tantum"

La establecida por ley u otra norma compulsiva, pero que admite probanza en contrario. En ciertos casos configura una inversión de la prueba, como sucedió, en materia de accidentes del trabajo, cuando, para protección legal de los afectados, todos los accidentes laborales se suponían producidos sin culpa de los subordinados, salvo probarse por el empresario que se había debido a dolo o gravísima imprudencia o ser en absoluto ajeno al trabajo. Lo opuesto, en lo probatorio, lo constituye la presunción "iuris et de iure" (v., y además "IURIS TANTUM").

Presunción judicial

Inferencia que el juzgador extrae de los hechos de autos, llegando desde lo probado hasta la veracidad de lo probable o desconocido.

Presunción legal

Toda aquella que, por disposición del legislador, releva de prueba al favorecido con ella. En realidad, cabe sostener que se está ante una presunción "iuris tantum" (v.), por cuanto, en las presunciones "iuris et de iure’: no solo hay dispensa de prueba para el amparado con ella, sino también prohibición de rebatirla para quien se vea perjudicado por ella.

Presunción muciana

Según ella, que recibe su nombre del jurista romano Quinto Mucio Escévola, cuando no se probara la procedencia de los bienes adquiridos por la mujer durante el matrimonio, se suponían donados por el marido.

Presunción relativa

La que produce efecto tan sólo sobre ciertas personas. (v. PRESUNCIóN ABSOLUTA )

Presunción vehemente

La que se apoya en datos o indicios claros y poderosos, que no dejan lugar a la duda en lo normal de la vida, como la de que son robados, y no comprados, por ejemplo, y retirados por ello, los objetos que alguien saca de casa ajena en ausencia del dueño y de los suyos.

Presuntivo

Basado en presunción o indicio (v.). | Susceptible de presumirse.

Presunto

Supuesto. | Probable. | Sospechado.

Presupuesto

Supuesto, suposición. | Cómputo anticipado del costo de una obra o de los gastos e ingresos de una institución. El concepto tiene especial importancia aplicado al Estado, a los municipios o a otros organismos públicos. Según Bach, el presupuesto general de gastos y recursos, o simplemente el presupuesto, es un documento que contiene el cálculo de ingresos y gastos previstos para cada período fiscal y que, sistemáticamente, debe confeccionar el Poder Ejecutivo de acuerdo con las leyes y prácticas que rigen su preparación, para someterlo después al Congreso, con cuya aprobación se contará con un instrumento de gobierno de importancia básica para el manejo del patrimonio público del país.

Presupuestos procesales

Requisitos o circunstancias relativos al proceso o, más depuradamente, supuestos previos que necesariamente han de darse para constituir una relación jurídica procesal, regular o válida.

Pretendiente

Solicitante, peticionario. | Cortejante de una mujer con fines matrimoniales. | Miembro de una familia destronada o pariente de algún monarca que se cree con derechos a la corona de un país no monárquico o con mejores derechos que quien reina en una nación para ser príncipe, rey o emperador de ella.

Pretensión

Petición en general. | Derecho real o ilusorio que se aducepara obtener algo o ejercer un título jurídico. | Propósito, intención.

Preterición

Con respecto a las sucesiones mortis causa se dice que ha habido preterición cuando el testador omite en su testamento a los herederos legitimarios que vivan en el momento de otorgarlo o que nazcan con posterioridad, instituyendo en su lugar a otros o no instituyendo a ninguno. En algunas legislaciones esa preterición anula la institución del heredero indebidamente hecha, valiendo únicamente las mandas en cuanto no sean inoficiosas, mientras que en otras la institución de heredero no se invalida, sino que queda subsistente una vez salvada la legítima de los herederos preteridos y pagadas las mandas. (v.HEREDERO PRETERIDO.)

Preterintención o preterintencionalidad

Con referencia al Derecho Penal dice Jiménez de Asúa que la preterintención consiste en producir un resultado típicamente antijurídico que traspasa lo intencionalmente emprendido, defi nición que completa añadiendo que es una alianza de dolo y culpa en que el autor del acto doloso origina una consecuencia más grave que el agente pudo al menos prever. Dicho con otras palabras, el acto productor de un resultado delictivo que va más allá de lo que fue la intención de quien lo ejecuta, pero a condición de que el medio empleado no sea previsiblemente adecuado para producir el resultado más grave. Así, pues, habría preterintención en el caso de golpear a una persona con la mano sin otro propósito que el de lastimarla, pero causarle la muerte; en cambio no lo habría en quien mata a otro infiriéndole una puñalada, aunque su deseo haya sido solamente herirlo. Sin embargo, no faltan autores para los cuales existe entre los delitos preterintencionales y los calificados por el resultado, la diferencia de que, en unos, las consecuencias pudieron preverse, y en otros, no. (v. CIRCUNSTANCIAS ATENUANTES.)

Pretexta

Según la Academia, especie de toga o ropa rozagante, orlada por abajo con una lista o tira de púrpura, que usaban los magistrados romanos, y que también usaban los mancebos y doncellas nobles.

"Pretium doloris"

Loc. lat. Precio del dolor. Se refiere ala indemnización que se concede a la víctima de un delito o accidente por el sufrimiento físico experimentado, aparte otros resarcimientos materiales o económicos.

Pretor

En el Derecho Romano se llamó así a los funcionarios judiciales investidos de la iurisdictio. En el 242 a. C., la pretura, que venía siendo ejercida por un solo funcionario, se dividió en dos: el pretor urbano y el pretor peregrino. El primero ejercía su jurisdicción en la ciudad de Roma. El segundo ejercía su jurisdicción en las cuestiones entre romanos y extranjeros o entre extranjeros únicamente. El cargo surgió en el 367 antes de Cristo, con ejercicio de la jurisdicción que hasta entonces habían tenido los cónsules (v.), aunque no deja de señalarse que estos últimos ya habían recibido con anterioridad el nombre de pretores. La magistratura duraba un año y se obtenía por elección en los comicios centuriales. El pretor vestía la pretexta. ocupaba la silla curul e iba precedido de lictores (v.). Su influjo jurídico ha sido trascendente a través del por ello llamado Derechopretorio (v.).

Pretoría

Pretura (v.).

Pretorianismo

Influjo desmedido de los militares en la política o ejercicio sin más, por ellos, del poder público. El vocablo y la práctica provienen de la guardia pretoriana de Roma, que ponía y quitaba a su antojo, en muchas épocas, a los gobernantes. La herencia es indudable en no pocos pueblos hispanoamericanos.

Pretoriano o pretoriense

Del pretor (v.).

Pretorio

Adjetivo. Referente al pretor, propio de él o a él debido. (v. DERECHO PRETORIO.) | Substantivo. Palacio o edificio en que habitaba tal magistrado romano o donde administraba justicia.

Pretura o pretoría

Institución o cargo de pretor (v.) en Roma.

Prevaricación o prevaricato

Delito que cometen los funcionarios públicos dictando o proponiendo a sabiendas, o por ignorancia inexcusable, resolución de manifiesta injusticia. | En algunos códigos, como el ARGENTINO, tiene significación más concreta, puesto que está referida únicamente a la administración de justicia, ya que el delito sólo lo cometen: el juez que dictare resoluciones contrarias a la ley expresa invocada por las partes o por él, o citare, para fundarlas, hechos o resoluciones que hicieren otro tanto; los árbitros y los amigables componedores falsos; el juez que dictare prisión preventiva por delito en virtud del cual no proceda o que prolongare la prisión preventiva por más tiempo del que hubiere correspondido al delito imputado; el abogado o mandatario judicial que defendiere o representare partes contrarias en el mismo juicio, simultanea o sucesivamente, o que de cualquier modo perjudicare deliberadamente la causa que le estuviere confiada, norma que se extiende a los fiscales, asesores y a todos los funcionarios encargados de emitir su dictamen ante las autoridades. Es, pues, un delito contra la administración pública. (v. CONCUSIóN.)

Prevaricador

Quien incurre en prevaricación (v.). | Más en especial, juez que falla a sabiendas, o por ignorancia inexcusable, contra la ley o justicia. | En general, funcionario público que incumple sus deberes.

Prevaricar

Cometer prevaricación (v.). | Hacer que otro prevarique.

Prevaricato

Prevaricación (v.).

Prevención

Preparación, disposición anticipada de lo necesario para un fin. | Previsión. | Anticipado conocimiento de un mal o perjuicio. | Preocupación. | Remedio o alivio de inconveniente o dificultad. | Anticipación que en el conocimiento de una causa toma un juez con relación a otros también competentes. | Práctica de las diligencias necesarias para evitar un riesgo. | Aversión, repugnancia. | Concepto desfavorable de una persona o parcial contra ella. | Puesto de policía o de vigilancia destinado ala custodia y seguridad de los detenidos como supuestos autores de un delito o falta. | De acuerdo con la jurisdicción contencioso-administrativa, nombre de una de las correcciones disciplinarias que la ley española permite a los tribunales de ella. | En lo penal, finalidad atribuida a la ley para contener con su amenaza los impulsos delicti-vos. Todo ello de acuerdo con los enfoques jurídicos y contiguos de la voz en el Diccionario de Derecho Usual.

Prevención de accidentes

v.HIGIENE Y SEGURIDAD EN EL TRABAJO.

Prevención del abintestato

Medidas precautorias que adoptan los tribunales cuando tienen noticia de haber muerto, con bienes y sin testar, una persona que carece de parientes cercanos o presentes. (v. ABINTESTATO.)

Prevención policial

Medio usual de iniciar el sumario en los delitos que dan lugar a la acción pública, mediante las actuaciones y diligencias practicadas por los funcionarios de la policía tan pronto como tienen conocimiento de la comisión de un delito de aquella índole, con obligación de informar inmediatamente ala autoridad judicial.

Prevenido

En la terminología jurídica ARGENTINA, se llama así la persona contra la cual se sigue un procedimiento judicial de orden penal; o sea, el inculpado de un delito durante el tiempo que transcurre desde el momento de su detención hasta el de su acusación formal. La palabra está probablemente tomada del Derecho Procesal Penal francés.

Preventiva

Abreviación de prisión preventiva (v.)

Preventivo

Adecuado para prevenir. (v. PRISIóN PREVENTIVA.)

Previa censura

La que se ejerce, sobre la prensa en especial, antes de darse al público. (v. CENSURA, LIBERTAD DE EXPRESIóN.)

Previo

Anterior a algo. | De anticipación necesaria.

Previsibilidad

Posibilidad de prever, en lo penal, las consecuencias dañosas de la acción, lo cual constituye negligencia culposa, pero sin advertencia efectiva del resultado nocivo que transforma la conducta en plenamente dolosa.

Previsible

Lo que puede ser objeto de previsión (v.). | Lo habitualmente esperable de las cosas y de los hombres.(v. CASOFORTUITO.)

Previsión

Conjetura, conocimiento anticipado de algo. | Adopción de medidas para evitar o aminorar el mal o la adversidad.

Previsión social

Régimen también llamado por algunos de sepuridad social (v.), cuya finalidad es poner a todos los individuos de una nación a cubierto de aquellos riesgos que los privan de la capacidad de ganancia, cualquiera que sea su origen (desocupación, maternidad, enfermedad, invalidez y vejez), o bien que ampara a determinados familiares en caso de muerte de la persona que los tenía a su cargo o que garantiza la asistencia sanitaria. Según la célebre frase de Beveridge, los seguros sociales deben proteger a las personas desde su nacimiento hasta su muerte. Los sistemas de previsión social son tantos y tan divergentes que impiden su explicación en una obra de la naturaleza de la presente. Dentro del régimen previsional, se encuentran sistemas incompletos. Uno de ellos está representado por el sistema jubilatorio ARGENTINO, complementado en parte por las leyes de reparación de accidentes del trabajo, enfermedad y maternidad. (v. CAJA DE JUBILACIONES, JUBILACIóN.)

Prima

Cantidad que, en el contrato de seguro (v.), cobra el asegurador al asegurado en compensación del riesgo que aquél afronta. Llámase también premio. | Suma que un comerciante percibe por cederle una operación a otro. | En lo bursátil, dinero que el comprador a plazo le abona al vendedor para poder rescindir el trato. | Premio en efectivo, o con descargo de impuestos, que el gobierno otorga a ciertos exporta-dores. | Sobresueldo que el trabajador percibe por una producción mayor o mejor que la normal.

Prima de emisión

Sobreprecio, con respecto al valor nominal o a la par, con que es lanzada una emisión de valores públicos o de empresas privadas para subscripción por los respectivos accionistas u obligacionistas. Tal prima no es frecuente, pero sí de estilo a veces para absorber los gastos y comisiones de la emisión, o de la ampliación del capital, cuando se trata de títulos con buena cotización bursátil en lo que respecta a la cuota preferente, a veces total, reservada a los poseedores de otras series de igual clase.

"Prima facie"

Locución latina de uso frecuente en las actuaciones judiciales, que quiere decir a primera vista o en principio, con lo que se da a entender la apariencia de un derecho o de una situación, pero sin que con ello se prejuzgue el asunto.

Primado

En Derecho Canónico se denomina así un jerarca del orden episcopal que ocupa una posición intermedia entre el patriarca y el metropolitano (v.) y que preside a los arzobispos y obispos de una región determinada, generalmente una nación (L. A. Gardella).

"Primae noctis"

Loc. lat. De la primera noche. Con sentido más jurídico, se refiere a la noche de bodas, por la probable consumación matrimonial.

Primer ministro

En Gran Bretaña, en sus antiguos dominios y colonias, y en países que los han imitado, el jefe del gobierno, que nombra el jefe del Estado: un monarca o un presidente de república parlamentaria.

Primera copia

Traslado de la escritura matriz (v.) que cada uno de los otorgantes tiene derecho a obtener por primera vez. Desaparecidos el protocolo, la escritura matriz o los expedientes originales, hacen prueba las primeras copias, sacadas por el funcionario público autorizante. Para el registro de la hipoteca se ha de presentar, al oficial público encargado del oficio de hipotecas, la primera copia de la escritura de la obligación, cuando no se hubiere extendido en el mismo oficio (art. 3.138 del Cód. Civ. arg.).

Primera instancia

v. INSTANCIA.

Primera Internacional

Asociación Internacional Socialista que se constituyó el año 1864 como consecuencia del Manifiesto comunista (v.) de Marx y Engels. Su finalidad era la unión del proletariado para avanzar en sus reivindicaciones sociales y apoderarse del poder político. Constituye el antecedente inmediato de la Asociación Internacional de Trabajadores. Fue disuelta en el Congreso de Filadelfia de 1876, a consecuencia de la lucha que mantenían los socialistas y los anarquistas, estos últimos dirigidos por Bakunin.

Primicias

v. DIEZMOS Y PRIMICIAS.

Primo

Vínculo de parentesco que une entre si a los hijos de hermanos o hermanas o a los hijos de otros parientes que equidistan de un tronco común. Los primeros se llaman primos carnales o primos hermanos; los ulteriores, los que tienen bisabuelo común, primos segundos. Aquéllos se hallan en el cuarto grado colateral; estos otros, en el sexto. Unos y otros suelen marcar el límite sucesorio intestado en las modernas legislaciones en la rama colateral.

Primogénito

Llámase así el hijo que nace primero. (v. PRIMOGENITURA.)

Primogenitura

Dignidad, prerrogativa o derecho del primogénito (v.); o sea, del hijo que nace primero. En las legislaciones actuales es una institución carente de contenido, porque, en materia suceso-ria, la legítima de los hijos es igual para todos, y, en otro orden de derechos u obligaciones, tampoco existen diferencias apreciables, pues ellos están limitados a cosas muy concretas y excepcionales, como para establecer, en el supuesto de parto múltiple, cuál de los hijos ten-dra la calidad de primer nacido a efectos de desempeñar la tutela o la curatela sobre ciertos parientes menores o incapaces, así como también para eximirse de la prestación del servicio militar cuando la madre es viuda. La primogenitura tuvo importancia jurídica en las legislaciones, algunas de las cuales han llegado hasta no muy lejanos tiempos, que mantenían la institución del mayorazgo, en virtud de la cual el hijo mayor tenía privilegiados derechos hereditarios. (v. MAYORAZGO, MELLIZOS.) La institución posee inmensa trascendencia en las monarquías hereditarias, ya que la corona se transmite, en principio, de primogénito varón en primogénito varón, con relegación de las ramas femeninas o con total exclusión de ellas, allí donde impera la llamada ley sálica (v.).

"Primus inter pares"

Locución latina. Primero entre iguales, lo que otorga a las jefaturas una primacía honorífica, sin superioridad efectiva sobre los demás en el ejercicio.

Princesa

Esposa de un príncipe (v.). | La que es por sí jefa del Estado que constituye un principado. | En España, heredera del trono en otros tiempos. | En otras cortes monárquicas, toda hija del rey.

Principado

Dignidad de príncipe o princesa (v.). | Territorio sobre el cual gobierna. | En Roma, el período que va del año 27 a. C., cuando Augusto asume el poder total.

Principal

Primero. | Superior. | Preferente. | Primordial. | De mayor importancia. | De mejor calidad. | Lo esencial o fundamental, por oposición a lo accesorio (v.). | Lo que puede existir con independencia, sentido en el cual se habla de que es un contrato principal la compraventa, mientras no puede serlo la fianza, dependiente de otra convención o relación jurídica (Dic. Der. Usual).

Principal obligado

El mayor deudor. | El deudor, a diferencia de fiadores y avalistas. | El máximo responsable. | Aquel sobre el cual pesan los más ineludibles deberes.

Príncipe

El primogénito de un monarca y por ello presunto sucesor. | Cualquiera de los hijos de los reyes en la corte inglesa y, en su tiempo, en la de Francia. | Jefe político de unprincipado (v.). | Título de los emperadores romanos desde Augusto en adelante.

Príncipe de Asturias

Hasta 1931, y desde 1388, título del heredero de la corona de Castilla y, desde los Reyes Católicos, de la de España.

Príncipe de Gales

Nombre honorífico del sucesor de la corona británica.

Príncipe de los apóstoles

Sobrenombre de San Pedro, por haberlo designado Jesucristo cabeza de la Iglesia entre sus primeros y principales discípulos. Tal dignidad se sucede desde hace 20 siglos en el pontificado (v.).

Principio

Comienzo de un ser, de la vida. | Fundamento de algo. | Máxima, aforismo.

Principio de la legalidad

v. "NULLUM CRIMEN, NULLA POENA SINE PRAE-VIA LEGE".

Principio de la separación de poderes

Clave del Derecho Político que se basa en la independencia del Poder Ejecutivo, del Legislativo y del Judicial, como esencia de un régimen de dignidad ciudadana y como garantía contra el despotismo.

Principio de prueba por escrito

Se entiende por tal cualquier documento público o privado que emane del adversario, de su causante o de parte interesada en el asunto, o que tendría interés si viviera. El concepto ofrece importancia procesal por cuanto la existencia del principio de prueba escrita hace verosímil el derecho litigioso de quien lo aporta.

Principio dispositivo

En el proceso civil, el que reconoce a las partes el dominio del litigio y entrega a la instancia (v.) de parte la iniciativa en el impulso proce- Sal. (v. PRINCIPIO INQUISITIVO.)

Principio inquisitivo

En el enjuiciamiento, la entrega de la iniciativa e impulso al juez, de oficio (v.). Predomina en la fase instructora del proceso penal, contra el evidente favor del principio dispositivo (v.) en el procedimiento civil.

Principios generales del Derecho

La ley escrita no puede abarcar todas las posibilidades o eventos que en la vida se presentan. De ahí que, en la aplicación de las normas jurídicas a casos concretos, se adviertan lagunas legales (v.) que dejan al juzgador en la necesidad de acudir a otras fuentes para resolver el litigio sometido a su jurisdicción, ya que no cabe abstenerse de pronunciar un fallo a pretexto del silencio de la ley. A falta de un precepto expresamente aplicable, habrá que valerse de la analogía jurídica (v.) y, a falta de ésta, serán de aplicación los principios generales del Derecho. La dificultad está en determinar cuáles sean esos principios. Para algunos autores, son los del Derecho Natural (v.); o sea, los que se derivan de la naturaleza misma de las cosas. La idea es tan ambigua que no faltan doctrinas que niegan la existencia de un Derecho Natural. Lo que queda expuesto se refiere a todas las ramas del Derecho (Civil, Comercial, Administrativo, Laboral), pero no al Derecho Penal, donde no cabe ni la aplicación analógica ni la de los principios generales, porque no hay delito ni pena sin previa ley que los determine y porque cualquier omisión legal al respecto se tiene que resolver a favor del imputado.

"Principium"

Vocablo latino. Principio o comienzo. Dábase tal nombre a la primera de las tribus que votaba en los comicios y que por ello figuraba en la ley respectiva.

Prior

Superior de ciertas órdenes religiosas. | En los consulados de otros tiempos, el que entendía en las causas mercantiles.

"Prior tempore, potior iure"

Aforismo lat. Quien es primero en el tiempo es mejor en el Derecho.

Prioridad

Anterioridad de una cosa respecto de otra en el tiempo o en el orden. Tiene importancia jurídica no solo en lo que afecta a la prioridad en el orden, referida a determinados cargos públicos y diplomáticos, sino más especialmente en lo que se refiere al tiempo, por cuanto en el reconocimiento de ciertos derechos tienen prioridad los más antiguos sobre los posteriores. El principio qui prius est tempere potior est iure (quien está antes en el tiempo es mejor en el Derecho) se consignaba ya en el libro 5, tít. XLI de las Decretales (v.).

Prisión

Establecimiento carcelario donde se encuentran los privados de libertad por disposición gubernativa o judicial. | Nombre de una pena privativa de libertad, de duración y carácter variables de un país a otros.

Prisión mayor

En el Código Penal español, pena grave y privativa de libertad, que fluctúa entre 6 años y 1 día y 12 años. Por más benigna en lo penitenciario, se les aplica automáticamente a las mujeres sentenciadas a presidio mayor (v.). Se diferencia, en la duración, de la prisión menor (v.).

Prisión menor

En la legislación penal española, pena privativa de libertad entre 6 meses y 1 día’ y 6 años. (v. PRISIóN MAYOR.)

Prisión perpetua

Privación vitalicia de libertad para un reo criminal. Si lo fue en tiempos antiguos, en la actualidad suele "reducirse" a 30 años, plazo en que se libera al condenado. (v. PRISIóN TEMPORAL.)

Prisión por deudas

La facultad que el procedimiento romano, por medio de la manus iniectio (v.), concedía al acreedor para mantener preso en su casa al deudor en tanto no cumpliese su obligación, derivó a través de las edades Media y Moderna, hasta avanzado el siglo XIX, hacia la prisión por deudas. Las legislaciones modernas han eliminado esa institución. Unicamente subsiste cuando el incumplimiento del pago obedece no a una razón de insolvencia ni siquiera de mala voluntad o de mala fe, sino cuando la omisión del pago, por su carácter doloso, entra dentro de las previsiones de la ley penal, como sucede en la hipótesis de la quiebra fraudulenta (v.).

Prisión preventiva

Medida de seguridad adoptada por la autoridad judicial que entiende en el asunto, a efectos de evitar que el imputado se sustraiga a la acción de la justicia. Como esta precaución es contraria en cierto modo al principio de que toda persona es inocente mientras no se pruebe lo contrario, su adopción requiere determinadas condiciones de apreciación conjunta, sin las cuales la medida resultaría ilegal. Son ellas que la existencia del delito esté justificada cuando menos por semiplena prueba; que al detenido se le haya tomado declaración indagatoria o se haya negado a prestarla, habiéndoselo además impuesto de la causa de su prisión; que haya indicios suficientes para creer al imputado responsable del hecho. El juez podrá decretar la libertad provisional (v. del encausado en los casos y en la forma que la ley determine.

Prisión provisional

Prisión preventiva (v.), mas aquella otra locución es preferida por la Ley de Enjuiciamiento Criminal de España. El Código Penal, que habla de la prisión preventiva, declara que ésta no se tendrá por pena. Sin embargo, el tiempo que se haya permanecido en ella se computa como parte de la condena o por toda ella, en su caso, si recae sentencia que sancione con pena privativa de libertad (v.).

Prisión subsidiaria

Es la que se aplica a quien no quiere o no puede hacer efectiva la pena de multa a que ha sido condenado.

Prisión temporal

La privativa de libertad que tiene un límite máximo legal. Se contrapone por eso a la prisión perpetua (v.).

Prisión y reclusión

La prisión es una pena perpetua o temporal de pérdida de la libertad que se cumple en establecimientos penales especiales destinados a ese fin. Constituye una pena de grado inferior a la de reclusión, aun cuando el tema es muy discutido, por lo menos en lo que se refiere al Derecho ARGENTINO, ya que algunos autores no advierten diferencias entre una y otra, pues ambas llevan como inherente el trabajo obligatorio y, cuando exceden de tres años, la inhabilitación absoluta, la privación de la patria potestad, la privación de la administración de los bienes y del derecho de disponer de ellos por actos inter vivos, así como la sujeción del penado a la curatela establecida para los incapaces. Llámase también prisión el establecimiento donde se cumple esa pena y asimismo se da el nombre de reclusión a la internación (v.) de los delincuentes inimputables en casas de salud o en establecimientos correccionales.

Prisioneros de guerra

Se consideran tales los miembros de las fuerzas armadas, milicias y voluntarios, acompañantes, corresponsales, obreros, miembros civiles de las tripulaciones de aeronaves o buques de guerra, los miembros de la resistencia que tengan jefe responsable, distintivo fijo y reconocible, lleven las armas abiertamente y respeten las leyes y usos de la guerra (Días Cisneros), y que hayan sido capturados por las fuerzas enemigas. El Convenio de Ginebra del ano 1929 estableció normas relativas al trato que debían recibir los prisioneros de guerra. Lo substituyó otro en 1949. Igual que sucede con todas las normas de Derecho Internacional bélico, tienen una efectividad muy relativa y a veces completamente nula. Es frecuente el canje de prisioneros entre las naciones beligerantes.

Privación de libertad

Delito que, como su mismo nombre indica, consiste en reducir a una persona a servidumbre o a otra condición análoga, o en privarla de su libertad en cualquier forma. | Asimismo configura este delito la detención o prisión realizada por un funcionario obligado a decretar la soltura del detenido o preso, o que prolongue indebidamente la detención de una persona sin ponerla a disposición del juez competente, o que incomunique indebidamente aun detenido, o que reciba en un establecimiento penal a algún reo sin testimonio de la sentencia firme en que se le haya impuesto la pena, o lo coloque en lugares del establecimiento que no sean los señalados al efecto, o que teniendo noticias de una detención ilegal omita, retarde o rehúse hacerla cesar o dar cuenta a la autoridad que deba resolver. El delito comprende también al funcionario público que, con abuso de sus funciones o sin las formalidades legales, haya privado a alguno de su libertad personal o cometido contra las personas vejaciones o apremio ilegal (v.). o les haya impuesto tormentos. Otra modalidad del delito consiste en conducir a una persona fuera de las fronteras de la república con el propósito de someterla ilegalmente al poder de otro o de alistarla en un ejército extranjero. Constituye delito de privación de libertad la sustracción de un menor de determinada edad del poder de sus padres, tutores o personas encargadas de él, así como su retención u ocultación y la negativa a dar razón satisfactoria de su desaparición. La inducción a un mayor de 10 años y menor de 15 a fugarse de la casa de sus padres o guardadores configura también este delito, así como la ocultación a las investigaciones de la justicia o de la policía a un menor de 15 años que se hubiere sustraído a la potestad o guarda a que estaba sometido. (v. CáRCEL PRIVADA, DELITOS CONTRA LA LIBERTAD, PLAGIO, SECUESTRO DE PERSONAS)

Privado

Lo particular frente a lo público u oficial. | Concerniente al Derecho Privado (v.). | Doméstico. | Personal.

Privar

Según el repertorio inserto en el Diccionario de Derecho Usual: Despojar de propiedad, posesión o tenencia. | Desposeer de derecho o facultad. | Destituir de cargo, destino o dignidad. | Prohibir, impedir, vedar. | Quitar el sentido, suprimir el conocimiento a consecuencia de golpe o de la acción de ciertas substancias. | Gozar de privanza, favor o influjo. | Conseguir aceptación una persona. | Propagarse una doctrina. | Lograr gran uso o venta las cosas.

Privilegiado

Quien goza de un privilegio (v.). | Preferente.

Privilegio

Prerrogativa que se concede a unos pocos, con liberación de carga o con dación de derechos especiales. | Documento en que consta esa preeminencia.

Privilegio afirmativo

El que tiene por contenido una potestad de hacer, el ejercicio de un derecho. (v. PRIVILEGIO NEGATIVO.)

Privilegio civil

Derecho dado exclusivamente por la ley a un acreedor para ser pagado con preferencia a otro, sin que en modo alguno pueda ser creado por el deudor. En consecuencia, la calidad privilegiada de un crédito depende del título o de su procedencia. Pero no todos los privilegios son de igual categoría ni tienen idéntico alcance. Así, hay unos privilegios que recaen conjuntamente sobre los bienes muebles y los in-muebles del deudor; otros que recaen sólo sobre los muebles, y otros que recaen únicamente sobre los inmuebles. Los que se ejercitan sobre los muebles, o sobre éstos y los inmuebles, pueden ser generales o particulares, según que comprendan todo el patrimonio del deudor o una parte determinada suya. Los privilegios que afectan sólo a los in-muebles son siempre particulares. Pero es de señalar que ningún privilegio se puede ejercer sobre el lecho del deudor o de su familia ni sobre las ropas y muebles de uso indispensable, así como tampoco sobre los instrumentos de trabajo. Siguiendo sobre el tema las normas del Derecho ARGENTINO que, con pequeñas diferencias, son iguales a las de otras legislaciones, se puede afirmar que tienen privilegio sobre los bienes muebles e inmuebles los gastos de justicia hechos en el interés común de los acreedores, los que cause la administración durante el concurso y los créditos por impuestos públicos directos o indirectos. Cuentan con privilegio sobre la generalidad de los muebles los gastos funerarios; los de la última enfermedad durante un determinado tiempo anterior al fallecimiento del causante; los salarios de la gente de servicio, de los dependientes y de los jornaleros, también con limitaciones de retroactividad; los alimentos suministrados al deudor y a su familia, asimismo por un período limitado anterior y los créditos por impuestos públicos. Tienen privilegio sobre ciertos muebles los créditos por locación de fincas rústicas o urbanas; los de los posaderos, sobre los efectos introducidos en la posada y mientras estén en ella; los de los acarreadores, sobre los objetos transportados que estén en su poder; los de los suministradores de semillas o de gastos hechos para la cosecha, sobre el precio de ésta; los de los obreros o artesanos, sobre la cosa mueble que hayan reparado o fabricado, sobre la cosa fabricada o reparada mientras esté en su poder; los de conservación de la cosa mueble por el precio de ella, esté o no en su poder, y los de venta de cosas muebles no pagadas, sobre la cosa vendida que se halle en su poder. Disponen de privilegio sobre los inmuebles su vendedor si no han sido pagados; el que ha dado dinero para la adquisición de un inmueble; los coherederos y copartícipes que han dividido una masa de bienes, por la garantía de la partición, sobre los bienes antes indivisos; los arquitectos, empresarios, albañiles y otros obreros, por las sumas que les son debidas, sobre el valor del inmueble en que han trabajado, así como los que para pagar a esas personas hayan prestado dinero; los suministradores de materiales para la construcción o la reparación de un edificio, sobre la obra que ha sido construida y reparada, y los hipotecarios, sobre los bienes hipotecados.

Privilegio convencional

El reconocido por contrato como preferencia entre prestadores. No puede alterar los de índole legal absoluta.

Privilegio de introducción

En la propiedad industrial, el que favorece durante cierto lapso, con la exclusiva, al que ha innovado en el país con algún procedimiento del extranjero, debidamente autorizado.

Privilegio de invención

Patente de invención (v.). Pero es menos usual que esta loc.

Privilegio del canon

El que ampara a los religiosos, conforme al Codex, que permite excomulgar a los que ponen manos violentas sobre ellos.

Privilegio del fuero

El que la Iglesia reivindica para juzgar ella exclusivamente a los eclesiásticos.

Privilegio especial

La expresión, redundante en apariencia, por cuanto privilegio significa singularidad preferente, se refiere, en las ejecuciones crediticias concurrentes, a la prelación sobre bienes en concreto, como la de los acreedores pignoraticio e hipotecario (v.) sobre la respectiva prenda o hipoteca.

Privilegio general

Configura locución también contradictoria, por la amplitud del adjetivo con respecto a la restricción que implica el substantivo. En lo crediticio significa que determinados acreedores, por reconocimiento legal, tienen prelación sobre ciertos géneros de bienes: los inmuebles o los muebles, y sobre unos y otros, ya como archiprivilegio patrimonial.

Privilegio gratuito

El concedido por pura liberalidad y sin carga para el privilegiado. (v. PRIVILEGIO ONEROSO.)

Privilegio internacional

En Derecho Internacional se entiende por privilegios los que cada Estado reconoce a los representantes de otros para el ejercicio de sus funciones diplomáticas o consulares.

Privilegio negativo

El que releva de carga u obligación. (v. PRIVILEGIO AFIRMATIVO.)

Privilegio odioso

El que va contra un tercero, que debe soportar lo que habría correspondido al privilegiado, como las exenciones de impuestos, que se recargan sobre otros contribuyentes.

Privilegio oneroso

El que impone alguna prestación compensatoria o bien concedido para retribuir algunos servicios previos. (v. PRIVILEGIO GRATUITO.)

Privilegio paulino

En Derecho Canónico, el que permite al papa disolver el matrimonio, incluso consumado, entre no bautizados, por la conversión de uno de los cónyuges al catolicismo. No procede cuando un bautizado y un no bautizado se han casado con dispensa del impedimento de disparidad de cultos (cánones 1.120 ss.).

Privilegio personal

El otorgado a alguien determinado, sin facultad de transmitirlo en vida ni por testamento. (v. PRIVILEGIO REAL.)

Privilegio político

Esta expresión hace referencia, en el ámbito del Derecho Político, a las inmunidades e inviolabilidades que constitucionalmente son concedidas a los miembros integrantes del Poder Legislativo, mientras desempeñan su función, y que no les son concedidas a título de prerrogativa personal, sino con el fin de que obtengan la necesaria independencia para el ejercicio de su actividad parlamentaria. (v. INMUNIDAD, INVIOLABILIDAD )

Privilegio real

El unido a la propiedad o posesión de un bien, derecho o cargo, por lo cual cabe transmitirlo con ellos. (v. PRIVILEGIO PERSONAL.)

Privilegio remuneratorio

Una variedad deprivilegio oneroso (v.) cuando recompensa méritos o servicios.

Privilegios eclesiásticos

Los que el Codex cita: 1") el privilegio del canon (v.), 2") el privilegio del fuero (v.), 3") la exención del servicio militar, 4") el beneficio de competencia (cánones 119 a 122).

Privilegios marítimos

Las prelaciones de créditos peculiares del Detecho Marítimo sobre el buque, las cargas y el flete.

Privilegios parlamentarios

Privilegio político (v.).

Privilegios y prelación de créditos

v. ACREEDOR PRIVILEGIADO

"Privilegium"

Voz latina Privilegio. En las XII Tablas, el proyecto de ley a favor o en contra de un ciudadano. Por quebrar la igualdad entre los de Roma. se prohibía en absoluto.

"Pro domo sua"

Locución latina. A favor de la propia casa. En la actualidad se aplica la frase para censurar como egoístas a los que sólo piensan en el provecho propio, con olvido de los demás. El origen histórico se halla en un reproche lanzado por Cicerón contra Clodio, que le había arrebatado sus bienes.

Pro forma

Para cumplir una formalidad, según la Academia, que lo refiere específicamente a liquidaciones, facturas y recibos que se emplean para justificar operaciones posteriores a la fecha de los estados de cuenta en que figuran.

Pro fórmula

Locución latina y castellana. Por mero formulismo; se aplica a trámites y diligencias que poseen ese carácter o a los que se refiere por desdén.

Pro indiviso

Locución latina y castellana. Se dice de un bien o derecho que no está dividido, como caracteriza al condominio y a la coposesión (v.).

"Pro operario"

Locución latina. En pro o a favor del trabajador. Se ha erigido en uno de los principios exegéticos en lo laboral, cuando las normas se muestran dudosas en su contenido, para resolver el conflicto, de no poderse esclarecer adecuadamente por otro medio, en beneficio del obrero o empleado al que afecte o a los que afecte, por extenderse ala problemática colectiva en materia de trabajo.

Pro rata

Prorrata (v.).

"Pro reo"

Locución latina. A favor del reo. Principio en el Derecho Penal clásico de corte liberal. En virtud de él, ante la duda de existir norma punitiva o no, ante la vacilación entre dos preceptos represivos y hasta cuando existe incertidumbre sobre la realidad de la acusación, hay que pronunciarse por lo más favorable o benigno para el acusado.

Pro tribunali

Loc. latina y castellana. En estrados o ante los tribunales. Se refiere, de un lado, al ceremonial que rige ante la justicia, y de otro, al tono enfático o fogoso -esto especialmente ante el jurado- que algunos letrados ponen en sus informes orales.

Probable

Verosímil. | Fundado racionalmente, aun sin evidencia. | Susceptible de prueba. | Lo que es fácil o cabe esperar que suceda (Dic. Der. usual). (v. POSIBLE.)

Probado

Lo que ha sido objeto de prueba (v.). | Lo que el juez o tribunal ha admitido como demostrado en una causa, en cuanto a los hechos. | Sufrido o experimentado. (v. ALEGATO DE BIEN PROBADO, HECHOS PROBADOS.)

Probanza

Averiguación o prueba que jurídicamente se hace de una cosa. | Cosa o conjunto de ellas que acreditan una verdad o un hecho (Dic. Acad.).

Probar

Examinar las cualidades de una persona o cosa. | Demostrar. | Justificar la verdad de una afirmación o la realidad de un hecho. | Confrontar medidas, proporciones o pesos. | Gustar o catar. | Experimentar o ensayar máquinas, armas o proyectiles. | Intentar. | Arcaísmo. Aprobar.

Probatorio

Adecuado para probar algo como hecho o en otro planteamiento. | Hábil para la prueba. (v. TéRMINOPROBATORIO.)

Problema social

Para León XIII, en la encíclica Rerum novarum (v.), el estudio de los males que aquejan a las clases inferiores y de los medios más justos, eficaces y oportunos para conjurarlos. Según Antokoletz, el antagonismo entre el capital y el trabajo, a lo que se ha dado en llamar lucha de clases (v.), en lo que resulta fácil advertir una superposición de temas. En su Tratado de política laboral y social, Alcalá-Zamora y Cabanellas declaran que "la imposibilidad de que todos gocen simultáneamente de todo y la defensa personal y legal que practican los que poseen contra los que apetecen engendran diferencias materiales, con catalogaciones extremas dentro de la confrontación que ya cabe poner de relieve en una referencia previa al estudio del tema: los que se encuentran mejor y los que se consideran peor. "Con la evolución y crecimiento de la sociedad, con la expansión del maquinismo, con las grandes concentraciones de trabajadores al servicio de un mismo empresario, con la conexión y asociación de los operarios manuales primeros y luego de los subordinados laborales de toda índole, se plantea un conflicto entre quienes poco o nada tienen y aquellos otros que cuentan con algo más o con muchísimo, con un patrimonio creado o mantenido en tantas ocasiones merced al esfuerzo y a la cooperación de los menos favorecidos por la fortuna, pero que se consideran tan capaces y merecedores de participar de esas satisfacciones de la vida como aquellos a los que su actividad o la de otros ha situado en la cúspide de los medios, poderes y cosas. "De esa pugna de intereses y de aspiraciones -de contenido económico, de asociado dinamismo, de posible cauce jurídico y de reiterado tratamiento político- surge la denominada cuestión o problema social". Como noción preliminar, los autores citados proponen la de conjunto de diferencias, oposiciones, rivalidades, conflictos y choques, de preponderante carácter económico y de hegemonía dentro de la colectividad, entre diferentes clases sociales o sectores de ella. En una visión resumida de los distintos tiempos, Martínez Santoja habla de que "siempre, en todas las épocas y bajo todos los regímenes sociales y políticos, desde que los hombres, abandonando la vida nómada y sus rudimentarias organizaciones sociales primitivas, se constituyeron en organizaciones de más complicado mecanismo, ha existido el problema social… Las luchas históricas de pastores y guerreros, de esclavos y ciudadanos, patricios y plebeyos, siervos y señores, nobles y vasallos, burgueses y proletarios, no son más que manifestaciones diversas de un mal eterno, de un hecho idéntico: el monopolio de la riqueza, del poder o de ambas cosas, y con ellos, del bienestar, de la cultura, de los goces del cuerpo y del espíritu, por los más fuertes, los más afortunados o los más hábiles, en perjuicio de los más. Siempre la lucha por la organización social, sostenida por los oprimidos por ella, contra los favorecidos que la defienden".

Procedencia

Origen, principio. | Punto inicial en el transporte | Puerto de salida de un buque. | Estación de arranque de un tren. | Aeródromo de despegue en una travesía aérea. | En su día, plataforma de lanzamiento astronáutico en los viajes espaciales. | El ajuste o la adecuación con lo moral, la razón o la legalidad. | Fundamento jurídico y admisibilidad de demanda, petición o recurso, que por ello se acepta o prospera. (v. FALSA INDICACIóN DE PROCEDENCIA, IMPROCEDENCIA.) La procedencia, en lo procesal, se diferencia de la admisibilidad (v.), simple oportunidad para que se oiga o se juzgue (aun no teniendo derecho ni razón), por ajustarse a normas de posible trámite. Por otra parte, el derecho de petición (v.) no es admisible en los militares colectivamente; pero, aun admitido a los civiles, no siempre es procedente; es decir, viable o justificado, en el fondo.

Proceder

Substantivo. Conducta o comportamiento. | Verbo. Provenir. | Conducirse bien o mal. | Emprender o proseguir una causa ante los tribunales. | Ser conforme a derecho.

Procedimiento

Normas reguladoras para la actuación ante los organismos jurisdiccionales, sean civiles, laborales, penales, contencioso-administrativos, etc. Capitant da a esta expresión dos significados: uno amplio. definible como la rama del Derecho que’ sirve para determinar las reglas de organización judicial, competencia, trámite de los juicios v ejecución de las decisiones de la justicia, lo que constituye el contenido del Derecho Procesal y de los códigos procesales, y otro estricto o conjunto de actos cumplidos para lograr una solución judicial. Similarmente definen Guillien y Vincent el procedimiento cuando dicen que es el conjunto de formalidades que deben ser seguidas para someter una pretensión a la justicia. Y Couture afirma que es, entre otras cosas, el método o estilo propio para la actuación ante los tribunales de cualquier orden. El procedimiento se llama escrito cuando las actuaciones judiciales se realizan en esa forma; oral, cuando se desarrollan verbalmente, y mixto, cuando unas actuaciones son escritas y otras orales.

Procedimiento acusatorio

Norma procesal que para la investigación, y especialmente para el enjuiciamiento y sanción de un presunto delito, requiere la existencia de una acusación mantenida, bien en nombre de la sociedad por medio del ministerio fiscal, bien a nombre de la persona damnificada por el delito. En algunas legislaciones se admite asimismo la llamada acusación popular, que puede ser mantenida por cualquier ciudadano, tenga, o no, interés personal en el asunto. (v. ACCIóN PENAL, ACUSACIóN.) El procedimiento acusatorio, que, por hacer compatible la defensa de la sociedad con las garantías del imputado, es propio de los regímenes democráticos, se estima opuesto al procedimiento inquisitivo (v.). En algunas legislaciones, como la ARGENTINA, el procedimiento penal es mixto, porque la investigación del delito es realizada por el juez, aun cuando todavía no exista acusación fiscal, sin perjuicio de la intervención que se dé a este funcionario, mientras que para el plenario se requiere acusación pública o privada, según los casos. (v. PLENARIO, SUMARIO.)

Procedimiento administrativo

El que no se sigue ante la jurisdicción judicial, sino ante los organismos dependientes del Poder Ejecutivo, cuyas resoluciones son generalmente impugnables ante los organismos del Poder Judicial.

Procedimiento canónico

El que rige en la jurisdicción eclesiástica (v.). Lo tipifican cierta investigación inquisitiva v reservada, la lentitud de las causas y la multiplicidad de instancias. Las causas matrimoniales suelen ser las más frecuentes.

Procedimiento civil

El normal o típico de las leyes procesales: el seguido ante la jurisdicción ordinaria (v.).

Procedimiento contencioso-administrativo

Serie de trámites, diligencias, pruebas y resoluciones propios de la jurisdicción contencioso-administrativa (v.), en que se impugnan los actos del Poder Ejecutivo ante esa vía especial.

Procedimiento contradictorio

Aquel en que existen partes opuestas, que mantienen pretensiones inconciliables en su planteamiento absoluto. Se contrapone al seguido ante la jurisdicción voluntaria (v.), más expedito por ello.

Procedimiento de apremio

v. APREMIO.

Procedimiento de las "legis actiones"

Sistema procesal que se practicó en Roma durante los seis primeros siglos y que se caracterizaba por el pronunciamiento de ciertas frases rituales o ejecución de actos rigurosamente determinados delante del magistrado. La omisión o el error de esos ritos suponía la pérdida del litigio. Se daban cinco acciones de la ley: la actio sucramenti, la iudicis postulutio, la condictio, la munus iniectio y la pignoris capio (v.). El procedimiento se dividía en dos etapas: la in iure, que se celebraba delante del magistrado, determinando la acción que se perseguía, y la in iudicio, que tenía lugar ante el juez designado al efecto y que ponía fin al litigio. Parece que el procedimiento de las "legis actiones" se reservó a los ciudadanos romanos, aun cuando algunos autores suponen que, pasado algún tiempo, se permitió utilizarlo también a los peregrinos.

Procedimiento dispositivo

Aquel en que incumbe a las partes la iniciativa, impulso y renuncia de los actos procesales.

Procedimiento ejecutivo

v. EJECUCIóN.

Procedimiento escrito

El caracterizado por las actuaciones escritas, a diferencia del procedimiento oral (v.).

Procedimiento "extra ordinem"

En Roma, el propio de la cognitio extra ordinem, precisamente por apartarse de lo normal en el procedimiento formulario (v.).

Procedimiento formulario

El excesivo rigorismo formal de las legis actiones obligó a implantar el procedimiento formulario denominado así porque, en la primera etapa del proceso, oídas las pretensiones de las partes, el magistrado redactaba y les entregaba una fórmula (v.) o instrucción escrita, en la que se otorgaba al juez el poder de juzgar y se le fijaba la cuestión que tenía que resolver. Este procedimiento era llamado asimismo ordinario. Sólo en casos excepcionales juzgaba el propio magistrado, sin pasar el asunto al juez. En tal caso, el procedimiento, por no ser ordinario, se denominaba extra ordinem.

Procedimiento gubernativo

El que se sigue en la esfera privativa del gobierno o poder político, en que es, en cierto modo, juez y parte. No es sino el procedimiento administrativo (v.).

Procedimiento inquisitivo

Contrariamente al procedimiento acusatorio (v.), el inquisitivo no requiere para su tramitación ni para la sentencia la actuación acusatoria pública o privada, porque las funciones de acusación y de decisión (para absolver o para condenar) quedan atribuidas al juzgador. Con este sistema se pretende defender el interés social, con desprecio de las garantías a que tiene derecho el imputado y por ello constituye un sistema procesal grato a los regímenes totalitarios. En la realidad, el sistema puramente inquisitivo no mira ala defensa social, sino que es proclive a todo género de abusos por parte de la autoridad, muchas veces por razones políticas. Los procedimientos modernos suelen ser mixtos de inquisitivos en el período sumarial, y de acusatorio, en el período plenario. (v. ACCIóN PENAL, ACUSACIóN, PLENARIO, SUMARIO)

Procedimiento judicial

El procedimiento (v.) sin más en el ámbito de los tribunales ordinarios, para diferenciarlo de los especiales, como el procedimiento administrativo, el canónico y el contencioso-administrativo (v.).

Procedimiento laboral

En los países que optan por la especialización para resolver los conflictos del trabajo (v.) en una jurisdicción distinta de la ordinaria, aquella en que se tramitan y resuelven los juicios del trabajo (v.).

Procedimiento monitorio

Denomínase así, en el procedimiento civil italiano, el procedimiento ejecutivo (v.) que no requiere un proceso previo de cognición y encaminado a proporcionar al acreedor el título necesario para la ejecución. Esta expresión ha sido recogida por la doctrina de diversos países. (v. EJECUCIóN, PROCESO DE COGNICIóN.)

Procedimiento oral

Juicio oral (v.).

Procedimiento ordinario

Juicio ordinario (v.).

Procedimiento penal

El que rige para la investigación de los delitos, identificación de los delincuentes, enjuiciamiento de los acusados y para la resolución que proceda. (v. JURISDICCIóN PENAL, PLENARIO, SUMARIO.)

Procedimiento sumario

Juicio sumario (v.).

Procesado

Sujeto contra el cual se ha dictado un auto de procesamiento (v.), ante la evidencia o prueba suficiente de un delito y de su presunta responsabilidad. De acuerdo con las circunstancias, esta condición es compatible con la libertad del acusado o impone su prisión preventiva (v.), esencialmente revocable durante el procedimiento. (v. PROCESAMIENTO, PROCESO.)

Procesal

Referente al proceso (v.). | Que determina sus trámites y fOrmaS. (v. DERECHO PROCESAL.)

Procesalista

Versado en Derecho Procesal (v.).

Procesamiento

Declaración jurisdiccional que, haciendo mérito de las constancias reunidas en los primeros momentos de la investigación sumarial, acepta provisionalmente la imputación ante la posibilidad de que aquel contra quien va dirigida sea plenamente responsable del delito que se investiga (Clariá Olmedo). Constituye un acto valorativo y decisorio cumplido en la instrucción y equivalente, en los códigos de la capital federal ARGENTINA y los que lo siguen, al auto de prisión preventiva (F. de la Rúa). (v. PRISIóN PREVENTIVA.)

Procesar

Instruir un proceso (v.). | Dictar un juez un auto de procesamiento (v.).

Proceso

En un sentido amplio equivale ajuicio, causa o pleito. En la definición de algún autor, la secuencia, el desenvolvimiento, la sucesión de momentos en que se realiza un acto jurídico. | En un sentido más restringido, el expediente, autos o legajo en que se registran los actos de un juicio, cualquiera que sea su naturaleza.

Proceso accesorio

El que precede, acompaña o sigue a otro de cuya cuestión esencial constituye preliminar, incidente o consecuencia. (v. PROCESO PRINCIPAL.)

Proceso administrativo

Denominado por lo general expediente, es el de carácter gubernativo cuando se contradicen, ante ella misma y para su rectificación o anulación, medidas de la administración pública.

Proceso cautelar

El tendiente a conseguir una garantía para una posterior actuación. (v. CAUCIóN DE BUENA CONDUCTA," DE RATO ET GRATO", "IUDICATUM SOLVI" y PROCESAL, EMBARGO, INHIBICIóN )

Proceso civil

El que se ventila y resuelve por la jurisdicción ordinaria y sobre cuestiones de Derecho Privado en su esencia. (v. DERECHO PROCESAL. JUICIO CIVIL )

Proceso contencioso

El que siguen partes contrapuestas ante cualquier jurisdicción.

Proceso criminal

v. JUICIO CRIMINAL.

Proceso de cognición

Llamado también proceso de conocimiento, es el que hace referencia a la fase del juicio consistente en obtener del juez o tribunal una declaración de voluntad de la que se derivan consecuencias jurídicas a favor o en contra de las partes litigantes. Se llama de cognición, salvo en aquellos casos en que la ejecución no requiere un acto jurisdiccional previo.

Proceso de ejecución

Ejecución (v.).

Proceso ejecutivo del delito

v. "ITER CRIMINIS".

Proceso incidental

Incidente (v.).

Proceso monitorio

El desenvuelto a través del procedimiento monitorio (v.).

Proceso penal

Juicio criminal (v.).

Proceso principal

Aquel en que se ventila una cuestión de fondo o el asunto de mayor importancia. Tal naturaleza posee en sí todo litigio, pero adquiere ese carácter por conexión con otro, secundario o incidental, denominado entonces proceso accesorio (v.).

Proclamas matrimoniales

Amonestaciones (v.).

Procónsul

En la fase inicial de la república romana, cónsul que, por haberlo resuelto así un plebiscito o senadoconsulto, prolongaba un año más su magistratura. | Durante la época imperial, el que gobernaba una provincia senatorial por un año.

Procreación

Acto de engendrar o concebir un ser.

Proculeyano

En Roma, jurisconsulto de la escuela de Próculo, opuesta a la de los subinianos (v.).

Procuración

Atención de los negocios ajenos. | Representación más o menos general que se concede para tal fin. | Funciones de un procurador (v.).

Procuración apud acta

La que prescinde de lo notarial y se convalida por la simple constancia en un expediente administrativo o en los autos judiciales.

Procuración especial

Poder especial (v.).

Procuración extrajudicial

Mandato (v.).

Procuración general

Mandato general (v.).

Procuración judicial

Mandato judicial (v.).

Procurador

El que, poseyendo el correspondiente título universitario o, en algunos países, la necesaria habilitación legal, ejerce ante los tribunales la representación de las partes en un juicio, en virtud del poder o mandato (v.) que éstas le otorgan a tal efecto. No se puede establecer de modo general la función que corresponde a los procuradores, pero, en principio, cabe decir, aceptando la definición de Couture, que en la tramitación del juicio es un colaborador del abogado, a quien corresponde el asesoramiento, el patrocinio y la defensa. La intervención del procurador puede ser o no necesaria conforme a las normas procesales de cada legislación, o según el fuero de que se trate. Así, en la ARGENTINA, se admite que los interesados se representen en juicio a sí mismos, o que confieran la representación al abogado.

Procurador general de la nación

En la ARGENTINA se denomina así el magistrado que ejerce la jefatura del ministerio público y fiscal, y que dictamina en los asuntos que se tramitan ante la Suprema Corte de Justicia.

Procurador judicial

El que representa a una parte en juicio, sea por exigencia legal o por ejercicio de tal facultad.

Procurador voluntario

El gestor de negocios ajenos por propia iniciativa.

Procuradora

Mujer con mandato o poder para actuar por otro, otra u otros. | La habilitada por estudios o título para la procuración judicial (v.). | Alcahueta.

Procuraduría

Funciones del procurador (v.). | Local u oficina donde las ejerce establemente.

"Procurator"

Vocablo latino. En general, procurador o mandatario. | En la Roma primitiva, administrador de confianza. | En el imperio, gobernador principal o recaudador fiscal.

"Procurator absentis"

Locución latina. El procurador del ausente, que cuidaba de sus bienes. El cargo se creó ya en el siglo II.

"Procurator Caesaris"

El procurador o administrador de la hacienda del emperador en las provincias bajo su jurisdicción, las no senatoriales.

"Procurator fisci"

Locución latina. El administrador de los bienes del emperador y del fisco romanos, por entonces confundidos.

"Procurator in rem suam"

Locución latina. Procurador de su propio bien. Se trataba del cesionario de un crédito litigioso, a quien el cedente relevaba de entregar el dinero que cobrara o los bienes que recuperara de un falso propietario o peor poseedor.

Prodición

Alevosía (v.).

Prodigalidad

Profusión, desperdicio, consumo de los propios bienes, gastando excesivamente. Para algunas legislaciones, la prodigalidad es causa de incapacidad para la administración de esos bienes, judicialmente reclamable. Contrariamente, otras, respetando la libertad del propietario para disponer de sus bienes como tenga por conveniente, no admiten en el pródigo ninguna incapacidad. La ARGENTINA figuraba en esta segunda posición, hasta que por la ley 17.711 se estableció la posibilidad de inhabilitar judicialmente a quienes, "por la prodigalidad en los actos de administración y disposición de sus bienes, expusieren a su familia a la pérdida del patrimonio, pudiendo pedir la inhabilitación el cónyuge, los ascendientes y los descendientes".

Pródigo

El que desperdicia y consume sus bienes en gastos inútiles y vanos, sin medida, orden ni razón, perjudicándose a sí mismo o a quienes de él dependen. (v. PRODIGALIDAD.) En la legislación española, el pródigo puede ser sujeto a tutela; en el ordenamiento ARGENTINO reciente, a inhabilitación patrimonial.

Producción

Acción de producir (v.). | Producto (v.). | Acto, manera o forma de concretarse algo. | El conjunto de los productos agrícolas o industriales. | El proceso de transformación de las materias primas (Dic. Der. Usual).

Producción de pruebas

Realización de las diligencias procesales tendientes a la incorporación de elementos probatorios aun proceso determinado.

Producir

Originar o crear una cosa. | Fabricar. | Engendrar, procrear. | Dar fruto las tierras y las plantas. | Rentar, dar intereses. | Proporcionar utilidad, beneficio o provecho. | Hacer. | Procurar. | Exhibir, presentar o manifestar las razones o pruebas que apoyen una demanda, pretensión o derecho (Dic. Der. Usual).

Producto

Cuanto se produce, crea o fabrica. | Beneficio de una operación. | Renta. | Lo transformado utilizando una materia prima. Los civilistas diferencian entre frutos (v.) y productos, por carecer estos últimos de la periodicidad que suele acompañar a los otros, y por la transformación que se opera en el proceso de la producción típica.

Profanación

Trato que se da alas cosas sagradas sin el debido respeto o aplicándolas a usos profanos; es decir, no sagrados, sino puramente seculares. Pero el concepto resulta extensivo a cosas que, sin ser estrictamente sagradas, constituyen motivo de respeto y de veneración en el sentimiento general de las personas, como los cadáveres y las sepulturas. En algunas legislaciones penales constituyen delito el escarnecimiento público de los dogmas o ceremonias de cualquier religión que tenga prosélitos en el país, y la falta de respeto debido a los muertos, manifestada por la violación de sepulturas o por cualquier otro acto profanatorio. Otras legislaciones, contrariamente, no configuran como delitos los actos de profanación; entre ellas, la ARGENTINA.

Profecticio

En lo patrimonial, lo procedente del padre. (v. BIEN y PECULIOPROFECTICIO)

Profesar

Desempeñar o ejercer una profesión, oficio o actividad lucrativa de otra índole. | Enseñar una ciencia, un arte. | Ingresar en una orden religiosa. | Compartir una doctrina. | Sentir los efectos de una pasión.

Profesión

Para el Código del Trabajo francés, por profesión se entiende tanto el género de trabajo al cual se dedica una persona de manera principal y habitual como el conjunto de intereses corporativos referentes al ejercicio de un oficio, y en tal sentido se habla de que una de las funciones sindicales consiste en la defensa de los intereses de la profesión. Según la Academia, profesión es el empleo, facultad u oficio que cada uno tiene y ejerce públicamente. Ese concepto omite dos notas fundamentales: la de permanencia, casi coincidente con la vida útil de la persona, y la de retribución, o los ingresos, como compensación del esfuerzo y por la necesidad, en los más, de hacer frente a los gastos personales y familiares con el ejercicio profesional (Dic. Der. Usual). De ahí que, con carácter amplio, exponga las siguientes acepciones de la voz: Ejercicio de una carrera, oficio, ciencia o arte. | Enseñanza científica o artística. | Ingreso en una orden religiosa. | Confesión, reconocimiento, admisión de una opinión o de creencia, hecha con publicidad. | Ocupación principal de una persona.

Profesión liberal

La que integra el desempeño de las carreras seguidas en centros universitarios o escuelas superiores, como las de abogado, médico, ingeniero y arquitecto. Su peculiaridad laboral proviene de no haber por lo común relación de dependencia entre el profesional liberal y la clientela, de modo que aquél fija por lo común libremente sus honorarios, de no haber aranceles oficiales.

Profesional

Relativo a unaprofesión (v.). | Miembro de una profesión liberal (v.). | Prostituta.

Profesionalidad

Nota típica del contrato de trabajo (v.). en el sentido de que quien se halla unido por él a una empresa hace de tal actividad su modo de vivir económicamente hablando y con permanencia al menos relativa.

Profesionalidad delictual

Es aquella en que el agente hace del delito su medio de vida. De ahí que se pueda confundir con el delincuente habitual (v.), si bien existen diferencias esenciales entre ambos conceptos, ya que se puede ser habitual del delito sin que ello constituya un medio de vida. En los delitos de tipo sexual (exhibiciones y abusos deshonestos, violaciones, estupros, corrupción), el hecho delictivo se comete repetidas veces a lo largo de la vida, mas no para obtener lucro, sino para satisfacer, aunque sea aberrantemente, el instinto erótico. La profesionalidad es típica en los delitos contra la propiedad y en el proxene tiSm0. (v. DELINCUENTE PROFESIONAL.)

Profilaxis social

Denomínanse así las medidas adoptadas por los poderes públicos encaminadas a evitar el contagio y la propagación de enfermedades venéreas. Aun cuando el tema sea muy discutido en orden a su eficacia y conveniencia, una de esas medidas, adoptadas por algunas legislaciones, es la prohibición del establecimiento de prostíbulos; incurren en la correspondiente sanción quienes violen tal norma, penalidad que alcanza también a quienes sostengan, administren o dirijan esas casas de tolerancia. Sin embargo, suele considerarse que no incurre en infracción la mujer que ejerce la prostitución en su casa, en forma individual e independiente, sin afectar el pudor público. Incurre en delito quien, sabiéndose afectado de una enfermedad venérea transmisible, la contagia a otra persona. (v. PROPAGACIóN DE ENFERMEDADES CONTAGIOSAS o PELIGROSAS.) Otra norma de profilaxis consiste en exigir un certificado prenupcial en que conste la inexistencia de enfermedades venéreas. (v. IMPEDIMENTO.)

Prófugo

Quien, imputado de un delito, no concurre a la citación judicial. | Quien, habiendo obtenido la excarcelación en el proceso que se le sigue, desatiende el requerimiento judicial de comparecer. | Quien, encontrándose detenido o preso, se fuga del establecimiento en que se encontraba retenido. (v. EVASIóN, FUGA, REBELDíA.)

Progenitor

El que procrea o engendra. (v. ASCENDIENTES, MADRE, PADRE.)

Prohibición

Disposición que impide obrar en cierto modo. | Nombre dado aciertos sistemas en que el poder público veda el ejercicio de una actividad, como la de la prostitución en la ARGENTINA, por la ley 7.935, o un consumo, como el de las bebidas alcohólicas en los Estados Unidos, por la llamada Ley seca (v.).

Prohibiciones matrimoniales

v. IMPEDIMENTO y JUICIO DE DISENSO

Prohibicionismo

v. PROHIBICIóN,en la última de sus acepciones.

Prohibir

Vedar. | Impedir. | Oponerse sin derecho a algo lícito en principio.

Prohijamiento

Recepción como propio de un hijo ajeno. De no ser una situación de hecho, tiende a encuadrarse en la adopción (v.).

Proindivisión

v. CONDOMINIO

Prójima

Despectivamente, cualquier mujer. | Con más intención aun, eufemismo por mujer alegre o, sin más, ramera.

Prójimo

Todo hombre en relación con otro. | La humanidad en su conjunto con respecto a nosotros.

Prole

Descendencia, sean hijos, nietos o de generaciones más alejadas.

Proletariado

Clase social constituida por los proletarios (v.), por quienes carecen de bienes y sólo están incluidos en las listas vecinales del pueblo en que habitan, nada más que por su persona y familia (Dic. Acad.). Originariamente es quien tiene prole (v.), y por extensión los obreros, porque en ellos la prole solía ser numerosa.

Proletario

En la Roma primitiva, el ciudadano de escasos recursos, que sólo con su prole contribuía al Estado. | En los tiempos modernos, obrero, en particular el manual. | También, en enfoques políticos extremistas, trabajador.

Promesa

Oferta deliberada que una persona hace a otra de darle o hacerle alguna cosa (Escriche). | Según Capitant, compromiso de contraer una obligación o de cumplir un acto. (v. CONTRATO PRELIMINAR, PROMESA DE CONTRATO.) En el Diccionario de Derecho Usual se insertan estas otras acepciones de interés: Declaración unilateral de voluntad por la cual consiente uno en obligarse a dar o a hacer una cosa en tiempo futuro. | Contrato unilateral por el que se concede a otro la cosa o el hecho que pide, que crea la obligación de cumplirlo. | En lo canónico, voto u ofrecimiento, a Dios, la Virgen o los santos, de ejecutar una obra piadosa o imponerse un sacrificio. | Ofrecimiento solemne, que compromete el honor, pero no la fe, a diferencia deljuramento (v.). de cumplir estrictamente un deber o de desempeñar honradamente un cargo. | Indicio, augurio o señal de un bien. | Persona en cuyo triunfo se confía, por sus cualidades o primeras obras.

Promesa de acciones

Ofrecimiento para la subscripción de acciones que, durante el lapso fijado, concede a los subscriptores un derecho preferencial para el caso de constituirse formalmente una sociedad.

Promesa de compraventa

v. CONTRATO PRELIMINAR y PROMESA DE CON-TRATO.

Promesa de contrato

Compromiso de contraer una obligación contractual. Es frecuente en especial en el contrato de compraventa, tanto si se adquiere por parte del vendedor como del comprador o de ambos, pero puede afectar a otros contratos. (v. CONTRATO PRELIMINAR.)

Promesa de matrimonio

Compromiso de futuro matrimonio que hacen quienes se proponen contraerlo. Tal promesa carece, en las legislaciones modernas, de toda exigibilidad de su cumplimiento o de indemnización por el hecho mismo de la ruptura del compromiso. En algunas de ellas, lo único que se puede demandar al causante del incumplimiento es que indemnice los perjuicios materiales ocasionados a la otra parte, norma establecida en el Código Civil español cuando dice que los esponsales de futuro no producen obligación de contraer matrimonio, pero, si la promesa se hubiere hecho en documento público o privado, o si se hubieren publicado las proclamas, el que sin justa causa rehusare casarse, estará obligado a resarcir a la otra parte los gastos que hubiere hecho por razón del matrimonio prometido. Contrariamente, otras legislaciones, como la ARGENTINA, no admiten ni los esponsales de futuro ni tampoco la calidad de indemnizables de los perjuicios causados. (v. ESPONSALES)

Promesa de mejorar

Con carácter hereditario y a favor del descendiente eventual que se designe, por lo general el primogénito, reconoce su validez el Código Civil español cuando se haga en capitulaciones matrimoniales. Tal promesa es irrevocable, al igual que ese documento prematrimonial.

Promesa de pago

Ofrecimiento de pago (v.).

Promesa para delinquir

Todo estímulo monetario o de cualquier otra índole que se ofrezca seria y eficazmente para cometer un delito constituye circunstancia agravante para el autor que lo comete y para el inductor que formula la promesa.

Promesa pública de recompensa

Acto jurídico unilateral mediante el cual una persona ofrece públicamente a personas inciertas o indeterminadas, ya sea con propósitos de interés para el oferente, ya sea con fines altruistas, un premio o gratificación a quien o quienes realicen un acto o consigan un resultado. La promesa de recompensa es frecuente y puede referirse a múltiples cuestiones: premio al trabajo, a los inventores o descubridores, a la cooperación en el descubrimiento de un delito, a los ganadores de un concurso literario o artístico o de una competencia deportiva, al hallazgo y devolución de una cosa perdida, etc. En algunas legislaciones, como la alemana, la institución de la promesa pública de recompensa se encuentra concretamente reglada y constituye un verdadero acto jurídico que obliga al promitente y concede acción, a quien ha cumplido la condición impuesta, para reclamar el premio prometido, aun cuando su obrar haya sido desinteresado y aun cuando al realizarlo haya ignorado la existencia de una promesa de gratificación. Aun cuando el Código Civil ARGENTINO no solo no se ocupa de esa institución, sino que además expresamente establece que, para que haya promesa, ésta debe ser a persona o a personas determinadas sobre un contrato especial con todos los antecedentes constitutivos de los contratos, se ha entendido que la persona deja de ser indeterminada cuando la oferta es aceptada por quien ha cumplido la condición impuesta por el promitente. Así, quien ofrezca una recompensa a quien descubra a un delincuente o proporcione sangre para una transfusión o gane una prueba deportiva u obtenga una distinción científica, no puede luego negarse al cumplimiento de su promesa. Otra interpretación sería inmoral.

Prometer

Hacer una promesa (v.). | Afirmar solemnemente la veracidad o exactitud de un hecho.

Prometida

Futura esposa, luego de los esponsales, petición de mano o compromiso matrimonial. (v. PROMESA DE MATRIMONIO.)

Prometido

Contenido de una promesa (v.). | Novio luego de esponsales o promesa matrimonial solemne.

Promiscuidad

Convivencia en común y en espacio reducido, sin elementales separaciones entre padres e hijos o entre hermanos y hermanas ya de cierta edad. | Cohabitación de los penados, sin separación entre primarios y reincidentes, que se considera perjudicial, por la mayor corrupción de aquéllos. | Comunismo sexual.

Promoción

Iniciativa en cualquier orden. | Ascenso a puesto o grado superior. | Conjunto de individuos que terminan sus estudios u obtienen un nombramiento o ascenso simultáneamente.

Promotor

El que promueve o suscita algo. Suele tomarse en mal sentido, por organizador de rebeliones, motines o protestas.

Promotor de la fe

También abogado del diablo, en decir popular, el miembro de la Sagrada Congregación de Ritos que, en las causas de beatificación o canonización. debe suscitar objeciones, dudas y reparos, sin que ello obste a que vote luego a favor, si su conciencia se lo dicta.

Promotor fiscal

Antigua denominación del ministeriofiscal (v.) en la legislación española.

Promotores de sociedades anónimas

Quienes ponen en marcha e impulsan un proceso de constitución de una sociedad anónima, realizando los pasos necesarios para la obtención de suscriptores y la efectivización de las restantes etapas de ese proceso.

Promulgación

Acción y efecto de promulgar, de publicar formalmente una ley u otra disposición de la autoridad, a fin de que sea cumplida y hecha cumplir como obligatoria. Pero, corrientemente, en el léxico jurídico esa expresión está reservada al decreto que el jefe del Estado, cuando no hace uso de su facultad de veto (v.), suscribe con el ministro refrendatario, ordenando la publicación y ejecución de una ley sancionada por el Poder Legislativo. La Constitución de la ARGENTINA establece un plazo de diez días para que el Poder Ejecutivo haga la promulgación, pasado el cual, sin haberlo efectuado o sin haber devuelto el proyecto de la ley a la Cámara, se reputa automáticamente aprobado y promulgado; es decir, convertido en ley.

Prontuario

Anotación para tener presente algo. | Resumen de las reglas de un arte o ciencia. | En la ARGENTINA, los antecedentes penales.

Pronunciamiento

Alzamiento militar contra el gobierno, promovido por un jefe del ejército u otro caudillo y que, sirviéndose de las fuerzas que están a su mando, tiene como propósito ya sea cambiar revolucionariamente la estructura del Estado, ya simplemente derribar el gobierno legítimamente constituido, con animo o sin ánimo de sucederle. Si el pronunciamiento triunfante se limita al cambio de personas sin modificación de las estructuras, sino mediante la suspensión de determinadas instituciones constitucionales, recibe el nombre de golpe de Estado (v.). En Derecho Penal, el pronunciamiento puede configurar el delito de rebelión o de sedición (v.).

Pronunciarse

Manifestarse en uno u otro sentido en informe, debate o deliberación. | Rebelarse, provocar un pronunciamiento (v.).

Pronuncio

El miembro eclesiástico de cierta jerarquía que ejerce temporalmente como nuncio apostólico (v.).

Propagación de enfermedades contagiosas o peligrosas

Constituye un delito contra la salud pública. Las normas legales sobre profilaxis social (v.) tienen como finalidad dificultar que tal propagación se produzca. El tema se encuentra muy vinculado con el contagio de enfermedades venéreas (v.).

Propaganda

En la organización superior de la Iglesia, nombre de la-congregación pontificia que tiene confiada la propagación de la fe cristiana por todo el mundo. | Difusión de doctrinas o ideas, de palabra o por escrito o valiéndose de cualquier otro medio de comunicación; en especial hoy, la radio y la televisión. | En lo mercantil y económico, anuncio de las bondades o baratura de los productos o servicios, para atraer clientela.

Propagar

Multiplicar por generación u otro medio de reproducción. | Difundir doctrinas o ideas. | Anunciar y recomendar productos u operaciones lucrativas. | Divulgar. | Extender. | Aumentar (Dic. Der. Usual).

Propensión

Inclinación o afecto especiales por algo.

Propensión a la importación

Relación entre los ingresos y gastos destinados a la importación (v.) de productos en el comercio internacional. Se habla así de una propensión marginal, calculada sobre los ingresos adicionales, y de una propensión media, estimada sobre los ingresos totales. La primera depende de las pautas de consumo e inversión que adopte la economía considerada. En economías que importan principalmente bienes de consumo con baja elasticidad de ingresos, como alimentos básicos, la propensión marginal será decreciente, en tanto que en países importadores de bienes con alta elasticidad de ingresos, como bienes de consumo durables, producidos por las industrias electrónicas, la corriente importa-dora crecerá sobre el ingreso.

Propensión al delito

Para el positivismo italiano, inclinación criminal innata que se registra en ciertos sujetos, o bien producto del ambiente mísero o corruptor. (v. DELINCUENTE NATO.)

Propia imagen

Para cada cual, la suya, que merece el respeto de los demás y crea ciertos límites para la reproducción. (v. DERECHO A LA INTIMIDAD, IMAGEN.)

Propiedad

Facultad legítima de gozar y disponer de una cosa con exclusión del arbitrio ajeno y de reclamar su devolución cuando se encuentra indebidamente en poder de otro. | Cosa que es objeto de dominio, especialmente tratándose de bienes inmuebles. (v. DOMINIO.). | Además, cualquier finca o predio en concreto. | Ante el usufructo y por abreviación, la nuda propiedad (v.). En el Derecho Romano, la propiedad constituía una suma de derechos: el de usar de la cosa (ius utendi), el de percibir los frutos (fruendi); el de abusar, de contenido incierto (abutendi); el de poseer possidendi); el de enajenar (alienandi), el de disponer (disponendi) y el de reivindicar (vindicandi). Para el legislador civil ARGENTINO, que copia aquí a Aubry y Rau, la propiedad es el derecho real en virtud del cual una cosa se encuentra sometida a la acción y ala voluntad de una persona. Por su parte, el codificador español la delinea como el derecho de gozar y disponer de una cosa sin más limitaciones que las establecidas en las leyes. La propiedad, connatural con el hombre para Bentham, y que, en el polo opuesto, tildada sin más de robo por Proudhon, se orienta en la actualidad a un complejo de derechos y deberes que se resumen en el enfoque de su función social, que reconoce su legitimidad siempre que el propietario la explote de modo que se tome también útil para la colectividad.

Propiedad artística y literaria

Propiedad intelectual (v.).

Propiedad colectiva

La que carece de titular individual y permite el aprovechamiento por todos. Por lo general se orienta hacia el estatismo en su explotación, administración y distribución. No se implantó integralmente ni en países, como la Rusia soviética, que la preconizaron como sistema.

Propiedad comunal

La perteneciente a todos los vecinos de un lugar, ya consista en aprovechamientos forestales, ganaderos o de otra clase, o bien para pasatiempo u otra función social.

Propiedad condicional

La transmisión dominical pendiente de condición suspensiva o resolutoria (v.). En realidad, en tales situaciones, el condicionamiento es recíproco: el dueño actual se halla sujeto a la resolución eventual de su derecho, en tanto que el transmitente posee una expectativa que puede conducirlo a la readquisición.

Propiedad enemiga

Si bien de modo tradicional se consideraba, en Derecho Internacional Público, que los bienes de las personas sitos durante las hostilidades en territorio del país enemigo tenían que ser respetados, por entenderse que la guerra se hacía entre naciones y no entre individuos, a partir de la guerra de 1914-18 se empezó a quebrantar tal principio y fue ya corriente que el Estado se incautase de aquellos bienes de súbditos del país enemigo, si lo estimaba necesario para su propia defensa o para evitar que la nación adversaria se beneficiase directa o indirectamente con aquellos bienes. Generalmente, la incautación recae sobre plantas industriales o empresas financieras. Terminada la guerra, o pasado algún tiempo desde su terminación, ha sido costumbre devolver los bienes a sus anteriores propietarios, siempre que la incautación no se haya efectuado con indemnización.

Propiedad fiduciaria

La que tiene un fiduciario, como consecuencia de un fideicomiso (v.), sujeta a las limitaciones que éste impone.

Propiedad horizontal

Llámase así la división entre distintos propietarios de los varios pisos de un edificio o de los diferentes departamentos de un edificio de una sola planta, que sean independientes y que tengan salida a la vía pública, directamente o por pasaje común. Cada propietario es dueño exclusivo de su piso o departamento y copropietario del terreno y de todas las cosas de uso común del edificio o indispensables para mantener su seguridad. La división horizontal de la propiedad ha sido un tema muy debatido, hasta el punto de que algunas legislaciones, como el Código Civil ARGENTINO, la prohibían. No obstante, la realidad y las necesidades sociales se han impuesto y países que la rechazaban han terminado por admitirla (la ARGENTINA entre ellos), y puede decirse que actualmente la mayor parte de las viviendas se construyen y se adquieren en propiedad horizontal en las grandes ciudades. (v. CONDOMINIO.)

Propiedad industrial

Entiéndese por tal la que recae sobre el uso de un nombre comercial; marcas de fábrica, de comercio y de agricultura; dibujos y modelos industriales, secretos de fábrica y patentes de invención (v.). La ley protege el derecho exclusivo de quien ostenta a su favor aquellos usos, defendiéndolo frente a terceros y frente a toda competencia desleal.

Propiedad intelectual

La que el autor de una obra artística, científica o literaria tiene sobre ella y que la ley protege frente a terceros, concediéndole la facultad de disponer de ella, publicarla, ejecutarla, representarla y exponerla en público, así como de enajenarla, traducirla o autorizar su traducción y reproducción por otras personas. La protección alcanza a toda clase de escritos, obras dramáticas, musicales, cinematográficas, coreográficas y pantomímicas; dibujos, pinturas, esculturas, arquitectura, modelos y obras de arte para el comercio y la industria; impresos, planos, mapas, fotografías, grabados y discos fonográficos, plásticos, etc. Esta relación es enunciativa, porque el derecho del autor está referido a toda producción derivada de la inteligencia. Por regla general, el derecho de autor no es ilimitado, sino que tiene un plazo de vigencia, generalmente la vida del autor y unos años posteriores a favor de los herederos, también durante un plazo que la ley establece.

Propiedad literaria

Una variedad de la propiedad intelectual (v.) cuando recae sobre obras escritas de cualquier tema.

Propiedad minera

Las minas son, en principio, bienes de propiedad del Estado, de las provincias o de los municipios, sin perjuicio del dominio de los particulares sobre la superficie de la tierra. Sin embargo, se reconoce a los particulares el derecho a buscar minas, aprovecharlas y disponer de ellas como dueños. La propiedad particular de las minas se establece por concesión legal y tiempo ilimitado, formando una propiedad distinta de la del terreno en que se encuentra, aun cuando se rija por iguales principios que la propiedad común. (v. BIENES DOMINICALES )

Propiedad Pretoria

En Roma, dominio bonitario (v.).

Propiedad privada

Aquella cuyo titular es una persona física o abstracta, o si pertenece pro indiviso a algunas, de una u otra índole, con el ejercicio más completo que las leyes reconocen sobre las cosas, a menos de cesiones temporales de ciertas facultades. Es la figura contrapuesta a la propiedad colectiva (v.) y constituye el dominio por antonomasia.

Propiedad pro indiviso

v. CONDOMINIO y PROINDIVISIóN

Propiedad quiritaria

En el régimen inmobiliario de los romanos, dominio quiritario (v.).

Propiedad rural o rústica

Individualmente, sinónimo de predio rústico (v.). | En perspectiva de conjunto, todas las fincas de una localidad, comarca o país destinadas a la explotación agrícola, ganadera, forestal y otra posible con la tierra. Se opone a la especie inmediata.

Propiedad urbana

Coincide con predio urbano (v.), si se considera de modo individual. | En enfoque general, el conjunto de edificaciones o terrenos especialmente destinados a ella, en una población o en otra dimensión, incluso nacional. En bastantes aspectos se contrapone a la propiedad rural (v.).

Propiedad vertical

Con este nombre, contrapuesto en la adjetivación más que en el contenido a la propiedad horizontal (v.), se hace referencia al alcance de los derechos del propietario por debajo y por encima de la superficie de sus fincas, que limitan, por el subsuelo, la propiedad minera y diversas obras e instalaciones, en las ciudades urbanizadas sobre todo, y por la atmósfera, aparte algunas posibles servidumbres, la utilización del aire por la aeronáutica y, ya a distancias considerables, la expansión astronáutica.

Propiedades especiales

Holgado tecnicismo que agrupa todas las que difieren del dominio civil típico, como la industrial, la intelectual, la minera, la de las aguas, entre tantas otras.

Propietario

Persona física o jurídica que tiene derecho de dominio (v.) sobre una cosa, especialmente sobre bienes inmuebles. | Frente al inquilino, el dueño de la cosa alquilada. | El nudo propietario, en contraposición al usufructuario. | Quien desempeña como titular un cargo, en contraste con quien lo ejerce interinamente. (v. COPROPIETARIO, POSEEDOR.)

Propina

Agasajo que, sobre el precio convenido y como muestra de satisfacción, se da por algún servicio. | También, gratificación pequeña con que se recompensa un servicio eventual. Tradicionalmente se consideró la propina como una forma de retribución, hasta el punto de que ella constituía en algunos oficios la única forma de compensar el trabajo. Las organizaciones obreras hicieron intensa campaña contra la propina por entender que era vejatoria para la dignidad del trabajador. De ahí que en algunos países (la ARGENTINA entre ellos) se suprimiese, nominalmente, esa forma de retribución y se estableciese un recargo sobre el monto del servicio a pagar, destinado a retribuir al trabajador. En realidad, el sistema de la propina no debía de ser demasiado vejatorio, porque ahora los trabajadores a quienes afectaba aquella modalidad cobran el recargo y… lapropina.

Propio

Este adjetivo posee, por su generalidad, acepciones muy variadas, que, en las de mayor interés jurídico, resume así el Diccionario de Derecho Usual: Propiedad de uno o del sujeto a que se haga relación. | Característico. | Peculiar. | Privativo. | Adecuado, conveniente, a propósito para un fin. | Natural, en oposición a artificial o postizo. | Sustantivo. Mensajero o representante que realiza expresamente un encargo. | Finca urbana o rústica y establecimientos diversos con que los lugares, pueblos o municipios cuentan para satisfacer sus gastos comunes. (v. PROPIOS )

Propios

v. BIEN COMUNAL

Proponer

Formular una oferta (v.). | Hacer una propuesta. | Presentar a alguien para un puesto o cargo. | Articular las razones y objeciones de un asunto.

Proporción

Disposición adecuada entre las partes y el todo, entre los integrantes o componentes de algo. | Oportunidad, ocasión, coyuntura. | Tamaño, dimensiones. | Escala. | Correlación entre cantidades. Determina con frecuencia la cuantía de los impuestos, las cuotas de los coherederos y la participación de los condóminos.

Proposición

Ofrecimiento u oferta. | Afirmación en un debate o polémica. | Requerimiento a otro sobre algo que se le plantea. | Propuesta deshonesta.

Proposición de delito

Para el Código Penal español, la proposición delictiva existe cuando el que ha resuelto cometer un delito invita a otro o a otras personas a ejecutarlo.

Proposición de ley

En ciertos ordenamientos parlamentarios, como el español hasta 1936, se denominaba de esta forma la iniciativa legal cuando partía de un miembro del Parlamento, para diferenciarla del proyecto de ley (v.), que era presentado por el gobierno.

Proposición deshonesta

Requerimiento que un hombre hace a una mujer para tener con ella acceso carnal o para que le permita otras libertades sensuales. Tras ese lineamiento, el Diccionario de Derecho Usual formula la apreciación de que el carácter delictivo de las proposiciones deshonestas es de apreciación muy compleja, además de la dificultad de la prueba, por realizarse de palabra y con la mayor reserva casi siempre. Ha de tenerse en cuenta que no cabe en principio culpar al hombre por proposiciones derivadas de una progresiva intimidad y afecto. De no traducirse en ademanes o actos impúdicos en sí rechazados por la mujer y ratificados por testigos de crédito, la proposición deshonesta no resulta punible, al menos de facto.

Propósito

Intención u objetivo. | Voluntad, ánimo.

Propretor

El prector (v.) romano al que, rara vez, se le prolongaban sus funciones por un año más. | También, el pretor saliente al que se le concedía por un año el ejercicio de funciones públicas algo menores en la jerarquía, como el gobierno de una provincia. (v. PROCóNSUL)

Própter nuptias

Locución latina y castellana. Por razón de matrimonio, como diversas donaciones entre los esposos y la misma causa que se encuentra en la dote (v.).

"Propter rem"

Locución latina. A causa o por razón de la cosa. Se refiere a que los deudores lo son, en ocasiones, por la cosa sobre la cual cuenta con un derecho real el acreedor.

Propuesta

En general, sinónimo de proposición (v.).

Prorrata

Cuota o porción que toca a uno de lo que se reparte entre varios, hecha la cuenta proporcionada a lo más o menos que cada uno debe pagar o percibir (Dic. Acad.). Jurídicamente tiene importancia en relación con algunas instituciones, como, en materia de preferencia y división de los créditos, los privilegiados sobre los bienes muebles concurren a prorrata si son de un mismo número y de igual condición, y en materia de quiebras, los acreedores privilegiados que pertenezcan a la misma clase son pagados a prorrata. Otro tanto sucede en materia de reducción de legados, cuando perjudican la legítima de los herederos.

Prorrateo

Reparto proporcional de algo o reducción, medida de igual manera, entre varios.

Prórroga

Concesión de un plazo mayor, antes de que expire. | Prosecución de un estado de cosas. | Ampliación jurisdiccional a personas o casos distintos de los iniciales.

Prórroga de competencia

Modificación de la competencia que normalmente le correspondería a un tribunal, sea por acuerdo entre partes o por otro acto de igual fin o efecto.

Prorrogabilidad

v. TéRMINO PRORROGABLE.

Proscribir

Por causas de índole política, expulsar del territorio nacional. | Prohibir una actividad. | Anular, dejar sin efecto. | Antiguamente, declarar a alguien malhechor público, lo cual permitía a todos detenerlo y hasta darle muerte.

Proscripción

Extrañamiento, expulsión del país. | Prohibición. | Derogación. | Bando que, en otros tiempos, autorizaba para aprehender o matar al así declarado malhechor público.

"Proscriptio"

Voz lat. En el Derecho Penal romano, la pena capital aplicable sin previo juzgamiento. | En el Derecho Civil de Roma, venta o adjudicación de bienes del deudor insolvente a favor del acreedor hipotecario, luego de edictos.

Proscrito

Desterrado o extrañado de su país. | Prohibido. | Antaño, malhechor señalado por bandos como susceptible de captura o muerte, por cualquiera a veces hasta recompensado por ello.

Prosélito

El adicto que se obtiene para una idea o doctrina. | En la Francia de otros tiempos, el extranjero que se naturalizaba. | En lo canónico, el convertido al catolicismo.

Prostíbulo

Casa de prostitución.

Prostitución

Ejercicio de comercio carnal mediante precio. Por regla general es practicado por la mujer en una relación heterosexual, pero también cabe admitir que se realice en una relación homosexual, así como también que la prostitución sea masculina en una relación heterosexual y más frecuentemente homosexual. Con respecto al Derecho Penal, se castiga a quien, con ánimo de lucro o para satisfacer deseos ajenos, promueva o facilite la prostitución de una persona, sin distinción de sexo; a quien se haga mantener, aunque sea parcialmente, por una persona que ejerza la prostitución explotando las ganancias provenientes de esa actividad, y a quien promueva o facilite la entrada en el país o salida de él de una mujer o de un menor de edad para que ejerzan la prostitución. Se trata de un delito contra la honestidad y su gravedad puede acentuarse en razón de la edad de la víctima, del empleo de engaño, violencia, abuso de autoridad o cualquier medio de intimidación o coerción, así como si el autor fuere ascendiente, descendiente, marido, hermano, tutor o encargado de la educación, guarda o custodia de la víctima. De lo dicho se desprende que el ejercicio voluntario de la prostitución en provecho de quien la ejerce no es delictivo, aun cuando pueda ser sancionable de acuerdo con las normas de policía de las costumbres. (v. PROFILAXIS SOCIAL.)

Prostituta

La mujer que, por su cuenta o para beneficio compartido con quien la explota -10 más frecuente y censurado-, comercia con su cuerpo, manteniendo acceso carnal por precio con cualquier solicitante en principio. (v. PROSTITUCIóN.)

Protección

Ayuda, amparo. | Favorecimiento. | Proteccionismo (v.) económico. | Remuneración más o menos discreta, en dinero o de otra forma, que un hombre otorga a una amante.

Protección de la maternidad

Dentro de los regímenes de previsión social (v.) se encuentran las normas encaminadas a proteger económica y sanitariamente a la mujer durante el período de gestación, en el parto y con posterioridad a éste, durante lapso más o menos largo, según las legislaciones. Precaución frecuente es la de eximirla del trabajo durante un número de semanas anteriores y posteriores al alumbramiento.

Protección de las minorías

v. MINORíA.

Proteccionismo

En opinión de Serra Moret se llama así el conjunto de medidas adoptadas por un país para favorecer el desarrollo artificial de su riqueza, siendo las más frecuentes el alza de los aranceles de aduanas, las primas a la exportación, la exención de tributos a ciertas industrias o la subvención a determinadas producciones. Se trata de una doctrina económica vinculada con el mercantilismo y opuesta al libre cambio (v.).

Protector

El que protege o ampara, en cualquiera de los significados de protección (v.), excepto en lo económico, en que se dice proteccionista. | En Inglaterra, título adoptado por Cromwell tras la ejecución de Carlos I, como jefe del Estado y asimilable a un presidente (v.) de república.

Protectorado internacional

Parte de soberanía que un Estado ejerce, señaladamente sobre relaciones exteriores, en territorio que no ha sido incorporado plenamente al de su nación y en el cual existen autoridades propias de los pueblos autóctonos. | Territorio en el que se ejerce esa soberanía compartida. Los Estados sujetos a protectorado se clasifican entre los Estados semisoberanos. El régimen de protectorado se constituye de dos modos: por convenio entre el Estado protector y el protegido, o por decisión unilateral de la potencia protectora, que se impone por la fuerza al Estado protegido. Damianovich Oliveira lo define como la asociación establecida entre un Estado y una comunidad semicivilizada o salvaje, merced a la cual el primero obtiene de la segunda determinadas ventajas políticas o comerciales, a cambio de una protección que le brinda. Es, para unos autores, una forma de penetración pacífica (Antokoletz), y para otros un modo de extender la influencia política y económica (Despag-

Protesta

Promesa con aseveración o atestación de ejecutar una cosa (Dic. Acad.). | Más en general, afirmación de corresponder un derecho y advertencia de proceder contra cualquier perjuicio o daño que se derive de determinada actitud ajena. | Queja, reclamación. | Protesto (v.).

Protesta de mar

Declaración justificada del que manda un buque, para dejar a salvo su responsabilidad en casos fortuitos, tales como los daños que acaezcan al buque o a la carga y sus causas; la derrota seguida y los motivos voluntarios o forzosos de las separaciones; la echazón, averías u otras pérdidas cualesquiera; los peligros que haya corrido y los demás daños sucedidos; los choques o abordajes; las arribadas forzosas. Todos esos hechos o protestas deben ser consignados en el diario de navegación (v.).

Protestar

Formular una protesta (v.). | Levantar un protesto (v.).

Protesto

Acto que tiene por objeto la comprobación fehaciente de la falta de pago, a su vencimiento, de una letra de cambio, cheque, pagaré o billete a la orden. En Derecho cambiario, el protesto se puede referir a la falta de aceptación o a la falta de pago. El protesto se tiene que llevar al escribano o notario dentro de las veinticuatro horas del día del vencimiento y se formaliza en el día inmediato no feriado. Si el obligado a la aceptación o al pago no lo hiciere en el acto del protesto el escribano retendrá los documentos en su poder hasta una hora determinada del mismo día, y si el deudor de la aceptación o del pago no concurriere a cumplir su obligación, los documentos se entregarán al acreedor con un testimonio del acta de protesto, con lo cual podrán iniciarse las acciones respectivas.

Protocolización

Acto de registrar o incorporar un documento, sea público o privado, a un protocolo (v.) notarial.

Protocolo

Libro de registro numerado, rubricado o sellado que lleva el notario o escribano, según la denominación oficial en cada país del fedatario extrajudicial. | Dícese también protocolo del ceremonial diplomático o palatino.

Protocolo de Bruselas

Documento en el cual se comprenden los medios de defensa que, en Derecho Aeronáutico, puede invocar el asegurador a su favor. Fija los requisitos a que debe someterse el seguro aéreo, legislado en el art. 12 de la Convención de Roma, para que tenga derecho a obtener el beneficio de la limitación (A. R. Mercado). La Convención de Roma se concretó en dicha ciudad el 9 de mayo de 1933 y su objeto fue unificar las reglas sobre daños causados por las aeronaves en vuelo a personas o bienes que se encontrasen en la superficie del suelo.

Protonotario

El principal de los notarios (v.) o el jefe de ellos. | En el imperio romano, el primer notario.

Protutela

En algunos sistemas de protección de los menores no sujetos a la patria potestad, así como de los incapacitados por insania, no solo se da la institución de la tutela o de la curatela, sino también las del consejo de familia (v.) y de la protutela. En cuanto a esta última, su función especial consiste en vigilar los actos que realiza el tutor, a efectos de evitar posible abusos. La protutela es desempeñada por el protutor (v.), generalmente designado por el consejo de familia. La institución de la protutela (lo mismo que la del consejo de familia) ha sido muy discutida en la doctrina y rechazada por diversas legislaciones, como la ARGENTINA, por entender que sólo sirve para complicar el engranaje tutelar. Otras, contrariamente, estiman que tal institución es útil, porque contribuye a la mejor garantía de los derechos del tutelado, ya qué no son raros los casos en que los tutores o curadores no proceden con la necesaria honradez, y si bien es cierto que esa vigilancia está atribuida en algunos países a determinados organismos judiciales, resulta más teórica que real, porque tales organismos, por buena voluntad que tengan, carecen de medios para reconocer cuál es en cada momento la conducta de todos los tutores y curadores que desempeñan esos cargos, y que no siempre son afectos a sus pupilos.

Protutor

Quien ejerce la protutela (v.) donde tal organismo complementa al tutor (v.).

Provecho

Cualquier beneficio o utilidad. | Toda ganancia o lucro. | En el proceso económico, la diferencia entre el precio de costo y el de venta, en cada una de las etapas y para cada uno de los así gananciosos.

Proveedor

Quien realiza una provisión (v.) o abastecimiento. | Más en especial, el que lo efectúa habitualmente para cada cliente.

Proveeduría

Función del proveedor (v.). | Local donde almacena o expende sus productos. | Cooperativa o economato.

Proveer

Abastecer. | Resolver un asunto. | Dictar una resolución judicial. | Cubrir una plaza o cargo.

Proveer de conformidad

Acceder el juez a lo solicitado por la parte.

Proveído

Breve resolución de mero trámite o interlocutoria en unas actuaciones judiciales.

Providencia

Decisión judicial cuyo contenido varía en el criterio de diversos autores. Según Ramírez Gronda se llama así cualquier resolución judicial, exceptuada la sentencia. | Contrariamente, Couture dice que es toda decisión judicial, sea "mere-interlocutoria", sentencia interlocutoria o definitiva. | Cabanellas, más acertadamente a nuestro juicio, afirma que providencia es la resolución judicial no fundada expresamente, que decide sobre cuestiones de trámite y peticiones secundarias o accidentales. Esa falta de motivación es la que distingue la providencia del auto (v.), y más todavía de la sentencia (v.).

Providencia reservada

Providencia que, por razones de moralidad, o para asegurar su cumplimiento, no se notifica ni exhibe a alguna o todas las partes.

Providenciar

Dictar una providencia (v.) en autos. | Ordenar o disponer en general.

Providencias para mejor proveer

v. PARA MEJOR PROVEER.

Provincia

Parte importante de un territorio o nación. | Estado federado, como cada provincia ARGENTINA (v.). | División administrativa de un Estado, intermedia entre esa organización suprema de la vida pública y los municipios, como la provincia española. | Región francesa, integrada por varios departamentos o provincias en la acepción anterior. | Cada una de las grandes divisiones del imperio romano, correspondiente a países conquistados, situados fuera de Italia y cuyo gobierno casi absoluto se entregaba a un pretor (v.). | En Derecho Canónico, jurisdicción de una metrópoli (Dic. Der. Usual).

Provincia ARGENTINA

En el régimen federal ARGENTINO se denomina así cada uno de los Estados miembros que integran la nación. El régimen y las competencias provinciales se hallan determinados en la Constitución nacional, así como los recíprocos derechos y obligaciones entre el Estado federal y las provincias.

Provisión

Prevención de medios o cosas necesarios para un fin. | Alimentos, pertrechos u otros elementos, sentido en el cual la voz suele usarse en plural. | Suministro, abastecimiento. | Providencia, medida o disposición para lograr un objetivo. | Nombramiento para un oficio, designación para ocupar un cargo. | En el antiguo procedimiento, despacho o mandamiento judicial, expedido en nombre del rey por ciertos consejos o audiencias, para ejecución de lo ordenado por ellos. | En lo mercantil, provisión de fondos (v.) (Dic. Der. Usual).

Provisión de fondos

Para el Vocabulaire juridique,dirigido por Capitant, el crédito que el librado posee contra el librador de un letra de cambio o de un cheque cuyo importe será pagado por el librado al portador de una letra o del cheque. Según la generalidad de las legislaciones mercantiles, el librador está en la obligación de hacerle la oportuna provisión de fondos a la persona a cuyo cargo se gira la letra, salvo girarla por cuenta de un tercero, caso en el cual esa obligación recae sobre éste. Se supone hecha la provisión de fondos cuando, al vencer la letra, aquel contra el cual se libró sea deudor, de una cantidad igual o mayor al importe de ella, al librador o al tercero por cuya cuenta se haya hecho.

Provisional

Temporal, pasajero. (v.LIBERTAD PROVISIONAL.)

Provisor

En la jurisdicción eclesiástica, juez en que el obispo delega.

Provocación

Incitación o desafío para ejecutar o no ejecutar algo. | Acción dirigida a terminar con la pasividad o paciencia de otro, para que asuma una actitud agresiva. | Una de las formas de la acción criminal. (v.PROVOCACIóN AL DELITO)

Provocación al delito

Según el Código Penal español, la incitación de palabra, por escrito o impreso, u otro medio de posible eficacia, a la perpetración de cualquier delito. Se castiga como inducción (v.).

Provocación al duelo

La instigación para que alguien formule un desafío o lo acepte. Prohibido con mayor o menor sinceridad el duelo (v.) en los códigos penales, la provocación a él, que trata de herir la varonilidad del provocado, se encuentra penada en ley. Lástima que sea precepto sin aplicación.

Provocación del ofendido

Cuando la víctima de un delito ha instigado previamente a su agresor con palabras, hechos o ademanes que lo han irritado y conducido a reaccionar, aquella puede alegar una circunstancia atenuante (v.) según la legislación penal española.

"Provocatio ad populum"

Loc. lat. Recurso ante el pueblo. Tecnicismo romano que se concedía, al condenado por un magistrado a una pena, para que reviera la sanción la asamblea comicial. Limitado a Roma en un principio, se extendió luego a todo el imperio. Se ve en esto el origen de los recursos extraordinarios en la jurisdicción penal; sobre todo cuando, por ministerio de la ley, se concede sin más, de haber condena capital.

Proxeneta

En Roma y Grecia era un intermediario en las compraventas y, al parecer, igualmente para los casamientos. De ahí procede la acepción actual de alcahuete o rufián, del que practica el proxenetismo (v.).

Proxenetismo

Llamado también alcahuetería; o sea, la acción de un persona que solicita o sonsaca auna mujer para usos lascivos con un hombre, o encubriendo, concertando o permitiendo en su casa esta ilícita comunicación. Jurídicamente, el concepto es distinto, porque constituye delito el hecho precitado aun cuando la víctima no sea una mujer y porque el hecho delictivo está determinado sea por el ánimo de lucro del autor, por el propósito de satisfacer deseos ajenos, por el hecho de hacerse mantener por la persona prostituida o por la facilitación de la entrada o salida del país de una mujer o de un menor para el ejercicio de la prOStitUCión. (v. PROFILAXIS SOCIAL, PROSTITUCIóN.)

Proyecto

Plan o propósito para cierto fin.

Provecto de lev

Nombre de la propuesta legislativa que se debe al Poder Ejecutivo. Se diferencia así de la proposicion de la ley (v.), que surge del propio Parlamento.

Prueba

Conjunto de actuaciones que dentro de un juicio, cualquiera que sea su índole, se encaminan a demostrar la verdad o la falsedad de los hechos aducidos por cada una de las partes, en defensa de sus respectivas pretensiones litigiosas. Las pruebas generalmente admitidas en las legislaciones son las de indicios (v.), la presunción (v.) y especies, la confesión en juicio (v.), la de informes (v. PRUEBA DE INFORMES); la instrumental. llamada también documental (v. INSTRUMENTOS, PRUEBA INSTRUMENTAL); la testimonial (v. DECLARACIóN. PRUEBA TESTIFICAL o TESTIMONIAL), la pericial (v. PERITO, PRUEBA PERICIAL) Algunas legislaciones determinan el valor de ciertas pruebas, al cual se tiene que atener el juzgador, pero lo más corriente y lo más aceptable es que la valoración de las pruebas sea efectuada por el juez con arreglo a su libre apreciación. A más del significado procesal anterior, el de mayor relieve jurídico, prueba es toda razón o argumento para demostrar la verdad o la falsedad en cualquier esfera y asunto. | Ensayo o experiencia. | Parte minúscula que se gusta de un producto, o que se examina, para verificar si agrada o si presenta las cualidades apetecidas por el eventual adquirente. En los procedimientos, son objeto de prueba los hechos controvertidos, y solamente los hechos. Por excepción, que se interpreta de maneras distintas, los tribunales exigen a veces que se pruebe la costumbre, no obstante ser fuente jurídica, y el Derecho extranjero aplicable a su caso; ambos, en cuanto a su vigencia. (v. CARGA DE LA PRUEBA.)

Prueba admisible

En cada jurisdicción, cualquiera de los medios de prueba (v.) que el legislador acepte. | Más en concreto, la practicable por adecuarse a la causa y solicitarla ambas partes, o una con la anuencia del juez o tribunal. | En la lógica jurídica, la que por su solidez y pertinencia es muy probable que el juzgador recoja en el fallo.

Prueba aislada

La que consta por un solo medio y de manera inconexa con las restantes probanzas. Nada impide que pueda prosperar, siempre que no haya incompatibilidad de ningún orden, sobre todo por ir contra actos consentidos o confesados por la parte favorecida por ella.

Prueba anticipada

La que se obtiene o practica previamente a la traba de la litis, si bien aquel del cual se trata de obtener, recelando ya el planteamiento contencioso y el propósito del eventual adversario, puede oponer actitudes que no están muy lejos de un incidente previo. A este género corresponden las diligencias preliminares o preparatorias del juicio (v.). En otra perspectiva, cabe entender por prueba anticipada toda constancia de un acto jurídico para adecuado contenido y debida eficacia, aspecto en el cual lo son por excelencia los documentos, singularmente los de índole pública, por la fe que los acompaña. (v. PRUEBA PRECONSTITUIDA.)

Prueba circunstancial o compuesta

v. INDICIO.

Prueba concluyente

Aquella que, de forma irrebatible, demuestra la verdad o falsedad con que se argumenta y convence plenamente al juzgador. Todo ello supeditado a innumerables circunstancias.

Prueba conjetural

Por basarse en conjeturas, que se coordinan entre sí o con otros hechos probados, nombre dado también a la prueba indiciaria (v.).

Prueba cumplida

Prueba plena (v.).

Prueba de confesión

Confesión en juicio. (v.)

Prueba de indicios o indiciaria

v. INDICIO.

Prueba de informes

En las normas procesales ARGENTINAs se entiende por prueba de informes aquella que consiste en solicitar a las oficinas públicas, escribanos con registro y entidades privadas, informaciones relativas a actos o hechos que resulten de la documentación, archivo o registros contables del informante. Dentro de ese mismo tipo de prueba se encuentra el requerimiento a las oficinas públicas para que remitan al juez requirente expedientes, autos, testimonios o certificados relacionados con el juicio.

Prueba de la paternidad

v. INVESTIGACIóN DE LA PATERNIDAD o DE LAMATERNIDAD.

Prueba de los contratos

En términos generales puede decirse que la existencia de los contratos se prueba por los mismos medios que los relativos a cualquier acto jurídico. Sin embargo, la legislación civil suele determinar con respecto a ellos que se prueban por instrumentos públicos, por instrumentos particulares, por confesión judicial o extrajudicial de las partes, por juramento judicial, por presunciones legales o judiciales y por testigos. Sin embargo aquellos contratos para cuya validez se requiera una forma determinada, un instrumento público, sólo con ella podrán ser probados. Otro tanto cuando se requiera un principio de prueba por escrito (v.), como sucede con aquellos contratos que tengan por objeto una cantidad superior a cierta suma, caso en el cual no pueden ser probados por testigos.

Prueba de peritos

v. PRUEBA PERICIAL, PRUEBA POR PRESUNCIO-NES, PRESUNCIóN y sus ClaSeS.

Prueba de sangre

La que proporciona en las causas criminales este líquido o "tejido" vital. | La que el análisis de los grupos sanguíneos (v.) determina con respecto ala investigación de la paternidad. | Figuradamente, la muy difícil o decisiva.

Prueba directa

La que se relaciona de modo inmediato y concreto con el hecho controvertido, como la falsedad de un documento, por no ser auténtica la firma. (v. PRUEBA INDIRECTA.)

Prueba documental o instrumental

La formada por los documentos (v.) que las partes tengan-en su poder y que presenten en el juicio dentro del término procesal oportuno, o que, estando en poder de la parte contraria, se intime a ésta para su presentación cuando por otros elementos de juicio resulta verosímil su existencia y contenido. Dentro del concepto de estaprueba figuran también los documentos que se hallaren en poder de tercero, el que podrá ser requerido para su presentación, sin perjuicio del derecho de éste a una negativa si el documento fuere de su exclusiva propiedad y la exhibición pudiere ocasionarle perjuicio. Para la autenticidad de los documentos que no hacen fe por sí mismos, podrá exigirse el reconocimiento de la firma que los autorice, y, si fuere negada, se podrá acudir al cotejo en prueba pericial.

Prueba en contrario

La que el legislador admite para rebatir una presunción "iuris tantum" (v.). | Toda la opuesta a la del litigante adversario.

Prueba ilegal

La no admitida por la legislación en cuanto a los hechos, como la investigación de la paternidad, salvo casos excepcionales. | La que no se permite en determinadas circunstancias, como la testifical para contratos de elevada cuantía. (v. PRUEBA LEGAL).

Prueba impertinente

La que no guarda relación, sea afirmativo o negativo su resultado, con los hechos discutidos en un juicio, y que por ello cabe que el juzgador o instructor rechace en cuanto a su práctica. (v. PRUEBA PERTINENTE.)

Prueba indiciaria

La fundada en indicios (v.).

Prueba indirecta

Por fundarse en circunstancias provenientes de un hecho conocido que conduce a conclusiones inductivas, prueba indiciaria (v.).

Prueba instrumental

Nombre dado también a la prueba documental (v.).

Prueba legal

Sistema procesal de valoración de las pruebas opuesto al de la libre convicción o al de la sana crítica (v.) y según el cual el juez sólo puede considerar acreditado un hecho o una circunstancia cuando los presupuestos prefijados por el legislador han cobrado vida (Nocetti Fasolino). | En otros términos, pruebas legales son aquellas en que la ley señala anticipadamente al juez el grado de eficacia que debe atribuirse por el juzgador a determinado medio probatorio, prevaleciendo el criterio de la ley sobre el del juez. El sistema de las pruebas legales ha caído en descrédito, porque llevaba al extremo de absolver aun notorio delincuente o de condenar a un inocente, pese ala certeza de su culpabilidad o de su inocencia.

Prueba negativa

La referente a un hecho negativo, ardua en principio, pero no impracticable. Tal, la de la imposible paternidad de un marido preso durante todo el lapso de gestación de un hijo de su esposa, con la que no se le permitió además comunicación personal alguna. | La practicada sin el resultado que se esperaba por un litigante. (v. PRUEBA POSITIVA.)

Prueba nula

Aquella que no produce el fin perseguido por quien la propone, no obstante su práctica. | La propuesta o practicada fuera del término hábil para surtir efecto en juicio. | La que, por recurso interpuesto, se invalida por razones de forma o de fondo.

Prueba pericial

Es la que se deduce del dictamen de un perito (v.) en la ciencia o en el arte sobre el que verse la pericia. Bien se comprende que esta posibilidad probatoria es ilimitada, puesto que los juicios civiles o criminales pueden afectar a una gran cantidad de ciencias o artes. Las más frecuentes son la peritación medica, la contable, la caligráfica, la balística, la escopométrica, la dactiloscópica. Por norma general, el juez tiene la misma libertad para valorar la prueba pericial que con respecto a cualesquiera otras pruebas, contrariamente a la opinión de algunos autores. (v. PERITO.)

Prueba pertinente

Obtenga el resultado que crea un litigante o no, la ajustada a los hechos litigiosos y que por ello debe en principio practicarse. | La que ha logrado la convicción del juzgador. (v. PRUEBA IMPERTINENTE.)

Prueba plena

La que por sí sola basta para que se tenga por demostrado un hecho. (v. PRUEBA SEMIPLENA.)

Prueba por escrito

Prueba documental (v.).

Prueba por fama pública

La ajustada a declaraciones de un testigo de oídas (v.), en principio frágil por deficiencias en la transmisión y en la conservación en la memoria.

Prueba por peritos

Prueba pericial (v.).

Prueba por presunciones

La proveniente de cualquierpresunción (v.) admitida por la ley.

Prueba por testigos

Prueba testifical (v.).

Prueba positiva

La concerniente a un hecho positivo, como la demostración de vivir el ausente a quien se quiere dar por muerto. | La que es aceptada por el juez, con respecto a la parte que la propuso y a la que favorece. (v. PRUEBA NEGATIVA)

Prueba preconstituida

La que ha sido preparada con anterioridad al juicio eventual de que se trate, a efectos de acreditar posteriormente en autos el hecho que interese a quien preconstituye la prueba. Así los llamados documentos ad probationem.

Prueba semiplena

La que no basta para tener por probado un hecho, por lo que debe ser completada con otras pruebas. Corrientemente se estima que la prueba indiciaria (v.) y la presuntiva son semiplenas. (v. PRUEBA PLENA.)

Prueba tasada

Aquella en que el legislador determina los efectos que surte necesariamente, sin posible modificación en sus resultados y consecuencias, por el juzgador. obligado a aceptarla. Se la llama por eso también prueba legal (v.).

Prueba testifical o testimonial

La que se obtiene mediante la declaración de testigos (v.), que pueden serpresenciales, si conocen personalmente el hecho sobre el cual re-cae la prueba, o referenciales, cuando sólo lo conocen por lo que otras personas les han manifestado. Si bien las personas mayores de determinada edad tienen capacidad para testimoniar, hay algunas que quedan excluidas de la actuación en esa prueba, como los consanguíneos o afines en línea directa de las partes y el cónyuge.

Psicoanálisis criminal

v. PSICOLOGíA CRIMINAL.

Psicología criminal

Si la psicologia es la parte de la filosofía que trata del alma, sus facultades y operaciones, así como de la manera de sentir de una persona o de un pueblo, la psicología criminal será la ciencia que estudie el alma del delincuente, sus facultades y operaciones en relación con el delito o con la propensión a delinquir. Constituye, pues, un aspecto de la criminología (v.). Y así como hay problemas de sociología criminal colectiva, también los hay de psicología criminal colectiva, fenómeno este que se da con cierta frecuencia en la historia. La exploración de las causas morales y afectivas, basada en el análisis retrospectivo, que conduce al delito, es lo que se denomina psicoanálisis criminal. Según recuerda Jiménez de Asúa, el delito supone para los psicoanalistas un fenómeno de inadaptación social en que la parte atávica de la personalidad anímica vence al superyó, excepción hecha del caso en que los delincuentes tengan un superyó criminal, o en aquellos otros, muy excepcionales, en que carezcan del yo superior.

Psicópata

Enfermo mental.

Psicopatía

Cualquiera de las enfermedades mentales, con repercusiones diversas en el mundo jurídico, de alcanzar grado que incapacite en lo civil o exima o atenúe en lo penal.

Psicosis

v. ENAJENACIóN MENTAL.

Psiquiatría forense

Ciencia auxiliar del Derecho Penal que estudia las enfermedades mentales de los delincuentes, a fin de determinar su responsabilidad atenuada o nula dentro de los principios criminales clásicos o la necesidad de uno u otro de los tratamientos que por conveniencia individual y medidas de seguridad debe adoptarse (Dic. Der. Usual).

Púber

El llegado a la pubertad (v.).

Pubertad

Edad en que en el hombre y en la mujer empieza a manifestarse la aptitud para la reproducción. que suele ser de los 12 a los 14 años en las mujeres y de los 14 a los 16 en los hombres, pero con adelantos y retrasos individuales de importancia a veces por los climas y factores individuales. (v. ADULTO, IMPUBERTAD.) Esa aptitud se emparienta ante todo, por la capacidad natural, con la edad mínima que para el matrimonio tija cada legislador.

Pública honestidad

En el Derecho Canónico, impedimento dirimente del matrimonio, que procede de casamiento inválido y del concubinato público y notorio. El Codex ha simplificado notablemente este impedimento, que ahora sólo rige con la hija o la nieta, con la madre o la abuela de la persona con quien se celebró matrimonio anulado o de la que se fue públicamente amante.

Pública promesa

Ofrecimiento hecho por cualquier medio de publicidad para quien efectúe lo que se trata de recompensar, siempre que sea lícito. Su obligatoriedad no se discute en principio, cuando se produzca lo establecido como condición y antes de que el oferente se haya retractado. (v. PROMESA PúBLICA DE RECOMPENSA.)

Pública subasta

v. SUBASTA.

Publicación

Acto de llevara conocimiento general un hecho o cosa. | Manifestación o revelación de lo reservado, oculto o secreto. | Divulgación, difusión. | Amonestación o proclama matrimonial. | Obra literaria o artística ya publicada (Dic. Der. Usual).

Publicación de la sentencia

Medida de seguridad o pena accesoria que se impone en ocasiones para mayor eficacia represiva o para mejor reparación de la víctima; como es habitual, con la publicación del fallo, en los casos de condena por calumnia, difamación o injuria. A esa sanción se suma la de los gastos de inserción o transmisión de otra especie que se originen.

Publicación de las leyes

Acto de llevar a conocimiento general de los ciudadanos o súbditos de un país el texto legal o el de decretos, reglamentos y demás disposiciones generales y obligatorias, mediante la inserción en el periódico oficial o, con carácter urgente, por otros medios de difusión, como la radio o la televisión.

Publicaciones obscenas

En Derecho Penal, el hecho de publicar, fabricar, reproducir, exponer, distribuir o hacer circular libros, escritos, imágenes u objetos obscenos, constituye delito. Esto con independencia de las facultades de orden policial o municipal para impedir la exhibición o la circulación de tales escritos, imágenes u objetos. (v. OBSCENIDAD)

Publiciana

Acción publiciana (v.).

Publicidad

La calidad de lo público o conocido. | Propaganda mercantil o de otra especie. (v. CONTRATO DE PUBLICIDAD.) | Difusión, propagación.

Publicidad de los juicios

Principio fundamental del procedimiento moderno, opuesto al secreto inquisitorial, que establece como suprema garantía de los litigantes, de la averiguación de la verdad y de los fallos justos, que la instrucción de las causas, con ciertas reservas en lo penal, la práctica de la prueba, los alegatos y los fundamentos de las resoluciones, sean conocidos no solamente de las partes y de los que intervienen en los procesos, sino de todos en general.

Publicidad penal

Para el Código Penal español es agravante (v.) realizar el delito por medio de la imprenta, radiodifusión u otro medio que facilite la publicidad.

Publicidad registral

Carácter público, como acceso y consulta, de los registros oficiales. | Principio hipotecario que establece la realidad de las situaciones jurídicas anotadas o asentadas en el Registro de la Propiedad. en el sentido de que es verdad lo anotado o ‘inscrito y de que no afecta al adquirente cuyo derecho se halla registrado lo que no conste en el Registro (Dic. Der. Usual).

Público

Conocido o patente. | Sabido en general. | De todos o de la generalidad. | De uso general. | Proveniente de autoridad, a diferencia de lo privado. Este adjetivo origina infinidad de tecnicismos jurídicos, insertos al tratar de acción, administración, bienes, delito, Derecho, deuda, documento, escándalo, escritura, fe, fuerza, funcionario, hacienda, ministerio, obras, opinión, orden, pena, poder, posesión, promesa, pudor, servicio, y utilidad (v.), entre muchas otras voces.

Pudicicia

Virtud que consiste en guardar y observar honestidad en acciones y palabras. jurídicamente tiene el valor, como la honestidad (v.) misma, de afectar, igual que su contraria la impudicicia, ala configuración de determinados delitos.

Pudor

En lo sexual, honestidad. | En la actitud general, recato o modestia. | Reacción ruborosa frente a las insinuaciones o propuestas más o menos inmorales. (v. ATENTADO AL PUDOR, IMPUDOR; OFENSAS Y ULTRAJE AL PUDOR.)

Pudor público

"Compostura, vergüenza, reserva que la generalidad de los miembros de una sociedad guardan. en determinado momento histórico, frente a los asuntos de índole sexual, especialmente los que, de manera más o menos explícita, hacen referencia a la unión de los sexos. Es un sentimiento que alude a la moralidad y normalidad de los actos de esa especie" (E. J. Ure). Son atentatorios contra el pudor público todos los actos representativos de ultrajes al pudor. (v. EXHIBICIONES DESHONESTAS OBSCENI DAD, PUBLICACIONES OBSCENAS.)

Pueblo

En una acepción equivalente a población, ciudad, villa o lugar. | También conjunto de personas que componen un pueblo, provincia o nación. | Gente común y humilde de una población. Este último sentido va perdiendo su importancia conforme van nivelándose las clases sociales.

Pueblos precolombinos

Se da el nombre de pueblos precolombinos a todos los conglomerados étnicos o políticos que desarrollaron sus civilizaciones en América antes de la llegada de Colón. Entre los más importantes son de mencionar los incas, los aztecas y los mayas. Los incas, centrados en el Perú, extendieron su civilización hacia el sur y hacia el norte, sobre las costas del Océano Pacífico. Su organización política, considerada por algunos historiadores como la correspondiente a un Estado socialista casi perfecto, y por otros como la manifestación de un absoluto despotismo, se caracterizó siempre por su eficacia y disciplina. Su autoridad suprema estaba representada por el emperador, llamado inca, en cuyas manos se centralizaba todo el poder, no solo humano, sino también divino. Le seguían los gobernadores de provincia y los encargados de regir los "ayllús" o grupos más pequeños de población. Los aztecas ocupaban lo que constituye el territorio actual de Méjico y parte de la península de Yucatán. El imperio azteca estaba formado por una confederación de tres ciudades-estados, Tenochtitlán (de especial preeminencia), Texcoco y Tlacopán, sometidas siempre a la supremacía de la primera. El resto del territorio estaba integrado por provincias sometidas por medio de la conquista. El país era gobernado por un emperador o jefe supremo, cuya dignidad no era hereditaria, sino determinada por una elección, que recaía siempre entre los miembros de una misma familia. Junto a él se desempeñaba otro jefe supremo, que recibía el nombre de Cihuacosán (mujer serpiente), que actuaba como suplente del emperador. Ambos eran asesorados por el Gran Consejo o Tlatocán, que cumplía funciones administrativas y judiciales. En la religión azteca, de neto carácter politeísta, subsistían, como herencia de los primeros pobladores de la región, características animistas y mágicas unidas al mito de un principio creador del mundo. Los ritos se caracterizaban por su crueldad y por la devoción a las fuerzas naturales, que exigían continuos sacrificios humanos. Los mayas ocupaban la parte sur de la península de Yucatán y parte de Guatemala; estaban organizados en ciudades-estados, cada una de las cuales era gobernada por un jefe denominado halachuinic, que transmitía su autoridad por vía hereditaria. Lo secundaba un Consejo de Estado, integrado por jefes, sacerdotes y consejeros especiales. La religión de los mayas era politeísta y el culto tendía a obtener beneficios concretos de esas divinidades; vale decir que presentaba un carácter netamente utilitario. Esos pueblos tuvieron conciencia muy clara de que era mucho más importante la tribu que el individuo y que, en consecuencia, cada uno de estos últimos debía contribuir al bienestar de la comunidad. Los actos antisociales eran tan severamente castigados que, en algunos casos, la sanción llevaba aparejada la esclavitud.

Puericia

Edad entre la infancia y la adolescencia, entre los 7 y los 14 años, por lo común.

Puerta abierta

En Derecho Internacional Público, la norma contenida en el art. 22 del Pacto de la Sociedad de Naciones, que, al establecer el régimen de mandato aplicable a las antiguas colonias alemanas y a ciertos territorios asiáticos, dividió a los Estados bajo mandato en tres categorías, A, B y C, en la primera de las cuales rige el principio de igualdad económica, que es llamado puerta abierta, para todos los miembros de la Sociedad, fundado en los tratados sobre mandatos.

Puerto

Lugar de la costa, natural o artificial, abrigado de los vientos, donde fondean las naves y se efectúan con comodidad y seguridad las operaciones de carga y descarga de mercaderías o el embarco y el desembarco de tripulantes y pasajeros, según el concepto inserto en el Diccionario de Derecho Usual y fundamental en el Derecho Marítimo.

Puerto aéreo

Aeropuerto (v.).

Puerto de amarre

El domicilio legal de un buque, desde el cual parte para viajes directos o con escalas y al que vuelve, por encontrarse en él sus propietarios y administradores.

Puerto de matrícula

Lugar donde se efectúa la inscripción del buque en el registro especial que lleva la autoridad marítima. (v. MATRíCULA DEBUQUES.)

Puerto franco

El exento de derechos aduaneros. (v. ZONA FRANCA)

Puerto seco

Nombre dado a veces a las aduanas fronterizas, para diferenciarlas así de los puertos marítimos o fluviales; en otro tiempo, otra verificación de las entradas y salidas de personas y cosas de un país a otro. La aviación ha impuesto el tercer género, el de los aeropuertos (v.).

Puja

Para Serra Moret, la sucesión de ofertas hechas en subasta (v.) o remate público, para la adquisición o arriendo de alguna cosa, mediante las cuales el precio crece hasta el momento de la adjudicación.

Pundonor

Para la Academia Española, estado en que, según la común opinión de los hombres, consiste la honra o crédito de uno.

Punibilidad

Situación en que se encuentra quien, por haber cometido una infracción delictiva, se hace acreedor a un castigo. Sin embargo, hay circunstancias en que, aun existiendo la infracción penal y su autor, éste no puede ser castigado por razones previamente determinadas por el legislador. (v. EXCUSA ABSOLUTORIA)

Punible

Acción u omisión, proceder al que la ley señala una pena. | El que ha incurrido en acto penado.

Punición

Castigo o represión.

Púnico

Antiguamente, cartaginés. El adjetivo se ha tornado jurídico mediante la rencorosa expresión romana de fe púnica (v.).

Punitivo

Que implica pena o castigo. | Concerniente a lo penal.

Punto de derecho

Para el Vocabulaire juridique dirigido por Capitant, parte de los motivos de un fallo donde se anuncian las razones invocadas por cada una de las partes en apoyo de sus pretensiones, así como el resumen de las cuestiones sometidas al fallo del tribunal. Se contrapone al punto de hecho (v.) y en el tecnicismo procesal español debe hablarse de considerando (v.).

Punto de hecho

Con igual procedencia que el tecnicismo precedente, por éste se entiende la parte de los motivos de un fallo donde se anuncian los nombres y domicilio de las partes y los hechos de la causa. Luis Alcalá-Zamora acota que en el tecnicismo procesal hispano hay que hablar de encabezamiento de la sentencia y de resultando (v.), que permiten la identificación personal de los litigantes y fijar su actitud en el procedimiento, así como los hechos probados en que la sentencia se apoya.

Puntualidad

Exactitud y diligencia en hacer o cumplir en momento oportuno o debido. | Certidumbre, adecuación o conveniencia entre medios y fines. | Acudimiento o presencia ala hora señalada para un acto y, más en especial aun, para iniciación del trabajo.

Pupila

Con relación a su tutor (v.), la huérfana menor de edad o sujeta a esa protección jurídica por alguna otra previsión legal. | También prostituta que desarrolla su comercio en un burdel.

Pupilaje

Condición de pupilo o pupila (v.). | Casa de huéspedes. | Precio o pensión que se paga en ella. | Estado de sumisión a la voluntad ajena, por recibir de una persona el sustento diario. (v. ALIMENTOS.)

Pupilar

Concerniente al pupilo (v.), como menor de edad sujeto a tutela.

Pupilo

El huérfano menor de edad, en relación con su tutor (v.). | Huésped que abona hospedaje en casa particular. | Colegial interno en un establecimiento de enseñanza elemental o secundarla. | Antiguamente, niño de corta edad, cualquier impúber (Dic. Der. Usual).

Purga

Exención o redención de carga o gravamen.

Purgación

Purificación y desvanecimiento de los indicios contra un acusado. | Manifestación de inocencia ante una imputación penal.

Purgación canónica

La prueba establecida en lo canónico para que el acusado de un delito, que no cabe probar plenamente, acredite su inocencia y destruya las sospechas o indicios que lo perjudican, mediante su juramento y el de sus compurgadores, según Escriche. (v. PURGACIóN VULGAR)

Purgación vulgar

Examen judicial a que, a falta de otra prueba, se sometía, en el fuero canónico, al acusado, tales como la prueba del fuego, la del hierro encendido, la del agua hirviendo o el combate singular. De salir indemne, se lo tenía por Inocente; en otro caso, por culpable. Está abolida hoy. (v. PURGACIóN CANóNICA)

Puro

A más de lo que no tiene mezcla, de lo perfecto, de lo virginal, el adjetivo señala lo carente de condición, plazo, carga o gravamen.

Purpurado

Del color de las vestiduras características, cardenal (v.), jerarca católico, en dignidad inmediata a la del papa.

Putativo

Supuesto, en apariencia. De ahí que sea calificación técnica en el matrimonioputativo y en el padre putativo (v.), entre otras locuciones jurídicas de interés.

Terminos Juridicos. Letra O

abril 19, 2010
  1. Obcecación
  2. Obediencia
  3. Obediencia ciega
  4. Obediencia conyugal
  5. Obediencia debida
  6. Obediencia filial
  7. Obediencia jerárquica
  8. Obispado
  9. Obispo
  10. Obispo de Roma
  11. Obispo in pártibus
  12. óbito
  13. Obituario
  14. Objetividad
  15. Objetivismo jurídico
  16. Objetivo
  17. Objeto
  18. Objeto de la obligación
  19. Objeto de los contratos
  20. Objeto del acto jurídico
  21. Objeto del Derecho
  22. Objeto material del delito
  23. Objeto social
  24. Oblicuo
  25. Obligación
  26. Obligación a plazo
  27. Obligación a prorrata
  28. Obligación a término
  29. Obligación accesoria
  30. Obligación alimentaria
  31. Obligación alternativa
  32. Obligación ambulatoria
  33. Obligación aplazada
  34. Obligación bajo condición resolutoria
  35. Obligación bajo condición suspensiva
  36. Obligación bilateral
  37. Obligación civil
  38. Obligación colectiva.
  39. Obligación compuesta
  40. Obligación común
  41. Obligación con cláusula penal
  42. Obligación condicional
  43. Obligación conjuntiva o conjunta
  44. Obligación contractual
  45. Obligación correal
  46. Obligación correlativa
  47. Obligación cuasicontractual
  48. Obligación cuasidelictuosa
  49. Obligación de buena fe
  50. Obligación de comercio
  51. Obligación de dar
  52. Obligación de estricto derecho
  53. Obligación de hacer
  54. Obligación de no dar
  55. Obligación de no hacer
  56. Obligación de tracto sucesivo
  57. Obligación de tracto ímico
  58. Obligación delictuosa
  59. Obligación disyunta
  60. Obligación divisible
  61. Obligación específica
  62. Obligación "ex lege"
  63. Obligación extracontractual
  64. Obligación facultativa
  65. Obligación genérica
  66. Obligación genérica delimitada
  67. Obligación ilícita
  68. Obligación ilíquida
  69. Obligación imperfecta
  70. Obligación imposible
  71. Obligación individual
  72. Obligación indivisible
  73. Obligación legal
  74. Obligación lícita
  75. Obligación líquida
  76. Obligación literal
  77. Obligación mancomunada
  78. Obligación mercantil
  79. Obligación mixta
  80. Obligación modal
  81. Obligación múltiple
  82. Obligación natural
  83. Obligación negativa
  84. Obligación nula
  85. Obligación pecuniaria
  86. Obligación penal
  87. Obligación perfecta
  88. Obligación personal
  89. Obligación personalísima
  90. Obligación posible
  91. Obligación positiva
  92. Obligación potestativa
  93. Obligación principal
  94. Obligación privilegiada
  95. Obligación pura y simple
  96. Obligación putativa
  97. Obligación real
  98. Obligación simple
  99. Obligación simplemente mancomunada
  100. Obligación sinalagmática
  101. Obligación solidaria
  102. Obligación subsidiaria
  103. Obligación transmisible
  104. Obligación tributaria
  105. Obligación unilateral
  106. Obligación voluntaria
  107. Obligaciones comerciales o mercantiles
  108. Obligaciones de resultado y de medios
  109. Obligaciones del tesoro
  110. Obligaciones hipotecarias
  111. Obligaciones inherentes a la persona
  112. Obligaciones procesales
  113. Obligaciones recíprocas
  114. Obligacionista
  115. Obligado
  116. Obligar
  117. Obligarse
  118. Obligatoriedad
  119. Obligatorio
  120. óbolo
  121. Obra
  122. Obra anónima
  123. Obra artística
  124. Obra científica
  125. Obra de mano
  126. Obra literaria
  127. Obra maestra
  128. Obra manual
  129. Obra muerta
  130. Obra nueva
  131. Obra ruinosa
  132. Obra viva
  133. Obrada
  134. Obrador
  135. Obraje
  136. Obrar
  137. Obras
  138. Obras públicas
  139. Obrepción
  140. Obrerismo
  141. Obrero
  142. Obscenidad
  143. Obscurantismo
  144. Obscuridad de las leyes
  145. Obscuridad de los contratos
  146. Obsequio
  147. "Obsequium"
  148. Observación
  149. Observancia
  150. Obsidional
  151. "Obsignatio"
  152. Obstrucción
  153. Ocasión
  154. Ocasional
  155. Occidental
  156. Occidente
  157. Occisión
  158. Occiso
  159. Océano
  160. Ocio
  161. Ociosidad
  162. Ocioso
  163. Oclocracia
  164. Ocular
  165. Ocultación
  166. Ocultación de bienes
  167. Ocultación de nombre
  168. Ocupación
  169. Ocupación temporal
  170. Ocupador
  171. Ocupante
  172. Ocupar
  173. Ocuparse
  174. Ocurrencias notables
  175. Odio
  176. O.E.A.
  177. Ofender
  178. Ofendículo
  179. Ofendido
  180. Ofensa
  181. Ofensa a la autoridad
  182. Ofensa cualificada a la víctima
  183. Ofensa grave
  184. Ofensas a la moral
  185. Ofensas a la religión
  186. Ofensas al pudor
  187. Ofensor
  188. Oferente
  189. Oferta
  190. "Officium"
  191. Oficial
  192. Oficial de justicia
  193. Oficialía
  194. Oficialidad
  195. Oficialidad del buque
  196. Oficialismo
  197. Oficializar
  198. Oficiar
  199. Oficina
  200. Oficina Internacional del Trabajo
  201. Oficinista
  202. Oficio
  203. Oficio de hipoteca
  204. Oficio de república
  205. Oficio enajenado
  206. Oficio judicial
  207. Oficio público
  208. Oficio servil
  209. Oficioso
  210. Ofrecer
  211. Ofrecimiento
  212. Ofrecimiento de pago
  213. Ofrecimiento de prueba
  214. Ofuscación
  215. Oída
  216. Oidor
  217. Oír
  218. O.I.T.
  219. Olerón
  220. Oligarquía
  221. Ológrafo
  222. Olvidado
  223. Olvido
  224. Omecillo
  225. Omisión
  226. Omisión de denuncia
  227. Omisión de herederos
  228. Omisión dolosa
  229. O.M.M.
  230. Oneroso
  231. Ontología jurídica
  232. O.N.U.
  233. "Onus probandi incumbit actori"
  234. Opción
  235. Opción contractual
  236. Opción de compra
  237. Opción de nacionalidad
  238. Opción y cúmulo
  239. "Ope legis"
  240. Operación
  241. Operación a cubierto
  242. Operación a la vista
  243. Operación a plazo o a término
  244. Operación al contado o a la vista
  245. Operación bancaria
  246. Operación de bolsa
  247. Operación de crédito
  248. Operación en descubierto
  249. Operación en firme
  250. "Operae"
  251. "Operae fabriles"
  252. "Operae officiales"
  253. Operar
  254. Operario
  255. Opinión
  256. Opinión pública
  257. Opiniones de los jurisconsultos
  258. Oponibilidad
  259. Oportunismo
  260. Oposición
  261. Oposición administrativa
  262. Oposición al matrimonio
  263. Oposición política
  264. Oposición procesal
  265. Opositor
  266. Opresión
  267. Oprobio
  268. Optar
  269. "Optio tutoris"
  270. "Opus"
  271. Oral
  272. Oralidad
  273. "Oratio"
  274. "Oratio Antonini"
  275. "Oratio Severi"
  276. Oratoria forense
  277. Ordalía
  278. Orden
  279. Orden de detención
  280. Orden de prisión
  281. Orden de suceder
  282. Orden del día
  283. Orden imperativa
  284. Orden jerárquico
  285. Orden jurídico
  286. Orden mayor
  287. Orden menor
  288. Orden militar
  289. Orden moral
  290. Orden público
  291. Orden público internacional
  292. Orden religiosa
  293. Orden sacerdotal
  294. Orden sagrado
  295. Orden social
  296. Orden sucesorio
  297. Ordenación
  298. Ordenado "in sacris"
  299. Ordenamiento
  300. Ordenamiento de Alcalá
  301. Ordenamiento de las Tafurerías
  302. Ordenamiento de Montalvo
  303. Ordenamiento de Nájera
  304. Ordenamiento Real
  305. Ordenancista
  306. Ordenanza
  307. Ordenanzas de Bilbao
  308. Ordenanzas de Colbert
  309. Ordenanzas de Indias
  310. Ordenanzas municipales
  311. Ordenar
  312. órdenes de entrega
  313. Ordinario
  314. "Ordinatio iudicii"
  315. "Ordo iudiciorum privatorum"
  316. "Ordo iudiciorum publicorum"
  317. Orejón
  318. Orfandad
  319. Orgánico
  320. Organismo
  321. Organismo autónomo
  322. Organismos especializados
  323. Organización
  324. Organización criminal
  325. Organización de Aviación Civil Internacional
  326. Organización de Cooperación y Desarrollo Económico
  327. Organización de las Naciones Unidas
  328. Organización de las sociedades primitivas
  329. Organización de los Estados Americanos
  330. Organización de los pueblos precolombinos
  331. Organización del Tratado del Atlántico Norte (O.T.A.N.)
  332. Organización Europea de Cooperación Económica
  333. Organización Internacional del Trabajo
  334. Organización judicial
  335. Organización Meteorológica Mundial
  336. Organización Mundial de la Salud
  337. Organización no gubernamental
  338. Organización para la Alimentación y la Agricultura
  339. Organización social
  340. órgano
  341. órganos societarios
  342. Orientación profesional
  343. Oriental
  344. Oriente
  345. Origen
  346. Original
  347. Originario
  348. Oriundez
  349. Oro
  350. Ortodoxia
  351. Ortotanasia
  352. Ostracismo
  353. O.T.A.N.
  354. O.T.A.S.E.
  355. Otorgamiento
  356. Otorgante
  357. Otorgar
  358. Otrosí
  359. O.v.R.A.


Obcecación

Estado anímico caracterizado por una ofuscación persistente e intensa que inhibe en mayor o menor medida la conciencia e incluso la voluntad. Esa anormalidad de la psiquis, que puede perjudicar tanto en la gestión de los propios asuntos, sin acción para rectificaciones, salvo supuestos muy especiales, se revela con cierto amparo jurídico en el campo penal, donde se valora como posible atenuante, por cuanto diluye en cierto grado el dolo y la peligrosidad habitual del agente que obra obcecado. Por el legislador, en tal esfera, la obcecación se asimila al arrebato o a la emoción violenta (v.), según los tecnicismos, más divergentes en el léxico que en el contenido.

Obediencia

Ejecución de la voluntad de quien manda, siempre en la esfera de su competencia o jurisdicción. | Acatamiento. | Sometimiento, sumisión. | Cumplimiento de orden, ley u otro precepto imperativo, ya por la conciencia del deber o por la coacción moral que el castigo, ante la pasividad o rebeldía, origina (Dic. Der. Usual). En lo canónico, el de obediencia es uno de los votos que, además del de pobreza, humildad y castidad, formulan los profesos. | Todo precepto religioso, de ineludible acatamiento. | Empleo que se ejerce con expreso mandato de un superior canónico.

Obediencia ciega

La que cumple, siempre y fielmente, sin examinar su licitud ni su rigor, el mandato recibido. Al margen de esa sumisión aceptada por fanatismo, en términos de estricto derecho rige muy excepcionalmente; si acaso, en el ejército y en el curso mismo de operaciones bélicas. No ampara, por el contrario, el exceso represivo, por cuanto los institutos de esa índole están sujetos a algo menor y suficiente: la obediencia debida (v.), en que al deber para el que la pone por obra debe sumarse el derecho en quien dispone y el respeto de aquellos a quienes el acto ordenado alcance.

Obediencia conyugal

La que tradicionalmente imponen los códigos civiles a la mujer con relación al marido y que las casadas eluden o infringen con impunidad casi absoluta. De todas formas, la sistemática desobediencia de su mujer puede ser alegada por el marido para causa de divorcio, especialmente si ello implica la ruptura de la cohabitación hogareña o la negativa a la cohabitación carnal sin causa personal fundada. En lo canónico, esta obediencia aparece expresa en la epístola de San Pablo a los efesios: "Las casadas están sujetas a sus maridos, como al Señor, por cuanto el hombre es cabeza de la mujer". Pese a todo, los tiempos modernos tienden a atenuar al extremo esta sujeción legal y moral.

Obediencia debida

La que se presta a un superior jerárquico y que descarga en él la responsabilidad de hechos que no sean delictivos evidentemente. Constituye una causa de inimputabilidad, por cuanto legalmente se estima que no es punible quien obra en virtud de ella. Sin embargo, la aplicación de esta norma no deja de ofrecer dificultades, pues, si para la inimputabilidad se requiere que la obediencia sea debida, quiere decirse que no siempre el haber actuado el agente cumpliendo la orden que le fue dada por quien se atribuía facultades’ para hacerlo puede eximir de responsabilidad penal. Sólo han de ser obedecidas las órdenes lícitas y deben ser desobedecidas las ilícitas. Mas esto coloca al subordinado en la necesidad de valorar la orden recibida antes de ejecutarla, a efectos de darle cumplimiento o no. La inimputabilidad mencionada, como dijo Carrara, no puede constituir "una patente de impunidad para todos los sometidos". Suele estimarse en doctrina que, para que funcione esta eximente, el juez tendrá que apreciar si el subordinado ejecutor de la orden tuvo posibilidad de conocer su ilicitud, considerando su posición, educación, índole de sus funciones, medio social en que se desenvuelve, etc. A partir de la terminación de la segunda guerra mundial, muchos funcionarios civiles y militares alemanes trataron de justificar sus actos genocidas alegando haber procedido en cumplimiento de órdenes recibidas de sus superiores; es decir, por obediencia debida. No obstante, los tribunales han solido rechazar esa defensa. (v. OBEDIENCIA CIEGA.)

Obediencia filial

La debida a los padres por los hijos menores de edad y sujetos a su potestad. No obliga a todos los hijos menores, por cuanto pueden ser huérfanos (caso en el cual ese deber de sumisión se traslada al tutor u otro representante legal), porque los padres pueden haber sido despojados de sus facultades por mal uso o abuso o por incapacidad física o mental; por no ser conocidos sus progenitores, situación en que se recae en el primero de los supuestos. La obediencia filial, a diferencia capital con la obediencia conyugal (v.). posee una garantía eficaz: el llamado derecho de corrección paterno, que en la práctica se traduce en lícitos, aunque moderados, malos tratos…

Obediencia jerárquica

Por lo general, locución penal eximente que se equipara a la obediencia debida (v.). Discrepa Jiménez de Asúa, que enfoca la cuestión como causa de inculpabilidad, y no como causa de inimputubilidud, por fundarse en un error. Expresa que si el inferior jerárquico queda exento de pena, por obedecer una orden del superior que viene en forma, pero que lesiona injustamente un derecho, es porque el subordinado cree erróneamente que se le manda algo justo.

Obispado

Jerarquía, dignidad y jurisdicción territorial de un obispo (v.).

Obispo

El obispado es una institución canónica de Derecho Divino. Según el canon 329, párr. 1, del Codex luris Canonici de 1918, los obispos son sucesores de los apóstoles y están colocados al frente de iglesias peculiares que gobiernan con potestad ordinaria bajo la autoridad del Romano Pontífice. Ocupan el primer rango de la jerarquía de orden y poseen la plenitud del sacerdocio. (v. SUFRAGáNEO.) El Codex exige, para ser puesto al frente de una diócesis, ser hijo legítimo, sin que baste la legitimación por subsiguiente matrimonio; tener cumplidos 30 años; llevar 5 ejerciendo el sacerdocio; estar dotado de buenas costumbres, lo cual se acredita por la información de vita et moribus, y ser doctor o perito en Teología y Derecho Canónico, por su delicada definición y decisión de cuestiones dogmáticas y Jurídicas, como en las causas matrimoniales. Los obispos, designados por el papa, con cierta propuesta del jefe del Estado en algunos países, se han erigido en cogobernantes de la Iglesia de acuerdo con el sentido democrático y colegiado impreso a la jerarquía eclesiástica por el II Concilio Vaticano.

Obispo de Roma

Uno de los títulos eclesiásticos del Romano Pontífice, por ser el mitrado de la capital italiana y católica a la par.

Obispo in pártibus

De modo más completo, in pártibus infidélium, y también obispo titular, de título o de anillo, el designado para una diócesis en que no reside, por ser territorio de infieles y de prohibida o peligrosa permanencia en ella. Suele referirse a comarcas de Africa o Asia.

óbito

Defunción, fallecimiento.

Obituario

Libro parroquial en el que se anotan las defunciones y entierros en que la Iglesia interviene.

Objetividad

Actitud crítica imparcial que se apoya en datos y situaciones reales, despojada de prejuicios y apartada de intereses, para concluir sobre hechos o conductas.

Objetivismo jurídico

Conjunto de normas, principios, teorías, doctrinas y tendencias que ponen en relieve, en el fenómeno jurídico, todo aquello que, formal o materialmente, reconoce mayor grado de autonomía e independencia con relación a las estructuras mentales, actividades psicológicas y facultades valorativas de los sujetos del Derecho; es decir, a los aspectos subjetivos y personalistas que juegan en su ámbito (J. C. Molina).

Objetivo

Perteneciente al objeto (v.). | Ajustado a la objetividad (v.). | Imparcial, sin prejuicios.

Objeto

Materia o asunto que sirve al ejercicio de las facultades mentales. | Cosa. | Materia o sujeto de una ciencia. | Fin o intento a que se dirige o encamina una acción u operación (Dic. Acad.). En esta última acepción es, pues, la finalidad que con el acto u operación se persigue. Capitant define el objeto como la prestación sobre la que recae un derecho, obligación, contrato o demanda judicial. El de un contrato será la o las obligaciones que de él se derivan. El de una obligación, lo que incumba realizar a la persona obligada. No hay que confundir el objeto de los actos jurídicos con la causa ni con su motivo (v.).

Objeto de la obligación

La prestación o hecho y la abstención u omisión que una o ambas partes establecen como contenido de este nexo jurídico.

Objeto de los contratos

Declara sobre el tema el Código Civil ARGENTINO que "toda especie de prestación puede ser objeto de un contrato, sea que consista en una obligación de hacer, sea que consista en la obligación de dar alguna cosa, y, en este último caso, sea que se trate de una cosa presente o de una cosa futura, sea que se trate de la propiedad, del uso o de la posesión de la cosa" (art. 1.168). Con ese carácter más genérico puede afirmarse que son susceptibles de constituir objeto de los contratos todas las cosas o bienes en el comercio de los hombres y todos los servicios no contrarios a la ley o a la moral. (v. OBJETO DEL ACTO JURíDICO.)

Objeto del acto jurídico

En la amplia enumeración del Código Civil ARGENTINO, tal posibilidad de contenido abarca esta escala de posibilidades: 1") cosas que estén en el comercio; 2") aun no estando en el comercio, que no estén prohibidas; 3") hechos no imposibles ni ilícitos ni inmorales; 4") hechos no prohibidos (redundancia de lo anterior); 5") hechos no contrarios a la libertad de la conciencia o de las acciones; 6") hechos que no perjudiquen a un tercero en sus derechos. (v. OBJETO DE LOS CONTRATOS )

Objeto del Derecho

Las personas, las cosas y las acciones judiciales, en toda su complejidad, constituyen tal objeto o el de las relaciones jurídicas. A ese enfoque, sobre el contenido, el Diccionario de Derecho Usual, considerando el objeto comofinalidad, y recordando las extremas divergencias doctrinales, agrega que el Derecho pretende establecer o restablecer las relaciones justas, pacíficas y bienhechoras entre los hombres por la regulación normativa y su efectiva exigencia, cuando proceda y se actúe.

Objeto material del delito

Afirma Carrara que el objeto del delito no es ni la cosa ni el hombre sobre los que se ejercita la acción criminal, pues el delito no se persigue como acto material, sino como ente jurídico, y de ahí que la acción material tendrá por objeto la cosa o el hombre, mientras que el ente jurídico no puede tener por objeto sino una idea: el derecho violado que la ley protege mediante una prohibición.

Objeto social

Cláusula de los contratos de sociedad en la que se establece cuáles serán las actividades a las que ha de dedicarse la sociedad.

Oblicuo

Figuradamente, indirecto, como ciertos ataques u ofensas, y como algunas defensas procesales; así, la acción oblicua (v.).

Obligación

Deber jurídico normativamente establecido de realizar u omitir determinado acto, y a cuyo incumplimiento por parte del obligado es imputada, como consecuencia, una sanción coactiva; es decir, un castigo traducible en un acto de fuerza física organizada (J. C. Smith). Claro es que esta definición se encuentra referida a las obligaciones de orden legal, por cuanto hay también obligaciones morales, que no llevan aparejada ninguna sanción coactiva, sino que quedan sometidas ala conciencia del obligado por esa calificación social. Jurídicamente, y en términos generales, puede decirse que las obligaciones admiten la siguiente división: a) de hacer, b) de no hacer, c) de dar cosas ciertas, d) de dar cosas inciertas, e) de dar sumas de dinero. La simple enunciación de esas obligaciones resulta suficiente para comprender su contenido. Se clasifican asimismo en principales, cuando subsisten por sí mismas; accesorias, cuando dependen o están vinculadas con la principal; puras, cuando no dependen de una condición; condicionales, cuando su cumplimiento depende de ciertas circunstancias, por lo que adquieren diversas modalidades (v. CONDICIóN); divisibles, cuando también lo sea la cosa, el hecho o la abstención que ha de ser cumplida y siempre que tal fraccionamiento se encuentre permitido legal o convencionalmente, e indivisibles, en el supuesto contrario. Las obligaciones pueden ser también naturales, entendiéndose por tales las que se fundan en una causa suficiente para engendrar en una persona, y con respecto a otra, una prestación determinada, pese a que el legislador no las haya incluido entre las obligaciones civiles, por cuanto no dejan al titular del derecho ningún medio procesal para reclamarlas; civiles, que, contrariamente a las naturales, son aquellas cuyo cumplimiento puede ser exigido por vía legal; mancomunadas, cuando reconocen varios acreedores o varios deudores, no obstante estar representadas por una sola prestación; solidarias, cuando su cumplimiento puede ser íntegramente exigido por cada uno de los acreedores o de cada uno de los deudores, y a plazo, cuando su ejercicio está sujeto a un término suspensivo o resolutorio. Se llaman obligaciones alternativas cuando, conteniendo una pluralidad de obligaciones, el deudor queda librado de todas ellas mediante el cumplimiento de una sola, y son facultativas cuando, no teniendo por objeto sino una sola prestación, el deudor tiene la facultad de substituir por otra. En las voces inmediatas, a más de ampliar sobre las enunciaciones precedentes, se abordan otras especies obligacionales de interés. Las obligaciones exigen al menos dos sujetos: el que puede exigirlas: el acreedor, y el sometido al cumplimiento: el deudor. Cuando hay reciprocidad en los derechos y obligaciones se habla de partes, que adquieren nombres específicos, sobre todo en contrato (v.). Pero no es sólo el contrato una de las fuentes de las obligaciones (v.). Aparecen también, en el repertorio clásico, la ley, el delito, el cuasicontrato y el cuasidelito (v.). Señala L. Alcalá-Zamora que existe un proceso biológico completo para las obligaciones: tienen su origen o fuentes y su vida o contenido, pero poseen además su extinción. En este orden hay que citar: 1º) el pago o cumplimiento, 2º) la pérdida de la cosa debida, 3º) la condonación o remisión, 4º) la confusión de los derechos del acreedor con los deberes del deudor, 5º) la compensación, 6º) la novación, 7º) la transacción, 8º) la renuncia del derecho por el acreedor, 9º) el mutuo disenso, 10º) la condición resolutoria, 11º) el juramento decisorio, 12º) el término extintivo, 13º) en las obligaciones personalísimas, 14º) la prescripción. (v. las voces principales). La nulidad, para unos, es causa también de extinción obligacional; para otros, obstáculo para su origen.

Obligación a plazo

La que presenta supeditado su cumplimiento a un día determinado o indeterminado, pero cierto. El plazo es determinado cuando está fijado un día concreto, y es indeterminado cuando depende de un hecho de producción necesaria: cuando muera alguien señalado. Precisamente la certeza dentro de la indeterminación fija la separación entre las obligaciones aplazo y las condicionales, en que existe la posibilidad de que no se concreten, por no cumplirse la condición.

Obligación a prorrata

Nombre que se da también a la obligación mancomunada (v.).

Obligación a término

Obligación aplazo (v.).

Obligación accesoria

Aquella que se encuentra supeditada, en su existencia y eficacia, a otra por ello conocida como obligación principal (v.). Extinguida o nula ésta, aquélla desaparece o no surge; por el contrario, la invalidez de la accesoria no afecta a la principal en su vigencia.

Obligación alimentaria

La que impone prestar o procurar alimentos (v.) en el sentido jurídico de todos los medios de subsistencia, no sólo la fisiológica. Suele ser legal, que afecta a los parientes próximos en casos de incapacidad de lograr su sustento alguna persona; convencional, cuando así se haya convenido, por liberalidad o con carácter remuneratorio, y puede ser testamentaria, en forma de legado de alimentos (v.). En el primer supuesto ha de estarse a la letra de la ley; en el segundo, a los términos de lo convenido; en el último, al texto testamentario que efectúe esa liberalidad. La obligación alimentaria no admite renuncia ni compensación.

Obligación alternativa

Para el Código Civil ARGENTINO, la que tiene por objeto dos o más prestaciones, independientes y distintas unas de otras en el título, de modo que la elección que debe hacerse entre ellas quede desde el principio indeterminada. El obligado alternativamente por varias prestaciones sólo ha de cumplir íntegramente una de ellas. La elección le pertenece en principio al deudor; pero, de ser imposible una de dos o todas menos una, se debe la posible al acreedor. Si la elección es del acreedor, éste puede optar, en caso de desaparecer la alternativa por culpa del deudor, por la subsistente o por el valor de la frustrada. (v. OBLIGACIóN FACULTATIVA)

Obligación ambulatoria

Es aquella en la cual "el sujeto pasivo no está individualizado; inviste ese carácter la persona que sea propietaria del bien al cual es inherente la carga constitutiva de la obligación" (Busso). Para Ferrimi. el vínculo obligatorio surgido del hecho de hallarse alguien en relación de propiedad, posesión o por otro derecho real, con la cosa a que tal obligación es inherente. Un caso de obligación ambulatoria se halla en la hipoteca. Para el acreedor hipotecario lo es por cuanto el deudor puede enajenar el bien hipotecado, por el que responde el nuevo titular, y para el deudor hipotecario, por cuanto el acreedor tiene derecho para ceder su crédito garantizado. Así, pues, pueden variar o ambular las partes obligadas, por activa o por pasiva (L. Alcalá-Zamora).

Obligación aplazada

Propiamente, obligación aplazo (v.). Con menos tecnicismo, aquella para cuyo cumplimiento total o parcial concede una espera el acreedor, antes de proceder judicialmente. | Por insolvencia o incumplimiento flagrante, la que el deudor difiere, que lo constituye en mora (v.), con las consecuencias naturales.

Obligación bajo condición resolutoria

Se caracteriza este nexo jurídico por subordinar las partes aun hecho futuro e incierto la resolución de un derecho en ejercicio o existente. Incumplida la condición resolutoria (v.), o de resultar ya imposible, el derecho se torna irrevocable. Cumplida, por el contrario, cesa el derecho y ha de restituirse lo recibido por ese título. De perecer el objeto de esta obligación, nada se deben las partes respectivas. (v. OBLIGACIóN BAJO CONDICIóN SUSPENSIVA.)

Obligación bajo condición suspensiva

Aquella que existirá, o no, según se produzca o no se realice un acontecimiento futuro e incierto. El acreedor tiene derecho a que se adopten garantías para sus expectativas e intereses. Si la Condición suspensiva no se cumple, la obligación se estima nunca contraída. Si se verifica, entonces rige en los términos legales o convencionales. La pérdida del objeto sin culpas del deudor extingue esta obligación. Si perece por culpa de él, ha de reparar los daños y perjuicios. Las mejoras ceden a favor del acreedor. (v. OBLIGACIóN BAJO CONDICIóN RESOLUTORIA.)

Obligación bilateral

La que ofrece prestaciones debidas por ambas partes o por una pluralidad mayor de obligados, con independencia del equilibrio jurídico o económico o de su desigualdad. Es decir, el complejo obligacional en que, en peculiar y consubstanciada medida, se es acreedor en parte y deudor en otra. De ahí que esta relación jurídica, por tal pluralismo y complejidad, se conozca en forma técnica, de mejor estructura gramatical también, como obligaciones recíprocas (v.), en conceptos de L. Alcalá-Zamora.

Obligación civil

En el Derecho Romano, la protegida por una acción que el acreedor podía ejercitar. | En el Derecho justinianeo la sancionada por cl Derecho Civil, a diferencia de la que contaba con una acción Pretoria. | Hoy, toda aquella cuyo cumplimiento es exigible o que, subsidiaria-mente, concede derecho al resarcimiento económico del caso. | Por el campo jurídico, la encuadrada en el Derecho Civil y en oposición principal con la obligación mercantil (v.). Le son aplicables, por su generalidad, las consideraciones formuladas en la simple voz OBLIGACIóN (v.).

Obligación colectiva.

Otro nombre de la obligación mancomunada (v.).

Obligación compuesta

Denomínase así aquella con pluralidad de prestaciones, sean ellas conjuntas o disyuntivas. según que todas ellas deban ser cumplidas o que el deudor esté obligado auna de ellas. (V OBLIGACIóN ALTERNATIVA y CONJUNTIVA.)

Obligación común

La carente de preferencia en el supuesto de concurrir con alguna obligación privilegiada (v.), como acontece con un acreedor quirografario frente a otro hipotecario.

Obligación con cláusula penal

Según el concepto exacto del Código Civil ARGENTINO, aquella en la cual una persona, para asegurar el cumplimiento de una obligación, se sujeta a una pena -civil o económica, por supuesto- o multa en caso de retardar (mora) o de no ejecutar (incumplimiento) lo debido. (v. CLáUSULAPENAL.)

Obligación condicional

Aquella en que la adquisición de un derecho o la formación de un complejo jurídico, o bien la extinción de los que tienen efectividad, pende de un acontecimiento futuro o incierto, que en lo jurídico constituye la condición (v.) típica, que se escinde en las especies fundamentales de suspensiva y resolutoria. Cuando las establecidas como condiciones son imposibles o ilícitas, provocan su nulidad. Si el hecho es, por el contrario, seguro, se está realmente ante un plazo, que puede revestir, según las circunstancias, el carácter de cierto o incierto en el tiempo.

Obligación conjuntiva o conjunta

Aquella en que al deudor se le pueden exigir varias prestaciones derivadas de un mismo negocio jurídico. Se está ante una variedad de la obligación compuesta (v.), en que la liberación plena del deudor sólo se concreta con el cumplimiento de las diversas condiciones, que en buena técnica han de poseer cierta conexión entre sí. Tal situación es la frecuente en los contratos típicos y complejos, como la compraventa, el arrendamiento, la sociedad, en que existe un cúmulo de obligaciones que cada parte puede exigir a la otra hasta el agotamiento del nexo jurídico.

Obligación contractual

Esta variedad técnica, que a los profanos puede parecer redundante, en equiparación miope de contrato y obligación (v.), encuadra en el rigor de la variedad de las fuentes de las obligaciones (v.), por cuanto éstas no solo dimanan de los contratos, supuesto en que se está plenamente en esta especie, sino también de la ley, del delito, del cuasidelito, del cuasicontrato y hasta de las actitudes unilaterales, como las ofertas de recompensas innominadas. Jerarquizando y reforzando su vitalidad en la esfera del Derecho. L. Alcalá-Zamora agrega, a los lineamientos precedentes, que los códigos civiles les reconocen fuerza de ley a las obligaciones contractuales lícitas, aunque, en verdad, antes de haber Estados o grupos sociales conexos hubo obligaciones contractuales, espontáneamente concertadas y escrupulosamente cumplidas por mutua confianza en el valor de la palabra humana. Si obligación contractual no constituye. pues, redundancia, sí posee significado antonomástico en el Derecho Privado, por ser las más numerosas de las obligaciones, sin desconocer por ello que el prurito de absorbencia y de reglamentarismo de todos los gobiernos, y más en los regímenes totalitarios, y hasta en los intervencionistas extremos, tienden a atrapar en la espesa red de las obligaciones legales a todos sus súbditos, en la esfera pública y en la cada vez más restringida, por eso, del mundo privado.

Obligación correal

Locución sinónima, aunque menos usual, de obligación solidaria (v.).

Obligación correlativa

La que en su cumplimiento depende de otra, sea la efectividad simultánea (pago al contado de lo comprado) o diferida (abono del precio en plazos al vendedor). El recíproco sostén obligacional conduce a que el incumplimiento de una parte releve a la otra de su obligación correlativa, en resolución lógica que el legislador proclama en principio, aunque existan otros expedientes ocasionales, como el cumplimiento coactivo, el resarcimiento de daños y perjuicios, la vigencia de cláusulas penales y la pérdida de señas y fianzas (L. Al-calá-Zamora).

Obligación cuasicontractual

Cualquiera de las que derivan de un cuasicontrato (v.), cuya articulación se halla casi siempre en los textos positivos.

Obligación cuasidelictuosa

La que surge de un acto ilícito culposo y perjudicial para otro y no castigado por la ley penal, pero que merece al menos la reparación forzosa del mal causado y de los perjuicios inferidos (Dic. Der. Usual). Suele hablarse, en equiparación extendida, aunque no exenta de algunos reparos, de obligaciones derivadas de algún delito civil (v.). Variedad agravada SC halla en la obligación delictuosa (v.).

Obligación de buena fe

Se está ante la concertada por el respeto de la palabra ajena y la fidelidad a la propia, que en su eficacia se basa antes en la ejecución espontánea que en la vigencia rigurosa de la ley. Se contrapone a la obligación de estricto derecho (v.).

Obligación de comercio

La derivada del tráfico lucrativo o concertada en las relaciones comerciales, que se conoce más como obligación mercantil (v).

Obligación de dar

La consistente en la entrega de una cosa a otro o en la transmisión de un derecho, conforme a los actos conducentes. A la transferencia material o simbólica que integra la obligación de dar, el legislador añade obligaciones de hacer (v.), como conservar la cosa o derecho con adecuada diligencia, entre el compromiso de dar y la real dación, y también obligaciones de no hacer (v.), la otra especie opuesta o distinta, como abstenerse de cuanto la perjudique o comprometa. Variedad de la obligación de dar, con minuciosa regulación legal, son: a) la de cosa cierta, b) la de cosa incierta, c) la de cantidad de cosas, d) la de suma de dinero. (v. OBLIGACIóN DE NO DAR.)

Obligación de estricto derecho

Aquella que ha de llevarse a efectividad ineludible, salvo recíproco desistimiento, según los términos de la ley que la establece o del acuerdo bilateral estipulado. (v. OBLIGACIóN DE BUENA FE.)

Obligación de hacer

Como su denominación anticipa con claridad, la que impone realizar un acto o prestar algún servicio. Así, como típicas: el mandato, la comisión, el arrendamiento de servicios y el contrato de trabajo. Tienen estas obligaciones como característica hoy, y desde hace mucho, que no son susceptibles de cumplimiento compulsivo; por lo cual su transgresión lleva a buscar el resarcimiento por la vía económica de reparar los daños y perjuicios, o bien, de haber previsiones legales o privadas, a los recursos de las cláusulas penales o de las pérdidas de fianzas o señas estipuladas. Aunque, en general, cabe el pago por otro, en las obligaciones de hacer no se admite cuando se han tenido en cuenta las cualidades personales del deudor, del obligado, por ser entonces nexo concertado intuitu personae (v.). Naturalmente, la especie opuesta consiste en la obligación de no hacer (v.) y también se contrapone en lo técnico a la obligación de dar (v.), que a la postre es también de hacer una entrega o transmitir un derecho, aunque más concreta en su objeto.

Obligación de no dar

Variedad negativa de la obligación de no hacer (v), consistente en no enajenar o transmitir determinada cosa o derecho, que se conviene mediante cláusulas de inalienabilidad, al menos temporal, cuando no exista impedimento de orden público por cercenar en exceso la libertad individual. (v. OBLIGACIóN DE DAR)

Obligación de no hacer

Se está ante la coerción legal o el compromiso convencional que impide hacer algo, posible y lícito en otro supuesto, y que puede configurar abstenerse de prestar un servicio o ejecutar otro acto y, más en especial, no entregar una cosa, no desposeerse de ella, como constituye la obligación de no dar (v.). Su esfera es muy amplia, por decisión legal, en materia de servidumbres. Asimismo aparecen, por convenios privados, en la no competencia que se pacta en las transferencias de industrias y comercios, al igual que restricciones laborales en análogo sentido. (v. OBLIGACIóN DE HACER)

Obligación de tracto sucesivo

La que envuelve prestaciones prolongadas necesariamente en el tiempo, como las de trabajo, sociedad y arrendamiento. Estas obligaciones ofrecen la particularidad de que, perfectas en principio desde que la ejecución comienza, admiten tanto la resolución que acorte su duración (por mutuo acuerdo o ante el incumplimiento de la otra parte) como la prosecución tácita o la expresa prórroga, sobre el lapso inicial previsto (Dic. Der. Usual). La especie opuesta es la locución siguiente.

Obligación de tracto ímico

La de cumplimiento instantáneo, como la permuta o la compraventa al contado. (v. OBLIGACIóN DE TRACTO SUCESIVO)

Obligación delictuosa

En lo penal, la que por previsión legal y declaración judicial impone una sanción al reo, cuyo quebrantamiento origina una nueva punición o, al menos, mayor severidad penitenciaria, si la condena es de privación de libertad. En lo civil, la restitución, la reparación y la indemnización que se pronuncian, por tribunales del fuero criminal o del civil, a consecuencia de una conducta dolosa. (v. OBLIGACIóN CUASIDELICTUOSA)

Obligación disyunta

Si la disyunción está referida al objeto de las obligaciones, el término equivale a obligación compuesta (v.), mas puede asimismo referirse a la disyunción entre los sujetos, sea de los deudores, de los acreedores o de ambas clases. Si se refiere a los primeros, los sujetos aparecen vinculados por una conjunción copulativa, y si se refiere a los segundos, por una conjunción disyuntiva. Se trata de un término corriente en los depósitos bancarios a orden recíproca o indistinta. Señala Domínguez, a quien se sigue en esta exposición, que estas obligaciones son equivalentes a las solidarias, puesto que en ellas cualquier acreedor puede reclamar la totalidad de la prestación contra el deudor común, tesis defendida por Pothier, Colmo y Salvat, mientras que Demolombe y Busso afirman "la autonomía de la deuda disyunta, a la que debe asignarse una categoría distinta de la deuda solidaria, ya que, a diferencia de la solidaridad en que todos los titulares serían acreedores, en la disyunción no lo es ninguno hasta que se practique la elección", por lo cual las obligaciones con disyunción de sujetos no deben considerarse como de sujeto múltiple, sino como de su jeto indeterminado.

Obligación divisible

Llámase así la susceptible de cumplimiento parcial, en distintos momentos y por parte de un todo o por etapas de un proceso. Aun siendo divisible por naturaleza una obligación, las partes pueden convenir la indivisibilidad, como en el pago de una suma de dinero. Opuestamente, lo indivisible por natura, el abono de la construcción de una casa, puede dividirse en lapsos mensuales o de otra duración, o bien sujetarse a las distintas etapas del trabajo. Son divisibles las obligaciones de dar (en especial las sumas de dinero y los suministros sujetos a periodicidad), las obligaciones de hacer (si cabe fraccionar por días u otros períodos la prestación o si se regula por medidas o número la ejecución) y hasta las obligaciones de no hacer, según circunstancias especiales en cada caso; por ejemplo, la de no producir sobre cierto número en cada lapso convenido, para no saturar un mercado y mantener precios convenientes al comercio. (v. OBLIGACIóN INDIVISIBLE.)

Obligación específica

Nombre que se asigna a la de dar cosa cierta. (v. OBLIGACIóN GENéRICA.)

Obligación "ex lege"

Si bien se puede afirmar que todas las obligaciones tienen su origen en la ley que las determina y protege los derechos que de ella se derivan, hay algunas que no se originan en la voluntad contractual de las partes, sino que nacen directamente de la autoridad de la ley que impone la obligación partiendo de un presupuesto dado, sin necesidad de que su causa inmediata se encuentre en un hecho humano. Son las llamadas obligaciones "ex lege", entre las que cabe señalar la crianza y educación de los hijos, la obligación alimentaria, la evicción v redhibi-ción-y las obligaciones ocasionadas por las relaciones de vecindad.

Obligación extracontractual

Fórmula amplia que engloba, por antítesis tautológica, toda la que no sea obligación contractual; por consiguiente, la obligación cuasicontractual, la cuasidelictuosa, la delictual y la legal (v.).

Obligación facultativa

La que no teniendo por objeto sino una sola prestación, permite al deudor sustituir esa prestación por otra, que ha de estar determinada también. Este vínculo obligacional se acerca bastante a la obligación alternativa (v.). Ahora bien, lafacultativa se extingue con la pérdida o imposibilidad de la estipulada como característica; en cambio, en la alternativa han de perderse o tornarse imposibles todas las obligaciones prefijadas. En la duda se estima alternativa la obligación.

Obligación genérica

Denominación que se atribuye a la de dar una cantidad de cosas, en que el deudor cuenta con la facultad de que sea éstas o aquéllas. (v. OBLIGACIóN ESPECíFICA.)

Obligación genérica delimitada

De acuerdo con la definición del Diccionario de Derecho Privado, es aquella cuya prestación ha de salir de una determinada gran cantidad, sin que constituya una obligación específica (v.), "pues las características que hacen del total acopio una cosa determinada no caracterizan ala vez las cosas singulares determinadas". Es ésa la definición coincidente de Enneccerus-Lehmann.

Obligación ilícita

Aquella cuyo objeto se halla prohibido por causas morales o por decisión legal. | Parcialmente, la cláusula de igual índole en obligación lícita (v.) en lo principal. La ilicitud en lo esencial o único invalida la obligación, aun cuando las partes queden a las resultas de las transgresiones penadas. Si la ilicitud es secundaria. la nulidad afecta a ese aspecto, siempre que no alcance a impedir el cumplimiento de lo principal.

Obligación ilíquida

Se trata de la que versa sobre cosas no determinadas con exactitud, y, más en especial, en cuanto a sumas de dinero no precisadas. Tal situación influye sobre su exigibilidad, en principio diferida hasta que se transforme en obligación líquida (v.).

Obligación imperfecta

La carente de exigibilidad legal y judicial, por constituir tan sólo deber moral. Así, el socorro de los necesitados en general. (v. OBLIGACIóN PERFECTA.)

Obligación imposible

Aquella que excede de los medios o recursos del hombre en general o del deudor en concreto. La imposibilidad puede ser absoluta, como evitar lo ya consumado, o relativa, al menos en el tiempo. A este respecto, el clásico ejemplo de alcanzar el hombre otros cuerpos celestes ha dejado de serlo, en general, con la conquista humana de la Luna, a la que seguirán en un mañana no tan lejano la de otros astros del sistema solar o más remotos. La imposibilidad absoluta o personal anula la obligación a que se refiera. En lo testamentario, se tiene por no puesta. (v. OBLIGACIóN POSIBLE.)

Obligación individual

La referente a un solo deudor con un solo acreedor. Género contrario lo constituye la obligación colectiva (v.).

Obligación indivisible

La que consta de un objeto o prestación que no admite sino cumplimiento total, por no tolerar división material o abstracta. Por ejemplo, entregar un automóvil, que no se efectúa jamás por piezas al comprador, o la de transmitir el dominio de un bien. Las posibilidades de tomar indivisible lo divisible, y lo inverso, en la esfera jurídica se apuntan en la locución OBLIGACIóN DIVISIBLE (v.).

Obligación legal

Aquella que se impone por ley u otra disposición equivalente: decreto, orden de autoridad, ordenanza o bando. | La conforme con las buenas costumbres y los principios genéricos de un ordenamiento jurídico. Las obligaciones legales, en la primera de las acepciones, no se presumen; han de estar expresamente determinadas en un texto o artículo.

Obligación lícita

La ajustada a la ley y a las buenas costumbres. (v. OBLIGACIóN ILíCITA.)

Obligación líquida

La consistente en cosas exactamente determinadas en número, especie y calidad. (v. OBLIGACIóN ILíQUIDA. )

Obligación literal

Es aquella que consta por escrito. Tal requisito impone al menos la autografía de la firma, que permite exigir su reconocimiento cuando se producen incumplimientos, totales o parciales. Cuando la ley exige la forma escrita, estas obligaciones se convierten en imprescindibles para su validez forzosa. Se contrapone esta especie a la obligación de buena fe (v.) y ala confiada al simple acuerdo verbal y sin testigos.

Obligación mancomunada

Genéricamente, obligación colectiva (v.); es decir, aquella en la que hay varios acreedores o varios deudores, o pluralidad de unos y otros. | Específicamente, aquella en la cual, con más de un acreedor o más de un deudor, cada uno de los primeros no puede exigir sino su parte y cada obligado no debe sino la suya. La exigibilidad total por cada acreedor o de cada deudor determina la obligación solidaria (v.).

Obligación mercantil

Según el Diccionario de Derecho Usual, en definición elíptica, la prestación, entrega o abstención debida por el deudor o exigible por el acreedor cuando constituye acto de comercio (v.). | En enfoque personalista. la derivada de la condición de comerciante (v.) de una o ambas partes. Ofrece la particularidad del rigor legal en plazos y términos contractuales, así como la sumisión a los usos profesionales y a las prácticas de las plazas. Las obligaciones mercantiles o de comercio, a más de sus fuentes privativas, poseen como régimen supletorio el de las obligaciones civiles en cuanto a causa, efecto, las acciones e interpretación. (v. OBLIGACIóN CIVIL)

Obligación mixta

Aquella cuya raíz vincular se funda a la vez en el Derecho Natural y en el Derecho Civil. De ahí que, en análisis estricto, se diferencia tanto de la obligación natural (v.). que carece de exigibilidad procesal, como de la obligación civil (v.) pura, coercible, pero con posibles vicios de fondo, morales al menos.

Obligación modal

La que incluye la entrega de una cosa o la prestación de un servicio con una carga adicional a favor de quien sea acreedor. (v. MODO.) Un ejemplo: el legado que le señala al legatario el destino de algunos de los fondos, dejados para sufragios por el alma del testador.

Obligación múltiple

Llámase así, y también compuesta, aquella que recae sobre diversos objetos, sea conjunta o disyuntivamente, o bien en que el deudor está facultado para substituir su prestación. Tienen carácter múltiple la obligación alternativa, la facultativa y la conjuntiva (v.).

Obligación natural

La lícita que no es exigible judicialmente, por no conceder acción para ello o por haber prescrito. El voluntario cumplimiento. incluso en los casos de prescripción, surte los efectos jurídicos del pago, por lo cual no cabe la repetición de lo indebido. El legislador acepta esa actitud fundándose en que, sobre la letra estricta de los textos positivos, sobreviven aún, según opina L. Alcalá-Zamora, los valores éticos de la conciencia, la perdurabilidad de la palabra empeñada y el fondo justiciero de las prestaciones equitativas. Según recuerda el Diccionario de Derecho Usual, la obligación natural se contrapone tanto a la obligación civil como a la obligación mixta (v.), por cuanto tradicionalmente la primera sólo obliga en conciencia; la segunda es legal, pero puede contener vicio invalidador; mientras la tercera, a más de moral, es exigible por la ley ante jueces y tribunales. El legislador ARGENTINO reconoce como obligaciones naturales: 1º) las contraídas por personas con discernimiento, pero incapaces para obligarse, como la casada en ciertos tiempos y los menores adultos; 2º) las obligaciones civiles prescritas; 3º) las provenientes de actos sin las solemnidades legales; 4º) las no reconocidas en juicio por falta de pruebas o por error o culpa del juez; 5º) las contractuales genéricas sin acción legal, como las deudas de juego.

Obligación negativa

Aquella que se caracteriza por la omisión o abstención impuesta al deudor. Típicas: la obligación de no dar y la obligación de no hacer (v.). Lo contrario: la obligación positiva (v.).

Obligación nula

La que adolece de algún vicio de fondo o de forma que impide su exigibilidad y que puede incluso originar sanciones represivas, como las atentatorias gravemente contra el orden público y las buenas costumbres. La incapacidad de las partes, defectos del consentimiento, ilicitud del objeto o de la causa son motivos de nulidad obligacional.

Obligación pecuniaria

Aquella que implica la dación de una cantidad de dinero, como en los cheques, letras de cambio, pagarés, libranzas y giros. También, la principal que incumbe al comprador en la compraventa; al arrendatario, en la locación de cosas; al empresario, en el contrato de trabajo. Sin necesidad de expresión superflua. sólo son válidas en su cumplimiento en caso de efectuarse en la moneda pactada y que mantenga su poder liberatorio, y con curso legal en cada lugar y tiempo. De todas formas, regulaciones monetarias en los países poco prósperos suelen imponer normas de pago imperativas que no sean las pactadas, y a las que reemplazan, aunque lesionen los derechos del acreedor con respecto al momento de concertarse la obligación. Adicionalmente a las consideraciones previas, Luis Alcalá-Zamora declara que la teoría de la imprevisión viene a introducir una corrección equitativa en las obligaciones pecuniarias deterioradas en el curso del tiempo por procesos inflacionarios o de envilecimiento de las monedas. Obligación pecuniaria principal es el devengo de intereses en los préstamos o depósitos lucrativos de dinero, y se convierte ese mismo rédito en automático resarcimiento de perjuicios económicos cuando, ope legis o por cláusula estipulada, obra con carácter punitorio en caso de mora.

Obligación penal

Obligación delictuosa (v.).

Obligación perfecta

Aquella que reúne todos los requisitos de fondo y de forma para su validez, concertada por personas capaces y exigible judicialmente, por la acción procedente. (v. OBLIGACIóN IMPERFEC TA)

Obligación personal

La que requiere la actividad de un hombre o mujer, que debe efectuar por sí una prestación, entregar una cosa, transmitir un derecho o abstenerse de algo imperativamente. (v. OBLIGACIóN REAL.)

Obligación personalísima

Califícase con tal superlativo la prestación que únicamente puede ser cumplida por cl deudor designado, por la individualización y exclusiva que ha tenido en cuenta el acreedor para establecer el nexo y, casi siempre, para la compensación económica o de otra especie pertinente. Suelen revestir este carácter los servicios de los profesionales liberales, de literatos y artistas, de técnicos calificados y en actividades donde la confianza personal predomina. (v. OBLIGACIONES INHERENTES ALAPERSONA.)

Obligación posible

La que cabe llevar a efectividad por el obligado, en persona, de ser necesario o estar convenido, o por otro y por su cuenta y descargo. La posibilidad como la imposibilidad ofrecen el grado de lo absoluto y de lo relativo, y para la generalidad o para algunos individuos en concreto. Así puede apreciarse en las consideraciones del género contrario: la obligación imposible (v.).

Obligación positiva

Consiste en un acto exterior que entrega o transmite una cosa o un derecho-o que efectúa una prestación. Así. la obligación de dar y la obligación de hace; (v.). Claro está, el reverso se halla en la obligación negativa (v.).

Obligación potestativa

Constituye la expresión una paradoja jurídica, por cuanto obligación implica un cumplimiento forzoso, en tanto que lo potestativo entrega a la libérrima actuación de una persona una acción u omisión, sin tener que fundar el criterio y aun cuando se deba ala más caprichosa de las decisiones. No obstante, como pueden concertarse, su eventual eficacia se considera al tratar de la condición potestativa (v.).

Obligación principal

La calificación del nexo obligacional en esta especie sugiere, en la exposición que en parte se sigue del Diccionario de Derecho Usual, dos circunstancias consubstanciales con la adjetivación: la dualidad al menos de las obligaciones o su pluralidad mayor y la subordinación entre ellas. Dados esos supuestos, obligación principal es la que existe por sí misma, por la finalidad preferente entre las partes que la establecen o de la ley que la impone, la cual completan, refuerzan o varían, sin afectar su esencia, las otras, llamadas por esa dependencia o accidentalidad obligaciones accesorias (v.). Cuando en un complejo obligacional no hay jerarquía en los compromisos exigibles o en los deberes impuestos, cuando todos se deben por igual, se está ante otras clases, como sucede con la obligación conjuntiva o conjunta (v.). Típica obligación principal es la devolución de la cantidad prestada, en el plazo y modo estipulados, y obligación accesoria, cuando se haya pactado, lo es la garantía hipotecaria o pignoraticia concertada. Eso no impide, en acotación de L. Alcalá-Zamora, que sea la obligación accesoria la que haya sido erigida como principal motivación para el acreedor; en hipótesis, única razón de haber efectuado la operación. Ya no por la subordinación en la escala jurídica, sino por otra calibración, puede hablarse de obligación principal, en enfoque que el tecnicismo suele omitir, para referirse ala esencial en un conjunto de prestaciones o abstenciones. Así, en la compraventa, y desde el comprador, la obligación principal consiste en el pago del precio, al punto de que, aun relevado de ello por el vendedor, no habría ya compraventa, sino donación por remisión de deuda, mientras que en ese mismo contrato, la evicción y el saneamiento, que son obligaciones de importancia decisiva, pueden desdeñarse por concierto de partes o por los caracteres de algunas enajenaciones y por declaración legal, como las compraventas en pública subasta desenvuelta sin fraude. En este otro aspecto, y por el citado jurista, se estima que lo opuesto entonces no es una obligación accesoria, por faltar el aspecto necesario de la dependencia, sino una obligación secundaria en mayor o menor medida, y sin otra trascendencia que la caracterizada de una relación jurídica o la circunstancia de potestativa remoción por las partes. En el orden de la regulación positiva se declara que entre dos obligaciones, una es principal y la otra accesoria, cuando una -por supuesto aquélla- es la razón de existir la otra. Las obligacionesprincipales lo son por el objeto, cuando la accesoria se contrae para el cumplimiento de la principal, como las cláusulas penales y las garantías reales. Y es una obligación principal por laspersonas, cuando se contrae la accesoria de fianza o garantía. La subordinación explica que la extinción de la principal lleve consigo la de la obligación accesoria, por haber perdido su razón de ser y hasta su capacidad de supervivencia, como la del feto humano, en los meses iniciales del embarazo, en caso de morir la madre potencial. Pero no se da la inversa, de modo que la extinción de la accesoria -por ejemplo, la pérdida de lo dado en prenda- no implica que se extinga la principal, solamente debilitada, de no existir las previsiones supletorias. Retomando el ejemplo vital anterior, se está ante una equiparación con el aborto, que, de no producirse complicaciones extremas, no lleva consigo la muerte de la frustrada madre. Por último, en aspecto sin definición plena, cabe apuntar que la espontánea rescisión o cancelación de las obligaciones accesorias de garantía -las reales, de modo singular- arguye presunción de cumplimiento o de condonación de la obligación principal.

Obligación privilegiada

Puesto que privilegio representa situación mejor o preferible, esta obligación requiere el concurso con otra u otras de menor rango: las obligaciones comunes (v.). La preferencia obligacional de aquella otra proviene de su cumplimiento previo; en especial, el pago preferente sobre todos los bienes o alguna especie determinada. Tal es el caso de los créditos hipotecarios v pignoraticios con respecto a los bienes gravados para su garantía. También, ciertas prelaciones crediticias, como las fiscales, los gastos preferentes, los salarios, entre otros, que exigen expresa declaración legal en todo caso.

Obligación pura y simple

Una obligación pura, sin más. Se está ante aquella que cabe exigir, desde luego, por no depender de condición alguna, plazo ni modo. De ahí que se oponga radicalmente a la obligación condicional (v.), susceptible incluso de extinguirse sin cumplimiento; de manera más relativa se diferencia de la obligación modal (v.), de subsistencia más segura que la anterior, y, por último, de la obligación aplazo (v.), sujeta a la espera temporal que ella determine.

Obligación putativa

La aparente contraída de buena fe, pero carente de causa o justificación. Se está siempre en modalidades del error en cuanto a la cualidad de las partes u otras circunstancias. Por el legislador ARGENTINO se declara que quien por error haya resultado acreedor de otro, que también erróneamente se haya constituido en deudor, queda obligado a restituirle el respectivo instrumento o a liberarlo por otro instrumento de la misma naturaleza. La regulación normativa se encauza por la del pago de lo indebido (v.).

Obligación real

Llámase de esta manera la que afecta un bien mueble o inmueble como garantía de un crédito. | En el Derecho Romano, por antonomasia, lahipoteca. (v. OBLIGACIóN PERSONAL.)

Obligación simple

Aquella que consta de una prestación única o establece una sola abstención. (v. OBLIGACIóN COMPUESTA.)

Obligación simplemente mancomunada

Designación, más completa en lo técnico, de la obligación mancomunada (v.) genuina, aquella que excluye la solidaridad crediticia.

Obligación sinalagmática

Denominación impugnada por lo general para referirse a la obligación que, unilateral en un principio, puede convertirse por alguna circunstancia ulterior en bilateral (Dic. Der. Usual). Tal sería la del mandatario que hubiera tenido que efectuar gastos por cuenta del mandante, con acción entonces para resarcirse, en caso de resistir el poderdante su obligación de reembolso. (v. CONTRATO SINALAGMáTICO)

Obligación solidaria

En precisa y técnica definición de la Academia, "aquella en que cada uno de los acreedores puede reclamar por sí la totalidad del crédito, o en que cada uno de los deudores está obligado a satisfacer la deuda entera, sin perjuicio del posterior abono o resarcimiento que el cobro o el pago determinen entre el que lo realiza y sus cointeresados". Así, pues, por disposición legal expresa o por estipulación del título constitutivo, puede ser esta obligación exigida íntegramente por uno o más acreedores de uno o más deudores. pero con el mínimo de una dualidad en uno de los sectores: el de los obligados o el de los receptores crediticios. Para mayor claridad: no cabe solidaridad obligacional entre un solo acreedor y un solo deudor, lo cual no obsta a que, según sea la obligación a plazos o no, quepa exigir el cumplimiento de una sola vez. Pero es problema distinto. La solidaridad, que tiende a extenderse, sobre todo cuando el acreedor dicta la ley del más fuerte -en disquisiciones que formaliza LUIS Alcalá-Zamora-, persigue la simplificación y la seguridad en el cumplimiento de las obligaciones, al grado de que, desde el punto de vista de los acreedores, cuando hay pluralidad de deudores, lo que se pretende es que todos sean garantes de los demás, de modo tal que sólo la insolvencia plena frustre en todo o en parte -lo no percibido u obtenido- la expectativa crediticia. Pero esa indudable ventaja de los acreedores solidarios no elimina toda utilidad para los deudores, que con esa masa colectiva de responsabilidad ofrecen una capacidad económica que en ocasiones favorece la obtención de crédito. Como se ha anticipado en la definición, la solidaridad es un primer acto; ya que, si son varios los acreedores, el que haya percibido tiene que compensar o cumplir en la parte que le corresponda con cada uno de sus cointeresados, aquí ya según el simplificado prorrateo -de no haber internamente otro sistema de distribución o beneficio- que integra la obligación mancomunada (v.). Desde la otra posibilidad solidaria, el deudor que haya pagado por un grupo puede repetir contra los solventes en la medida proporcional o de otra especie pertinente. Es decir que en el desenlace. la obligación solidaria conduce a que el acreedor activo se convierta en deudor de sus anteriores asociados y a que el deudor que haya pagado pase a ser acreedor de sus ex codeudores. Puede ser la solidaridad: a) activa, en que existen varios acreedores y un solo deudor; b) pasiva, cuando un acreedor está ante varios deudores; c) mixta si existe pluralidad de acreedores y de deudores. Por el origen del vínculo, a la voluntaria, establecida en testamento o en acto ínter vivos, se contrapone laforzosa o legal, determinada en algún texto vigente. Por el contenido de la relación, la solidaridad puede ser uniforme, cuando todos están obligados de igual manera, y varia, si rigen distintos plazos, condiciones o modos entre las partes (Dic. Der. Usual). En el proceso biológico de este tipo de obligaciones, cada acreedor puede, reunidas las condiciones de exigibilidad, ya que solidaridad no quiere decir puridad, reclamar la totalidad del deudor o de todos los deudores o de algunos de ellos, y puede recabar el cumplimiento total o el parcial, con mantenimiento, por supuesto, de la acción por el resto mientras la prescripción no se opere. La exigencia a un solo deudor, de su parte proporcional, no presume liberación de la solidaridad, que, aun expresa, sólo redime al beneficiado con la reducción de su cuota en el saldo final entre los codeudores solventes. Antes de la reclamación concreta, todo deudor solidario puede pagar a uno cualquiera de los acreedores de igual especie, con liberación frente a todos ellos, sujetos entonces al ajuste interno de cuentas, al igual que el deudor que haya pagado y sus restantes coobligados. La solidaridad se extingue por novación, compensación, confusión o remisión de la deuda que le haga un acreedor a cualquier deudor, por la totalidad. Claro está, también el pago extingue, aunque dé origen a una liquidación subsidiaria entre los coacreedores o los codeudores, según se ha expresado. La remisión de un acreedor lo transforma en deudor, como en el supuesto del pago frente a sus cointeresados. La solidaridad no se hereda. De morir un deudor solidario, cada heredero no responde, de ser varios, claro está, sino por la cuota que le corresponde como deudor, ni podrá exigir sino su parte proporcional como sucesor del acreedor primitivo y causante suyo. La prescripción que interrumpa un acreedor aprovecha a todos ellos y perjudica por igual a todos los deudores. Para cierre, Cerrillo y Quilez se extiende en las causas que conducen a que los textos legales o las partes establezcan la solidaridad, con pormenor de casos y ejemplos: 1ª) la interpretación de la voluntad de las partes, entre comodatarios, mandatarios, socios y firmantes de documentos de crédito; 2ª) la garantía del acreedor, en las cesiones de acciones nominativas entre coherederos; 3ª) como sanción, así como más típica, entre los autores, cómplices y encubridores en cuanto ala responsabilidad civil derivada del delito.

Obligación subsidiaria

Denominación equiparada a la de obligación accesoria (v.), si bien menos frecuente entre juristas.

Obligación transmisible

Toda la que, sin modificación substancial, excepto la de uno de los sujetos titulares, el acreedor o el deudor, cabe transferir a otro para exigir su cumplimiento o llevar a efecto por el obligado precedente. Existe, al respecto, mayor disponibilidad para el acreedor para transmitir su crédito o derecho, por cuanto las cualidades del deudor, su solvencia sobre todo, son de trascendencia relevante. (v. CESIóN DE CRéDITO.)

Obligación tributaria

La que en forma unilateral establece el Estado en ejercicio del poder de imponer, exigible coactivamente de quienes se encuentran sometidos a su soberanía, cuando respecto de ellos se verifica el hecho previsto por la ley y que le da origen (Gómez Novaro). Como la voz examinada indica, se trata de una obligación de dar una suma de dinero en concepto de contribución o tributo.

Obligación unilateral

La que constituye a una parte en deudora de otra. sin reciprocidad siquiera parcial. El análisis detenido ‘de una relación jurídica, señala el Diccionario de Derecho Usual, hace muy difícil que no se encuentre algún derecho para el obligado principal, sea por las garantías procesales, por los mismos límites de la obligación, o por alguna de sus cláusulas, el plazo u otra circunstancia, que signifique para el acreedor alguna contraprestación o abstención temporal que redunde en beneficio del deudor. (v. OBLIGACIóN BILATERAL.)

Obligación voluntaria

Tal espontaneidad se refiere al momento constitutivo, en que las partes constriñen su proceder ulterior, una en beneficio de la otra, en la dimensión desigual de acreedor y deudor, o con recíproco equilibrio económico-jurídico. Su caso típico se halla en los contratos, por no estar nadie obligado en principio a concertarlos o a hacerlo con determinada persona. Esta especie se contrapone, por cuanto el obligado se ve compelido por mandato legislativo o de resultas de su proceder antisocial, alas obligaciones legales (v.), como tantas limitaciones del dominio, la prestación del servicio militar y en miles de reglamentaciones administrativas, y alas obligaciones penales (v.), resultantes de delitos o de faltas.

Obligaciones comerciales o mercantiles

Se analizan en el anglicismo DEBENTURES (v.). El concepto, en las sociedades de comercio o en las compañías mercantiles, se contrapone al de acciones (v.) como partes del capital pertenecientes a los socios, llamados entonces accionistas (v.).

Obligaciones de resultado y de medios

En la teoría de Demogue se conocen como obligaciones de resultado aquellas en las que el deudor adquiere el compromiso de realizar una prestación determinada en favor del acreedor para procurarle un resultado concreto, en tanto que. en las obligaciones de medios, lo que el deudor promete actuar en la forma necesaria para que se produzca el resultado que el acreedor desea. Con referencia a este tema advierte J. H. Alterini que, en las obligaciones de resultado, el deudor garantiza su verificación, y en las de medios, únicamente el empleo de las actividades potencialmente aptas para engendrar-lo.

Obligaciones del tesoro

Los títulos que representan la deuda pública (v.); en general, las acciones o bonos de cualquier empréstito de las corporaciones que integran la administración pública, con el aval que implica la garantía del ‘Estado, que no siempre es el mejor pagador.

Obligaciones hipotecarias

También cédulas hipotecarias, son los títulos, más o menos individualizados por serie y numeración, que representan inversiones que respalda el banco que en cada país cuenta con autorización para emitir estos resguardos de prestamos, con garantía inmobiliaria y con intereses generalmente sobre la base común.

Obligaciones inherentes a la persona

Reciben esta denominación en el Cód. Civ. arg. aquellas obligaciones que no cabe transmitir, por personalísimas (art. 498). Pese a tal afirmación resulta factible establecer distingo entre la obligación personalísima (v.), de ejecución privativa por alguien, en interés del acreedor, que puede acceder a un cambio, y la inherente a la persona, que no puede separarse de ella, por natural o legal, como sucede con las derivadas de las relaciones familiares del matrimonio y de la paternidad, como la fidelidad entre los cónyuges y el deber de velar los padres por la prole.

Obligaciones procesales

Obligaciones que pesan sobre las partes como consecuencia de su participación en un proceso y para ser cumplidas en relación con éste.

Obligaciones recíprocas

Las que surgen de relaciones jurídicas en que las diversas partes son simultáneamente, aunque en mayor o menor grado, en cuanto al saldo económico o de otra índole como posibilidad, acreedora y deudora cada una de la otra u otras. Es lo típico del contrato conmutativo (v.). Como norma capital, en las obligaciones recíprocas, cada parte puede resolverlas ante el incumplimiento de la otra o exigir entonces el resarcimiento de los daños y perjuicios.

Obligacionista

Propietario de una o más obligaciones mercantiles (v.), tenedor de los títulos correspondientes, con derecho a percibir el interés señalado o el que las utilidades de cada ejercicio determinen. Opuesto al accionista (v.) en las sociedades de comercio, no es socio de ellas, sino prestador o acreedor privilegiado. Su condición termina por el reintegro del capital prestado, mediante la amortización que se efectúe.

Obligado

Deudor (v.) en el concepto amplio del sujeto pasivo en una obligación; aquel que ha de dar, hacer o no hacer por voluntario nexo, por mandato legal o a consecuencia de su dolo o culpa. Por lo forzosa. en toda obligación ha de haber un obligado, pero pueden serlo todas las partes a la vez en las obligaciones recíprocas (v.).

Obligar

Sujetar bienes o cosas al pago de una deuda o para garantía de obligación propia o que uno afianza. | Compeler, con derecho o sin él, que diferencia el proceder jurídicamente amparado del que suele ser reprimido. | Emplear fuerza material o anímica para hacer que otro realice algo que no quiere, aun lado su deber de actuar o su derecho de abstenerse. | Ganar la voluntad ajena con halagos o artificios, para conseguir un propósito o lograr interesada corresponden cia. (v. OBLIGARSE.)

Obligarse

Aceptar formalmente realizar algo para otro. | Concertar de modo voluntario una obligación (v.) jurídica; constituirse en deudor, en amplio significado. (v. OBLIGAR.)

Obligatoriedad

La cualidad de necesidad de obrar o de abstenerse que deriva de una obligación (v.), de modo más imperativo cuando proviene de la ley y de forma no menos compulsiva en la valoración moral cuando deriva de un lícito compromiso espontáneo.

Obligatorio

Lo que ha de hacerse, ejecutarse, cumplirse u omitirse en virtud de disposición legal, compromiso privado, orden superior o mandato de autoridad legítima, y dentro de sus atribuciones.

óbolo

Donativo más o menos modesto para fines benéficos o de solidaridad social con los necesitados económicamente o con quienes sufren desgracia insuperable por medios propios.

Obra

Cuanto se realiza o produce por un agente. | La producción intelectual. | El trabajo manual. | Edificación que se encuentra en construcción. | Libro, con cierta unidad de contenido, en uno o varios volúmenes.

Obra anónima

La de índole literaria, por lo general, aunque puede ser igualmente científica o artística, cuyo autor se desconoce u oculta, sea por modestia, temor u otra causa. | La que se publica con seudónimo de alguien cuyo verdadero nombre se desconoce. En las obras anónimas, de libre reproducción, los derechos se atribuyen a los editores primeros.

Obra artística

Cualquiera de las que el hombre o la mujer crea o ejecuta en pintura, escultura, grabado, arquitectura u otro arte menor -cerámica, decoración- y que se caracteriza por la originalidad, belleza, mérito o ajuste a la moda o las tendencias que en el género predominen o innoven. Los autores respectivos cuentan con la protección jurídica de la propiedad intelectual (v.) y con disponibilidad para ceder sus derechos.

Obra científica

Toda la que aborde o desenvuelva, en su conjunto o en alguno de sus aspectos, una disciplina relacionada con el saber humano, con fines expositivos, didácticos, de investigación, sistemáticos, críticos o de otra especie. La obra científica, cuando se concreta por escrito, se encuadra en la obra literaria (v.) en lo que a la propiedad intelectual se refiere; pero, de plasmarse en otra forma material, como la creación de laboratorios con formulación de procedimientos y diseño de instrumental, se orienta, en su protección jurídica, por los senderos de la propiedad física en general y de la industrial en concreto (L. Alcalá-Zamora).

Obra de mano

Trabajo manual (v.)

Obra literaria

La producción verbal o escrita en el terreno literario y en los de la filosofía, la historia y la didáctica. Los discursos y conferencias, las novelas y los poemas, los ensayos y las obras de texto, entre muchas manifestaciones más, constituyen obra literaria, aunque su redacción sea pobrísima y carezca hasta de elemental corrección gramatical, con la defensa que le concede la legislación sobre propiedad intelectual (v.). La obra científica (v.), en sus formas verbal y escrita, encaja en esta otra especie para protección de su autor, con derecho a explotarla y a disponer de ella a voluntad. En todos los países, esta propiedad se limita a la vida del autor y aun lapso, muy fluctuante de unos a otros países: 30, 50, 80 años posteriores, a favor de sus herederos o causahabientes.

Obra maestra

En la organización gremial que imperó en la Edad Media y se prolongó, en decadencia, hasta la Revolución francesa, la de carácter material que debía realizar, con esmero calificado y acierto pleno, el que pretendía el grado máximo en la escala gremial (v.): el de muestro. Tal obra debía ser aprobada por los ya maestros y originaba la percepción de ciertos emolumentos por ellos o por quien se atribuyera otorgar esa categoría, que los monarcas absolutos procuraron arrogarse.

Obra manual

Aquel trabajo en que el esfuerzo muscular predomina.

Obra muerta

En los buques, la parte del casco sobre la línea de flotación. Es la preferente en los barcos de pasajeros. Su estructura se somete a estricta inspección para determinar la navegabilidad y la posible carga que se admita. (v. OBRA VIVA.)

Obra nueva

La que posee nuevos cimientos. | La que utiliza anterior cimentación si cambia la fachada y partes importantes de la estructura. Aparte las autorizaciones administrativas, de carácter municipal casi siempre, la obra nueva ha de contar con adecuada solidez, para no perjudicar a vecinos o transeúntes cercanos. De ahí el interdicto (v.) de obra nueva con definidos antecedentes romanos.

Obra ruinosa

La que amenaza ruina o destrucción, sea por su deficiente construcción, por su antigüedad, por trabajos circundantes o por cualquier otra causa. él concepto está referido especialmente a los edificios. aun cuando pueden darse también en cualquier clase de construcciones. Presentado el caso, quien se encuentra perjudicado, o en riesgo de serlo, puede pedir judicialmente la demolición. (v. INTERDICTO.)

Obra viva

En los barcos, la parte que normalmente queda bajo la línea de flotación. Aparte la mayor seguridad que debe ofrecer contra la acción constante del agua y la más recia del oleaje, ha de estar calculada de manera que no obste a la adecuada flotabilidad v a la navegabilidad, de modo especial en las naves destinadas a transporte de cargas, que precisamente suelen llevarse en los compartimientos situados en ella. (v. OBRA MUERTA.)

Obrada

Labor que, trabajando la tierra, hace en un día un hombre.

Obrador

Taller, local más o menos reducido en que se cumple un trabajo manual exclusivo o predominante.

Obraje

Manufactura. | Entre los indios de América, trabajo impuesto por los colonizadores.

Obrar

Realizar, hacer. | Trabajar. | Producir efecto. | Construir o edificar. | Hallarse algo en su sitio. Se dice así que tal prueba obra en los autos de una causa o juicio.

Obras

v. LOCACIóN DE OBRAS.

Obras públicas

Las que, al igual que los servicios, tienen que realizar el Estado (nacional o provincial) y los municipios en beneficio de la colectividad. La especificación de las obras públicas, lo que requeriría amplísima lista, resulta innecesaria, porque aquellas son del conocimiento de todos. Lo que interesa mencionar es que las obras públicas pueden ser ejecutadas directamente por la entidad oficial a cuyo cargo estén (o sea, por administración) o contratándolas con particulares (o sea, por concesión). (v. CONCESIóN. CONTRATO ADMINISTRATIVO, LICITACIóN.)

Obrepción

Fraudulenta exposición de un hecho ante la autoridad o el superior que ha de extender una resolución, otorgar una dignidad o discernir un cargo, cuando se oculta el defecto, falta o impedimento que afecta la validez.

Obrerismo

Régimen económico fundado en el predominio del-trabajo obrero como elemento de producción v creador de riqueza. | Conjunto de los obreros considerado como entidad económica (Dic. Acad.). Dentro de un criterio político, social y económico, se entiende por obrerismo la preponderancia de una tendencia favorecedora de las reivindicaciones de los trabajadores, en su más amplio sentido. En ese aspecto se habla de política obrerista, de legislación obrera, etc.

Obrero

Persona que desarrolla una actividad profesional en la que predomina el esfuerzo físico sobre el intelectual, a diferencia de lo que sucede con el empleado (v.) o con quien ejerce una profesión liberal. Como regla general, el obrero trabaja por cuenta ajena, pero también puede hacerlo por cuenta propia, siempre que se mantenga el predominio antes mencionado.

Obscenidad

Calidad de obsceno, de impúdico, torpe u ofensivo al pudor. El concepto tiene importancia jurídica. En Derecho Civil, porque llevaría ala nulidad aquellos actos cuyo objeto fuese opuesto a la moral y las buenas costumbres, contra las cuales atenta la obscenidad: en Derecho Penal, porque hay muchos delitos configurados por el elemento obsceno, como en términos generales puede decirse que lo son, ya que no todos, algunos delitos contra la honestidad, y más concretamente. las exhibiciones v los abusos deshonestos, la corrupción de mayores y menores de edad y las publicaciones pornográficas.

Obscurantismo

Aparece definido por el Diccionario de la Academia como la oposición sistemática a que se difunda la instrucción en las clases populares. Parece un concepto arcaico, pero, lamentablemente, todavía tiene vigencia en el ámbito de los regímenes políticos autocráticos, dictatoriales, tiránicos o totalitarios, porque es un hecho cierto que en ellos, ya sea de modo franco, como en el caso de la España falangista, en que se llegó a dar mueras a la inteligencia, ya sea de modo encubierto, como sucede en otros países asentados en aquellos sistemas de gobierno, se considera que cuanto mayor sea la incultura del proletariado, más fácil ha de ser al tirano (persona o grupo) y a sus secuaces mantener su orden público; es decir, el que les interesa y beneficia, aunque sea en perjuicio de la colectividad.

Obscuridad de las leyes

Por torpeza en la redacción, sutiles interpretaciones o casos no previstos al legislarse, un texto legal puede aparecer por demás indeciso al plantearse su aplicación, y más ante un litigio. Tal hipótesis, por previsión de la ley, no faculta a los jueces para excusarse del fallo; más aun, incurren entonces en abstención sancionada hasta legalmente. Deben, ante ello, proceder a extremar la interpretación o a resolver por analogía, según las fuentes supletorias y, en extremo, como si fueran legisladores, apoyándose en los principios generales del Derecho.

Obscuridad de los contratos

Las dudas que algunas cláusulas de los contratos originan, débanse a malicia, torpeza o imprevisión al redactarlos, se entregan primero a la aclaración coincidente de las partes. De discrepar, se somete la perplejidad a las normas previstas para interpretar los contratos.

Obsequio

Donación. | Regalo. | Seducción, cortejo de una mujer por un hombre. | Servicio de buena voluntad.

"Obsequium"

Voz latina. Obsequio (v.), pero con tal sentido se diluye su significado privativo del respeto que el liberto debía, mientras viviera, a su ex patrono, ascendientes y descendientes. En el orden jurídico práctico, obstaba a entablar demandas judiciales.

Observación

Cuidados o examen de los hechos y de las personas. | Vigilancia. | Objeción, reparo. | Observancia o cumplimiento.

Observancia

Fiel ejecución de lo mandado por superior, ordenado por autoridad o impuesto por la ley. | Subordinación a jefes y mayores.

Obsidional

Relacionado con una plaza de guerra o ciudad sitiada. Así, la moneda obsidional (v.).

"Obsignatio"

Palabra utilizada en Roma para referirse a la colocación de un sello en un documento y, más en especial, en un testamento, junto con el de sus testigos.

Obstrucción

Lo que impide actuar u obrar. | En las asambleas legislativas y otras deliberantes, la actitud dilatoria que, ante un proyecto con perspectivas de aprobarse por la mayoría, asume la oposición minoritaria, alargando los debates, proponiendo múltiples enmiendas, solicitando reiteradas votaciones nominales y demás recursos negativos. Contra grandes males, grandes remedios. En los Parlamentos liberales que aún subsisten, frente a ese abuso de la minoría, la mayoría suele cortar por lo sano la discusión sistemática y aplicar la llamada "guillotina", votación única que da por suficientemente debatida la ley en cuestión y la aprueba sin más.

Ocasión

Oportunidad o coyuntura favorable para la acción, en el enfoque del agente, y sin valorar la bondad o maldad del acto. En lo penal, integra un grupo de agravantes el proceder con ocasión de estrago, como aprovechando un incendio, naufragio u otra calamidad o desgracia. De ocasión se dice en el comercio para los artículos muy baratos que por excepción pueden adquirirse.

Ocasional

Lo que es producto de la ocasión (v.) propicia. | Por accidente o casualidad. De modo particular se aplica al delincuente que no es habitual, y, por ello, menos peligroso socialmente.

Occidental

Relativo al occidente (v.). | A partir de la segunda posguerra mundial, calificación de los países alineados en el bloque más o menos democrático de naciones dirigidas militarmente, y en no pocos aspectos políticos y económicos, por los Estados Unidos.

Occidente

En lo geográfico y en la orientación terrestre, marítima y aérea, el oeste o poniente del Sol. | Históricamente, Europa y América con respecto a Asia y Oceanía. | Políticamente, luego de la segunda guerra mundial, los países de régimen democrático, con sus aliados (no todos de ese sistema), capitaneados por los Estados Unidos, frente a los colectivizados, dirigidos por la Unión Soviética, con la competencia más o menos desleal de China continental.

Occisión

Muerte violenta. Salvo en acción de guerra, impone la práctica de la autopsia (v.).

Occiso

Muerto o matado violentamente.

Océano

Genéricamente, la masa de agua que, con continuidad en sí misma, ocupa la mayor parte de la superficie del planeta, excepto los continentes e islas marítimas. | De modo específico o convencional, cada una de las principales divisiones de los mares. El dominio de los mares y las restricciones crecientes que los ribereños se arrogan sobre ellos sitúan el océano en sí y los diversos océanos y mares navegables en un primer plano político y jurídico a la vez. La piratería en otros tiempos, la pesca siempre y los transportes de personas y cosas erigen el océano en escenario fundamental en las relaciones humanas.

Ocio

Lapso más o menos prolongado en que no se trabaja, sea como tregua entre jornadas laborables o por actitud habitual, por sobra de medios económicos, incapacidad psicofísica, vagancia, imposibilidad material o situación pasiva reconocida. (v. OCIOSIDAD.)

Ociosidad

Situación del que no quiere, no puede o no tiene que trabajar. | Inactividad. | Descanso. | Holgazanería (Dic. Der. Usual). La ociosidad viciosa, por repulsa del trabajo preciso, para vivir como parásito social o con el resultado de actividades cómodas pero ilícitas, concita universal condena de moralistas, sociólogos, juristas, políticos y economistas. Se trata de combatirla con medidas desde lo psicológico hasta lo punitivo, pasando por el trabajo obligatorio. Por el contrario, la ociosidad reparadora, tras el esfuerzo económico-social del trabajo, tiende a afirmarse y ampliarse con la regulación laboral, con la reducción de la jornada, el descanso semanal, las vacaciones anuales y el retiro o jubilación antes de la postración de las energías vitales.

Ocioso

El que se entrega por desidia a la inactividad laboral. | Quien disfruta de treguas periódicas en el trabajo, desde una a otra jornada hasta el lapso amplio de las vacaciones. | Aquel que no tiene precisión económica ni voluntad para una labor útil o se halla impedido de hacerlo. (v. OCIO, OCIOSIDAD.)

Oclocracia

Gobierno de la muchedumbre o de la plebe. Si por plebe se entiende la clase social que en Francia se denominó en el siglo XVIII "estado llano" o "tercer estado", se habrá de concluir que la oclocracia representa un sistema de gobierno contrapuesto a la aristocracia (v.). Y si por muchedumbre se entiende multitud de personas, habrá de reconocerse que la oclocracia tiene sus afinidades con la democracia (v.), tanto por la influencia de las mayorías cuanto por la intervención popular en su más amplio sentido.

Ocular

Perteneciente a los ojos o lo que con ellos se relaciona. De ahí que SC llame testigo ocular (v.) al que ha visto (y, por extensión, también oído) lo que refiere en una causa o juicio. Y, también, que se califique de inspección ocular (v.) la que una autoridad, y en especial los jueces, de oficio o a requerimiento de parte interesada, efectúan para cerciorarse por sí acerca de una situación perceptible por los sentidos.

Ocultación

Escondimiento personal o de cosas. | Encubrimiento de perseguidos o amenazados, sea con justicia o sin ella. | Reserva de lo que se podía o debía revelar o declarar.

Ocultación de bienes

Implica su substracción a la posibilidad de conocimiento de terceros interesados, a fin de evitar, en forma ilícita, la recuperación por sus legítimos dueños o el pago de deudas que dichos bienes garantizarían. La ocultación de bienes, sancionada como delito por el Derecho Penal, puede hacerse efectiva tanto dentro de la esfera del Derecho Civil como de la del Derecho Comercial. Precede, por lo general, al incumplimiento de la obligación de restituir o de abonar deudas. Muchas veces es un paso previo a la cesación de pagos y presenta el carácter doloso de una substracción de bienes y valores al total del acervo con que se debe responder a la masa de los acreedores. Otras ocultaciones de bienes sancionadas en lo civil, en lo penal o en lo administrativo son las de cosas y derechos en las sucesiones; en las declaraciones juradas, con miras a impuestos, y en lo que sale de un país o entra en él y se encuentra sometido al pago de derechos de importación y hasta al de exportación.

Ocultación de nombre

La no declaración del nombre propio y del apellido que identifique personalmente presenta caracteres muy diversos. Puede carecer de trascendencia jurídica cuando no revista un deber efectuarlo. Posee relieve laudativo en ciertos actos loables en que el autor no quiere darse a conocer. Pero reviste índole hasta delictiva cuando esa ocultación persigue la comisión de un hecho punible o su encubrimiento. Sin más, el empleo de nombre supuesto (v.) en documentación o actuación pública se halla penado. En cuanto al uso de apodos y de seudónimos (v.), la valoración difiere desde lo amistoso hasta la injuria, y desde lo ignorado hasta ser más conocidos que los nombres auténticos de los autores que los usan (L. Alcalá-Zamora).

Ocupación

Apoderamiento o toma de posesión de algo. Es probablemente el modo originario más antiguo de adquirir el dominio de una cosa cuando carece de dueño o sobre la cual nadie formula una pretensión. Este concepto, que afecta al Derecho Civil, es aplicable también al Derecho Internacional con relación a aquellos casos en los que un Estado ocupa materialmente territorios que no están sometidos a la soberanía de ningún otro. Es, pues, cosa distinta de la ocupación que por la fuerza de las armas realice un Estado en los territorios de otro. Tampoco debe confundirse con la anexión (v.). Ocupación es también el desempeño de un cargo. | Todo trabajo o tarea, sobre todo si es habitual. | Oficio o profesión. | La conquista de una posición militar, de una ciudad o plaza fuerte, de todo un país.En lo laboral, también, ocupación SC contrapone, en perspectiva general del mercado de trabajo, a puro o desocupación (v., y además AGENCIA DE COLOCACIONES, PLENO EMPLEO.)

Ocupación temporal

Facultad de utilizar, total o parcialmente, pero siempre de manera transitoria, la propiedad de otro. Legalmente se reconoce, entre diversos casos: 1") por necesidades de la defensa nacional y con resarcimiento pocas veces hecho efectivo; 2") por incendio, inundación u otra calamidad, para salvamento y para refugio; 3") ante otro peligro propio o para prestar servicios humanitarios o judiciales; 4") por trabajos públicos, y hasta en algunos privados, para acumular materiales y elementos.

Ocupador

Quien ocupa una cosa o la posee efectivamente. Varía desde el poseedor con miras a usucapir, pasando por el tenedor, titular de una tenencia de bienes, hasta el detentador o usurpador, contra legítimo dueño y con conocimiento del vicio propio. (v. OCUPANTE)

Ocupante

El que realiza una ocupación (v.); en especial, el que se apodera de lo carente de dueño y con el propósito de hacer suyo algo. | Conquistador de ciudad, plaza o territorio más extenso. (v. OCUPADOR.)

Ocupar

En el repertorio definidor de G. Cabanellas y L. Alcalá-Zamora, tomar posesión de una cosa. | Apoderarse de un bien: | Conquistar una posición, una plaza, un país (con repercusión en lo político y nacional si se consolida un cambio de soberanía). | Lograr un empleo o cargo. | Conseguir un mayorazgo. | Poner algo que cubra un espacio vacío. | Habitar una casa, vivir en ella como inquilino o usuario. | Dar trabajo, señalar tarea. (v. OCUPARSE)

Ocuparse

Estar desempeñando un trabajo. | Ejercer un destino o puesto. | Examinar un asunto, tramitarlo. | Asumir la gestión de un negocio. (v. OCUPAR)

Ocurrencias notables

Con denominación tradicional, que no deja de disonar en algunos sectores actuales, el legislador mercantil español llama así una parte del cuaderno de máquinas que tiene que llevarse a bordo, donde se anotarán las averías en máquinas y calderas, las causas que las hayan producido, los medios empleados para repararlas y datos del cuaderno de bitácora (v.) sobre vientos, aparejos y andar del buque.

Odio

Este sentimiento, conocido por todos los humanos, y por todos padecido por activa o pasiva, trasciende al Derecho en impulsos criminales, en fallos parciales, en relegaciones inicuas, en antagonismos sociales, en desencadenamientos bélicos. (v. CRIMEN PASIONAL, ENSAñAMIENTO, LUCHA DE CLASES, RACISMO.)

O.E.A.

Siglas muy divulgadas en los medios internacionales por corresponder a la Organización de los Estados Americanos, expresión oficial del panamericanismo (v.).

Ofender

Causar una ofensa (v.), que no solo consiste en proferir palabras que injurien o degraden, sino también en hechos que agravian y lesionan físicamente.

Ofendículo

Del lat. offendiculum (tropiezo, estorbo). Obstáculo, tropiezo. Esta voz se usa en Derecho Penal para designar, dentro del concepto jurídico de la legítima defensa (v.), la proporcionalidad de los medios empleados paraejercerla. Frente a la posibilidad de un asalto a la propiedad privada y, más concretamente, a la casa que una persona habita, con el consiguiente posible daño personal de quien o quienes la ocupan, ha sido y sigue siendo costumbre, adoptar medidas que dificulten el acceso de posibles asaltantes, convirtiéndolo en peligroso para ellos; por ejemplo, colocar en los muros puntas de vidrio, alambre de púas u otros elementos similares. Pero con el progreso científico, tales medios de defensa se han ampliado y hecho más eficaces: disparo de proyectiles al abrir una puerta, corrientes de alto voltaje al pisar o tocar determinado sitio, y otros parecidos. Se trata evidentemente de medios defensivos de la propiedad y de las personas, especialmente en tiempos en que los secuestros y los asaltos a mano armada son cosa frecuente. Acerca de si esos medios de defensa se pueden considerar legítimos son discrepantes las opiniones de los tratadistas. Algunos, entre ellos Bernaldo de Quirós, niegan su legitimidad; otros los admiten con la doble condición (por cierto muy difícil de proporcionar) de que no entren en funcionamiento hasta que la agresión se produzca y de que sus resultados no excedan los límites de la necesidad defensiva. Soler coincide con Impallomeni en el sentido de que el empleo de tales medios defensivos no guarda relación con la legítima defensa, sino con el ejercicio de un derecho de propiedad, pero limitándolo al hecho de que esos medios puedan ser advertidos por quien intenta violar el derecho ajeno, pues si sobrepasan esos límites "no pueden justificarse ante el principio del ejercicio del derecho, sino, eventualmente por legítima defensa, cuando las condiciones de ésta se hallen reunidas". Jiménez de Asúa admite el empleo de ofendículos en previsión de un ataque futuro e incierto, mas exige que se encuentre graduado de tal manera que no empiece a funcionar sino en caso de ataque presente; es decir, de peligro actual contra el bien jurídico que se pretende proteger y sólo en la medida en que podría repeler la agresión el defensor actuando personalmente, por lo cual quedan excluidos los aparatos que puedan causar daños irreparables en la vida o el cuerpo, cuando el fin que guía a quien los coloca es defender su patrimonio. En consecuencia, instalar un aparato mortífero para proteger la caja de caudales excede a la legítima defensa en el caso de que quede muerto el ladrón, pues la defensa de la propiedad se legitima siempre que no sea excesiva.

Ofendido

El que es víctima o blanco de una ofensa (v.). | En términos generales, la víctima del delito, quien ha experimentado en su persona o en las de los suyos, en su patrimonio u honor, la acción o la omisión punible.

Ofensa

Acción y efecto de ofender (v.). Según las ofensus sean de palabra, por escrito o de hecho, se concretan en la difamación, la injuria y la calumnia (v.); en heridas o lesiones, daños y perjuicios, en malos tratos y en agravios, en faltas de obediencia o de respeto, en vejámenes o disgustos, en descortesías. (v. como especies principales las locuciones siguientes.)

Ofensa a la autoridad

Suele constituir un capítulo de delitos, entre los cuales cabe enumerar desde el desacato, la resistencia indebida y el atentado, como menores, hasta la insubordinación, la sedición y la rebelión. Genéricamente, en el Código Penal español, la ofensa u la autoridad integra agravante (v.).

Ofensa cualificada a la víctima

Tal agravio o lesión tipifica agravante (v.) de la responsabilidad según el Código Penal español, que la describe como desprecio (mucho más, por lo tanto, que simple falta) del respeto que por la dignidad, edad (niños o ancianos) o sexo (la mujer, casi exclusivamente) mereciere el ofendido, de no haber provocado el suceso.

Ofensa grave

Se valora en lo criminal como atenuante (v.) la circunstancia de haber ejecutado el hecho en vindicación próxima de una ofensa grave causada al autor del delito, su cónyuge, ascendientes, descendientes, hermanos legítimos, naturales o adoptivos y afines en los mismos grados, según el legislador español.

Ofensas a la moral

Los agravios de consideración contra las buenas costumbres, en relevante aspecto sexual, configuran faltas o delitos; además, vician de nulidad los negocios jurídicos a que den o pretendan dar vida.

Ofensas a la religión

Se encuentran consideradas en el título XII, parte tercera, libro quinto del Codex luris Canonici. bajo el epígrafe De delictis contra religionem. Los principales de tales delitos, cuya pena suele ser la excomunión y para los clérigos la deposición, son: Arrojar por tierra las especies consagradas, llevarlas o retenerlas con mal fin. Celebrar los sacerdotes dos misas en un mismo día o sin estar en ayunas, salvo permiso especial para una u otra cosa. Simular, los que no han recibido el orden sacerdotal, la celebración de la misa, o recibir la confesión sacramental. Incurrir en blasfemia (v.) o cometer perjurio fuera de juicio. Negociar con los estipendios de las misas. Falsificar reliquias. Lucra; con las indulgencias (v.). Profanar cadáveres o sepulcros. Profanar iglesias o cementerios.

Ofensas al pudor

Los ataques a distintos valores que el pudor individual y el social de cada época y lugar configuran sirven para articular distintos delitos, cuyas expresiones más concretas son el abuso deshonesto, el escándalo público y las exhibiciones deshonestas (v.). El concepto se aproxima a las ofensas a la moral, aunque más amplias éstas, y se superpone en mucho a la obscenidad (v.).

Ofensor

Quien incurre en ofensa (v.) de palabra u obra. (v. OFENDIDO.)

Oferente

El que formula una oferta (v.) o proposición.

Oferta

Promesa que se hace de dar, cumplir o ejecutar una cosa. | Don que se presenta a uno para que lo acepte. | Propuesta para contratar. | Presentación de mercaderías en venta (Dic. Acad.). Tal actitud presenta el problema jurídico de determinar hasta qué punto el ofrecimiento unilateral obliga al oferente frente a terceros. La norma general es que, no perfeccionándose el contrato sino mediante la aceptación de la oferta, el oferente puede retractarse antes de que ésta se produzca. La aceptación obligaría a ambas partes, siempre que la oferta y su admisión contuviesen todos los elementos necesarios para la efectividad del contrato. Se trata de un acto jurídico frecuente en Derecho Comercial. Bonilla San Martín expresa que la oferta mercantil quedará legalmente formulada desde que el comerciante anuncie por circulares, periódicos, carteles, prospectos, rótulos expuestos al público u otros medros de publicidad, alguna operación comercial a la que se compromete y a cuyo cumplimiento queda obligado. La aceptación, manifiesta el mismo autor, debe ser hecha dentro de un plazo determinado. La obligación del oferente subsiste mientras no haga pública la revocación de la oferta.

"Officium"

Vocablo latino. Oficio, función, deber o cargo.

Oficial

Substantivo. El que ejerce un oficio. | Obrero, en general. | Dentro del trabajo manual, el que posee capacidad o experiencia especiales. | En la escala gremial (v.), el grado intermedio entre el aprendiz y el muestro (v.). | Empleado principal, aunque a las órdenes de un encargado o jefe. | En lo judicial, nombre de diversos auxiliares. | En lo militar, grados inferiores o primeros de la escala profesional: alférez, teniente o capitán, aun cuando oficiales generales sean los del generalato en sus distintos grados. | En lo municipal se puede referir al alcalde y a los concejales. Adjetivo. Opuesto a privado o público. | Lo proveniente de autoridad. | Lo hecho de oficio (v.).

Oficial de justicia

Auxiliar de ésta, cuya misión consiste en cumplimentar las diligencias ordenadas por los jueces y tribunales; entre ellas, las de hacer notificaciones a las partes, ejecutar lanzamientos o desahucios, embargos, etc.

Oficialía

Cargo o puesto de un oficial (v.) administrativo o judicial. | En los gremios medioevales, la categoría de oficial, superado el aprendizaje, la que posibilitaba el trabajo autónomo en ocasiones.

Oficialidad

Condición de lo oficial (v.). de lo procedente de la autoridad en el ejercicio de sus funciones. | Los oficiales del ejército, en su totalidad, en una de sus armas, guarniciones o unidad, que se opone a los jefes y al generalato en la escala jerárquica, por integrar su peldaño primero.

Oficialidad del buque

El capitán y puestos directivos en lo náutico, mecánico y administrativo de la dotación de cada barco de carga, de pasajeros o mixto.

Oficialismo

En Sudamérica, la tendencia del partido gobernante; sobre todo, el candidato o lista de candidatos que presenta a unas elecciones, con el apoyo a favor que eso representa en ciertos sectores de la opinión o por la presión y hasta fraude que en ocasiones implica.

Oficializar

"Dar carácter o validez oficial (v.) a lo que antes no lo tenía" (Dic. Acad.).

Oficiar

Comunicar una decisión, resolución o providencia de modo oficial, por escrito y con firma de la autoridad competente. (v. OFICIO.) | Obrar con cierto carácter, como oficiar de árbitro o perito.

Oficina

Lugar de trabajo, especialmente el que se ocupa de organizar y dirigir actividades materiales, de tramitar asuntos o expedientes, de liquidar y efectuar cobros o pagos, de obtener informes, realizar propaganda u otras tareas que suelen hacerse en gran parte por escrito. | Local, departamento o despacho en que trabajan empleados de la administración pública o privada (Dic. Der. usual). (v. BUROCRACIA, EMPLEADO, EXPEDIENTE.)

Oficina Internacional del Trabajo

Constituye el órgano ejecutivo de la Organización Internacional del Trabajo (v.) con carácter permanente y sede en Ginebra. Fabra Rivas, integrante de este alto organismo laboral durante largos años, resumió sus funciones así: 1") preparación, organización y ejecución de los acuerdos de la Conferencia Internacional del Trabajo (v.) que se reúne al menos una vez por año; 2") preparación y secretaría de las comisiones internacionales establecidas por el Consejo de Administración; 3") intervención en conflictos laborales internacionales; 4") información e investigaciones sobre el trabajo; 5") impresión y distribución de publicaciones técnicas o de la legislación laboral de todos los países o por materias; 6") contestación a consultas de gobiernos o de particulares.

Oficinista

Empleado en una oficina (v.) pública o particular.

Oficio

Ocupación habitual. | Profesión mecánica o manual. | Cargo, ministerio, empleo. | Comunicación escrita sobre asuntos de una oficina pública. | Más especialmente, la que se dirigen unas autoridades a otras, o diversos funcionarios entre sí, por cuestiones relativas a sus cargos o funciones (Dic. Der. Usual).

Oficio de hipoteca

Nombre dado hasta el siglo XIX en España al actual Registro de la Propiedad (v.), con visión por demás limitada de la función inmobiliaria general que tal oficina cumple.

Oficio de república

Denominación hoy relegada para los cargos electivos de la antigua administración provincial y municipal.

Oficio enajenado

En las monarquías absolutas, empleo o cargo con jurisdicción propia que el monarca vendía, como ingreso personal, en provisión única o reiterada, y que solía pasar a los hijos o sucesores de quienes los habían comprado. Tales oficios solían ser los de escribano o notario, procurador, síndico, fiscal y otros. Este resabio feudal ha costado extirparlo, por los intereses creados y subsistencia en algunas profesiones, como la notarial, cuando termina el siglo XX, en Francia y en la ARGENTINA, sin otra restricción sucesoria que el título oficial habilitante de los estudios.

Oficio judicial

Potestad de jueces y tribunales para interponer por propia su autoridad, sin instancia o requerimiento de partes, en las causas civiles, donde suele restringirse, y en el proceso penal, para un total esclarecimiento de los hechos.

Oficio público

Puesto, destino o cargo en la administración pública, que suele calificarse más bien como empleo público o función pública.

Oficio servil

Antiguamente, por el desdén existente al respecto, nombre dado al trabajo manual (v.).

Oficioso

Activo, diligente. | Laborioso. | Entrometido en asuntos ajenos. | Benévola gestión diplomática. | Lo que manifiesta un gobierno o autoridad sin comprometer su actitud de modo definitivo, a diferencia de lo plenamente oficial.

Ofrecer

Proponer un acto o negocio. | En especial, invitar a adquirir o a hacer, casi siempre contra alguna compensación. | Prometer. | Obligarse. | Anunciar una prueba. (v. OFERTA, OFRECIMIENTO.)

Ofrecimiento

Acción y efecto de ofrecer (v.). | Oferta. | Propuesta. | Promesa.

Ofrecimiento de pago

Una de las formas que facilitan y anuncian la extinción de las obligaciones y por la forma más natural: la ejecución de lo debido o pendiente de cumplimiento, por iniciativa del obligado. Exprésase que consiste en la declaración de voluntad del deudor, dirigida a su acreedor, de estar dispuesto al cumplimiento de lo debido y exigible. Tal ofrecimiento es previo a la consignación (v.) pero no inseparable. Si el acreedor acepta lo ofrecido y ello satisface la obligación, ésta se extingue. Si se rechaza lo ofrecido y el deudor desiste de consignar, esta actitud no libera. Por último, no siempre cabe cumplir por consignación, factible en las obligaciones de dar, pero imposible en las de hacer, a veces, si el acreedor se opone, como realizar un trabajo en una propiedad suya cuyo acceso impide. El ofrecimiento, que para el deudor tiene la desventaja de un reconocimiento más de su obligación, le brinda el relevarlo de mora y los perjuicios consiguientes, como el devengo de intereses.

Ofrecimiento de prueba

Acto procesal mediante el cual las partes declaran cuáles serán las pruebas de que harán uso a fin de fundamentar sus pretensiones.

Ofuscación

Estado anímico asimilado a la obcecación (v.), caracterizado por confusión mental. Trasciende a lo jurídico penal por las posibles atenuantes del arrebato y la emoción violenta (v.).

Oída

Audición o efecto de oír (v.). Posee interés procesal ya que califica al testigo de oídas, de menor crédito que el testigo ocular (v.), por tener noticias no por sí mismo, sino por haberlo oído a otro, con la fragilidad natural de tal transmisión.

Oidor

En la organización judicial de la Edad Moderna española, precisamente con influjo del término en la América española, ministro togado de las audiencias, que oía alas partes en las causas civiles. (v. AUDITOR, VEEDOR.)

Oír

Percibir los sonidos. | Más en particular, escuchar al que habla. | Aceptar una petición. | Antes de resolver, tomar conocimiento un juez de los escritos, pruebas y peticiones de las partes.

O.I.T.

Siglas, a la par, de la Organización Internacional del Trabajo y de su órgano más importante: la Oficina Internacional del Trabajo (v.).

Olerón

v. ROLES DE OLERóN.

Oligarquía

Gobierno de pocos. Variante de la aristocracia (v.), por cuanto constituye un régimen político en que el gobierno se encuentra en manos de algunas personas, familias o clase.

Ológrafo

Lo escrito por propia mano. Requiere firma propia o ratificación adecuada para obligar. Su relieve jurídico mayor procede del testamento ológrafo (v.), por las garantías de libertad que otorga al testador, aunque expuesto, por otra parte, a defectos que por ignorancia lo invaliden o a eliminaciones fraudulentas por sucesores perjudicados.

Olvidado

Legisladores y juristas, que tanto se ocupan de las pérdidas y de los hallazgos de los bienes muebles, "olvidan" precisamente este género próximo, pero distinto, de lo olvidado, en cuanto a su entidad jurídica. De ahí la pertinencia de reproducir, en parte, lo acotado en el Diccionario de Derecho Usual. Ante todo se está frente a lo que el propietario, poseedor o tenedor de una cosa mueble abandona en apariencia en un lugar, del que debía llevárselo o retirarlo, pero cuyo paradero preciso recuerda una vez que hace memoria o se le pregunta por ello. Tal caracterización diferencia lo olvidado de lo perdido, porque en este segundo supuesto existe ignorancia sobre el lugar exacto del extravío, e incluso sobre circunstancias de tiempo y otras. Lo olvidado y reclamado no está incluido en el hallazgo, y quien lo encuentre no puede reclamar prima legal. Si la devolución se anticipa al eventual recuerdo del olvidadizo, hay que inclinarse por la hipótesis de la pérdida, aunque hay que analizar bien las circunstancias.

Olvido

v. DELITO DE OLVIDO.

Omecillo

Homicidio (v.) en el habla medioeval. | En tales tiempos también, pena aplicable al acusado de un delito grave que no comparecía a la citación judicial, que no obstaba al fallo en rebeldía.

Omisión

Abstención de actuar. | Inactividad frente a deber o conveniencia de obrar. | Descuido, olvido. (v. DELITO DE COMISIóN POR OMISIóN y DE OMISIóN.)

Omisión de denuncia

La falta de poner en conocimiento de la autoridad competente la comisión de un delito que se ha presenciado se tipifica en ocasiones, o para determinadas categorías, como infracción a su vez contra una buena administración de justicia. No deja de encuadrarse en una modalidad del encubrimiento (v.).

Omisión de herederos

Cuando un testador no tiene en cuenta a alguno o a todos sus herederos forzosos, se está ante su preterición (v.), lo que les permite reclamar al menos sus legítimas, de no originarse a la vez la nulidad total del testamento. Cosa distinta es no reconocerles a los herederos forzosos, cuando se testa, los mínimos que les pertenecen. Entonces, lo pertinente es pedir el complemento de legítima.

Omisión dolosa

La que no se debe a simple olvido, desidia o negligencia, sino que es voluntaria y dirigida a la producción de un resultado perjudicial para otro, que cabía evitar o que se estaba obligado a impedir; en el primer caso, sin riesgos para uno, y en el segundo, aunque fuese peligroso. El Cód. Civ. arg. manifiesta que "La omisión do-losa causa los mismos efectos que la acción do-losa, cuando el acto no se hubiere realizado sin la reticencia u ocultación dolosa" (art. 944). (v. DOLO.)

O.M.M.

Iniciales de la Organización Meteorológica Mundial (v.).

Oneroso

Jurídicamente hace referencia a aquellos actos conmutativos de prestaciones recíprocas, o, dicho en otros términos, lo que no se adquiere a título gratuito. En ese sentido se habla de contrato y legado oneroso (v.) cuando la transmisión de los bienes se ha hecho mediante precio o con alguna carga. Constituye el concepto opuesto a lucrativo (v.).

Ontología jurídica

Si, filosóficamente, la ontología es la parte de la metafísica que trata del ser en general y de sus propiedades trascendentales, la ontología jurídica será, en jusfilosofía, la parte de la metafísica que trate de las propiedades trascendentales del Derecho.

O.N.U.

Siglas castellanas de la Organización de las Naciones Unidas (v.). Puede-decirse también "las N.U.". por "las Naciones Unidas". Lo inaceptable, aunque tan difundido por órganos periodísticos que atentan contra el idioma, es el híbrido anglohispano de la "U.N.", que no es sino el dislate de "la United Nations". "Onus probandi" Locución latina. El deber o la carga de la prueba (v.).

"Onus probandi incumbit actori"

Principio del Derecho Romano, transmitido a todas las legislaciones procesales, que impone la carga de la prueba de un acto jurídico a quien lo alega.

Opción

Facultad de escoger entre varias situaciones jurídicas. Así, entre la aceptación pura de la herencia o la aceptación con beneficio de inventario o su repudiación; entre mantener en el matrimonio un régimen de comunidad o de separación de bienes. También en materia penal se podrían señalar algunos casos de opción, tales como, con respecto a los delitos privados o de acción privada, perseguirlos judicialmente o no; en la mujer víctima de un delito de violación, estupro, rapto o abuso deshonesto, casarse o no con el ofensor para eximirlo de pena.

Opción contractual

Facultad que se concede a una de las partes de un contrato, según los términos de éste, de exigir determinada prestación de la contraparte, debiendo en tal caso la parte que ejerce la opción cumplir con la contraprestación acordada para tal supuesto.

Opción de compra

Facultad que un contrato concede de adquirir determinada cosa, a un precio prefijado. Si no se ejerce tal facultad, las partes quedan liberadas de toda obligación bajo la opción.

Opción de nacionalidad

Se entiende por tal el derecho que tiene el hijo nacido en país distinto del de sus padres, para elegir entre la nacionalidad de éstos y la del IU-gar de nacimiento; es decir, entre el ius sanguinis y el ius soli (v.). En la legislación ARGENTINA se establece una equiparación entre los ARGENTINOs por opción y los nativos, ya que ambos reúnen los requisitos necesarios para desempeñar ciertos cargos de orden político, judicial, diplomático o militar. Asimismo se llama opción, en Derecho Internacional, la facultad que se concede a los habitantes de un país cuyo territorio es anexado por otro, para escoger entre mantener su primitiva nacionalidad o adquirir la del Estado anexante. (v. ANEXIóN. MINORíA.)

Opción y cúmulo

Según la definición de algún autor (Popesco Albota), la opción es el derecho de un contratante, víctima de un daño proveniente de la inejecución de la obligación convencional por su cocontratante, de elegir entre la responsabilidad contractual y la extracontractual para reclamar la reparación del daño sufrido. Contrariamente, el cúmulo otorga al perjudicado la facultad de adicionar todas las acciones que le permiten obtener una reparación completa, con independencia de la clase de culpa que haya originado la lesión. Dentro del concepto examinado, la legislación ARGENTINA ha determinado que los hechos o las omisiones en el cumplimiento de las obligaciones convencionales no están comprendidos entre las obligaciones que nacen de los hechos ilícitos que no son delitos, salvo que degeneren en delitos del Derecho Criminal.

"Ope legis"

Locución latina. Por la fuerza de la ley, por disponer o mandarlo así.

Operación

Obra o acción en general. | Negociación con valores; sobre todo, la efectuada en bolsa y por medio de corredor o agente. | Negocio. |Con trato con mercaderías. | Depósito o retiro de fondos de una cuenta bancaria. | Más aun, todo movimiento de fondos, garantía o gestión que se realiza en un banco o por medio de él. | Intervención quirúrgica, que repercute en el Derecho por la necesaria voluntariedad del paciente en ocasiones, y por la obligatoriedad de costear los empresarios las exigidas por accidentes del trabajo y enfermedades profesionales.

Operación a cubierto

En la bolsa de valores, la efectuada con garantía de dinero.

Operación a la vista

Operación al contado (v.).

Operación a plazo o a término

Compra o venta bursátil de valores, títulos o mercaderías, con la condición de entrega al vencer el plazo convenido, que cabe liquidar en cualquier momento por diferencia. Al término normal, el deudor ha de entregar lo estipulado y el tomador deberá abonar los productos o valores adquiridos. Naturalmente, lo opuesto se denomina operación al contado o a la vista (v.).

Operación al contado o a la vista

En lo mercantil, y más propiamente en lo bursátil, la compraventa de títulos o efectos en que la entrega y el pago se concretan en el acto o a lo más, dentro de las 24 horas de la estipulación. Por parte del cliente que transfiere o enajena, cabe dar instrucciones al agente de bolsa para cerrar la operación al primer cambio (primera aceptación que se produzca), al mejor cambio (en la fecha), a un cambio fijado (concretamente o hasta cierto límite). La especie opuesta se conoce como operación aplazo o a término (v.).

Operación bancaria

Todas y cada una de las actividades o transacciones entre un banco y sus clientes, o entre bancos, revistan carácter principal o accesorio. Las mas conocidas son los depósitos y retiros en cuentas corrientes y de ahorro, préstamos, descuentos, giros, endosos, cobros, administraciones, fianzas, garantías, avales, emisión y subscripción de títulos, custodia y negociación de valores.

Operación de bolsa

Cualquiera de las monetarias, crediticias y de títulos que se realizan en la bolsa de comercio (v.) y con intervenciones de los agentes autorizantes, que devengan la comisión oficialmente establecida por su gestión, que da al negocio la fe y autenticidad del caso. Sobre sus variedades principales se particulariza en las voces OPERACIóN A PLAZO o AL CONTADO, EN FIRME, A CUBIERTO y EN DESCUBIERTO (v.).

Operación de crédito

La mercantil o civil en que una de las partes se obliga auna prestación futura, garantizada o sin otra seguridad que la confianza personal o la solvencia notoria.

Operación en descubierto

Aquella en que no existe la provisión de fondos que deban responder del compromiso contraído. | La carente de garantías reales, al concertarse, para el acreedor. (v. OPERACIóN A CUBIERTO.)

Operación en firme

En el mercado bursátil, la que comprador y vendedor puntualizan para efectividad que también concretan. Eso no se opone a que pueda ser lo mismo al contado que a plazo.

"Operae"

Voz latina. Servicios personales por los esclavos, los manumitidos o los trabajadores independientes.

"Operae fabriles"

Locución latina. Los servicios industriales, las prestaciones por los artesanos.

"Operae officiales"

Loc. lat. En el Derecho Romano, los servicios impuestos por obligaciones morales. | Más en concreto, los que por gratitud debía el liberto a su antiguo señor.

Operar

Realizar una operación (v.) mercantil, bursátil, bancaria, quirúrgica o de carácter general que deba surtir cierto efecto.

Operario

Obrero o trabajador manual.

Opinión

Parecer de una persona o grupo social, acerca de una cuestión o un conjunto de ellas. (v. LIBERTAD DE OPINIóN, OPINIONES DE LOS JURISCONSULTOS.)

Opinión pública

Manifestación del pensamiento que sobre determinados problemas, generalmente de índole política. tienen los individuos que integran una Colectividad. Puede ser de orden nacional o de orden internacional. En un Estado de Derecho, la opinión pública se concreta mediante la emisión del voto electoral, así como por la libertad de expresión del pensamiento oral o escrita o recogida generalmente por la prensa. En los gobiernos de tipo dictatorial, totalitario o de facto, la auténtica opinión pública o se desconoce por estar cohibida o se expresa en la clandestinidad, pese a los esfuerzos de los detentadores del poder para simular respeto a ella.

Opiniones de los jurisconsultos

En todos los tiempos, por corrientes teóricas, y más aun por orientarse acerca del derecho propio y de su ejercibilidad en juicio, el parecer de los técnicos del Derecho se recaba en forma de consultas, dictámenes o asesoramiento. En Roma, la opinión de los juristas más notables llegó a erigirse en fuente del Derecho, en cuanto a Gayo, Modestino, Paulo, Ulpiano y Papimano. (v. JURISCONSULTO.)

Oponibilidad

Conforme a la definición de Capitant, la "calidad del derecho o defensa que su titular pueda hacer valer contra terceros".

Oportunismo

Sistema político que prescinde en cierta medida de los principios fundamentales. tomando en cuenta las circunstancias de tiempo y lugar (Dic. Acad.). En sentido peyorativo se califica de oportunista a toda persona. v más concretamente a todo político, que carece de principios fijos y que espera los acontecimientos para amoldara ellos, en pro o en contra, sus opiniones.

Oposición

Impedimento, estorbo, obstáculo. | Contrariedad. | Contradicción. | Resistencia. | Argumentación o razonamiento en contra. | Impugnación. | Competencia entre los aspirantes a una cátedra o a otro cargo o puesto. sea para ingreso o para ascenso (Dic. Der. Usual). En las voces siguientes se examinan las oposiciones de más interés en las distintas esferas jurídicas.

Oposición administrativa

Equivale a concurso entre los vanos pretendientes a un oficio, cargo o prebenda públicos, y que tiene por objeto determinar cuál de aquéllos ostenta más méritos, mejor conocimiento teórico y práctico de las materias relacionadas con el puesto concursado, así como mayor idoneidad para su desempeño.

Oposición al matrimonio

La actuación civil o canónica, previa a la celebración del matrimonio de una u otra especie, y que tiende a evitarlo, o la acción judicial, posterior a aquél, ante la jurisdicción ordinaria o la canónica, para reclamar la nulidad de un matrimonio viciado substancialmente. (v. JUICIO DE DISENSO, LICENCIA MATRIMONIAL.)

Oposición política

Llámase así, en las normas parlamentarias, la representación, en las Cámaras Legislativas, de los miembros de los grupos que no pertenecen al partido o coalición gobernante. así como también al conjunto de los miembros de un cuerpo deliberante que se encuentra en minoría y que actúa frente a los que constituyen la mayoría. En los regímenes representativos, la existencia de una oposición parlamentaria es tan importante que sin ella no puede existir una auténtica democracia, tanto porque sirve de freno a los excesos que pueda-intentar el grupo mayoritario en que se apoya el Poder Ejecutivo, cuanto porque, de no existir esa oposición, no estarían representados los demás partidos políticos ni la opinión de los electores que han votado en contra de los elegidos por la mayoría triunfante.

Oposición procesal

Acción y efecto de impugnar un acto o conjunto de actos, mediante recurso, incidente, querella, tacha u otra vía conducente, demandando su invalidación (Couture). En ese sentido se habla de oposición a la demanda, de oposición a la reconvención, de oposición al recurso, de oposición a la ejecución, etc.

Opositor

El que contradice en política a la mayoría o al gobierno de turno. | El que impugna judicial o extrajudicialmente un acto. | Quien participa en una oposición administrativa (v.).

Opresión

Todo género de ingrata sujeción, tiranía, aflicción o excesivo rigor, y más cuando ofende lo justo. (v. DERECHO DE RESISTENCIA A LA OPRESIóN.)

Oprobio

Afrenta, ignominia. | Ofensa. | Deshonra.

Optar

Elegir o escoger, llevar a cabo una opción (v.).

"Optio tutoris"

Locución lat. Elección de tutor, que el marido concedía, por testamento, a la casada cum manu.

"Opus"

Voz latina. Trabajo. Hoy, una obra literaria de cualquier género o musical de cierta jerarquía.

Oral

De viva voz, mediante la palabra. Se opone, en materia procesal, alo escrito. (v. JUICIO ORAL.)

Oralidad

v. JUICIO ORAL

"Oratio"

Voz lat. Discurso o arenga. | En los siglos II y III, proyecto de ley que el emperador presentaba de palabra ante el Senado, y que la asamblea aprobaba.

"Oratio Antonini"

Senadoconsulto, propuesto por Caracala, para convalidar, al morir un cónyuge, las donaciones no revocadas y hechas durante el matrimonio.

"Oratio Severi"

Senadoconsulto del año 195, presentado por Septimio Severo, que prohibía la enajenación de los fundos suburbanos y rurales de los impúberes.

Oratoria forense

La impuesta por la auténtica oralidad procesal y que se despliega ante los tribunales de justicia, en las vistas o audiencias, por las partes rara vez, y por los letrados que las representan, para exposición del caso, presentación de pruebas y fundamentos jurídicos en pro de la causa por la que se alega. Posee muy distinta técnica según los fueros y tribunales. y adquiere su mayor eficacia cuando actúa el jurado.

Ordalía

Juicio de Dios (v.).

Orden

Escriche enumera como principales acepciones jurídicas de esta voz -masculina en unos casos, femenina en otros e incluso ambigua en ocasiones- las siguientes: Cada uno de los brazos o cuerpos políticos de un Estado. | Endoso o escrito breve al dorso o en el cuerpo de un vale, pagaré o letra de cambio, para su transmisión. | Mandato de un superior que ha de ser obedecido. | Comisión o poder que se da a una persona. | Mandamiento expedido por un tribunal. | Graduación entre los diferentes acreedores. | Beneficio del fiador para que primero se proceda contra el deudor. | Serie o sucesión de instancias judiciales. | Uno de los sacramentos canónicos, que convierte a los varones en ministros del Señor. El vocablo es tan amplio que todavía en el Diccionario de Derecho Usual se adicionan estos significados importantes: Regla, modo o norma de acción. | Colocación de las cosas en su lugar. | Situación, estado. | Buena disposición, concierto. proporción. | Normalidad basada en la libertad y en la justicia en que vive un pueblo. | Relación entre cosas. | Serie o sucesión de hechos. | Instituto creado para recompensar con condecoraciones méritos civiles o de guerra. | Institución religiosa donde se hace vida en común, sometida a una disciplina que se propone un fin místico, piadoso, benéfico, cultural o laboral.

Orden de detención

Disposición de la autoridad gubernativa o judicial que manda que se prive de su libertad a una persona, en su domicilio o donde sea habida, ya acceda a cumplirla voluntariamente, ya por la fuerza material. El detenido, acompañado por el agente o grupo que haya cumplido la orden, comparecerá ante la autoridad y permanecerá en lugar seguro a disposición de quien haya dado tal mandamiento. La detención (v.) puede ser momentánea, por aclararse con rapidez la situación y ser inocente el detenido, o prolongarse hasta indefínidamente en caso de poderes especiales por grave alteración del orden público o jurídico. (v. ORDEN DE PRISIóN.)

Orden de prisión

Resolución judicial que dispone la prisión preventiva (v.) del presunto responsable de un delito reprimido con cierta severidad o dadas las circunstancias de peligrosidad del sujeto. Lleva consigo el alojamiento del preso en cárcel u otro local destinado a tal fin. (v. ORDEN DE DETENCIóN.)

Orden de suceder

Determinación legal de las preferencias sucesivas o simultáneas para heredar a quien no haya hecho testamento o cuando éste haya perdido su validez. Tal orden se inicia con la línea recta descendente y el cónyuge supérstite. En segundo lugar, los ascendientes; después, los colaterales; por último, el Estado. El grado más próximo excluye el más remoto, salvo el derecho de representación (v.).

Orden del día

Locución que, precedida del artículo masculino, significa la lista de asuntos que han de ser tratados por una asamblea legislativa o por cualquier otro cuerpo colegiado, en una reunión reglamentariamente convocada. | Precedida del artículo femenino, se refiere al mandato que da la autoridad superior respecto a los trabajos o actividades que, en la jornada a que se refiera, han de cumplir los subordinados.

Orden imperativa

Locución redundante de la milicia, donde todos los mandatos de los superiores, cuando atañen al servicio, resultan inexcusables; salvo que la expresión pretenda el matiz de riguroso castigo en caso de desobediencia o de aspereza al formular la orden.

Orden jerárquico

Jerarquía (v.).

Orden jurídico

Conjunto de normas positivas vigentes relacionadas entre sí y escalonadas o jerarquizadas, que rigen en cada momento la vida y las instituciones de todas clases dentro de una nación determinada. Esas normas, en opinión de muchos jusfilósofos, han de tomarse en un sentido amplio, ya que están formadas no solo por la Constitución y por las leyes, sino también por los reglamentos, por las disposiciones de las autoridades administrativas, por las sentencias judiciales, por las costumbres y hasta por los contratos en cuanto regulan las relaciones entre las partes contratantes. La importancia de cada una de esas normas es diferente y va de mayor a menor, por lo cual las inferiores toman su fundamento de las inmediatamente superiores. A esa jerarquización o escalonamiento es a lo que Merkl y Kelsen denominaron "pirámide jurídica". El orden jurídico es tan esencial para la existencia de un país que sin él no se concibe la vida social.

Orden mayor

En la jerarquía eclesiástica, las de subdiácono, diácono y sacerdote. (v. ORDEN MENOR)

Orden menor

En lo canónico, las de ostiario, lectoral, exorcista y acólito, que no implican rigurosa ordenación religiosa. (v. ORDEN MAYOR)

Orden militar

La locución posee aspectos muy diversos, acordes con la elasticidad del substantivo. De un lado, en lo jerárquico castrense, el mandato del superior, dentro de sus atribuciones, que debe ser cumplido sin objeción ni dilaciones por el inferior, así comprometa su vida, como en el combate. En terreno político, el régimen del país sometido, contra su Constitución y la opinión popular, a un gobierno cuya jefatura y principales ministerios ejercen los militares y según métodos dictatoriales, disfrazados siempre de patrióticos y nacionales. Por último, en algo hoy más histórico que religioso y castrense -según las acotaciones de L. Alcalá-Zamora-, cada uno de los institutos de Caballería, fundados en España durante la Edad Media, que conciliaban la defensa de la fe y la del territorio nacional, contra los árabes invasores, en curiosa mezcla de estados laico, eclesiástico y castrense. Las más famosas, que perduran, como reliquias simbólicas, son las de Alcántara, Calatrava, Montesa y Santiago. Conviene acotar, según lo anticipado en la voz genérica ORDEN (v.), que ésta es femenina en las acepciones jerárquica e histórica, y masculina en lo político.

Orden moral

Conjunto de ideas y opiniones, de instituciones y costumbres, de tradiciones y programas normativos que integran el fondo ético predominante en un país y en una época dados, que tiende a persistir y que regula la conducta general según su adecuación Üoposición a ese criterio v a tal conducta, coincidente o discrepante con respecto al mundo político, económico, social, cultural, y de otras especies, coetáneo. Cuando el mundo moral más influyente en un territorio es a la vez el de sus gobernantes, opera como regulador en lo jurídico; de modo concreto, en figuras civiles y penales yen lo genérico de la moral y las buenas costumbres (v.).

Orden público

Conjunto de condiciones fundamentales de vida social instituidas en una comunidad jurídica, las cuales, por afectar centralmente a la organización de ésta, no pueden ser alteradas por la voluntad de los individuos ni, en su caso, por la aplicación de normas extranjeras (J. C. Smith). El concepto de orden público ofrece especial importancia con respecto a las cuestiones de índole política y de Derecho Administrativo, pero también la ha adquirido, de un tiempo a esta parte, en materia de Derecho Social, por cuanto se ha atribuido a sus normas la condición de afectar al orden público, por lo cual son irrenunciables. Tal calidad se atribuye a diversos preceptos del Derecho del Trabajo.

Orden público internacional

En Derecho Internacional Privado, el concepto esta referido a aquellas normas que, por afectar a la esencia de las instituciones, de las costumbres y de la organización de un país, deben ser aplicadas por los jueces no solo con preferencia, sino también con omisión de la ley extranjera, aun en aquellos casos en que la ley extranjera fuere competente por aplicación de las reglas ordinarias de los conflictos legislativos. Ejemplo característico de esta situación podría encontrarse en que, no obstante que el matrimonio se rige por la ley del país donde es contraído, ese reconocimiento no podría ser de aplicación, en los países de régimen matrimonial monogámico, aun matrimonio poligámico.

Orden religiosa

Asociación voluntaria de hombres o de mujeres, que sintiéndose llamados a una misión elevada, adoptan, luego de severas pruebas, la determinación firme, y por lo general irrevocable, de dedicarse exclusivamente a ella, para mayor gloria de Dios. Integran un cuerpo de regulares que hacen profesión de vivir bajo cierta regla aprobada por la Iglesia.

Orden sacerdotal

El sexto de los mandamientos de la Iglesia, en virtud del cual son consagrados los sacerdotes.

Orden sagrado

En Derecho Canónico se llama así la condición que la Iglesia otorga auna persona confiriéndole la gracia sacerdotal, en diversos grados, para el ejercicio de ciertas funciones sacrosantas. Constituye el llamado "sacramento del orden" y es impuesto por la autoridad episcopal. (v. ORDEN MAYOR Y MENOR.)

Orden social

El conjunto formado por las instituciones con vigencia en cada sociedad humana, sobre todo en su expresión nacional. | La totalidad de las relaciones humanas de convivencia en lugar y tiempo determinados. | Funcionalmente, en el sentido que Gabriel Tarde le atribuía de universal necesidad de coordinación interna, el desenvolvimiento pacífico o normal de la sociedad, dentro del orden de valores predominantes en moral, Derecho, cultura, arte y otras manifestaciones del pensamiento y de la acción (Dic. Der. Usual).

Orden sucesorio

Orden de suceder (v.).

Ordenación

Acto por el cual se administra el sacramento del orden. (v. ORDEN SAGRADO). | Más genéricamente, toda prevención o preparación para obrar. | Regulación. | Todo mandato u orden. | Nombre de algunas oficinas u organismos contables. | Régimen general en ciertas actividades o explotaciones, como la ordenación bancaria, en cuanto a su funcionamiento técnico y administrativo, o la ordenación de montes, que determina los principios y reglas más adecuados para la explotación forestal.

Ordenado "in sacris"

Quien ha recibido el orden sagrado (v.). En los países oficialmente católicos, constituye impedimento matrimonial. En los demás, también, pero sólo en el fuero de la conciencia y en el canónico, donde esa contravención es incompatible con la subsistencia del ministerio sacerdotal, por el celibato (v.) que se mantiene, no obstante ataques porfiados desde el mismo seno de la Iglesia, como obligación del clero.

Ordenamiento

Orden, como buena disposición material. | Organización. | Elevación al sacerdocio. | Ley o conjunto de ellas. | Escala de fuentes jurídicas.

Ordenamiento de Alcalá

Se conoce con este nombre el ordenamiento de leyes hecho por Alfonso XI en las Cortes de Alcalá de Henares, el año 1348, por el cual se uniformó la legislación contenida en otras recopilaciones anteriores. Contiene treinta y dos títulos. Desde su vigencia, naturalmente con la prelación de las 125 leyes que integraban este ordenamiento, el Derecho general quedó establecido de esta forma: el Fuero Real; los fueros municipales, con preferencia en su ámbito local; las Partidas.

Ordenamiento de las Tafurerías

Reglamentación de las casas públicas de juego mandada hacer por el rey Alfonso El Sabio. En dicha reglamentación, escrita por el maestro Roldán, se establecen normas para jugar a los dados, evitar y castigar los engaños, trampas, riñas y muertes "que suelen ocasionar esos juegos". Las casas públicas de juego se arrendaban por cuenta del Estado o de las poblaciones a las que se concedía ese privilegio. Se promulgó en 1276 y consta de 44 leyes. Su vigencia fue muy corta, dado que, ante su frustración, se decidió sin más el cierre de las tafurerías, aunque también por no mucho tiempo.

Ordenamiento de Montalvo

Nombre con el cual, a causa de su autor, es conocido también el Ordenamiento Real (v.).

Ordenamiento de Nájera

Compilación efectuada en las Cortes de Nájera, promulgada por Alfonso VII el año 1138. Contiene las normas jurídicas que lijaban los derechos y deberes de los fijosdalgo entre sí, con respecto a los monarcas y con relación a sus súbditos. Lleva igualmente los nombres de Fuero de las fazañas y albedríos y el más abreviado y expresivo de Fuero de los fijosdalgo.

Ordenamiento Real

Código publicado en tiempo de los Reyes Católicos. Contiene una compilación alfabética de varias leyes dispersas. Está dividido en ocho libros y fue realizado por Alfonso Montalvo, que añadió sus glosas y repertorio. El Ordenamiento Real no obtuvo la correspondiente sanción de los monarcas, por lo cual es considerado como de autoridad privada. Es conocido igualmente por Ordenanzas Reales de Castilla.

Ordenancista

El apegado por demás a la letra de ordenanzas y reglamentos.

Ordenanza

Conjunto de preceptos referentes auna materia. | La hecha para el régimen de los militares y buen gobierno de las tropas. | Suelen recibir también el nombre de ordenanzas las disposiciones que se dictan por un municipio para el gobierno de la respectiva ciudad y su término jurisdiccional. En los significados personales, ordenanza posee un sentido laboral, el del trabajador subalterno que transmite materialmente órdenes de los superiores a los inferiores y realiza distintas prestaciones menores. | En lo militar, soldado que se afecta al servicio personal de un jefe, con mucho de sirviente gratuito.

Ordenanzas de Bilbao

Se reconocen con ese nombre las redactadas por el Consulado de Bilbao (fundado en 1511) en 1531, 1560 y 1737. Todas ellas están referidas al Derecho Marítimo y regulan problemas relativos a seguros, averías, fletamentos, conocimientos, naufragios, préstamo a la gruesa y personal marítimo (capitanes, pilotos, contramaestres y marineros), así como también de los prácticos y del régimen de la ría de Bilbao. Hasta-la publicación del primer Código de Comercio español en 1829. esta notable compilación mercantil ofició en toda España en materia de quiebra.

Ordenanzas de Colbert

Obra fundamental debida al ministro de ese nombre, realizada en 1681, durante el reinado de Luis XIV en Francia, en la que recogió las normas consuetudinarias de la navegación de vela y que constituyó el modelo seguido por el código francés y los posteriores de origen latino. Tal compilación estaba inspirada en las normas de los puertos occidentales y norteños, en las que se regulaban las instituciones de Derecho Público Marítimo. Contiene cinco libros, relativos, respectivamente, a los oficiales del almirantazgo y su jurisdicción; alas gentes y navíos de mar; a los contratos marítimos; a la policía de puertos, costas, radas y riberas, y a la pesca que se hace en el mar.

Ordenanzas de Indias

Fueron publicadas en 1528, durante el reinado de Carlos I de España y V de Alemania; reglamentan las normas a que habían de atenerse los encomenderos y los trabajos que habían de prestarles los indios. Tales ordenanzas, que fueron completadas en el año 1542, vinieron a constituir las llamadas Nuevas Leyes de Indias, cuya trascendencia legislativa ha sido universalmente proclamada, pues, especialmente en lo que se refiere a materia laboral, contienen preceptos no solo socialmente avanzadísimos para la época en que fueron dictados, sino que aún en la actualidad mantienen un valor positivo. (v. LEYES DE INDIAS.)

Ordenanzas municipales

Las diversas disposiciones, aisladas o en cuerpos orgánicos, que con carácter general y obligatorio para vecinos y residentes dan los municipios para regular el régimen de convivencia, desarrollo y policía en la esfera municipal.

Ordenar

Establecer el orden. | Dar una o más órdenes. | Restablecer el imperio de la ley o la buena administración frente al desorden o caos. | Otorgar el orden sagrado.

órdenes de entrega

Llamadas también en el lenguaje marítimo internacional delivery orders. Son "títulos fraccionarios del conocimiento, documentos que el vendedor de la mercancía que navega en un buque entrega al capitán o consignatario con la orden de hacer entregas parciales del cargamento a los compradores" (Dic. Der. Priv.). Constituyen documentos indispensables para aquellos casos en que son varios los destinatarios de las mercaderías y residen en distintos puertos, supuesto en el cual los compradores no podrían retirar sus mercaderías dado que el vendedor no puede enviar el conocimiento de embarque (v.) a cada uno de aquéllos.

Ordinario

Voz con múltiples acepciones que pesan en lo jurídico de manera más o menos concreta. Adjetivo. Común o habitual. | Plebeyo o bajo. | De poco precio o escasa calidad, referido a objetos y productos. | Sin jerarquía. | Normal. (v. JUICIO ORDINARIO, JURISDICCIóN ORDINARIA.) Sustantivo. El obispo (v.). | Gasto diario del hogar. | Despacho de las providencias de mero trámite. | Juez o tribunal perteneciente a la jurisdicción ordinaria. | Comisionista que efectúa los encargos que se le confían en localidad de mayor importancia o en la capital provincial o del Estado.

"Ordinatio iudicii"

Locución latin